Imprimir
Inicio » Opinión, Cultura  »

Musicales en TV

| 17

Para A.P.V, su texto

En el último Festival de la televisión y también en el Caracol, el buen programa Clip.cu ganó los principales premios en la categoría de musicales. Mucho antes de estos lauros escribí sobre el espacio que dirige Frank Lage pero que ¡para bien! es un híbrido: un excelente programa de crítica a asuntos variopintos, no solo musicales, que presenta clips por lo general muy buenos.

Que jurados de uno y otro certamen coincidieran en conceder el lauro a Clip.cu no sólo habla de la calidad de esa propuesta –que en buena lid no es un programa musical típico- sino de la ausencia de MUSICALES en la televisión cubana.

¿No hay? Sí, unos cuantos que se parecen entre si y logran en su gran mayoría que el televidente quite la señal y se entregue al famoso “paquete de la semana”. Esto es válido incluso para los telecentros en los que mayoritariamente impera el mimetismo hacia lo que se realiza en los canales nacionales.

En su texto La solución posible, el compositor e investigador Tony Pinelli apunta al referirse a una época no tan lejana : “La televisión era mucho más influyente por varias razones, en primer lugar la contraoferta de información artístico – cultural en el país apenas existía y cada día de la semana había un estelar donde participaban los artistas de mayor poder de convocatoria y prestigio, que no siempre son sinónimos, pero había una dirección y asesoría de los propios artistas, que colaboraban con el organismo, para que se ejerciera una exigencia en cuanto a repertorio de calidad, independientemente de las canciones propias del repertorio de los cantantes y grupos, para un programa como Música y Estrellas, uno de los estelares, había que montar números antológicos sobre el cual se hacían coreografías, arreglos, etc. y esta exigencia de repertorio permitía la presencia de piezas musicales de gran valía que deben ser conocidos por todos, por ser parte de nuestro acervo cultural. Por supuesto, era un trabajo y como tal se pagaba; de eso vivían los artistas, hoy en día la TV no paga, por lo que invertir tiempo y esfuerzo en hacer cosas de alto nivel o utilidad estética, se logra por la buena voluntad de los músicos, gesto que está en el espíritu de colaboración del cubano como demuestran destacados y altamente cotizados intérpretes y arreglistas, que cada vez que son llamados para algo realmente noble, más allá de lo comercial, aunque pueda ser rentable, la frase: “no me hables de dinero” sale a relucir, según quién y para qué es la convocatoria, aunque hay excepciones.”

Y subraya: “En la programación musical se hace necesario un estudio profundo de a quién proyectar como figura de convocatoria, y trazar una campaña para evitar que artistas que no se merezcan la altura de ese nombre, se hagan populares por métodos que no tienen que ver con nuestra ética. Promoviendo valores jóvenes, no sólo ganamos parte de la batalla por un mejor entretenimiento, sino que en cada artista que desarrollemos, que tenga el requisito indispensable del talento, tenemos un medio más para influir al mundo como ha sido tradición en nuestro quehacer musical. Hace falta promover jóvenes bien guiados en cuanto a repertorio y proyección artística, pues en los jóvenes menores de treinta años que vemos, se hace muy difícil encontrar a alguna entidad artística que no tenga algún porcentaje de mimetismo con las “estrellitas” de Televisa y otros engendros similares. Talento hay y es imposible competir o imponer un gusto utilizando como recurso que no haya opción, en primer lugar, porque hoy en día es imposible. Estamos en la era de la información y hay recursos disponibles al alcance de una enorme cantidad de personas que son técnicos, ingenieros, empresarios naturales, que poseen instrucción para obtener esos materiales de diversas formas.”

