Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

En rechazo a Trump, Virginia y Nueva Jersey dan la victoria a los demócratas

| 9
Ralph Northam, ganador en la contienda para gobernador en Virginia, donde también triunfó Danica Roem, primera legisladora transgénero en dicha entidad (y en Estados Unidos), y Phil Murphy, quien se llevó la victoria para gobernar Nueva Jersey. Todos son del Partido Demócrata. Foto: AFP.

Ralph Northam, ganador en la contienda para gobernador en Virginia, donde también triunfó Danica Roem, primera legisladora transgénero en dicha entidad (y en Estados Unidos), y Phil Murphy, quien se llevó la victoria para gobernar Nueva Jersey. Foto: AFP.

Triunfos decisivos de demócratas en las contiendas para gobernador de Virginia y Nueva Jersey, junto con otros más en comicios de menor perfil, marcaron la primera ola de repudio electoral contra Donald Trump y los republicanos desde su elección hace justo un año.

Pero aunque algunos analistas declararon que el repudio hacia el presidente está generando pánico en su partido a un año de las elecciones legislativas, otros advierten que los demócratas están lejos de poder cantar victoria, con otros indicadores que sugieren que Trump, a pesar de su alto índice de reprobación, ganaría de nuevo la elección si fuera realizada hoy día.

Virginia estaba en el centro de la atención nacional para ambos partidos, en una contienda entre el republicano Ed Gillespie, apoyado y promovido abiertamente por Trump y quien empleó alguna de la misma retórica antimigrante, racista y de temor que el presidente, y el demócrata Ralph Northam. Poco antes de la elección la contienda parecía muy cerrada con algunos republicanos –entre ellos el estratega ultranacionalista Steve Bannon– saboreando la victoria.

Pero con una movilización generada principalmente por la oposición a Trump, ya que la batalla fue en parte definida como una suerte de referendo sobre el presidente, junto con la participación extraordinaria de inmigrantes, sindicalistas y agrupaciones de derechos civiles, los demócratas triunfaron, y por mucho (nueve puntos). Con ello, proclamaron que esta pugna dejaba claro que está surgiendo una oposición movilizada contra los ocupantes de la Casa Blanca y sus aliados. Un 34 por ciento de los votantes en ese estado dijeron que su motivación era expresar oposición a Trump, según el Washington Post.

No fue sorprendente que inmediatamente después de conocerse la derrota de Gillespie, Trump le volteó la espalda, y en un tuit redactado desde Corea, afirmó: él no me abrazó a mí ni a lo que defiendo. A su vez, Gillespie no mencionó al presidente en su discurso al reconocer la derrota.

En tanto, Northam, luego de su triunfo, dirigió sus comentarios directamente a Trump y sus aliados, y señaló: Virginia nos ha dicho que tenemos que poner fin a estas divisiones, que no condonaremos el odio y la intolerancia que han destrozado a este país.

Agrupaciones de inmigrantes y sus defensores también festejaron la derrota de una campaña republicana que intentó generar mayor hostilidad contra ellos, y que hasta llegó a vincular al candidato demócrata con la banda de los Mara Salvatrucha.

Gustavo Torres, presidente de la organización inmigrante CASA, declaró: transformamos el odio en poder político en la entidad, y festejó: estamos eligiendo a gente que se ve como el nuevo rostro de Virginia.

El otro triunfo demócrata, aunque éste era menos sorprendente, fue en la contienda para la gubernatura de Nueva Jersey. El gobernador republicano saliente, Chris Christie, se sumó a la campaña de Trump en busca de un puesto en el gabinete que nunca obtuvo (se supone que eso fue en parte porque el yerno del presidente Jared Kushner lo frenó, ya que cuando Christie era fiscal fue el encargado del caso en el que su padre acabó en la cárcel). Ahí también hubo un intento de los republicanos de infectar la contienda con mensajes antimigrantes. No funcionó y triunfó el demócrata Philip Murphy, ex ejecutivo de Goldman Sachs, por un amplísimo margen.

Frank Sharry, director ejecutivo de America’s Voice, afirmó que una coalición de blancos y negros tanto en Virginia como Nueva Jersey, entre otros lugares, emitieron el mensaje de que somos más fuertes cuando nuestra comunidad diversa se une contra el racismo y la xenofobia. Los votantes rechazaron el odio, el golpeteo contra migrantes y el racismo en el país, en una derrota para el nativismo de Trump.

Varios medios y analistas concluyeron que estas derrotas republicanas son muy significativas para el futuro inmediato. Probablemente llevarán esa preocupación burbujeante entre republicanos sobre sus perspectivas en las elecciones intermedias de 2018 y la transformarán en un caldero espumeante de pánico, consideró Chris Cilizza, editor y analista de CNN.

