Imprimir
Inicio » Opinión, Política  »

Mi amigo Fidel

| 32
Fidel y Frei Betto el domingo 16 de febrero de 2014.

Fidel y Frei Betto el domingo 16 de febrero de 2014.

He perdido un gran amigo. Nuestro último encuentro fue el 13 de agosto, cuando cumplió los 90 años. Me recibió en su casa, en La Habana, y por la tarde fuimos al teatro Karl Marx, donde fue homenajeado con un espectáculo musical. A pesar de que tenía su organismo debilitado, caminó sin apoyo desde la entrada del teatro hasta su butaca.

Con Fidel desaparece el último gran líder político del siglo 20, y el único que logró sobrevivir más de 50 años a su propia obra: la Revolución Cubana. Gracias a ella la pequeña isla dejó de ser el prostíbulo del Caribe, explotado por la mafia, para convertirse en una nación respetada, soberana y solidaria, que mantiene profesionales de la salud y de la educación en más de cien países, ocluyendo el Brasil.

Conocí a Fidel en 1980, en Managua. Lo que llamaba la atención a primera vista era su imponencia. Parecía mayor de lo que era, y el uniforme militar le revestía de un simbolismo que transmitía autoridad y decisión. Daba la impresión de que cualquier butaca era demasiado estrecha para su corpachón. Cuando entraba en un recinto era como si todo el espacio fuera ocupado por su aura. Todos esperaban que él tomara la iniciativa, escogiera el tema de la conversación, hiciera una propuesta o lanzara una idea, mientras que él persistía en la ilusión de que su presencia era una más y que lo tratarían sin ceremonias ni reverencias. Como en la canción de Cole Porter, él debía preguntarse si acaso no sería más feliz siendo un sencillo hombre de campo, sin la fama de que estaba revestido. En cierta ocasión el escritor colombiano Gabriel García Márquez, de quien era gran amigo, le preguntó si sentía la falta de algo y Fidel respondió: “El poder quedarme parado, anónimo, en una esquina”.

Otro detalle que sorprendía en Fidel era su timbre de voz. Su tono de falsete contrastaba con su corpulencia. A veces hablaba tan suave que sus interlocutores debían ponerle mucha atención. Y cuando hablaba no le gustaba ser interrumpido. Pero no monopolizaba el uso de la palabra. Nunca he conocido a nadie a quien le gustase tanto conversar como él. Siempre que no fuesen encuentros protocolares, en los que las mentiras diplomáticas suenan como verdades definitivas. Fidel no sabía recibir a una persona durante sólo diez o veinte minutos.

Por invitación de los obispos de su país y del propio Fidel, actué en el asunto de la libertad religiosa en Cuba, facilitado por la entrevista contenida en el libro Fidel y la religión, en la cual el líder comunista aprecia positiva el fenómeno religioso.

No sabría decir cuántas conversaciones privadas he tenido con Fidel. Una curiosidad es que este hombre, capaz de entretener a la multitud durante tres o cuatro horas, detestaba, como yo, hablar por teléfono. En las pocas veces que le vi al aparato siempre fue muy parco.

Mis frecuentes viajes a La Habana estrecharon nuestros lazos de amistad. En el prefacio que generosamente escribió para mi biografía, lanzada esta semana por la editora Civilización Brasileña, Fidel subraya que defiendo a Cuba “sin dejar de sustentar puntos de vista discrepantes o diferentes de los nuestros”. En la década de 1980, cuando expresé críticas a la Revolución, el Comandante replicó: “Es su derecho. Es más: es su deber”.