Un tiempo atrás para escribir un trabajo coral sobre la programación musical televisiva circulé seis preguntas a un número considerable de directores y críticos de música. Sólo obtuve dos respuestas completas, más una a la primera pregunta y algún comentario:

Aquí están las preguntas:

1- Existe cierta nostalgia por programas musicales realizados décadas atrás ¿aquellos eran tan buenos y estos tan malos, o esa imagen la produce una idealización del recuerdo?
2- ¿Qué cinco programas musicales considera que han sido los mejores según su experiencia vital?
3- Diga tres defectos y tres aciertos de la programación musical actual.
4- ¿Cuál sería la solución para mejorar esta oferta, partiendo de que la competencia en el “famoso paquete de la semana” es fuerte y que una parte de la población tiene acceso a INTERNET?
5- ¿Qué papel le concede a la animación (o locución) de esos espacios?
6- Algún otro aspecto que Usted desee decir y yo no le haya preguntado
Estas son las respuestas del compositor, escritor, cantante y conductor

Amaury Pérez Vidal, uno de los dos que contestaron:

1. Si hablamos de la Cuba pre-revolucionaria hay que decir que eran muy buenos, llenos de imaginación y recursos casi ilimitados. Recodar Jueves de Partagás (dirigido por Amaury Pérez García) y Casino de la alegría (dirigido por Joaquin M. Condall) por solo recordar dos de los más célebres.
Con la TV revolucionaria nuestros espacios musicales se adaptaron a los nuevos tiempos y Eugenio Pedraza Ginori, Manolo Rifat, Cáseres Manso y Amaury Pérez García y Condall (que continuaron igual de creativos) inundaron la televisión de modernas formas de hacer un musical y atrapar a la audiencia.

2. Buenas tardes, Juntos a las 9, Joven joven. Música y estrellas, El show del mediodía y Mañana es domingo. Hay otros pero me pediste 5 Mi salsa…

3. ¿Aciertos? Ninguno. ¿Defectos? Todos.

4. Renovar el parque de realizadores con gente nueva y con ideas igual de novedosas. Hay directores que cuando envejecen crecen artísticamente y se vuelven más creativos. Otros deben, o tienen, que ceder sus puestos cuando el agotamiento de sus formas es una evidencia.

5. En líneas generales la animación es muy deficiente. Después de Consuelito Vidal , Germán Pinelli , Rosa Fornés y Esther Borja no ha habido sustitutos ¡increíble! para la animación de musicales

6. Los musicales de TV necesitan una urgente revisión sobre todo porque pertenecen a lo que hemos denominado La Isla de la Música. Hoy en apenas un cayito empobrecido, aburrido y a punto de la desaparición.

Frank Padrón, crítico, escritor y conductor televisivo dijo:

1 No, aquellos eran buenos: Música y estrellas, De repente en TV, Telefiesta y otros tantos reunían ingenio, frescura y lo mejor de la música nacional, sobre todo la canción, entonces en un momento del que hoy, lamentablemente, no goza

2 A esos tres que menciono agregaría En el aire y Contacto.

3 Tres defectos: Falta de gracia y ritmo, ausencia de figuras de pegada, guiones flojos. Virtudes: tratan de reflejar la actualidad musical del patio, promueven lo más reciente y cuidan el patrimonio nacional

4 Buscar buenas ideas y materializarlas, guiones sustanciosos y figuras invitadas de pegada

5 Notable, pero no es lo principal

El maestro Roberto Valera, muy ocupado, hizo un espacio y respondió la primera pregunta:

“El problema es que los programas musicales ahora son más “monotemáticos”. Por el contrario, antes, cuando uno veía un Cabaret Regalías o un Desfile de la Alegría, por ejemplo, (me fui bien atrás) en el mismo programa podía ver y escuchar un bolero, una ranchera, un tango, un aria de ópera, y un número bailable.

Además podía ver un pequeño “squech” cómico y un número de circo o de magia. Creo que eso servía para ampliar el gusto del público. Eran programas de variedades de varias variedades más variadas en su variación variada (todas mis redundancias valen). Amables saludos cordiales de todo corazón, (sigo redundando)”.

En tanto un compositor y cantante que sufrió un infarto hace un tiempo me escribió “Paquita querida, para cuidar mi salud hace mucho que dejé de ver programas musicales. Suerte y abrazos.”

