Imprimir
Inicio » Especiales, Cultura  »

Telenovela Entrega: “Como Manuel sí hay, y no soy solo yo”

| 106 |

El subdirector y profesor de historia Miguel Basterrechea, con métodos poco comunes atrae a sus alumnos logrando una atención total a sus clases. Foto: Maykel Espinosa Rodríguez/Juventud Rebelde.

El profe Manuel cuenta la historia sin rebuscamientos, intentando que la clase sea participativa, sin huirle a la polémica o a las preguntas incómodas. Miguel Basterrechea Alonso también.

Manuel se ríe, saca a sus muchachos del aula, les da un paseo “histórico”, habla su mismo lenguaje, utiliza alternativas docentes poco convencionales y se busca problemas por ello. Miguel Basterrechea Alonso también.

Ambos son chéveres, locuaces y apasionados de la Historia de Cuba. Uno es el personaje de ficción, protagonista de la telenovela Entrega, que actualmente transmite la televisión cubana; el otro, licenciado en Marxismo, Leninismo e Historia, subdirector docente del preuniversitario urbano Rosalía Abreu, del municipio de Cerro, y uno de los profesores en los que Ray Cruz se inspiró para interpretar su personaje, luego de visitar varios preuniversitarios de La Habana.

Después de haber participado en una de las clases de Miguel, el actor y el profesor se sentaron a conversar sobre resoluciones ministeriales y el papel del maestro en el aula y la sociedad. Miguel no imaginó que Ray le estaba “copiando” la clave o mejor dicho, la esencia de su secreto: la empatía.

“Cuando Ray vino con el director de la telenovela Alberto Luberta, visitaron las clases de varios profesores de Historia. Nunca pensé que me iban a escoger como modelo, porque no me considero un modelo de maestro de Historia”, asegura Miguel, quien se convirtió en profesor contra todo pronóstico, a pesar de que es también la profesión de sus padres.

Se había graduado en 1994 de técnico medio en Metrología y Control de la Calidad; pero aquello no iba con él, y cuando en el 2000 se anunció la necesidad de maestros, se presentó y aprobó.

“Cuando mi mamá y mi papá se enteraron, dieron un grito. Debió haber sido por el sacrificio que lleva ser maestro, pero yo me dije: ´vamos a probar´. Imagínate que me debía haber graduado a los 24 años de edad y con esa edad fue que empecé a estudiar la carrera”, recuerda.

A un año de comenzar a impartir clases en la secundaria básica República de Nicaragua, Miguel fue promovido a secretario docente y luego a director, cargo que desempeñó durante seis años.

Después empezó un período de crecimiento profesional en la actual Universidad de Ciencias Pedagógicas Enrique José Varona, y más tarde se trasladó a la escuela donde hoy labora. Allí el profe Miguel, de 44 años de edad, recibió a Juventud Rebelde relajado y dispuesto al diálogo.

Telenovela Entrega. Foto: Portal de la TV Cubana.

—¿Cuánto se parece Manuel a ese maestro que eres tú?

—Hay muchas cosas parecidas, otras son propias de su estudio o de su inspiración personal. Lo fundamental es que soy partidario de que las clases de Historia no deben ser monótonas. Hay que llevar al estudiante al lugar del hecho, no solamente estudiar el personaje histórico o el acontecimiento. Hay que enseñarles a apreciar en el héroe al hombre de carne y hueso.

—¿Pero es tan fácil “evadir” lo que ya está escrito, y mantener el propósito de enamorar en cada turno de clases?

—Es como uno se lo proponga. Para mí, sí. Cuando se logra la empatía y la atención del estudiante, hay un gran por ciento ganado. Claro, tienes que romper esquemas, ir de frente con los directivos que no entienden tu método, aunque hay momentos en los que no queda más remedio que ceder.

—¿Cuándo, por ejemplo?

—Sacar a los muchachos de la escuela, por ejemplo. A pesar de que las leyes o las resoluciones ministeriales aprueban que el estudiante salga de la escuela por cuestiones docentes, tanto el municipio como otras instancias hacen resistencia.

