Imprimir
Inicio » Noticias, Cultura  »

Tres dramas del anime que demandan una mirada adulta

Por: Ariel Barredo Coya
Publicado en: Canal USB
| 35 |

Canal USB-17Algunos estudios japoneses siguen haciendo todo lo que pueden para desterrar la idea —ya mítica— de que los dibujos animados son solo un espacio de recreo para chiquillos de primaria y preadolescentes en el umbral de la pubertad. Y ese esfuerzo, cuando menos, debería valorarse.

Basta mirar el calendario de animes reciente para comprobar que cada semana, junto a los infaltables episodios de Naruto, One Piece y los típicos shōnen del momento, asoman también algunas series que demandan una mirada adulta y —lo que resulta más raro aún— lo hacen sin apelar a baños de sangre u otro contenido explícito.

Pues sí. La verdad es que ahora mismo pienso, concretamente, en tres dramas: uno que se despidió hace no mucho, uno que seguirá acompañándonos un rato y otro que ha regresado en forma de segunda temporada.

Pero mejor echémosles un vistazo.

Fune wo Amu

Fune Wo Amu.

Fune Wo Amu.

Género          Drama, Slice of Life
Estudio         Zexcs
Director        Toshimasa Kuroyanagi
Temporada   1 (11 episodios)
Emisión         14 de octubre – 23 de diciembre, 2016

Es curioso. No escuché a casi nadie por aquí, ni de mi entorno en la vida real, hablar mucho de este anime. Pasó más desapercibido de lo que se merece. Tal vez el tema que toca, la creación de un diccionario, fuese a priori algo complicado de digerir, por lo que no me extraña en absoluto que a algunos les haya parecido una serie “aburrida” o “demasiado lenta”.

Sin embargo, cuando comencé a verla, fue como si de repente un tenue rayo de sol se colara en la habitación. Todos sus personajes me resultaron cálidos y luminosos. En especial Majime, ese ratón de biblioteca al que quizá me una la empatía que produce trabajar hilvanando palabras.

Las palabras son importantes. Las palabras están vivas. Cambian con los tiempos y hay algunas que incluso desaparecen, a la par que surgen otras nuevas. Por eso un diccionario es un barco necesario para navegar en el vasto mar que ellas componen.

Tal es la idea que subraya Fune wo Amu desde el principio, aunque quizá en el fondo su argumento apunte a una tesis más honda: las dificultades que sufrimos todos, a veces, para expresar lo que sentimos o queremos, pese a las ventajas inobjetables que nos brinda el lenguaje.

No es que el anime sea perfecto, pues la travesía de su historia no estuvo exenta de escollos. Tal vez le faltó una dosis extra de romance, tal vez un poquito más de tensión. Pero igual hubo en él muchos momentos de tranquilidad que disfruté realmente, como la escena en que Majime conoce a Kaguya a la luz de la luna, o cuando el editor Araki lo “entrevista” pidiéndole que defina la palabra “derecha” (algo mucho más difícil de lo que parece si se piensa con detenimiento).

Por eso, si tuviera que emplear una imagen para describirles la serie les diría que, lejos de la montaña rusa que suelen ser los animes de acción, Fune wo Amu es más como la estrella de un parque de diversiones, que gira acompasadamente para dejarnos ver el paisaje desde una perspectiva que no habíamos contemplado antes.

3-gatsu no Lion

3 gatsu no lion.

3-gatsu no lion.

Género           Deportes, Drama, Comedia, Psicológico
Estudio          Shaft
Directores     Kenjirō Okada y Akiyuki Shinbo
Temporada  1 (22 episodios)
Emisión        8 de octubre, 2016 – (en emisión)

Hace algunos meses, olvidé incluir este anime cuando mencioné los spokons estrenados en el 2016. Y no me arrepiento, porque Sangatsu… (digámoslo así) no parece una serie de deportes o, por lo menos, no comporta una a la usanza.

Basada en el manga de Chika Umino, que este año cumple una década en las páginas de la revista Young Animal, su trama nos sumerge en la vida de Kiriyama Rei, un jugador profesional de shōgi (ajedrez japonés) que a sus 17 años compite en torneos y se esfuerza por ascender en su carrera. Pero decir solo eso sería quedarnos con la envoltura de su sinopsis, cuando la trama gira en torno a la complejidad de las relaciones humanas, el vacío de la soledad y el ajedrez que, en definitiva, es la vida.