Coda

Como ven este ya no será un trabajo coral total, pero sacando un poquito de distintos textos me acerco algo a mi intención primigenia. Por ejemplo el Dr Joaquín Borges Triana en un debate en el espacio Moviendo los caracoles, sentenciaba: “en Cuba no se hacen estudios de música popular desde los distintos saberes que proporcionan las ciencias sociales: la comunicación, periodismo, filosofía, sociología, lingüística, se acercan a la música para analizar su relación con la sociedad. El mundo académico cubano se acerca poco a la música, contrario a la tendencia mundial.”

Joaquín aludió a una columna fabulosa de Umberto Eco “que salía todos los viernes en una gran cadena de periódicos del mundo, en una de las que habló de que para entender la sociedad contemporánea se debía analizar a través de lo que pasaba en las discotecas como lugar de identificación de los nuevos comportamientos como expresión de la relación que hay entre música e identidad.”

Añadió que uno de los problemas de la programación musical cubana es la falta de diversidad en la propuesta tanto en la radio como en la televisión, de la cual siempre se ha hablado, el condicionamiento de dichos programas por las modas. Cita además fenómenos como la censura y la autocensura, temas que pasan más allá de las políticas por un funcionamiento de cada programa como un feudo, o la falta de comunicación entre las instituciones que ejercen la política cultural respecto a lo musical, pues en ocasiones, los directivos establecen sus propias políticas. Entonces el problema está en cómo se aplican las políticas culturales.

El padre del proyecto Lucas y autor de excelentes videos clip, Orlando Cruzata coincide con Joaquín en que el entorno social actual se vuelve ideal para que aparezca música de dudosa calidad, no solo en el caso del reggaetón, sino en otros géneros como la trova, el pop house, sin interés de cuestionar de dónde venimos ni hacia dónde vamos, sino con el objetivo del simple divertimento, con una lógica indiferencia social de una generación que no se interesa en cuestionar nada a la sociedad, a diferencia de los jóvenes de los 80.

Rafael Valdés, un investigador e informático que se dedica al estudio del mercado de la música informó “en el 2008 se bajaban de you tube unos 209 mil videos-clip cubanos, y en el 2012 se lograron unas 900 mil descargas, lo que demuestra un crecimiento en la demanda de música cubana.”

Ana María Rabasa, prestigiosa directora de Cuerda Viva apuntó que sería importante, a su entender, clasificar nuevamente la música cubana actual y sus verdaderas tendencias y cuántos fenómenos de la música existen en las diversas partes del territorio nacional. El problema está en la necesidad de lograr establecer esas estrategias de comunicación que empiezan en las instituciones de la música, pasan por los creadores de los medios, los productores de los discos y quienes los promocionan.

Pienso que si se pretende ofrecer de verdad una opción popular (que no populista) del musical cubano hoy, lo primero es que la dirección de la tv convoque a realizadores capaces no de contemplar el mundo, sino de transformarlo. Una vez le escuché a un ejecutivo que decía con pesar “se les da humo, cámaras…y nada, no sale el programa”. Quizás no han buscado donde deben.
Hace poco me di cuenta incluso que para realizar un buen espectáculo musical no basta la buena conducción e intérpretes de primera línea: en la gala clausura del Caracol estaban de conductor Marino Luzardo, y de intérpretes Luis Manuel Molina, El grupo diminuto, Vocalité y el ballet de la tv con temas muy cubanos, con lo que cerró el espacio. Pero no funcionó.