Todas las veces que lo visitaba en su casa, después que dejó el gobierno, le llevaba chocolates amargos, su preferido, castañas y libros en español sobre cosmología y astrofísica. Conversábamos sobre la coyuntura política mundial, su admiración por el papa Francisco y, especialmente, sobre cosmología. Le conté que al visitar a Oscar Niemeyer, poco antes de la muerte del arquitecto brasileño, ya centenario, me dijo éste, animado, que cada semana reunía en su despacho a un grupo de amigos para recibir clase de cosmología. El hecho de que dos eminentes comunistas se interesaran tanto por el tema, comenté con Fidel, me hizo recordar una escena de la película “La teoría del todo”, en la cual el protagonista del famoso físico inglés Stephen Hawking, todavía estudiante en Cambridge, le pregunta a una muchacha con quien iniciaba un romance: “¿Qué estudia usted? Historia, responde ella. Él le dice: Yo estudio cosmología. ¿Qué es eso?, indaga ella. Y él responde: Una religión para ateos inteligentes”.

Tengo para mí que Fidel, alumno interno de colegios religiosos durante diez años, abandonó la fe cristiana al abrazar el marxismo. De algunos años para acá me queda la impresión nítida de que se volvió agnóstico. Varias veces me pidió, al despedirnos: “Ore por nosotros”. Tengo la certeza de que Fidel transvivenció feliz con su coherencia de vida.

Guardar

Se han publicado 32 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Ramón Noa Vázquez dijo:

    Frei Betto es un espejo de lo imposible. Gracias por este retrato de su amigo Fidel, nuestro Padre Espiritual

  • Henry. dijo:

    No, no ha llegado el final

    De su firme trayectoria

    Porque Fidel es historia

    Y la historia es inmortal

    El mundo entero está mal

    Por el líder que perdemos

    Pero no nos rendiremos

    En esta lucha constante

    ¡Hasta siempre, Comandante!

    ¡Patria o Muerte!, ¡Venceremos!

  • JuanPérez² dijo:

    “Mi amigo Fidel”, algo digno de mostrar y leer detenidamente, como se dice sobre Santiago de Cuba, “Santiago es mucho Santiago”, yo digo FIDEL es muchísimo FIDEL”. Gracias Fidel por haber existido y vivido muchos años. GRACIAS

  • Rey El Bohemio dijo:

    Nuestro amigo Fide vive en el pueblo de Cuba y de allí nunca saldrá, ahora que descanse que su pueblo lo seguirá cuidando porque Fidel es nuestra revolución.

  • el socialismo real dijo:

    mis palabras, trataré de comenzar por lo más denigrante, lo que acabamos de presenciar al sur de la Florida en la ciudad de Miami nó es más que la expresión más bochornosa y asquerosa de la que cuenta cualquier país y en el caso del nuestro, por suerte, tiene lugar fuera de las costas de nuestra Patria, en la meca más putrefacta que se haya conocido hasta hoy donde se alberga la basura más basura de esta humanidad, mientras los(as) cubanos(as) de verdad dentro de Cuba y fuera de ella nos entregamos a reconocer, valorar y amar nuestros héroes, mientras nuestros héroes y la página gloriosa de nuestro país en la Historia es homenajeada en diversas partes del mundo en horas cómo estás, por amigos(as) de diferentes naciones y voces de diferentes naciones, las hordas estiercoleras festejan, rien, cantan, se mofan, danzan la muerte física del hombre que junto a Martí fué el más universal de los(as) cubanos(as) y anuncian que la fiesta sigue con un extenso carnaval por toda la calle ocho (8), se creen vencedores ante el deceso de una vida humana, se creen vencedores ante un pueblo que hoy llora aunque sea en silencio, ellos(as), los muy religiosos y devotos(as) a la Virgen de la Caridad a la cuál agradecen el cumplimiento de sus plegarias, pobre Virgen a la cuál quieren hacer cómplice de sus deseos más siniestros contra el país y el pueblo del cuál desafortunadamente tuvieron origen, allí agitaron y agitaran las banderas de las estrellas a la cuál quieren sumar la única estrella que ha ondeado durante más de cincuenta (50) años libre en el Caribe, que dotó de luz propia a su país y que brindó sin condiciones ní interes alguno a cambio al resto del mundo, y en especial, Latinoamérica, que nó sea el enaltecimiento del valor humano y que a sólo millas de su más acérrimo enemigo histórico, una potencia imperial, supo despojar de todo privilegio sobre los designios de Cuba, Fidel es Cuba y Cuba es Fidel, es parte de una generación que nació para otorgarle a nuestra nación la página más bella y gloriosa de su historia, se dice que un lider sólo aparece cada cien (100) años, ojalá que Cuba nó tenga que esperar otros cien (100) años para continuar siendo libre, independiente, socialista y soberana, nó gusanos(as), ustedes nó vencieron, Fidel ha sido absuelto por la Historia de la cuál yá ha formado parte, se fué la carne, pero las ideas de justicia social perdurarán siempre, hoy todo el mundo, incluyendo el todavía presidente Obama, que a dado una muestra de superioridad política, acompaña a Cuba en su dolor, en su asquerosa fiesta sólo están y estarán ustedes, nó se rian tanto, porque esta demostrado de sobradas formas que quien rie último rie mejor.

