Imprimir
Inicio » Opinión, Política  »

Macri ganó, Argentina perdió

| 20

Caída la moneda del balotaje, el neoliberal Mauricio Macri cosechó cerca de 13 millones de votos, y el peronista Daniel Scioli poco más de 12 millones. Una diferencia que quizás, con un candidato más idóneo, hubiera inclinado en sentido inverso el fiel de la balanza electoral. Pero los grandes líderes se hacen desde el llano, y en el ejercicio de gobierno. Debilidad de Macri, quien sólo ha conocido las mieles del privilegio y el poder.

Punto de partida ineludible frente a cualquier análisis de los pasados comicios presidenciales: con sus respectivas izquierdas y derechas, arribas y abajos, Macri y Scioli representaron a los dos países que se confrontan desde 1810: el soberano y el dependiente.

El soberano, unido sin titubear en el reconocimiento a la obra social del kirchnerismo, junto con la recuperación del Estado, los juicios por delitos de lesa humanidad, la vocación latinoamericanista y el cultivo de la escurridiza memoria histórica. Y el otro, en un haz de fuerzas disímiles, ganadas por el odio mediáticamente inducido contra la presidenta Cristina Fernández de Kirchner (CFK).

Con todo, el triunfo de Mauricio Macri provino de las clases medias, con apoyo de los grupos económicos concentrados. Clases medias que la oligarquía impulsó y modeló ideológicamente a finales del siglo XIX, para que en nombre de ella representara sus intereses. O sea, fingiendo lo que no era y nunca fue. Ahí radica la impotencia política de las izquierdas argentinas. Provenientes, ellas mismas, de igual lugar social.

¿Qué hacer con las clases medias? Para Marx, sólo había burgueses y proletarios. Pero convengamos que después, el capitalismo se las ingenió para legitimar políticamente a sectores prósperos de la sociedad, concediendo aguadas formas de igualdad y libertad, y haciendo de la fraternidad filantropía, tercera pata del ideal republicano mal entendido.

Es por eso que ni con los históricos 800 mil votos conseguidos por el trotskismo derechista (que en el balotaje llamó a votar en blanco), hubiera podido revertirse el resultado. Como así tampoco el discurso merolico y la incuria política con chapa académica que en el mercado de las izquierdas virtuosas y virtuales venden el fin del ciclo progresista en América Latina.

Damas y caballeros. El único fin de ciclo tuvo lugar cuando los pueblos derrotaron democráticamente al terrorismo de Estado, que en los años de 1970 y 1980 barrió parejo, ahogándolos en sangre. Pero sostener tal cosa en comicios donde los pueblos miden su fuerza real frente a otras que los niegan es propio del onanismo intelectual clasemediero. Y una actitud radicalmente opuesta a la de miles de intelectuales de izquierda, que junto a millones votaron en favor del kirchnerismo, así como lo harán en Venezuela, Bolivia y Ecuador en favor de Maduro, Evo y Correa.

¿Que si las izquierdas pueden perder una elección? Bueno… ¿en qué muros de papel creen tener garantizada su victoria? Los revolucionarios de verdad se crecen, miden y revelan en la derrota. O no. Tribulaciones de la democracia, la política y ¡atención!, la comunicación… Que no pasa por los tiqui-tiqui de los teléfonos inteligentes, sino por el conocimiento del imaginario de una sociedad. Algo que las izquierdas subestiman, y a las derechas permite ganar elecciones.

En Argentina nadie gobierna sin el peronismo. Que en el tramo Néstor-Cristina fue más de lo que era: más democrático y menos autoritario, más pluralista y menos yoico, más flexible y menos dogmático, más conciliador y menos violento, más objetivo y menos utopista, más discreto y menos compulsivo, más político y menos ideologista, más latinoamericanista y menos argentino. Señales de una lluvia generacional que al viejo peronismo gustó poco y nada, y que a muchos líderes sindicales llevó a guarecerse bajo el paraguas de Macri.

¿Quién es Macri? Exhumando un viejo recorte de prensa, el respetadísimo historiador Noberto Galasso cuenta que un buen día de verano, frente al mar, el redactor de la nota divisó a Macri en un balneario exclusivo, leyendo La virtud del egoísmo, de la archirreaccionaria filósofa estadunidense Ayn Rand (1905-82).

Eso representa Macri: el egoísmo de buena parte de la clase media argentina y de sectores populares alienados por su ideología. Por consiguiente, el 10 de diciembre próximo Cristina entregará el bastón de mando al segundo político de las derechas que gana los comicios democráticamente, en 100 accidentados años de sufragio universal, secreto y obligatorio. Y primer gobernante que alcanza la presidencia con dos procesos abiertos por la justicia, a más de 214 denuncias por estafa, asociación ilícita, falsificación de documentos, abandono de personas, lavado de activos, peculado, etcétera.

Con toda seguridad, cuando Macri entre en la Casa Rosada, los cuadros delChe, Allende y otros de la galería de patriotas latinoamericanos irán al bote de basura. Así como el del genocida Jorge Rafael Videla volverá al lugar donde estaba en el Colegio Militar, hasta que en acto público y solemne un presidente soberano, Néstor Kirchner, ordenó al jefe del ejército: proceda a descolgarlo.

(Tomado de La Jornada)

Se han publicado 20 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Marian dijo:

    Que pena por los buenos argentinos y por los ciegos que no supieron ver!!!!