El juego de las luces sobre Molina mientras tocaba el Concierto de Aranjuez fue tan arbitrario e intenso que no sé como el intérprete lo aguantó; no hubo un solo plano al público aunque se sentían los aplausos; el supuesto momento climático de la entrega de los caracoles de honor sin la presencia de los homenajeados no se justificaba cuando con edición se incluyeron momentos de la premiación de las especialidades, que a propósito tuvo un efecto digital desafortunado: no se veían los premiados. Y aquí hay un problema a mi juicio fatal: para que sirviera de “cortina” entre lo que sucedió en el estudio diez de la Tv y la Sala Rubén Martínez Villena de la UNEAC, se repetía una y otra vez el spot del Caracol, al que además de una inadecuada imagen para colmo se le quitó la música usada por más de treinta años y escogida por Lizette Vila, una de las mejores musicalizadoras de Cuba. Seguro que a nadie en la organización del Festival de cine se le ocurre cambiar la música que identifica la cita fílmica de diciembre. Tengo que decir que Luis Hidalgo, director de la gala, consiguió que el Caracol terminara por lo menos con un espectáculo transmisible por televisión, lo que no fue posible en los cinco años anteriores por razones que no vienen al caso.
Como es lógico, esa gala -que debió ser de vanguardia- se transmitió un sábado, por Cubavisión en un horario estelar, espacio en el que habitualmente se llenan con galas o conciertos que dejan mucho que desear. ¿Acaso no sería mejor pasar para ese horario a Clip.cu hasta que aparezca el musical ideal para los noches sabatinas?

En fin, no puedo explicarme realmente el por qué de esta pobreza en la isla de la música. Crucemos los dedos para que Sonando en Cuba de RTV Comercial, que hasta ahora tiene record de buenos productos, sea ese programa que esperamos. Por lo pronto su dirección está en manos de Rudy Mora, un creador de vanguardia.

(Tomado del Portal de la TV)

Se han publicado 17 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • IVAN dijo:

    Buenos días. Rápido: Los programas musicales actuales, solo tratan de quedar bien con el ¿gusto? ¿desorientación? ¿tendencia? ¿copia de otros países? de los jóvenes, que lo que hacen es buscar y encontrar “música” fácil, que exprese cosas atrevidas y hasta groseras, como una manera de “rebeldía” de la que se atribuye a las juventudes en todos los tiempos. Lo que hay que hacer es encausar esa rebeldía, educarla.
    Eva es maestra en animación y existe y hay otros. El facilismo solo lleva a lo que tenemos actualmente, porque, lamentablemente, no hay otra cosa y no hace falta talento para eso.

  • IVAN dijo:

    Quiero añadir algo: ¿Por qué en la actualidad, todo son “GALAS”. En otros tiempos se hablaba de Veladas y las Galas eran el resumen. ¿Ahora todo son Galas? ¿Todo son resúmenes? ¿No hay un incio de una serie de actividades que después se terminan en GALAS? La Gala es lo máximo y no cualquier cosa y hemos visto CADA GALAS. . .
    Hay personas preparadas e inteligentes, solo que no se les exige calidad, como quiera que se hagan las cosas, salen igual. Hay conductores, como Rakel Mayedo, Niro de la Rua, Marino, Julio, Bárbara Sánchez, que pueden hacerlo mejor, pero como lo hagan está bien. Niro de la Rúa, conduce muy bien DLGE.

  • canoso dijo:

    Si a todos los problemas señalados a los programas musicales le añadimos que en todos ellos los interpretes DOBLAN lo que cantan aun y cuando en el estudio estan todos los musicos acompañantes con microfonos y todo, podemos decir entonces que son una falta de respeto al publico

  • Habanera dijo:

    Muy buen artículo, Paquita.
    También es necesario que los especialistas sean más críticos con los programas de la TV, con todos, no solo los musicales. Porque parece que todo marcha bien, que los programas nacionales son una maravilla y que el paquete es un plan del enemigo.
    Su artículo, por ejemplo, no menciona ningún programa, ningún conductor, las coreografías, el doblaje, las luces, los escenarios, el uso del público, etc.
    No hay crítica de TV en los medios nacionales, en la prensa plana, la que lee todo el mundo. Solo se crítica fuerte el paquete y las novelas brasileñas y la programación nacional, perfecta.
    A mi juicio necesitan recesar y refrescar muchos programas. Por muy bueno que sea un programa más de un año al aire es demasiado.
    Que aprendan de Amaury Perez con un programa de gran teleaudiencia que no lo continuó hasta el aburrimiento, la repetición y el mal gusto.
    Necesitan un cambio urgente: A otro con ese cuento; A puro corazón; Entre amigos; Pasaje a lo desconocido; Piso 6; Arte 7; De la Gran Escena, en fin…
    El público se cansa de los malos chistes, de los mismos músicos, del mismo estilo entre programas, etc. El público se aburre de los especialistas explicando cada película que va a ver, cada documental, cada video musical. Algunos anuncios dan ganas de llorar, a veces no se escucha una palabra, hay que adivinar lo que quieren decir y si el espectador se levantó un momento, se lo perdió y así el anuncio pierde su razón de ser.
    Los especialistas s consideran a la TV cubana como muy buena, enaltecedora los valores culturales y nacionales pero… ¡Que densa y aburrida es!!!!

