Imprimir
Inicio » Noticias, Sociedad  »

Primer Taller de Comunicación, Género y Equidad: Hay que hablar de violencia contra mujeres y niñas

| 11 |

Especialistas de los centros Oscar Arnulfo Romero, Cenesex y la FMC en el Primer Taller de "Comunicación, Género y Sociedad". Foto: Beatriz Albert/ Cubadebate.

Enfrentar la violencia de género contra las mujeres y las niñas no debe quedarse en campañas, consignas o tareas.

Reconocer cómo se evidencian los actos de violencia de género es en primera instancia, el punto neurálgico de cómo la sociedad y los medios de comunicación pueden logar, cohesionados, la identificación y el enfrentamiento de esta problemática que afecta en el país a un grupo del injustamente llamado “sexo débil”. Precisamente, de esto trata de valerse los presupuestos que investigadores de centros como el “Oscar Arnulfo Romero”, el Cenesex y la Federación de Mujeres Cubanas comparten en el Primer Taller de Comunicación, Género y Equidad que sesionará hasta el próximo 29 de abril en Ciego de Ávila; un encuentro también dedicado a la memoria de quien fuese directora de la editorial de la Mujer y gran conocedora en los temas de Género, la Dra. Isabel Moya.

Por otra parte, el papel de los medios de comunicación en el enfrentamiento a la violencia de género debe ser uno de los principales soportes testimoniales y de sensibilización, aunque se reconoce que todavía en las agendas mediáticas queda mucho por hacer en cuanto a posicionar la temática como prioridad.

¿Qué podemos identificar como agresión desde una perspectiva de Género?

La violencia por motivos de Género puede expresarse a través de disímiles modalidades y por ende, de clasificaciones, estos son solo algunos conceptos:

  • Violencia Física: Acto en el que se utiliza cualquier parte del cuerpo, objeto, arma, sustancia para causar daño a la integridad física de la mujer. Empujones, golpes, ataduras, quemaduras, heridas que pueden provocar desde discapacidades hasta la muerte.
  • Violencia Sexual: Imposición mediante la fuerza, chantajes e intimidación de relaciones sexuales no consentidas. Se produce violación incluso en una pareja o matrimonio, acoso, etc.
  • Violencia Psicológica: Expresiones de insultos, humillaciones, celos, chantaje emocional, prohibiciones y demás mecanismos de control.
  • Violencia Económica: Aquí entra también el control, sobre todo cuando existe una vigilancia sobre el uso y distribución del dinero, unidos a la privación o amenaza de privación de recursos económicos para el “bienestar” de la mujer, sus hijas e hijos.
  • Violencia Simbólica: El tratamiento sexista de las imágenes y representaciones sociales de “lo femenino”, la invisibilización de las voces y problemáticas de las mujeres en los medios de comunicación y las industrias del ocio y del entretenimiento.
  • Violencia Institucional: Cuando se duda de la víctima en el momento que acude por ayuda a las instituciones encargadas. Estas le proponen resolver el problema en privado y no cuida la privacidad de la víctima.
  • Feminicidio: Asesinato selectivo de mujeres por razones de género.

Primer Taller "Comunicación, Género y Equidad". Foto: Beatriz Albert/ Cubadebate.

Una vez situados en cómo se puede manifestar la violencia contra mujeres y niñas, se impone otra interrogante aún más compleja: ¿Qué se entiende por violencia de género?

Para Mareleen Díaz Tenorio, sicóloga del centro “Oscar Arnulfo Romero”, el primer paso para identificar los motivos de Género en actos de violencia, es comprender precisamente el concepto Género, siendo esta una construcción sociocultural, legitimada por el patriarcado en el que solo existen y se reconocen en un primer nivel los masculino y en un plano supeditado, lo femenino. A partir de ello se establece una relación de desigualdad y subordinación que encuentra sustento en el imaginario colectivo.

Entonces, mientras existan manifestaciones violentas con la intención de mantener ese desequilibrio, y se violen por ende derechos humanos, usted estará evidenciando violencia por motivos de género contra las niñas y las mujeres.

En otros trabajos, continuaremos abordando sobre estos temas tan necesarios para lograr la sociedad equitativa que tanto demanda los tiempos actuales.

Taller de Comunicación, Género y Equidad. Foto: Dairon Caballero/ RHC.

Se han publicado 11 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Elio Antonio dijo:

    Hola:-)

    No comparto un enfoque parcializado contra la violencia.

    Para mi, deben hacerse esfuerzos que aborden la violencia en sentido general, venga y se dirija de donde venga y hacia donde se dirija.

    De todas formas, les deseo éxito a los que, desde una posición "feminista", tratan de combatir ese flajelo que afecta a la humanidad.

    Saludos;-)

  • Rosa María. dijo:

    Creo que es MUY necesario, pero no el debate institucional, sino la cercana comunicación de todas las expresiones de violencia desde la infancia. Nuestros hijos y nietos, crecen sin reconocerlo. Empoderados de una libertad, donde ese no es el centro de la lucha cotidiana, sufren abusos de todo tipo. Y ni siquiera lo identificamos, y menos lo denunciamos.