    • Bertha Elena Romero Molina dijo:

      No pueden ni podrán acabar con la Revolución nunca, él se fue invencible, es ya inmortal.
      Ellos celebran qué? La muerte. Los miserables no pueden entender ni aceptar la grandeza.
      Nosotros honramos su vida. “Quien lleva amor asume sus dolores y no lo para el sol ni su reverso”.

    • rosa calderon dijo:

      Ante la veneracion mundial al lider de la revolucion cubana Fidel Castro, lo unico que les queda es reir y saberse derrotados,Fidel vive!! la lucha sigue, hasta la Victoria,Siempre!!.Toronto.

    • David cortina dijo:

      Simón Bolívar, Fidel Castro y Hugo Chávez
      Los verdaderos Libertadores de las Américas, pero estos pueblos embrutesidos por las ambiciones egoístas vuelven, como el perro al su vómito, entregandose al que los engaña con con espejitos y falsas promesas…
      Los que celebran en Miami Daniel es lástima, no tienen en que contentarse están vacíos de de amor, sin patria…

  • René dijo:

    Fidel nació para vencer y su desaparición física no impedirá que lo siga haciendo pues su obra infinita seguirá adelante porque cada cubano la sabra defender. Hasta Siempre Comandante.

  • enrique vital alfaro dijo:

    Fidel no ha muerto ese no es el concepto adecuado para referirse a él, esta ahora en todo lo que hizo y seguiré haciendo, si fue útil cuando nos acompañaba y siempre ayudo al más necesitado ahora lo seguirá haciendo y con más fuerza los hombres como el irradian luz y esperanza por donde pasan y no hay en Cuba un lugar por donde no pasó y la luz que dejo sigue iluminando el futuro y la esperanza, nos hizo grande en la interior y también en el exterior porque también al mundo llegó su luz y los pobres los humildes los desposeídos no la dejarán apagar, allá en los cerros de Venezuela en las cordilleras del Himalaya en las selvas del amazona en las los desiertos de Sahara, en África en lugares tan lejanos como en las islas del Pacifico, donde quiera esta Fidel, en los estudiantes de más de 100 países del mundo que se hicieron y se siguen haciéndose médicos en la ELAM, ese sueño suyo que hizo realidad y tantos sueños también ayudó a realizar, en las campesinas de las Sierra en los carboneros de la Ciénaga y en mucho más, por eso Fidel es Cuba es la Humanidad. Fidel es vida por eso es un error decir que ha muerto, quizás a partir del 25 de noviembre del 2016 este más vivo que nunca y su nombre se repetirá en escuelas, hospitales, universidades, instituciones culturales, militares, religiosas ect porque será un referente para siempre como lo es hoy su maestro y héroe nacional al lado del cual siempre estuvo y estará
    !Hasta la victoria siempre comandante.!.