Lógicamente, el maestro tiene que tener mucho cuidado, y cuando saca a los alumnos adquiere una responsabilidad alta; de ahí que deba tener confianza en sí mismo y mucho dominio del contenido y del lugar a donde va a llevar a los muchachos para desarrollar la clase. Eso hacía yo.

“Ahora me cuesta más trabajo por el cargo, porque tengo menos tiempo. Entonces apuesto por los viajes imaginarios y nos vamos para el patio o las gradas. Ahí vamos a imaginar y a jugar. ¿Eso no es lo que ellos quieren? ¿Eso no es lo que les gusta? Pues lo utilizo a favor de la clase”.

—¿Cómo te autopreparas?

—En 2006, en la capital se publicó una serie de discos de multimedias sobre la historia de La Habana que incluía a todos los municipios. Entonces era director y copié los discos. Ahí hay mucha información. También están las investigaciones que se realizan en los Pedagógicos y los libros de texto para profundizar. Además, en cada municipio hay un museo. He ido al de Regla, Guanabacoa, Cerro y el Cotorro.

—Pero a veces a los muchachos no les interesa ir allí…

—Ahí está el papel del maestro, que debe llevarlos, no mandarlos a ir. Si los llevamos nosotros, podemos dirigir la visita hacia lo que nos hace falta que los muchachos conozcan sobre su identidad y lo que tiene que ver con el contenido que se imparte. Pero claro, el maestro primero tiene que ir solo, debe investigar antes de llevar al alumno”.

—¿Por qué algunos no lo hacen?

—Por el acomodo y el pensamiento generalizado de «total, para qué, si a ellos no les interesa”. En eso nos escudamos muchas veces los maestros. Pero hay que motivarlos, tratar de que sí les interese; y si no empieza por interesarle al maestro, no le va a interesar a los muchachos.

—¿El tipo de maestro que has escogido ser, te ha traído conflictos, disgustos…?

—Ser un tipo de maestro diferente a veces puede buscarte enemistades y que te “marquen”. Con los padres nunca he tenido conflictos, ni con los estudiantes. Con las instancias superiores sí, sobre todo a la hora de interpretar una resolución. Por ejemplo, con las formas de evaluación, uno de los temas que llamó la atención en la telenovela.

“Como la resolución afirma que el maestro puede determinar si hacer un trabajo práctico o una prueba escrita, incluso el director te dice: “lo más fácil es hacer el primer trabajo de control escrito; el segundo, oral”. ¿Pero por qué? ¿Quién mejor que el maestro para diagnosticar a los estudiantes…?

“Aunque discrepo un poco con Manuel en lo de la evaluación oral, porque a veces se opta por el facilismo de que el estudiante se aprenda de memoria el contenido. ¿Y quién les hace los trabajos? Muchas veces los padres lo buscan en internet o se los hace un profesor particular. No podemos mentirnos a nosotros mismos. Hay que ponerles la ´parada alta´ para que sepan que tienen que estudiar”.

—¿Cómo se pone la “parada alta” desde el aula?

—Hay que estar claro de que el primer evaluador es el estudiante, al igual que los padres. Ellos saben con quién “se lanzan” y hasta dónde pueden llegar. Si das una clase de excelencia, no hay más que buscar. Pero si bajas el nivel de la prueba, porque te dicen «no, eso está muy complicado, el por ciento tuyo dónde va a estar”, entonces qué dice el muchacho: “pa’ que voy a estudiar tanto”.

“Por eso hay que confiar en las decisiones de los maestros. Como en cualquier sector, hay maestros buenos, regulares y malos. Pero no se puede esquematizar. Conozco a muchos maestros excelentes”.

—Otro tema que pone en pantalla la telenovela es el de las presiones de ciertos padres sobre el maestro, incluidos regalos o prebendas…

—Algunos padres buscan vías para el supuesto beneficio de su hijo, según su opinión. Siempre hay quienes optan por el facilismo, están adaptados a eso; pero la familia conoce y sabe hasta dónde puede llegar con cada profesor.