  • LYM dijo:

    Ya que hablan de los musicales en la TV, quiero comentar acerca del programa “Fuera de Rosca” que cuando comenzó me agradó mucho la ambientación diferente con ese fondo blanco, la conductora con una apariencia acorde con la escenografía, pero me quedé estupefacta con el requetepésimo guión a base de repeticiones de lo mismo en todos los programas, eso de melómanos incorregibles y alabanzas exageradas e idénticas para cantantes que a veces realmente no lo merecen, es algo increible que todavía mantengan un programa así. Otro tema es que si hay buenos locutores porque tienen que usar actores que no lo son ni lo hacen bien?

  • Rcarlos dijo:

    Al final como dije en el comenario que hice en el apartado de Amaury, hoy tenemos una apocalipsis musical llamada reggaeton, hoy esos son los heroes y siempre estan convocados a cualquier programa musical de nuestra televisión, rectificamos , ya no censuramos al reggaeton como lo hicimos con el rock and roll hace 30 años atras, el cual no cantaba tantas sandeces o por lo menos si las decía eran dichas en ingles y la mayoria no las entendia, pero bueno , eso de la censura está mal, pero ¿qué son chavacanos los reggaetoneros?, pues si, ¿qué son mediocres( en su inmensa mayoria para no ser absoluto aunque quisiese serlo)? tambien, pero asi van las cosas y no solo aqui si no en el resto del mundo, ya hasta los grandes canales de televisión musical han perdido su razón de ser y el producto que convocan es el exitoso pero no siempre el que le aporta un verdadero valor cultural a la gente, ¿qué vamos a pedirle a muchos de aqui que solo dedican sus horas a copiar de otras matricez exitosas que tal ves vieron en ese mismo famoso paquete del cual tanto se habla y que en su mayoria trae cosas horribles aunque otras muy buenas( que no siempre son las que nos gusta fusilar en nuesta tv)?, sin embargo tambien criticamos y no sabemos a ciertas que debemos hacer y cómo, ninguno de los responsables brinda el algorismo necesario para realizar un programa musical variado y de calidad, ¿será que nadie tiene la verdad en sus manos?, es bueno su análisis pero aun asi falta por decir

  • Arzuaga dijo:

    Es curioso como Paquita habla y habla….y nadie hace caso… Existe un sitio en internet que se llama Pistacubana, que trata de ¨graficar¨ lo que sería el Hit Parade de Cuba (utilizando listas de radio y tv)… ¿Por qué no se acercan a su realizador y tratan de poner un sábado en la noche el HIT PARADE DE CUBA?, en el que la gente pueda acceder a un sitio y votar, pueda llamar por teléfono, etc, etc… ¿Por qué mi Cuba linda no tiene lo que todo el mundo, una lista de éxitos nacional? Si vemos el Lucasnómetro, no se parece en nada a la de Piso 6, ni a los otros. Me imagino un programa que una al difunto Colorama con Lo más pegao de Piso 6 (este último renovado un 100%). En fin, si se abren a las propuestas… Me encantaría ayudar a crear un programa de pegada, que deje al ¨paquete¨ vacío….Colorama lo logró…. En fin, si les interesa me pueden escribir a mi celular: 54459541.
    PD: En la UCI, donde estudio, tenemos un programa que se llama Clip Digital….y por favor, el paquete no es suficiente… La gente revisa la lista de éxitos para ver lo que será éxito, para tener criterio de búsqueda musical… Creo que podemos hacer grandes cosas….y con pocos recursos….
    Que todo sea por el bien de la TV… Se les quiere..