  • Raisa dijo:

    Conmovedor artículo, también yo “Tengo la certeza de que Fidel transvivenció feliz con su coherencia de vida.” Acabode leerlo en programación especial de RadioCaibarién,todos conmovidos, gracias Frei Betto, hasta siempre , Fidel

  • Adita dijo:

    El pueblo cubano agradece todas las muertas de respespeto y de solidaridad mostradas hasta la fecha:

    a los amigos porque sabemos que comprenden nuestro dolor, porque saben que hemos perdido al padre , al hermano , al amigo al abuelo .
    pero le agradecemos tambièn a aquellas personas que no comparten nuestras ideas y aún así han sido respetuosas, aspecto que muestra que poseen nivel intelectual suficiente, que además muestran que son humanas que tienen corazón, porque son capaces de respetar el dolor ajeno aún cuando discrepan y les agradecemos porque reconocen que la pèrdida es irreparable

  • Eduardo Regueiferos Abreu dijo:

    UN DIA CONOCÍ UN AMIGO PERO ERA DE OTRA GALAXIA.
    Un día conocí a un hombre, que después fue mi amigo, pero era de otra galaxia, pues quería el cielo en la tierra, nos veía a todos por igual, no discernía de razas, todo para el éramos iguales, se aferraba a multiplicar el pan, sí el pan, el que se come y el que es espiritual. Un día descubrí en el amigo que no lograba albergar rencor, su capacidad de perdonar y amar era de otra galaxia.
    El amigo, era de una mezcla muy singular; sabiduría, sangre y acero, lo imprescindible para poder guiar; su capacidad de enseñar, convencer, no solo era magisterio, sino hermandad. Tenia un andar de quijote con sueños y utopías, en el estribo siempre de rocinante con un fusil al hombro, se sentían a veces los ladridos, de los mezquinos y políticos sietemesinos por su galopar, cabalgaba bien el amigo; cabalgaba, con los desposeídos y sin luz de la tierra.
    Un dolor se hizo silencio, cuando en una larga noche el amigo se fue, llego el amanecer; y estaba multiplicado, en cientos, en miles y millones, por todos lados, solo se pensaba, se hablaba del amigo, de sus enseñanza, que simple el mortal que no deja con sus obra la huella de su vida. El amigo esta aquí, en el verbo encendido de los estudiante, en las botas de cada guerrillero, en la muchedumbre de los hambrientos, en la solidaridad, en la tenacidad por los principios en que se cree, en la emancipación de las mujeres, en la liberación de las ideas, en la pujanza de los pueblos, en las largas marchas de los indios, casi taciturnos que expresan en su andar la explotación generacional.
    Amigo Fidel; dejaremos siempre una luz encendida en cada casa, en la Universidad, en cada hospital, en cada fabrica, en cada laboratorio, con aquel taburete recostado en la pared para cuando regrese de tu largo cabalgar.

    Eduardo Regueiferos Abreu

  • María dijo:

    Le leo con mucha atención, usted claro que siempre ha dicho honestamente lo que piensa y me encantó saber que Fidel dijo ¨que era su deber¨. Opino que ese debe ser el primerísimo deber (y valga la redundancia) de todos los revolucionarios. Pero usted además tuvo el privilegio de intercambiar ideas con nuestro Comandarte, escucharlo y hacerse escuchar y sobre todo oír sus opiniones respecto a lo que ud pensaba. Es lindo que dos hombres que tanto aman a sus semejantes intercambien criterios, es envidiable haber podido escucharles. Escriba sobre esos encuentros, lo amaremos.
    Bueno resulta que realmente el Cosmos y sus infinitos misterios son todo un reto para el hombre, hasta para el hombre común ¡diga ud para un elegido!!.
    Yo quisiera tener fe cristiana, la muerte física de un ser querido, es más llevadera cuando se cree en Dios, pero vea ud, la Revolución nos ayudó a ser marxistas y los marxistas somos materialistas, no hay de otra.
    Parafraseando al poeta yo diría que Fidel era demasiado marxista para poder ser cristiano pero suficientemente cristiano como para abrazar la doctrina de Dios.
    En Cuba le queremos mucho a usted .Gracias por esta crónica y cuídese.
    Escribí hace mucho algo a Fidel que me gustaría compartir también con usted.
    ¿Un grano de maíz?
    Su rostro Comandante, no es efigie
    no es rostro que veneren, cual dios ante un altar,
    su rostro es disciplina , de lucha y de combate,
    su rostro es la manera de hacer de los cubanos,
    su rostro es el ejemplo, que tratamos de imitar.
    Su verdeolivo rostro, es la firmeza
    de dedicar la vida a un ideal,
    su rostro es la grandeza de ser libres
    su rostro es el espejo, de nuestra dignidad.
    Su rostro Comandante, que entraña:
    MIL SONRISAS,
    MIL BONDADES,
    MIL VERDADES,
    MIL RAZONES PARA AMAR,
    Su rostro es la bandera, que llevo en el combate
    Su rostro es la certeza
    ¡de que vamos a triunfar!