—Cuando ves al profe Manuel, ¿cómo evalúas su desempeño y qué harías como directivo si lo tuvieras en esta escuela?

—Si lo tuviera, le daría todo mi apoyo. Si tengo que discutir con el metodólogo, que está equivocado, lo hago. Si lo traje a la escuela es porque sé que sabe, y si lo puse a impartir la Historia de Cuba en 12mo. grado, es porque no dudo de su conocimiento. Como Manuel sí hay, y no soy solo yo: son muchos en toda Cuba. Pero hay que darles un voto de confianza, defenderlos, reconocerlos y estimularlos.

Vea además:

“Entrega”, nueva novela cubana de 72 capítulos (+Fotos)

(Tomado de Juventud Rebelde)

Se han publicado 106 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Guille dijo:

    Felicidades a Basterrechea. Esos son los maestros que se necesitan en el país.

    • Ana Virginia González dijo:

      " Romper esquemas " algo bien difícil de lograr.Gracias prof. Basterrechea por su afán y valentía.

  • Ale.H.H dijo:

    Felicidades profe, maestros como usted hacen mucha falta...

  • Jose Luis dijo:

    He seguido la novela porque me toca muy de cerca pues es mi profesión y especialidad. Se agradece que la televisión asumiera esta temática pero creo que en su factura la novela apenas está BIEN porque son muchos sus defectos, comenzando por una imagen a veces caricaturesca del proceso decente (¿qué papel jugaron los asesores del MINED?), un tema policial que deja mucho que desear en su puesta, un asesino en serie al límite del ridículo y un Rai Cruz que por favor no es el tan excelente actor que pretenden hacer ver. En fin, la novela apenas me agradó

  • Catalejo dijo:

    Pienso que esta telenovela "Entrega" es una de las mejores telenovelas que ha produccido la TVC. Todo el mundo comenta de ella por los temas que toca, y por el buen trabajo que realizan todos los actores sin excepción. En cuanto el profe Manual me recuerda al profesor de historia cuando estudaiba en la Sede municipal la carrera de Derecho distancia para trabajadores. Era la mejor clase, nadie se dormia en el aula, hay profesores que saben llegar a sus alumnos, cuando te cuentan algo es como si uno estuviera viviendo también ese momento. Gracias al colectivo de producción al Director de esta telenovela por regarlo este buen trabajo y que cada noche todo el mundo espere con gran agrado esta Telenovela policiaca porque tiene de todo, y eso es lo que la gente quiere , programas que te motiven, y de buen gusto. Gracias.

  • Mercy dijo:

    Me alegra que existan profes como Manuel o en este caso como Miguel que es real y no un personaje de telenovelas, a los alunmos les hacen faltas educadores dedicados y decididos a impartir clases con calidad, principalmente en las clases de historia,Lengua española y matemáticas, para ver si logramos mejores resultados con el futuro de nuestros hijos, ya que me da tristeza todo lo que hemos perdido en torno a la educación.

  • yaser dijo:

    Si creo que existe como manuel... yo tuve un profesor de historia en el pre por el 2000 creo que me dio historia contemporanea(de las guerras mundiales), el hombre hiba sin ningun apunte al aula, y cuando llegaba solo nos preguntaba, "donde me quede en la clase anterior... y ahi empezaba sus dicertaciones"... ese profe hacia que te montaras en un tanque de guerra y andabas por los campos de guerra junto a el, ese era un manuel de aquel tiempo... los que pasamos por el pre en Cienfuegos seguro que lo recuerdan... Jorge Luis, Jose luis, no me acuerdo bien de su nombre, en el pre le deciamos lenin, por su gran parecido fisico con dicha personalidad.

  • xxx dijo:

    Muchas felicidades por el artículo Liudmila, recuerdo esa carita en la UO aunque yo era de ingeniería. Suerte y mucho éxito.