Quizá ya hayan leído el manga, quizá no. Si es no, tienen que buscarlo. Ha cosechado premios hasta el hartazgo, y se los merece. Aunque lo mejor de todo es que el anime está a la altura y con él otra vez el estudio Shaft vuelve a demostrarnos que es capaz de hacer grandes cosas. (¿Alguien vio ya las nuevas películas de la saga Monogatari?)

Si no fíjense bien cómo hasta las partidas de shōgi, lejos de ser un espectáculo soporífero o incurrir en excesivos tecnicismos, son reflejadas desde una estética minimalista en la que todo adquiere una dimensión metafórica.

El resultado, desde luego, es un trabajo excepcional, de una calidad serena y conmovedora. Así que para no aburrirlos mucho más con tanto elogio, les diré que Sangatsu… es la serie con la que llené el vacío dejado por Haikyu!!, tras el último punto anotado por Hinata en el tie-break ante el instituto Shiratorizawa. Y ahora temo el día en que también me abandone.

Shōwa Genroku Rakugo Shinjū

shouwa-genroku-rakugo-shinjuu-01

Shōwa Genroku Rakugo Shinjū.

Género         Drama, Histórico
Estudio        Studio Deen
Director       Mamoru Hatakeyama
Temporadas 2 (13 episodios cada una)
Emisión        8 de enero – 1 de abril, 2016

7 de enero, 2017 – (en emisión)

En todo caso, tenemos la doble fortuna de contar al mismo tiempo con este otro anime, que también presenta una historia muy bien contada, a la vez que nos adentra en los entresijos del rakugo.

(A quienes no conozcan el término, les apunto que se trata de una expresión teatral japonesa similar al stand-up americano, pero dos siglos más antigua).

Inspirada en el manga de Haruko Kumota (la misma que diseñó los personajes de Fune wo Amu), parecía una clase de serie y, poco a poco, se fue trasformando en otra… pero sin cambiar. Su mutación no fue un recurso desesperado, como ocurre a veces, para tratar de enganchar al público; sino una idea redonda, bien cocinada de principio a fin.

El gran ingrediente de su receta, por supuesto, no es otro que la intertextualidad de su universo diegético, lo cual suena terriblemente culto, pero significa que el anime posee múltiples lecturas.

Por un lado, nos revela a dos protagonistas que, con sus estigmas del pasado a cuestas, encuentran un hogar en el mundo de un arte moribundo. Por el otro, encara un debate serio sobre la naturaleza del arte y la necesidad que tienen todas las cosas de adaptarse a los tiempos para no afrontar la decadencia.  En tanto, al mismo tiempo ofrece un retrato de la sociedad japonesa a mediados del siglo XX, desde la posguerra hasta la era moderna. Y todo eso, mientras nos volvemos parte de la audiencia que asiste en la pantalla a los monólogos de los rakugokas. ¿Existe acaso mejor ambigüedad que esa?

Los que vieron los 13 episodios de su primera temporada ya saben, como yo, que la segunda continúa pariendo, por detrás de todas sus historias, un relato clásico genial, tan intenso y profundo como el drama de Edipo. Excelente anime, sí señor. Lo voy a agradecer toda la vida, porque necesitamos más series así. Más series que se fijen en sus personajes y procuren contar algo. Más series con tramas profundas y menos clichés. Más adaptaciones de mangas joseis. Más historias como Rakugo.

Para los que no hayan visto este anime la recomendación es sencilla: véanlo ya mismo y no se pierdan el más mínimo detalle. Con sus relatos del folclor japonés entre capítulo y capítulo, es una extraña delicia.

Bonus Track: Kuzu no Honkai

Kuzu no Honkai.

Kuzu no Honkai.

Género    Drama, Escolar, Romance, Psicológico
Estudio   Lerche
Director  Masaomi Ando
Temporada 1 (12 episodios)
Emisión   12 de enero, 2017 – (en emisión)

En realidad, no planeaba sumar esta serie a las tres de arriba, pero algo tiene que me hace seguirla, semana tras semana, por lo cual que me extenderé aún unas líneas para hablarles de ella, si me lo permiten.