  • qwe dijo:

    argentina decidio…duele, pero asi lo decidio y no creo que haya sido en vano…por muchos articulos que escribas, la realidad no va a cambiar…

  • Nelson Guillen dijo:

    Bueno pero nadie habla de que en la eleccion hubo fraude .
    Cuando gana la derecha todo esta santoleado , Pero , que sucede si esto ocurre en Venezuela ?
    Me gusta el sol que alumbra y brilla en la bandera Argentina , pero ese gobierno (sol ) ya no calienta a todos , únicamente le da fuerzas a la derecha .
    Argentino suerte . continuare informandome para conocer como les va .

    • Jose Miguel Ruiz Manso dijo:

      tienes razon en lo que afirmas, esperemos que los venezolanos no vayan por el mismo camino de los argentinos, yo tengo fe en los chavistas venezolanos que no van a dejar caer los logros del gobierno.

  • Mercedes dijo:

    Los pronunciamientos de Macri son desagradables,pues los ricos mas ricos y los pobres mas pobres,ha triunfado el NEOLIBERALISMO .

    • rccc dijo:

      Disculpe Ud. a este cubano de la tercera edad, Sra. Mercedes, quien cree no interpretar relación directamente proporcional en el hecho de que el Sr. Macri haya triunfado en el balotaje, signifique triunfo tácito o entusiasta a favor del neo-liberalismo; sino más bien una licencia otorgada con conciencia, plena o no, que probarán en lo adelante nuestros hermanos argentinos. Esa manifestación actualizada del capitalismo, o neo-colonialismo, o como lo dice Frei Betto: globo-colonización no ha triunfado en ninguna parte, solo calienta las ollas para que en algún momento posterior, pues exploten. Pero también Mercedes, hay algo más. Y es que Argentina ya no es la misma de hace 12 años atrás. Su tejido social fue modificado al influjo de políticas sociales introducidas por el estado, dignificándolos. Eso cuenta y ahora con mayor conciencia y arraigo popular, constituyéndose, per se, en freno a políticas de exclusión y privilegios que caracterizan al neoliberalismo que vienen impulsados a implantar el Sr. Macri y cía.

  • El de hoy dijo:

    Por desgracia, como dicen, lo que suceda en Argentina no solo afectara a los argentinos, tambien afectará a los latinoamericanos y el balance alcanzado en la región. Si el daño fuera interno solamente, no estaria bien, pero ellos podrian valorar la eleccion que hicieron. En este caso lo que resta es esperar para ver si ocurre lo que todos creemos saber o nos sorprenden con novedades buenas y/o malas…Tiempo al cambio.

  • roger dijo:

    Es cierto no va a cambiar ahora, pero quizás más temprano que tarde la victoria le sonría a la verdadera izquierda revolucionaria. Ahora se darán cuenta cuando el nuevo gobierno empiece a quitarle los logros a esos mismos que le votaron.

  • Raulito dijo:

    La elección de un presidente de un país es soberanía de este. Eso se llama asuntos internos.

    • Santiago dijo:

      Y quien te ha dicho lo contrarios? a que viene eso?

  • Roberto dijo:

    Eso se llama democracia por medio de elecciones gano cristina y en ese momento se respetaron los resultados ahora gano macri y hay que respetar eso es democracia

  • CASIMIRO dijo:

    Mijo lo argentinos decidieron y ya. Cuando prefiorieron la izquiera, la derecha se movio a un lado, ahora le toca a la izquierda. Se va a acabar el mundo? Que son para ti las elecciones?

  • Jose Miguel Ruiz Manso dijo:

    Concuerdo con marian, es triste como todo lo que impulsaron cristina y nestor se va a ir al caño, mi mas sentido pesame para todos los argentinos, lo siento se verdad. Buena suerte con su nuevo presidente.

  • Luis dijo:

    Efectivamente, macri solo ha conocido las mieles del privilegio y el poder, contrario a los kirchner que…..mejor google patrimonio de los kirchner y patrimonio de macri, son datos publicos

    • Raulito dijo:

      Eso de las mieles incluye viajes en yate por el mediterráneo por ejemplo?

  • ISBN dijo:

    Las elecciones son una forma establecida para llegar al poder, no es democracia. Democracia es mucho más, es que en lo adelante el pueblo participe en la toma de decisiones, o sea, que las decisiones que tome el gobierno sean las que la mayoría del pueblo desea. Eso está por ver.

  • Landy dijo:

    A los pibes, les deseo suerte y cada cual tiene lo que ha luchado por conseguir. Veremos en el futuro si hicieron bien o mal en su elección. A mi no me gusta Marcelo Macri como presidente, pero yo no soy argentino Saludos pibes.
    Landy

  • CARLOS GOMEZ VAZQUEZ dijo:

    OJALA NO SEA EL INICIO DE OTRA NOCHE DE TERROR, AL IGUAL QUE CON LAS DICTADURAS. RECUERDEN QUE EL IMPERIO NUNCA DUERME.

  • lazaro dijo:

    nadie perdio quien gano fue la democracia,y la libre decision de un pueblo que mediante sus voto decide quien gobierna o no,eso es civismo,dejemos gobernar a Macri y despues valoremos su gestion,si es mala,el pueblo Argentino se encargara por mediante el voto aprobar o castigar su gestion,

  • Casio dijo:

    En Argentina nadie gobierna sin los italianos.

Se han publicado 20 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

José Steinsleger

José Steinsleger

Periodista argentino residente en México. Es columnista de La Jornada.

Vea también