  • Diana dijo:

    Profesor de Historia de Cuba, 10mo grado, Pre universitario Francisco Miranda. Muy motivador en sus clases, los muchachos adoran su estilo de impartir. Apasionado con la Historia... este es otro ejemplo de que sí se puede motivar a los alumnos.

  • Alexander Vargas Ricardo dijo:

    Si ,hay unos cuantos Manuel en las aulas cubanas que enseñan,enamoran a los estudiantes de la asignatura que imparten,en especial la Historia de Cuba.Cualquiera no imparte una clase de Historia,para eso debe tener una buena preparacion,no ver el hecho histrorico o figura separada del contexto en el que se desarrolla,debe contextualizarla al momento historico ,debe leer para poder relacionar hecho-figura,buscar metodos que propicie que el alumno indague,busque ,lea e investigue.Puede utilizar como soporte medios audiovisuales,medios de enseñanza ,pero sobre todo amar,vivir ese momento en el que esta impartiendo la clase,sentirla en el corazon.

  • Ernesto95 dijo:

    Porque hay tantas leyes para controlar el proceso educativo. La idea esencial de un profesor es educar a los estudiantes y que estos aprendan de las diferentes temáticas que se imparten en la escuela y que estos resultados le ayuden en la vida. Porque velar si lo hace fuera del aula o no, se deberian de preocupar si no da resultado su manera de enseñar. Cuando era niño mi maestra nos sacaba del aula para enseñarnos la asignatura de "El mundo en que vivimos" una de las mejores clases que teniamos por ese motivo, podiamos despejarnos un poco de estar dentro de un aula. y asi muchos casos que se deben de haber dado en otras escuelas o en otros momentos de la historia.

  • Maria Antonia dijo:

    Yo recuerdo mis maestros de primaria, que maravilla.. que respeto inspiraban, que clases daban... pienso que eso se ha perdido un poco, si el maestro no se da a respetar con sus alumnos, no puede quedar la clase con calidad, una cosa es socializar con ellos y otra muy diferente, es poner respecto ante el alumno, asi como con su familia, pienso que aquel que se deje sobornar con un regalo, no es un buen maestro, en la escuela cuando prevalece el RESPETO hacia los maestros, todo fluye bien, si no, todo está perdido.

  • WALTER dijo:

    buenos dias en mi etapa de estudiante tube maestros exelentes puedo recorda a profe de pre ayacucho en guira de melena como oriol de geografia nuño de historia yoel de español dignos ejemplos de grandes profesores que te invitaban a participar en las clases y despertaron en mi la vocacion de maestros sirva este mensaje para rendirle tributos a estoa profesores que me enseñaron a pensar y ejemplos de estos existen muchos que llevan con orgullo el llamarse maesros.

  • AICILEF dijo:

    No solo en la asignatura de Historia, si no en otras más donde los profesores solo están apoyando los estudiantes con altas posibilidades económicas. Aquellos que le dan sus "REGALITIS" ....Por lo que me sumo a Felicitar al profe--- me parece que tiene sus orígenes en la Provincia de Granma.
    COMO EL HAY VARIOS EN LUGAR OCULTOS

  • inalvis dijo:

    Me gusta la novela, pero realmente me atrae más por el personaje de Manuel , tan real, con conflictos personales que todos tenemos , soy profesora de la UCM y pienso que profesores como el que está mostrando este personaje, necesitamos mucho en nuestras aula , felicito al profe Miguel, el cual inspiro este personaje , doy gracias a Dios por él y espero que esto nos ayude a cambiar nuestros pensamientos , en ocasiones es más importante lo metodológico que lo que trasmites en el contenido, por ejemplo, es importante si dices el objetivo, si lo dejas entre dicho , o no, si te concretas al tiempo , y en ocasiones no estamos viendo si es adecuado el contenido , si los estudiantes realmente aprendieron o se motivaron , queremos lenguajes rebuscados que nuestros estudiantes no entienden o no le interesan , buscamos el formalismo y no la creatividad , la inspiración y el poder llegar a los estudiantes de una manera simple y agradable , soy enfermera y trabajé en la asistencia durante más de 25 años , hoy estoy en la docencia y profesores como Manuel Y miguel me hicieron amar mi profesión a pesar de las deficiencias o carencia , a pesar de la parte dura de la especialidad, eso es lo que trato de trasmitir a mis estudiante , el amor por la patria , por la profesión y por los seres Humanos , felicito al escritor y los protagonistas y espero que sirva para cambiar a muchos, teniendo en cuenta lo expresado por nuestro eterno Comandante, en el concepto de revolución. CAMBIAR TODO LO QUE DEBA SER CAMBIADO .

  • GAlonso dijo:

    En Pinar del Rio, profesor de Matemática de la ESBU Jose Martí, el profesor Julio, conocido como July... talento y empatia, similar a Miguel. Son de 101 puntos...

  • idania dijo:

    Mis respetos. Es usted un ejemplo a seguir por todos los educadores del país y el resultado sería muy bueno. Solo el amor hace la maravilla. No se amilane y siga así.

  • Cuco dijo:

    Excelente novela.

  • yisel D. dijo:

    Muchas felicidades Profe: se que como usted hay muchos en toda Cuba y no solamente con esta asignatura que es tan importante en todos los tiempos, hay muchos enamorados de su labor como profe y como ser humano al dar su vida por esta y entregarse en cuerpo y alma......Privilegiados sus alumnos deben de estar orgullosos de usted.Saludos y buenas tardes.

  • zeta dijo:

    Felicidades profe ojala muchos sigan su ejemplo nunca cambies éxitos

  • Mónica dijo:

    Por favor pásenla por TeleSur así lo vemos en toda Latinoamérica. La historia de Cuba es nuestra historia. Y los hechos históricos son algo así como las noticias del pasado. En TeleSur se podría ver perfectamente.

  • Azul dijo:

    Primera Novela Cubana q veo y tengo casi 50 años..............esta bien escrita y toma el problema nacional sin broncas y chusmerias, persoajes q nunca habia visto en la Tele asi q mi aplauso para la Direccion y Casting de esta Novela..........lo del profe de Historia el Actor lo hace de mil maravillas, es verdad q a veces no tanto la Historia de Cuba pero la Filosofia y Economia Politica q dimos en la Universidad eran clases aburridas y mas cuando estudias Ciencias.

  • leira dijo:

    El personaje que interpreta Ray Cruz desde que lo vi por la TV enseguida recorde a mi profesor de Historia del pre, Jose Luis se llama, egresado del Destacamneto Manuel Ascunse Domenech, cursos 1980-1982, nos ponia a escuchar a Ruben Blades con los temas de los desaparecidos, la pobreza, la discrimacion racial y despues cada uno tenia que trasladar lo que vivia America latina en los años 80 a la Cuba antes del 1959, hasta el mas inquieto del grupo participaba, mejoro su interes y conducta. Cuando el profe Jose Luis decia: Vamos a descansar y tomar 5 minutos de receso,todos sin excepcion nos poniamos muy bravos.El pre se llamaba Carlos Enrique Diaz Camacho, antigua 14 estacion de la policia( antes del 1959) muy cerca de Maria Auxiliadora, en Arroyo Naranjo.

  • Alejandro dijo:

    Felicito al profesor Miguel, ejemplo de docente, y también a Manuel que lo encara en la telenovela, realmente ese debe ser el proceder en nuestros centros docentes, sin lugar a recetas ni tanta teoría, pero me gustaría ver a estos docentes impartiendo clases de Física, Matemática, Química o Biología, donde otras particularidades se interponen. Sería bueno que se publiquen ejemplos de profesores de estas disciplinas, sobre todo de Física y Matemática que son los terrores estudiantiles. FELICIDADES PROFESORES MIGUEL Y MANUEL

  • YAMILA dijo:

    No veo la novela, de hecho ninguna, pero sí me ha llamado la atención que mi hija adolescente la ve y habla sobre el personaje en cuestión de una linda forma. Ella tiene maestros como él en su pre universitario Martin Dihigo en Cienfuegos, uno de ellos es el profesor Tomás florentino Aparicio Rodríguez.