En el trabajo anterior, tras el primer episodio, dije algo así como que su trama bordeaba la delgada línea entre un dramita juvenil y un culebrón tremebundo, con la pericia de un experto equilibrista. ¿Recuerdan?

Pues bien, imaginen que en el siguiente capítulo el equilibrista se arrojó al vacío con vocación suicida. Solo que una fracción de segundo antes de romperse la crisma contra el piso apareció una malla salvadora, con ese beso final entre la protagonista y otro personaje que no voy revelar. Mientras, el cuarto y el quinto episodios delataron a una villana más fría y despiadada que las madrastras de Blancanieves y Cenicienta juntas, bajo la piel de una hermosa profesora de instituto.

¿Basta eso para crear un drama recomendable? No sabría decirlo. Pero sí que Kuzu no Honkai se desmarca con ello de los animes de romance en los que abunda el color rosa. Su historia no busca ser tierna o edificante, sino mostrar un cuadro perturbador de la sexualidad en la adolescencia, en el que el amor y el desamor se abrazan a través de claroscuros. Un cuadro en el que las líneas se tornan sinuosas y la geometría variable, y acaban formando —mejor que triángulos— un rombo, o un trapecio, o un poliedro plagado de aristas lacerantes y filosas.

Al erigirse en un espectáculo que se deleita en sus emociones negativas, ese cuadro puede ofrecer a veces una visión incómoda, pero no por ello deja de ser, como las mejores obras del cubismo, igual de absorbente.

Llegados a este punto, algunos de ustedes pensarán que soy raro de narices, que padezco algún trastorno hormonal o que disfruto viendo las películas del siglo de oro del cine mexicano (con Libertad Lamarque y Arturo de Córdova), porque prometí hablar hoy de tres dramas y terminé zumbándoles cuatro. Pero no. La verdad es que solo quería probar que en el mundo del anime hay series  para todos los gustos y también, claro está, para todas las edades. Y que no solo van de personajes con superpoderes, robots que vuelan o muchachitas que cantan. Por eso mismo, en el próximo trabajo estaremos hablando de una de las mejores comedias de todos los tiempos.

Se han publicado 35 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • der Kaiser dijo:

    Oh, veo que el autor se inclina por el Yaoi.
    Kuzu no Honkai, en cambio, me encanta. Rosa… tal vez, pero no es Shojo, es un Seien en toda regla, y con más profundidad que cualquier telenovela brasileña.

    • Ariel B. Coya dijo:

      Oi, oi, no me vayan adjudicando gustos por ahí. De Kuzu no Honkai, lo que destaco precisamente es que no es el típico anime shojo como algunos podrían pensar de antemano. Por eso lo recomiendo.

      • axel dijo:

        jejeje en cuanto leyo “yaoi” salto jejejeje

  • sachiel dijo:

    Pero usted sabe que lo más fácil es lo ligero, lo trivial, aún con miles de subtramas interminables dentro, para ese público infantil-pre y adolescente-casi adulto. Los adultos verán anime, pero disfrutan a su manero, en dos vertientes, los más viejos, hasta la generación que vió Voltus V, y los más recientes, que se han formado con Pokemon y Yugioh, por decir algo. No manejan como nuestros jovenes de ahora que cosa es Ecchi, Yaoi, Hentai, Shojo, etc, ni disfrutan mucho la palabrita “bakiarú”, ni los kun o sama. Entonces, uno de estos adultos verá esas tramas que nos propone en este articulo con algo de interes, y los jovencitos diran: “demasiada muela”.

    Por cierto,¿por que no escribe algo sobre la curiosa forma de visualizar animes y series, peliculas, OVAs, etc, a salto de tecla de avance?

    Saludos,

    Sachiel Hanzo.