    • jk dijo:

      colorama no esta difunto, aun sale por la television digital, en el Clave exactamente y concuerdo con muchos de sus puntos de vista

  • carlos dijo:

    Que bueno que se traten este tema, ya en la web de la tv estuve hablando sobre esto, se a perdido mucho y queda mucho por volver a ganar, pero vamos al fondos del problemas.
    No podemos seguir trantando de copiar los programas extrangeros, tenemos que ser creativos y crear nuestro propios estilos, ejemplo de esto es el programa entre amigo, es el mismo, de la descarga solo que se pasó para otro dia y con casi otro ecenario pero lo mismo, con los mismo, Acanda tratando de hacer algo nuevo pero no llega.
    La tv hoy en dia está muy afectada por el dichoso presupuesto para realizar programas de primera linea, pero si lo comparamos con los viejos vemos que habia menos recursos y se inventaba, como los paneles de bombillos para que luiciera el ecenario, se ha perdido el principal objetivo y es presentarle al publico un show televisivo, y aun viendo los extrajeros no somo capaces de hacer lo nuestro, lo animadores rebuscado por amistad no son capaces de llenar la espectativa, y se pieder todo lo actrativo que pudiera tener el proyecto, pero a todo esto sumelen el que están detrás que sin saber de TV pueden determinar que se pone y que no, haciendo que el programa pierda todo lo planteado desde un inicio, por otra la realización de programas para decir que se hizo algo y al final no se hiizo nada, o algo de mal gusto y que no es capaz de cubrir las espectativas del televidente.
    La falta de ecenarios o las demasia hacen que el programa se vea como un cajón de bacalao, donde todo está muy apretado, o donde falta mucho, muy tipico de los cubanos, ¨adelante que así se va, lo que importa es cobrar¨sin hacer nada.
    Ahora tenemos mucha tecnología y mucha TV digital, y todavia no se hacen cosas relevantes, seguimos con los misma estructuras del ahorro, y los mismos guiones es como si se copiaran solo, pero seguimos con el mal gusto y el poco deseo de hacer más con menos.
    Para el fin de año se prevee una programación especial que de esto no tiene nada, pues no hay nada nuevo que la población que no pueda celebrar sus fiesta en su casa no tenga una programación que de verdad le haga olvidar todo lo malo que pasó en el año que se va, tenemos que poner los mismo programas que al final no dicen nada ni tienen algo nuevo que decir,.
    en fin seguimos con la idea de hacer poco para selir del paso, porque pensar idear, algo nuevo con un rpoyecto es muy dificil o lo que importa es cobrar y no crear.

  • carlos dijo:

    La otra parte es que hoy en dia cualquiera es musico y hace musica, ya las buenas musica, lo que realmente hacen pensar, reflexionar se pierde en la gran ventas de musica como el regueton del mal gusto, porque los hay de buen gusto que no faltan el respeto ni hace caer en la vulgaridad, la falta de nuestras orquetas de primera linea, pero lo mas triste, a lo largo de todo el pais, hay musicos y grupos de todas indoles que son buenisimo, y que pueden aportar mucho a nuestros programas musicales, pero es mas facil que se vean solos los de la habana y los que este mas al lacance sin tanto problemas y sin tantos gastos.
    tenemos un gran espectro de musicas en nuestros pais pero se explota muy poco, pero porque no le damos la resposabilidad de los telecentros que peudan hacer sus propios espacios y qeu sean transmitidos por la tv nacional o es que solo en la habana es donde estan los buenos directores, o es que lo de provincia no tienen el mismo derecho de hacer y de que se reconoszca su trabajo.
    estamos perdiendo por todas partes, por el faicilismoy el amiguismo, espero que de verdad se ecuchen estos criterios y que la dirección de la TV a nivel naconal despierte de ese sueño y del cuento en que estna imensamente metidos y salgan a buscar la programamción que tanto pide el publico y asi evitaremos que la tv muera en manos de los paquetes y del internet.