    Afectuosamente
    María delos Angeles Alonso

  • EddySS dijo:

    Betto, tenga usted el eterno agradecimiento por entregarnos tal y cual es el Fidel del Padre Nuestro, del Ave María y del perdón del Dios de los religiosos, y al ateo de los dogmas, al creyente del poder de las ideas de los hombres justos y de la necesidad insaciable de defender sus nobles obras.

    El deber es evitar que retornen los denigrantes prostíbulos y casinos, los que venden al Diablo su mente y su cuerpo, los latifundios y la pobreza, la politiquería y la corrupción a cambio de promesas incumplidas, de ofrecimiento de puentes sin tener ríos, de naves espaciales y viajes estelares para inexistentes opulentos millonarios, cambiando la patria por lisonjas de celulares o visas para extranjeros en una patria de extraños

    Tampoco permitiremos, si somos dignos de sus ideales que nos amedrenten con hambre, que nos engañen con el “Sueño americano” y nos duerman con la zanahoria y nos despierten con el palo. Que vendamos nuestra historia y nuestros héroes, que olvidemos sus sacrificios y su sangre. Que reneguemos nuestras raíces.

    Vuelva pronto, encontrará el espíritu de un Fidel agigantado, multiplicado en su pueblo. El epitafio se escribirá en la obra que saldrá de nuestras manos. Su cuerpo reposará en la paz que le brindemos con la defensa de sus ideas.

  • Guido Rene Perez Martinez dijo:

    Las ideas no mueren .!SE Multiplican! En Cuba hay 11millones de banderas :su emblema es FIDEL.

  • Pedro Michel dijo:

    No solo Ud., todos los cuabnos hemos perdido físicamente al padre, al hermano, al amigo….

  • Henry. dijo:

    Canto a Fidel

    No voy a nombrar a Oriente,

    no voy a nombrar la Sierra,

    no voy a nombrar la guerra

    —penosa luz diferente—,

    no voy a nombrar la frente,

    la frente sin un cordel,

    la frente para el laurel,

    la frente de plomo y uva:

    voy a nombrar toda Cuba:

    voy a nombrar a Fidel.

    Ese que para en la tierra

    aunque la luna le hinca,

    ese de sangre que brinca

    y esperanza que se aferra;

    ese clavel en la guerra,

    ese que en valor se baña,

    ese que allá en la montaña

    es un tigre repetido

    y dondequiera ha crecido

    como si fuese de caña.

    Ese Fidel insurrecto

    respetado por las piñas,

    novio de todas las niñas

    que tienen el sueño recto.

    Ese Fidel —sol directo

    sobre el café y las palmeras—;

    ese Fidel con ojeras

    vigilante en el Turquino

    como un ciclón repentino,

    como un montón de banderas.

    Por su insomnio y sus pesares

    por su puño que no veis,

    por su amor al veintiséis,

    por todos sus malestares,

    por su paso entre espinares

    de tarde y de madrugada,

    por la sangre del Moncada

    y por la lágrima aquella

    que habrá dejado una estrella

    en su pupila guardada.

    Por el botón sin coser

    que le falta sobre el pecho,

    por su barba, por su lecho

    sin sábana ni mujer

    y hasta por su amanecer

    con gallos tibios de horror

    yo empuño también mi honor

    y le sigo a la batalla

    en este verso que estalla

    como granada de amor.