    • Ariel B. Coya dijo:

      Claro, es que en los animes y mangas (al igual que en muchos otros productos culturales) los gustos están condicionados por un matiz generacional. Al ser dibujos animados es lógico que muchas series sean concebidas para un público infanto-juvenil (shonen, shoujo). Pero justamente algo interesante de los creadores japoneses es que también contemplan otras demografías y producen series de muy variado corte temático para una audiencia en teoría más madura.
      Con todo y ello, no dudo que algunos adultos entren aquí e igual digan eso de “demasiada muela”. Pero bueno, la idea detrás de estos trabajos no es imponer gustos ni decirle a cada quién qué ver; sino sugerir, recomendar y que con algo suerte alguien al que no le haya pillado todavía la fiebre por estas series escoja probar una y se enganche.
      Por lo demás, anoto tu sugerencia para próximas entregas.
      Un saludo fraterno

  • NoName dijo:

    no habia escuchado hablar de ninguna exepto de gatsu no lion que si escuche a alguien diciendo que estaba buena, pero bueno, siguiendo las recomendaciones esta misma tarde voy a mi proveedor de anime y las copio todas, muy bueno que en este espacio se toque el tema del anime/manga japones, que no tiene toda la covertura en los medios que deberia tener,gracias Ariel,,,, mi serie preferida Darker than Black.

    El suelo que ve el enviado de la muerte…es ese color mas oscuro que el negro?

    • Ariel B. Coya dijo:

      Sí, algún día tendré que escribir acá de Darker than Black y sus “contratistas”. Definitivamente.

      • Arturo dijo:

        Ariel, ¿cómo puedo colaborar con esta página para difundir el trabajo del taller de historietas que se hace quincenalmente en Sancti Spíritus desde hace casi 3 años?
        Agradezco tu respuesta.
        Arturo

      • @canalusbCubadebate dijo:

        Arturo, puede ponerse en contacto con nosotros a través del correo canalusbcubadebate@gmail.com

      • Ariel B. Coya dijo:

        Arturo, puedes escribir al correo de la sección que te indicaron los amigos de Cubadebate o también al mío: arielbcoya@gmail.com para cualquier comentario que sea personal.

  • Lia dijo:

    Me ha gustado mucho este comentario o reflexión. Tengo 25 años y aún me encanta ver animes, de cualquier tipo (a excepción de los que abordan temas de horror, donde hay desborde de sangre y cortadera de miembros)…. Yo sí creo que los hay (animes) para todos los gustos y edades. Es una lástima que sean tan exteritipados y rechazados por aquellos que más que un mundo lleno personajes, historia, cultura, tradiciones solo ven dibujitos animados.
    Espero con muchas ansias el próximo comentario

    • sachiel dijo:

      Esa es otra historia, cómo ven los animes los varones y cómo lo ven las chicas y mujeres, totalmente diferentes, aunque si las hay sedientas de sangre a lo Hellsing, o fanáticas a Naruto, Fairy Tales y SAO, Kill a Kill,

    • Sakurai Tomoki dijo:

      Yo también tengo 25 años y me gustan mucho las series de anime de todo tipo siempre y cuando tengan una buena trama, hay mucha gente que se atreve a criticar mis gustos porque no le ven importancia al anime o piensan que como se dijo en el articulo son cosas para chiquillos y adolescentes, nada más alejado de la realidad. Pienso que el anime a alcanzado a un público mucho más adulto con sus insuperables trabajos sin dejar de lado a los más jovenes. Por mi parte llevo ya un tiempo con el anime y seguiré con el anime hacia un futuro de más y mejores series. Saludos Ariel, excelente trabajo, esperaré con ancias el próximo. Por el momento, sayonara.

  • godzill dijo:

    Le ronca que esta pasando mcon la humanidad… unso dibujos que solo se le mueve la boquita…nuestros adolecentes pasan horas viendo esa basofia… joder cuando voltus V lo comprendia..a que niño no le gustaban lso robots? pero esto… creo me estoy poniendo viejo.

    • Roke dijo:

      Asi mismo es brother que clase de perdida de time, no te digo que uno vea algo para despejar pero perder horas en esto podiendo hacer algo mas productivo, candela, asta yo me estoy poniendo viejo saludos

      • Ariel B. Coya dijo:

        Lo siento, pero cada vez que veo comentarios como estos no puedo evitar preguntarme lo mismo: ¿Acaso es una pérdida de tiempo bailar? ¿O escuchar tu música preferida? ¿Lo es admirar un cuadro o una escultura? ¿O asistir una función de teatro? ¿O ver una película? ¿O leer poesía?
        Supongo que la respuesta variará según los criterios estéticos y el concepto de entretenimiento que tenga cada persona, pero también sirve para el manga y el anime.
        Para mí, que he visto La tumba de las luciérnagas y las películas de Miyazaki, por citar solo algunos ejemplos, ambos encajan en la misma definición de arte que las otras.