    • Iris dijo:

      Usted tiene toda la razón, en mi caso lo identificamos, lo denunciamos y prosperó en la sala de lo penal porque tipificó dos delitos del código penal, después que se emitió sentencia: trabajo correccional sin internamiento por dos años, es como si ya todo hubiese pasado y no es así, mis dos niñas y yo aún lejos de él seguimos sufriendo violencia psicológica y económica, y nada pasa, mi niña menor de edad (porque la otra ya es mayor de edad) aún cuando se ha negado a pasar ni una noche en la casa del padre, el tribunal dio sin lugar la demanda que presentamos para la modificación del régimen de visita, y de nada valieron sus argumento y los míos de la violencia ejercida por el padre contra nosotras, aún así, la "obligan" justo como él quiere, a ir un fin de semana si y uno no a su casa, por supuesto si ella no quiere ir yo me opongo a que valla, pero me estoy exponiendo a ser detenida por desacato tal y como me dijo la jueza.... al final están siendo cómplices de él en la violencia ejercida, porque él tiene derechos como padre y yo me pregunto y los derechos de la niña donde quedan? de que sirven tantas pancartas y, encuentros, slogans, talleres, spots televisivos si en la concreta no se concreta nada...

  • Con criterio propio dijo:

    El problema estimado Elio Antonio, es que la sociedad está signada en masculino, la mirada de la sociedad es desde el androcentrismo, el hombre como paradigma y por tanto cuando de violencia de género se trata, su víctima preferida es la mujer, lo cual no quiere decir y en eso lleva razón que el hombre también es víctima de la violencia de género, pero en menor medida. Si hablásemos de violencia en general, trataríamos como la OIT lo está tratando "violencia en el mundo del trabajo de trabajadores y trabajadoras". Pero hasta en el lenguaje notamos y ya como si fuese también un paradigma, que el masculino es quien manda en él. Muchas personas se oponen a decir los hombres y mujeres y los niños y las niñas, como si solamente existiese el hombre para reseñar un texto. Recuerde que en esa violencia hemos tenido que asistir en textos legales en nuestro país a "la atención al hombre", como si no hubiese sido mejor decir "atención a trabajadores y trabajadoras", por qué únicamente indicar la atención al hombre? De esto se trata, de no invisibilizar más a las mujeres y las niñas, de darnos el espacio que nos corresponde en todos los ambientes y en todos los espacios.

  • claudia dijo:

    El problema a resolver es HABLAR Y REUNIRNOS MENOS Y HACER MAS.
    Comparto el criterio de que no se debe enmarcar al violencia solo a géneros, la violencia es mucho más y desafortunadamente se disemina en nuestra población a pasos agigantados y sin control efectivo, solo hay que caminar por las calles para percivirla.
    Viendo las imágenes-fotos que encabezan este artículo se pudiera decir que los participantes han ejercido violencia contra las normas en el vestir, pasemos la vista y observemos cuantos hombres están en chort, cierto que nuestro país es caluroso pero esta imagen violenta el buen gusto y el respeto porque, al menos a mi, no me inspira respeto quien preside un evento, forun, reunión, taller etc usando una vestimenta inadecuada.

  • Wagner de Souza dijo:

    En Cuba no existe violencia contra la mujer.Yo no conozco de ningún caso y tengo 45 años.

    • Sergio dijo:

      Wagner,,,, en que parte usted vive?

      Por favor, el hecho de que usted no haya sido testigo, no quiere decir qu no exista, pero lo peor es que es un fenomeno que va creciendo, de ahí la preocupación sobre este tema.

      Si puede busque los documentales de Lizzette Vila,,, Estoy Viva, lo voy a Contar y La Justicia deseada. Allí verá muchos casos que ilustran la problemática, y que incluye a mujeres de todos los estratos sociales.

      Saludos,

  • isabella dijo:

    ¿Es en realidad el Primer Taller de Comunacacion Genero , identidad?¿Que lo convoca? ¿A quienes se le convoca y para qué? ¿Que se muestra en ese taller?

  • amada dijo:

    para Wagner de Souza, busque este articulo y después ..................saque sus propias conclusiones

    Periódico 5 de septiembre / del día 20 de octubre de 2017

  • CubanaSoy dijo:

    Hola realmente se hacen muchas cosas y creo que poco a poco hay que lograr mucho mas, como por ejemplo en nuestras leyes no se habla de la licencia menstrual, algo que existe desde 1941 y esta aprovada en muchos paises. Realmente se debiera dar importancia ya que para muchas feminas es muy duro trabajar con las molestias (que es un proceso natural) y mas si a esto le sumas el estar horas en una parada de guagua para ir al trabajo, los servicios sanitarios de nuestros centros laborales, sin recursos para aseos en estos casos, y realmente no se rinde lo que podemos rendir en nuestras jornadas. Les pido se valore bien el asunto porque realmente, por nosotras, vale la pena.

  • Maida dijo:

    Espero que algún día se pueda terminar con este flagelo, experiencias que nos marcan para toda la vida. si todas las mujeres tuviéramos el valor de denunciarlo a tiempo, Considero la violencia de género como un flagelo que cada día afecta más a la mujer en nuestra sociedad, como afectación psicológico, psíquico, moral, y de valores, teniendo en cuenta que en nuestra Constitución en el capítulo de derechos y deberes los considero muy buenos, pero es necesario más proyectos educativos a nuestras nuevas generaciones para educarlos en hábitos correctos de la conducta y la personalidad factores determinantes en este.

Se han publicado 11 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Beatriz Albert Pino

Beatriz Albert Pino

Periodista, graduada en 2015 en la Facultad de Comunicación de la Universidad de La Habana.
En Twitter: @BettyAlbert18

Vea también