    Gracias por ser de verdad,

    gracias por hacernos hombres,

    gracias por cuidar los nombres

    que tiene la libertad.

    Gracias por tu dignidad,

    gracias por tu rifle fiel,

    por tu pluma y tu papel,

    por tu ingle de varón.

    Gracias por tu corazón.

    Gracias por todo, Fidel.

    (marzo de 1957)

  • Yunel Gainza Matos dijo:

    FIDEL POR SIEMPRE, EN NUESTROS CORAZONES, EN NUESTROS IDEALES, EN NUESTRAS VIDAS, FIDEL POR SIEMPRE Y PARA SIEMPRE, PORQUE NO ESTARÁ FISICAMENTE, PERO ESTARÁ SIEMPRE CON NOSOTROS POR LOS SIGLOS DE LOS SIGLOS. HASTA SIEMPRE COMANDANTE, TE AMAMOS DESDE LO MAS PROFUNDO DE NUESTRAS ALMAS.

  • RonPG dijo:

    Katy Rivera dijo:
    Es nuestro Comandante, un hombre grande de corazón, de alma grande como el universo, es único, y será siempre nuestro Comandante más querido por todos los Cubano que se senten Fidelistas….
    Gracias por existir.

  • Raisa Bonachea Hernández dijo:

    TENGO EXTRAVIADA MI BRÚJULA
    Amigos queridos se me ha perdido otra vez mi brújula, hace 41 años perdí a mi padre biológico, él fue ferviente seguidor del hombre más grande del siglo XX y XXI, esta persona ha guiado a todos los hombres revolucionarios y comunistas del mundo; fue entonces que descubrí que ese hombre era su brújula.
    Esa brújula hizo a mi padre ingresar desde muy temprana edad a la juventud ortodoxa, dirigir un grupo de acción y sabotaje en acciones de clandestinidad en su terruño, sumarse a la columna de Camilo Cienfuegos y ofrendar su vida salvando dos niñas a sus 39 años, con el único mérito de ostentar sus merecidos grados de comandante. Cuando partió pensé que había perdido mi rumbo, pues me resultaba muy difícil entender la muerte de un ser querido y aún me lo sigue siendo. Desorientada de como proseguir busque en los momentos vividos con él, en su enseñanza y su quehacer diario encontré su brújula para alinear mi vida.
    Las brújulas siempre marcan el norte, pero el norte de esta que descubrí en mi desconcierto y que mi padre atesoraba a diferencia de las tradicionales, como dice TELESUR, su norte era el SUR.
    Ella me hizo que me formara como profesora matemática, renunciando a la carrera que obtuve por mis calificaciones cuando concluí el pre-universitario, me guío a cumplir disímiles tareas, trabajos voluntarios, marchas, concentraciones, tantas que se me hace imposible enumerarlas, hasta llegar hasta hoy, donde me desempeño como docente en una universidad médica y ser tan necia como la brújula que herede, y hecha con material especial, muy especial los principios de su concepto de REVOLUCION, por eso no dejo de buscar mi brújula.
    Les cuento que cuando viajaba a cumplir misión en junio del 2009, mi brújula estaba dañada físicamente y me decía, ella tiene que componerse para que marque mis pasos en esta tierras africanas, que tanto la han utilizado para marcar sus rumbos y se compuso, no tal vez como quería, pues no la veía siempre pero estaba ahí y continuaba guiando mis pasos. Si la dejaba de ver a veces me preocupaba y que alegría me deba que alguien que visitara “mi casa”, la consultara, porque dejaba de ser mía y se volvía como yo deseaba universal. En estas nuevas circunstancias aprendí a utilizarla de forma diferente, continuaba guiando mis pasos con sus sabias experiencias y su nuevo estilo de marcar rumbo sus reflexiones que me tenía a la expectativa, pues detrás de cada hecho trascendental marcaba un rumbo con una reflexión; está vez me quede esperando su señal, tras los últimos resultados de las controvertidas elecciones del norte brutal que nos desprecia, pero sabia y previsora me fue preparando a mí y los míos, para cuando se extraviara, como lo está hoy saber qué hacer.
    Sus manecillas hace rato me indicaron a mí y a los que piensan como yo, mirar hacia su magistral intervención en el último congreso de mi partido, porque no podemos olvidar jamás la capacidad de mi brújula de luz de viajar al futuro y regresar para indicar el camino correcto, junto a todos los pobres del mundo y yo no olvido que soy parte de ese tercer mundo.
    En mi locura de su búsqueda, avizoro que no por gusto debe haber dedicado estos últimos años a experimentar, estudiar e investigar como producir mejores alimentos, mientras otros se dedican acabar con el hombre y no con el hambre. Mi brújula, veces nos explicó lo importancia de consumir varios alimentos: soya, chocolate y ahora habla de la moringa; este último tan subversivamente utilizada por chistes mal intencionados de los que han querido empañar su visión ingeniosa para todo.
    Ay… amigos, desde las altas horas del viernes 25 de noviembre, tengo mi brújula especial extraviada, la busco dentro de mi dolor, de mi tristeza, de mis ojos llenos de lágrimas, de mi presión en el pecho… en el silencio de mis calles que recorro en su búsqueda, todo esto me impide encontrarla, pero estoy convencida que la encontraré dentro de 9 días, porque esta brújula traviesa me ha hecho una maldad imperdonable, no tengo dudas que la encontraré, todos los hombres del mundo me dan pistas de donde fue la última vez que lo vieron, encontrarla en estos días me resulta imposible y mi hija me dice:
    – Tal vez la encuentres pronto en Santa Ifigenia, donde han ido brújulas de otras generaciones, pues tu brújula de luz, mi brújula, en su marcar quiso revivirlas a todas ellas y otras más.
    Siendo así, no la buscaré más, la encontraré pronto y mientras, retomo el rumbo que me dio me dio en abril de este año… trabajaré con fervor y dignidad, para producir valores materiales y morales que el hombre necesita y hasta mi último aliento comunista le diré al mundo orgullosa de ser cubana en Cuba, VENCIMOS…!!!