  • Uno ahí dijo:

    Suena interesante, aunque mi época de ver “novelas rosas” en manga ya pasó hace tiempo. Pero en su momento me enganché con cosas como “Oh! Megami-sama” e (increíblemente) Itazura no kiss.

    • Otro ahi dijo:

      yo con Onegai Teacher……jajaja…ahora lo recuerdo y me da mucha gracia, pero la disfrute mucho.

  • Sergio dijo:

    Ariel B. Coya, estaba esperando con ansias un artículo nuevo suyo.Soy un fanático al anime lo que d bajo presupuesto (recién hace dos años pude tener una laptop y un T.V). Seguí su recomendación y conseguí las tres temporadas de Haikyu!!
    Me quedé sin palabras, ese final de esa segunda temporada fue de infarto, todo pasó tal y como usted lo describió.Solo quería felicitarlo por su trabajo y que siga así. Espero que estas series que está recomendando ahora sean tan buenas como las otras. Gracias

    • Ariel B. Coya dijo:

      Bueno, me alegra que te haya gustado Haikyuu!! y créeme que comprendo lo del bajo presupuesto. Pero bueno, como dijo alguien por aquí, por suerte existe una especie de fraternidad y todavía quedan amigos que comparten series de la misma forma que se comparten libros. De fans y para fans.

  • hiram dijo:

    los animes en mi opinion han revolucionado el mundo de los dibujos animados en gran medida pues sus temas son mucho mas diversos que las demas compañias como Marvel y Disney. Lo mejor que tienen la mayoria de las series son que:(no todas) tienen una enseñansa o moraleja que ayuda en gran medida a muchos adolesentes a venser problemas de personalidad, como tambien ai algunos que crean actitudes de violencia, pero bueno nada es totalmente bueno o malo.
    en general los mangas son estupendos que tengan buen dia

  • Trabajo dijo:

    El mejor anime de todos los tiempos One Piece. Acción, comedia y nunca dejan de lado los valores humanos.

  • Rey Mo dijo:

    Eso de los anime-fans es como una especie de fraternidad?, creo que estan sobrevalorando los dibujos animados. Yo solo veo dibujitos como dice Lia, a veces bastante aburridos y sobre todo de una lentitud terrible. Si estan doblados me suenan feo esos doblajes españoles y si hablan japonés pues peor.

  • D dijo:

    :)

  • DareDevil dijo:

    Espero que hablen de una de mis series preferidas Great Teacher Onizuka (o simplemente GTO) aunque el autor podría preferir Gintama, en fin. GTO me recuerdas a Golden Boy otra genialidad pre-histórica.

    Saludos.

  • Excalibur dijo:

    :(

  • Akira dijo:

    Saludos a todos, en especial a Ariel y gracias por este trabajo que continuamente hace por la divulgación de esos “muñequitos chinos” en nuestro país. Desde pequeño he sido un seguidor fiel de los anime, recuerdo que mis inicios fueron con Pokemón y Voltus y todas aquellas que ponían por la TV. Ya más grande mis gustos se fueron refinando y en la actualidad tiendo a filtrar los animes para elegir ver solo los que más me gustan. Con respecto a las temáticas me siento más fascinado por las de ciencia-ficción, fantasía, drama, psicológica, gore y aventuras, pero sin dudas las que más me llaman la atención son aquellas que tienen tramas complejas y que plantean cuestiones filosóficas o de alguna materia del conocimiento, lo cual en mi opinión las aleja del público infantil. Para mi dos de las mejores con estas características han sido EVANGELION y PSYCHO PASS. Evangelion todo un clásico que aborda temas claves como la singularidad tecnológica, los conflictos de la psiquis humana, la inteligencia artificial entre otros mediante diversas herramientas como la acción y la simbología religiosa, en fin una exquisitez. Y de PP en especial la primera temporada, algo parecido pero en un entorno diferente…lo que a primera vista inicia como una serie detectivesca se vuelve en una profunda reflexión sobre el poder y los riesgos de su abuso, con referencias a clásicos como el panóptico de Bethan. En fin, dime qué crees de estas y te pido como un favor si puedes facilitarme algunas direcciones electrónicas de revistas cubanas de anime y manga. Gracias

