Imprimir
Inicio » Especiales, Política  »

Manning reconoce su culpabilidad en caso Wikileaks

| 4

 

Bradley Manning

Bradley Manning

Bradley Manning reconoció hoy ser la fuente de la mayor filtración de secretos de Estado en la historia estadunidense y su entrega al sitio Wikileaks –incluidos los relacionados con México que fueron entregados y publicados por La Jornada–. Declaró que su motivación fue a favor de la transparencia oficial con la intención de detonar un debate público sobre la política exterior y militar de su país.

En su comparecencia hoy ante la juez militar encargada del proceso judicial, la coronel Denise Lind, en el tribunal militar ubicado en el fuerte Meade en las afueras de esta capital donde proceden las audiencias preliminares para su eventual consejo de guerra, el soldado, de 25 años, a través de su abogado David Coombs se declaró culpable en 10 de los 22 cargos en su contra, los relacionados con el manejo de información clasificada sin autorización, pero negó culpabilidad de cargos mayores como ayudar al enemigo.

Los cargos mayores podrían implicar una condena de cadena perpetua bajo el código militar si los fiscales estadunidenses deciden proceder con éstos.

Manning aceptó poseer y manejar información clasificada de manera no autorizada, incluidos videos de misiones militares (entre ellos el de un helicóptero desde el cual se hacían disparos contra civiles) en Iraq y Afganistán, evaluaciones de detenidos en Guantánamo, informes de incidentes militares y otros archivos. La masiva filtración también incluye unos 250 millones de cables diplomáticos, entre los cuales estaban los relacionados con México que fueron compartidos por Wikileaks a La Jornada.

Más tarde, y por primera vez en el proceso legal que ha mantenido a Manning más de mil días en detención militar sin un juicio –gran parte de ese tiempo en condiciones calificadas como trato cruel, inhumano y degradante por el relator especial sobre tortura de la Organización de Naciones Unidas– el soldado tuvo oportunidad de expresar las razones y motivaciones de sus actos que sacudieron al mundo militar y diplomático (en la segunda vez en la que se le ha permitido hablar públicamente desde que fue detenido).

Al leer un documento de unas 35 páginas que él redactó, Manning, en uniforme militar, recordó cómo había ingresado al ejército y su trabajo como analista militar en Iraq, y cómo llegó a la decisión de que era importante que algunos documentos a los que tenía acceso deberían de ser conocidos por el público. “Yo creía que si el público –en particular el estadunidense– pudiera ver esto (los documentos y videos) podría detonar un debate doméstico sobre el papel de los militares y la política exterior en general”, sobre todo en torno a las guerras en Iraq y Afganistán. Afirmó que los ciudadanos estadunidenses tenían derecho de conocer los costos reales de la guerra.

Señaló que los cientos de miles de documentos sobre incidentes militares en las zonas de guerra demostraban fallas en la estrategia bélica. Subrayó que los militares estadunidenses estábamos obsesionados con capturar o matar a objetivos humanos en listas sin importar las consecuencias de estas operaciones sobre la población civil en Iraq y Afganistán.

El soldado insistió en que actúo para promover la transparencia y para dar a conocer actos como los grabados en un video de un ataque de helicóptero en Bagdad en donde se mostraba cómo mataban a civiles, incluidos niños y reporteros de la agencia Reuters. Al referirse a los registros de incidentes de guerra, comentó que éstos son algunos de los documentos más importantes de nuestros tiempos revelando los costos reales de las guerras.

Afirmó que pensó largamente sobre lo que estaba divulgando y excluyó documentos que consideraba que podrían dañar a su país, y llegó a la conclusión que los cables diplomáticos no contenían información de la más alta clasificación y que sólo serían vergonzosos para el gobierno estadounidense.

Indicó además que con dar a conocer lo que estaba sucediendo en estas guerras a la opinión pública, había logrado algo que me permitiría tener una conciencia tanquila.

Contó cómo primero intentó entregar los documentos que había bajado digitalmente a varios periódicos a principios de 2010, incluyendo al New York Times y al Washington Post, pero no recibió respuesta o se mostraba poco interés. Por lo tanto, decidió subirlos al sitio de Wikileaks. Sin embargo, subrayó que “nadie asociado con WLO (refiriéndose a la organización de Wikileaks) me presionó para el envío de más información. Yo asumo plena responsabilidad”.