  • Yasmanis dijo:

    Hoy desfraciadamente nos toca decirle adios a un hombre que no tuvo limites, un hombre que fue, es y sera por simpre el eterno Comandante en Jefe de la Revolucion Cubana, un humbre que luchó incansablemente por la libertad y la soberania de todos los pueblos oprimidos, un hombre que no tuvo miedo a desafiar a todos los tiranos y titeres del gobierno de los estados unidos, ese hombre se llama Fidel y como joven de esta Revolucion hoy digo YO SOY FIDEL!!!!!!

  • Nadin dijo:

    Buenos días
    Mi visión de Fidel es como el amigo sincero que cosechó todas las rosas blancas que cultivó José Martí en julio como enero. Cuando proyectó la república soñada por Martí en su alegato de autodefensa en el juicio del Moncada, luego en el 59 cuando triunfó la Revolución, cuando le ganó la batalla al analfabetismo, cuando le dio el lugar que se merecían a los campesinos cubanos, cuando derrotamos al imperialismo en Girón, en cada niño cubano que nace y tiene asegurada su atención medica y los servicios de salud sin pagar un centavo. Cuando nos recuperamos de cada huracán que azota el territorio y se protege la vida de cada cubano, cuando enviamos ayuda internacionalista a cada pueblo que lo necesita, en cada triunfo de nuestros deportistas y nuestros artistas en las arenas internacionales, pudiera continuar, pero el ramo de rosas blancas es infinito. Fidel es el Martí de mi tiempo, de tu tiempo, de nuestro tiempo y ahora lo será para todos los tiempos de la mano del legado del apóstol fundidos en uno solo más iluminado y más fortalecido para ser faro y guía de las nuevas generaciones que han de garantizar la continuidad de nuestra historia.

    Saludos

Se han publicado 32 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Frei Betto

Frei Betto

Teólogo brasileño y uno de los máximos exponentes de la Teología de la Liberación. Es el autor del libro “Fidel y la Religión”.

Vea también