    • Ariel B. Coya dijo:

      Concuerdo plenamente contigo. Evangelion y Psycho Pass son dos grandes series de ciencia ficción. En cuanto a las revistas sobre anime y manga, sé que existen algunos fanzines digitales creados en el país, pero ahora mismo no dispongo de los datos que pides. No sé, tendría que buscar en algunas carpetas que tengo regadas por ahí. Un saludo atento

  • Nicanor FCB dijo:

    Me gustaría saber el nombre de las películas de la saga Monogatari, para poder buscarlas,
    Muchas gracias por el trabajo, realmente se agradece mucho, aunque se ha reducido a animes solamente últimamente, es gratificante leer estos artículos redactados con esmero y dedicación.

    • Ariel B. Coya dijo:

      Las películas se titulan todas Kizumonogatari y son una trilogía: la primera parte Tekketsu-hen y la segunda Nekkutsu-hen salieron el año pasado. El estreno de la tercera Reiketsu-hen estaba programado para principios de año, así que puede que demore todavía un poquito en llegar.
      Y es cierto que hasta ahora hemos dedicado más espacio a hablar de animes que de los mangas (quizá porque los primeros tienen más público en Cuba), pero pierda cuidado. En próximas entregas trataremos de corregir ese detalle.

      • Nicanor FCB dijo:

        muchas gracias.

  • Arthas dijo:

    Me parece una idea estupenda hablar de estos temas. para muchos solo son muñequitos chinos. Quisiera destacar que todos los animes mencionados son dramas lo que los hacen mas interesantes para el publico adulto.

  • Otro ahi dijo:

    Me gustaría saber el nombre de las películas de la saga Monogatari, para poder buscarlas,
    Muchas gracias por el trabajo, realmente se agradece mucho, aunque se ha reducido a animes solamente últimamente, es gratificante leer estos artículos redactados con esmero y dedicación..

  • El Lacho dijo:

    Hace unos dias hice un comentario en el articulo de los mejores animes del 2016 y ahora me vuelvo a encontrar con otro articulo sobre los animes lo cual me da un poco de alegria porque hasta ahora para saber sobre actualidades y discutir sobre el mundo del manga y el anime me tenia que connectar a internet cosa que hasta hace poco tampoco era sencillo tengo 32 años para algunos algo mayor para ver ´´muñequitos chinos´´ como comentaron anteriormente o para jugar yugioh o postalitas como dicen los mas mayores pero les dire que mis inicios en el mundo del anime comenzó desde una programacion de verano hace ufff cuando proyectaron una serie animada de las pocas cosas que no se han retransmitido en la TV sobre las aventuras de Sunwukon El Rey Mono. No puedo decirles cuantas veces me cosieron la cabeza porque yo queria ser el rey mono, voltus v y explote con el mas famoso Dragon Ball que no es mas que un homenaje al rey mono y los que saben entienden lo que les digo y fue tan increible que se volviera el manga-anime mas famoso de todos los tiempos basado en la leyenda del oriente mas famosa de todos los tiempos.Despues vino naruto, one piece, bleach, paprika, las animaciones de los estudios Gibli y tantas de todo genero que disfruto con mucha alegria todo esta explicacion tan larga no es mas que para agreder a aquellos que hacen posible que en cuba se conosca que hay una gran comunidad otaku pero en especial al creador de todos estos articulos Ariel Barredo Coya muchas gracias.

  • Meg18 dijo:

    Creo que veré alguno de los animes que sugieres, hace tiempo que (por diversas custiones) no me embullo a ver ninguna serie. Me gustaría que también incluyeras en la sección animes más clásicos (o conocidos o populares…) como pudieran ser breves reseñas de las películas de Miyazaki, o serie tales como One Piece (no lo puedo evitar, es mi preferida), Naruto, Bleach, etc. Te felicito por la sección y espero que la continues.

Se han publicado 35 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Ariel Barredo Coya

Graduado de Periodismo en 2009. Trabajó en el periódico Granma en la redacción de Deportes. Actualmente trabaja en Prensa Latina. Colabora con la sección de Cubadebate Canal USB.

Vea también