Manning informó que continuó enviando más documentos desde su computadora en Irak, y que inició un diálogo en un chat room cibernético con alguien que suponía era de alto nivel en Wikileaks, posiblemente Julian Assange.

Al aceptar culpabilidad por los 10 cargos menores –cada uno con una condena posible de 2 años (o sea, 20 en total)– Manning reconoció ante la juez Lind que no habrá posibilidad de salir del proceso sin alguna pena carcelaria. El juicio militar, en el que la juez Lind será la única autoridad judicial (no habrá jurado) por acuerdo de Manning, está programado para comenzar el 3 de junio.

El mando militar estadunidense lo ha acusado de los cargos más graves en el código militar, como ayudar al enemigo y varias violaciones de la Ley de Espionaje, ley de 1917 que hasta la llegada de Barack Obama a la Casa Blanca casi nunca ha sido usada. Pero eso implicaría tener que comprobar si la información que filtró era de defensa nacional que podría ser empleada para hacer daño a Estados Unidos.

Las palabras de Manning hoy fueron reportadas por varios medios y por la Red de Apoyo a Bradley Manning que observaron el procedimiento por video en vivo en un cuarto junto al tribunal, ya que por ahora la juez no permite grabar (ni audio ni video) los acontecimientos, ni se ofrece una transcripción pública. Sin embargo, el proceso no es secreto.

Se han publicado 4 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Patricia Lagunas Sotomayor dijo:

    A Chile por ejemplo lo inavdieron ellos, no, pero si ocuparon millones de dolares en pagar militares (generales) corruptos para que dieran un golpe de Estado, la CIA principal en el juego estaba estacionada en hotel Miramar de Vina del Mar, la flota de Estados Unidos a unos 200 metros en la costa de Valparaiso, por si acaso fallaban los generales corruptos, el pueblo no tenia armas, solo unos cuantos, pero eran muy pocos, como un pueblo desarmado lucha por la democracia sin armas, fue facil, ellos los corruptos tenian las armas tenian las armas, construyeron campos de concentracion, torturan y mataron y tambien hicieron desaparecer a muchos, pero nunca contaron que el pueblo chileno no se hiba a cayar, muchos pregonaban lo que estaba pasando a voces altas, gritos, se reconocian a los que entraban en nuestras casa y secuestraban a nuestros familiares, se organizo la Vicaria de la Solidaridad en el ano 76, asi se empezo a saber mas y mas y ademas con pruebas, tanto que Henry Kissinger escribio un libro reconociendo lo que hicieron en Chile, en el ano 85 sale en una revista un comando en la potada, que era el que dirigia al comando conjunto, que asesino a muchos companeros y destruyeron la vida de los familiares de ellos, muchos lo reconocimos y corrimos a denunciarlo a la Vicaria y despues al juez Cerda, venia llegando de un curso en Sudafrica y quizas penso que ya todo estaba olvidado incluso su cara. Todos esos crimenes y muchos mas han salido a la luz de lo que han hecho en america latina y lo que siguen haciendo en todo el mundo destruyendo las familias asesinando a ninos y quieren castigar a un inocente, que se sintio asqueado de lo que su pais hace solo para robar sus recursos naturales porque a Estados Unidos no le interesa construir destruye y roban son piratas modernos, ellos nunca han luchado por la democracia eso es solamnete una palabra que usan pero no saben lo que significa.

  • Naomi dijo:

    Amen Patricia. Lo que hicieron en Chile es lo mismo que hicieron en Argentina, en Uruguay, en Brasil, mantienen la represion en Mejico, organizaros golpes de estado en los ultimos anios en Paraguay y Honduras…hay que buscar la union Latina y de suerte que este Sr Manning es un verdadero patriota y como tiene integridad le da verguenza lo que hace su propio pais contra los otros…

  • Amauris Domínguez Meriño dijo:

    Viva este soldado y su forma de pensar, ojala solo un cuarto de los integrantes del ejercito de los yanquis pensaran como él.

  • Leo dijo:

    Creo que el soldado tiene mucho valor y integridad como dice Amauris Domínguez Meriño pero eso no le da derecho a divulgar información confidencial de su país es un traidor y como tal debe pagar.

Se han publicado 4 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

David Brooks

David Brooks

Periodista mexicano, corresponsal del diario La Jornada en los Estados Unidos.

Vea también