  • Irai dijo:

    Holas, tengo 52 y vi y disfrute los programas musicales q ponian en la tele, los de hoy no los oigo, ni mucho menos los veo, saben xq? y lo he escrito en comentarios y correos PORQUE DOBLAN, eso es una falta de respeto p el q este de publico y p el televidente, incluso el concurso de Cantandole al Sol, los peques tambien doblan, q cosa es eso? te invitan a un programa y si ese dia no tienen voz p cantar, mira, hablen, pero no canten, y q decir de un cantante q tiene 100 y canta como si tuviera 15, quien se cree eso? nadie, el q + adolece de ese tema, p mi es A Puro Corazon, sdos

  • albert dijo:

    No conozco casi nada de musica, pero me choca mucho el vestuario y gestos de los cantantes jovenes, todos con espejuelos, sombreros, arêtes y tatuajes. si el objetivo es propagar estas modas, entonces felicidades, lo estan logrando.
    Todos los grupos musicales solo tocan sus propias canciones, compuestas desde por el director hasta por el cargabates.

  • AdrianTQ dijo:

    sería bueno si al programa Lucas le añadieran una sección de crítica de videos, como cuando estaba rufo.

  • Amaury Pérez dijo:

    Gracias Paca. Este es un tema que necesariamente y con frecuencia debe ser tratado.
    Si alguna manifestación artística nos une es la música. Espero el programa conducido por mi amigo Paulo FG y producido por RTV Comercial con mucha ilusión. Me sentaré frente al televisor a ver si un milagro baja hasta aquí parafraseando una canción de Carlitos Varela.
    Imagino que A.P.V sea yo. Gratitud multiplicada.

  • DAGO dijo:

    Estimada paquita, en todo este embrollo falta la ” Letra A “, que es la industria ,la música es una industria que lleva una serie de mecanismos asociados como la radio, la TV, el cine , los espectáculos en vivo de variedades , conciertos , discos, posters, llaveritos, gorritas, moda y un gran etc, si no hay industria de la música ,si el pueblo no puede comprar los discos de sus artistas (quemados no se vale) ,no puede ir a sus presentaciones por los altos precios de la doble moneda , y se inventa un ” sistema de estrellas ” de bajo costo ,la radio y la TVdifunden a ” palos de ciego ” ó se rinden ante pillos habilidosos…entonces,,,Saque usted sus propias conclusiones .Antes había una idustria que fué dinamitada , luego vino un tiempo de búsqueda ,donde la población no teía puntos de referencias debido a un hermetismo trotal al mundo, felizmente ya eso cambió , ya la gente decubrió que existe un mundo ” allá afuera ” donde hay una industria muy fuerte para todos los gustos y grupos sociales…superficial, frívola…tal vez, pero tambien tiene valores y promueve muy buenas cosas ,por lo menos hay donde elegir . Industria , estimada periodista, esa sería una de las respuestas .

  • Massiel dijo:

    MIREN ANTE TODO VOY A SER FRANCA Y SINCERA PIENSO EN MI OPINION QUE LA GRAN MAYORIA DE LOS MUSICALES DE LA TV CUBANA SON SUPER MONOTONOS Y ABURRIDOS CASI SIEMPRE CANTAN PERSONAS DE LA 3ra EDAD KE LO KE LEVANTAN EN MI ES MAS EL SUEÑO KE OTRA COSA SERA PORQUE SOY ADOLESCENTE QUE NO ME GUSTAN PERO ES QUE A TODO EL QUE CONOSCO LE PASA IGUAL…DEBERIAN SER LOS PROGRAMAS MAS ACTIVOS Y SOBRE TODO HAY MUCHISISIMA FALTA DE CREATIVIDAD NO SE PERO DEBERIAN VARIAR NO CREN???

  • Adri dijo:

    quiero q colorama vuelva a cubavision!!!!!!!!!!!!

Se han publicado 17 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Paquita Armas Fonseca

Paquita Armas Fonseca

Periodista cubana especializada en temas culturales. Colabora sistemáticamente con el diario digital La Jiribilla.

Vea también