Y es que no fueron sólo las gubernaturas en la serie de elecciones estales y locales en diferentes puntos del país que se realizaron el martes y donde los republicanos sufrieron reveses, algunos incluso históricos. En los suburbios de Virginia y otros estados hubo lo que algunos denominaron una insurgencia contra Trump y los republicanos que provocó alarma en el partido en el poder.

Más aún, la diversidad ganó también, con la victoria de las primeras dos latinas en la cámara de delegados del estado, como también quien será la primera legisladora estatal transgénero en el país, Danica Roem (derrotó al legislador más conservador de Virginia), así como la primera legisladora vietnamita-estadunidense y un ex veterano de los marines y miembro de los Socialistas Democráticos de América que derrotó a un líder republicano de la cámara estatal, entre otros.

Los demócratas también ganaron puestos locales en condados de Nueva York y alcaldías en Saint Petersburg, en Florida, y en Manchester, Nuevo Hampshire, así como curules locales en un condado en Pennsylvania que había estado en manos republicanas desde los años 70. En el estado de Washington, los demócratas ganaron la mayoría del senado estatal, con ello establecieron pleno control demócrata de todos los gobiernos estatales de la costa oeste, y dos curules en la cámara baja estatal en Georgia, donde antes ni habían contendido contra la maquinaria republicana. Y un refugiado de Liberia ahora será el próximo alcalde de Helena, Montana.

En esta ciudad, como se esperaba, ganó su relección el demócrata liberal, Bill de Blasio.

Algunos republicanos señalaron que las dimensiones de la derrota, son para que suenen las campanas de alarma. Algunos líderes demócratas ya hablan abiertamente sobre cómo lograrán reconquistar el Senado federal en 2018, después de estos resultados.

Pero, a la vez, tanto las divisiones como la falta de entusiasmo entre bases clave de los demócratas aún no se han superado. Una encuesta del Washington Post divulgada el lunes indica que a pesar de la alta tasa de reprobación del presidente (59 por ciento) a un año de su elección y todos los escándalos, es posible que él ganaría las elecciones contra Hillary Clinton otra vez hoy día. Otras encuestas muestran que la creciente oposición a Trump no se está traduciendo necesariamente en apoyo para los demócratas.

Aún falta un año –una eternidad en tiempos políticos– para la próxima contienda nacional.

(Tomado de La Jornada)

Se han publicado 9 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Oscar Ramos Isla dijo:

    Con Donald Trump se perdio la democracia en EE:UU.

    • Michel dijo:

      En estados unidos no hay democracia ni igualdad desde que fue fundada la nacion, ahora se ve con mas claridad

  • Oscar Ramos Isla dijo:

    ¿Porque el capitalismo produce tantos fascistas como Donald Trump?

    • Jorge luis dijo:

      Si no sabes la respuesta tendrás que estudiar a Marx o Engel.
      Si lo sabes das mucho que pensar.
      El capitalismo en EEUU es tan viejo como su sociedad. Y el facismo es la etapa superior del capitalismo y el de EEUU es peor que el romano que se preocupó por darle pan y circo a su pueblo y hacer baños públicos obras y monumentos al menos los romanos se sentían que eren libres y bien tratados.En cambio los estadounidenses tienen el salario congelado desde 1974 40 millones acuden a bancos de alimentos como Fiding América otra cifra similar no tienen seguro médico y hay recortes a los programas sociales.
      La mejor respuesta la dio Bolivar cuando dijo. NOS HAN DOMINADO MÁS POR LA IGNORANCIA QUE POR LA FUERZA. Por eso es que sigue el sistema por la ignorancia la manipulación y el control de los medios que sirven a sus intereses.Solamente un ignorante cree en el racismo en pleno siglo veintiuno.
      Para terminar hay algo que ha prolongado más al capitalismo y es que durante el siglo xx el desarrollo industrial y científico técnico trajo un aumento exponencial de la producción y permitió que en muchos países capitalistas se creará la clase media y con ello el sueño americano; pero a costa del saqueo atroz de los recursos naturales y de los países del tercer mundo y hemos llegado al punto crítico donde el planeta está en grave peligro si no es que desaparecemos en una guerra mundial.

  • Jose R Oro dijo:

    Excelente artículo, está cambiando mucho la correlación de fuerzas políticas en los EE.UU. con respecto a que si Trump volvería a ganar contra Hillary, es una opinión muy extendida y posiblemente cierta. Pero a mí me gustaría decirlo como que “Hillary volvería a perder” contra Trump y probablemente otro candidato. Frente a un candidato solido del partido demócrata, Trump probablemente perdería hoy, pero como dice el autor, de aquí a las elecciones intermedias del 2018 y las presidenciales del 2020, hay un largo tiempo político.
    Creo que es muy necesario fortalecer la unidad de la fuerzas anti-Trump en los EE.UU.: Black Lives Matter + Occupy Wall Street + Feministas + Centro-Izquierdistas (como Bernie Sanders) + Engage Cuba, juntos son muchísimo mas fuertes.
    Con respecto a Cuba, el candidato promovido por Chris Christie el gobernador saliente de New Jersey y mayor colaborador en la campaña de Trump, sufrió una catástrofe. Con la derrota de Christie, la humillante situación del senador anti-cubano Bob Menéndez y la re-elección del alcalde demócrata de New York Bill de Blasio, la región del nordeste de los EE.UU se inclina mucho mas a favor del fin del Bloqueo contra Cuba.
    El endurecimiento del cruel Bloqueo contra Cuba, se va a incorporar a un conjunto de otras medidas que ha tomado Trump, y va a formar parte del paquete de oposición contra su política, que pienso que muchos candidatos (incluso algunos republicanos) van a llevar en sus campañas para el 2018 y el 2020.

  • johnwayne dijo:

    …eso,estimado Michel,depende de tus concepciones y opiniones sobre lo que es una Democracia,y lo que es y significa la igualdad…¿igualdad de que y para que?…

  • johnwayne dijo:

    …estimado Oscar Ramos Isla,en mi opinion,creo que debes entender(no apoyo de ninguna manera a Trump,de ninguna manera) en profundidad que es el Fascismo…ultimamente esta ocurriendo algo que se esta haciendo muy comun en las redes sociales y medios de comunicacion mundiales y es el de tachar de fascistas o comunistas a cualquier persona que no se limite a expresar su opinion sin ningun tipo de vinculo superficial,es decir,con superficialidad…dijo una vez el eminente historiador y sociologo austriaco(posteriormente nacionalizado britanico) Friedrich Hayek;”es curioso que los hombres acepten la validez de los argumentos de una discusion pero objeten que se lleve estos a un extremo,sin ver que,si las razones no son validas en un caso extremo,no lo son en ningun caso”…

    • Kaisser dijo:

      Excelente frase, no obstante, no creo que la “democracia” norteamericana sea la que necesita el mundo, precisamente por su hipocresía: si en EEUU se abolió la esclavitud a finales de la guerra civil, por qué aún hay tantos extremistas blancos y KKK y racismo, por qué si comienza: “We the people” (Nosotros el pueblo) es precisamente el pueblo el que necesita mendigar una salud y una educación digna y al alcance de todos, para no hablar de la situación de los pueblos sobre los que EEUU han puesto sus pezuñas… No obstante sí hay ¨igualdad¨… si se tiene el dinero suficiente para comprarla… Y las balas made in USA matan a todos por igual, ya sea a un niño afgano camino a su escuela o a un joven millonario en medio de un concierto… Pero nada de eso importa: ¡Qué viva la democracia norteamericana! Mientras el resto del mundo muere a causa de ella…

      • Jorge luis dijo:

        Muy buena su opinión. Es reconfortante que existan personas que comprenden este tema.
        Yo he trabajado en las Elecciones de EEUU
        Los distritos electorales se los diseñan de acuerdo al interés del candidato ya sea demócrata o republicano buscando que en su distrito estén los ciudadanos que simpatizan con su partido.Cuando miras el mapa el distrito parece una culebra porque no tiene una forma más o menos geométrica no lo delimita ni la distancia ni los accidentes geográficos.
        Para poder inscribirse en un colegio electoral tienes que pagar como mínimo 3 mil dollares y disponer de muchos días sin trabajar para hacer campaña u peor aún tener como mínimo entre 1 a 3 millones para propaganda. Digame que ciudadano humilde puede ser político y tener acceso al poder.
        Como excepción hay gente sin dinero Pero con gana que los interéses le pagan la carrera pero no es gratis es para que trabajen para ellos para que les ayuden a robar. Entonces de que democracia representativa se habla cuando el político termina representando a los intereses de de los los poderosos y el capital. En Washington hay 2 mil cavilderos y el pueblo no tiene a nadie.
        Democracia? El país que asesina a sus presidentes que invade a otras naciones para robar y controlar sus riquezas que todas las conquistas y derechos civiles la ha logrado el pueblo movilizado en las calles bajo los perros policías las balaas, cañones de agua y caballeria dando palos. Degradando a los negros e hispanos, convirtiendo a la mujer en una mercancía y en un ser inferior. No permitiendo los sindicatos y uniones asesinando a líderes sociales como Luther King,. Con un sistema judicial politizado donde encarcelan a los ciudadanos por gusto para que las cárceles ganen dinero, o no pierdan la financiación. Donde los pobres tienen más posibilidad de ir a la cárcel o que se le violen sus derechos por no poder tener una buen abogado.
        Esto es una parte de la realidad.

Se han publicado 9 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

David Brooks

David Brooks

Periodista mexicano, corresponsal del diario La Jornada en los Estados Unidos.

Vea también