  • Raúl dijo:

    Es idea mía o el profe se equivoco en el año, es Año 62 de la Revolución, no 61 como se ve en la pizarra, hubiera querido tener profes de historia asi, la primaria la hice en el municipio de Jaguey Grande, provincia Matanzas y con la serie "La otra Guerra", es que me enteré de que en este municipio hubo lucha contrabandidos, en las escuelas solo se conoce lo del escambray

    • Mas dijo:

      La novela fue hecha en 2019

  • Pedro dijo:

    Felicidades profesor Miguel Basterrechea por sus excelentes resultados. Felicidades Liud por hacer tan brillante artículo

  • Armando Enrique dijo:

    La innovación en la enseñanza no puede perder de vista la responsabilidad. Como novela está bien que el maestro salga con los alumnos a sitios de interés histórico, pero en la realidad es una alta responsabilidad legal ya que se hace responsable de lo que suceda, por ello es mejor desarrollar los medios audiovisuales (Televisores) en las aulas, a través de los cuales podemos llegar a lugares más lejanos y hasta lograr mayores detalles.

    • María dijo:

      Armando, ser maestro es una responsabilidad de por si. Llevar a los alumnos a sitios históricos, de interés por sus riquezas naturales, porque expresan lo que es Cuba, visitar museos, hacer excursiones, asistir a teatros, al ballet, comer en un restaurant, son actividades establecidas en los programas educativos en Cuba. El claustro de maestros debe preparase para ello. Esa es la escuela que se quiere hoy, que el alumno conozca bien su entorno, que lo cuide, que participe en él como protagonista. Cómo entonces la escuela se va a cerrar. Hay que tomar medidas para que no ocurran accidentes, pero hay que salir con los alumnos. Simón Rodríguez, el maestro de Bolivar lo enseñó con esos métodos, en contacto con su entorno, viviendo juanto a él , enseñándolo y aprendiendo

  • MAC dijo:

    Buen artículo y bien por el profe, hay que lograr que el estudiante se enamore de la asignatura, buscar que se motiven para lograr el objetivo, no es que aprueben por aprobar y no se llevan el mensaje ni el contenido.

  • Yohan dijo:

    Felicidades, es verdad que hay muchos buenísimos y no se venden por nada para regalar las notas a sus estudiantes... y así es como hacemos mejores profesionales.

  • Alberto Peréz dijo:

    Casualidad, vivo en el Cerro y he conocido padres de algunos de sus estudiantes que ya me habían hablado de la forma cautivadora en que das las clases. Algo fundamental que dices y debe de pasar en todos los trabajos no importando la edad y cito "...hay que darles un voto de confianza, defenderlos, reconocerlos y estimularlos." no es ser materialistas ni mucho menos ver esto con intereses.

    Recuerdo, en el Técnico Media Naval "Aracelio Iglesias Díaz" en Casablanca, al profesor de Matemática de apellido Naranjo que nos enseño desde Rufini y demás de esa ciencia con una forma más a mena que nadie se fugaba en sus turnos que mayormente eran en los últimos turnos y a veces en los repasos para las pruebas eran por la tarde y todo el mundo iba.

    Algo clave en la educación es la preparación y el interés del profesor. Profesores que merecen ser felicitados. A ellos gracias por existir y enseñarnos hacernos más profesionales y hombres y mujeres bien.

Se han publicado 106 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Liudmila Peña Herrera

Liudmila Peña Herrera

Periodista cubana. Licenciada en Periodismo por la Universidad de Oriente, en Santiago de Cuba. Trabaja en el semanario Ahora, en la provincia de Holguín.

Vea también