Imprimir
Inicio » Noticias, Economía  »

Transformaciones en la agricultura: Avance sin prisa, pero sin pausa

| 7

Por Daima Cardoso Valdés

campesinos-anap1Pinar del Río.-Con el propósito de evaluar la marcha de la 17 medidas aprobadas en septiembre pasado por el Comité Ejecutivo del Consejo de Ministros, para despojar a las UBPC (Unidades Básicas de Producción Cooperativa) de las ataduras que limitan su desempeño y gestión, intercambiaron sus administradores, directivos de empresas y representantes de organismos, entre otros.

Este primer encuentro demostró que aun cuando hay avances persisten limitaciones que no viabilizan toda la autonomía que las propias medidas conceden a las unidades básicas de producción cooperativa.

La provincia (de Pinar del Río) exhibe resultados en la capacitación de los directivos y juntas de administración, pero todavía no realizan como corresponde la evaluación del impacto de cada medida.

En opinión de José Miguel Rodríguez Reyes, director de atención a la base productiva de la delegación territorial, el nivel de organización de las UPBC es superior hoy a etapas precedentes, pues la economía está ordenada hasta los centros de costos, y 16 unidades menos no tuvieron pérdidas al cierre de diciembre del 2012 en comparación con igual período del año anterior.

El especialista dijo además que el 90 por ciento de los obreros cobran ya por los resultados finales de producción, lo que es más factible para el trabajador, mientras se reordenan otros sistemas de pago de acuerdo con las características de cada UBPC.

Referido al establecimiento de relaciones contractuales con las empresas suministradoras del Ministerio de la Agricultura, está listo el proceso de demanda de las mismas, así como los servicios especializados que requieren y la firma de los contratos correspondientes.

Hay insatisfacción con la entrega de lubricantes, pues es inestable y en algunos lugares casi nula.

Sobre el proceso de disolución y fusión de UBPC sin posibilidades de recuperación (medida no.16), Rodríguez Reyes aseveró que de las 16 propuestas ya 14 están certificadas por resolución del Ministerio para su desintegración.

(Tomado de Guerrillero)

Se han publicado 7 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • F@B@T dijo:

    1- Entonces quiere decir que ya se elimina Acopio?
    2-Que a los campesinos que vendan al turismo se les revaluará el cambio de 7×1 a 25×1

    • Dariem dijo:

      Ninguno de los dos puntos que mencionas tienen que ver con el asunto de las 17 medidas aprobadas para arreglar la gestión de las UBPC. Ya esos son otros problemas que atañen a todo el sistema de la agricultura.

      • Hendris Manuel dijo:

        1- ¿Entonces vamos ver viandas en las placitas?

        2- ¿A buen precio?

        3- ¿Aparecerá otra vez el ajo?

        4- ¿Llegará la papa a Granma?

        ¡Eso sí! ¡Eso sí! ¡Eso sí!

      • F@B@T dijo:

        Dariem y Daima, me gustaría debatir con ustedes pero no me dan el derecho a réplica, si me dan sus correos podríamos continuar el debate, saludos

  • Daima dijo:

    F@B@T: Eliminar Acopio creo que es un deseo mutuo, y diría más, compartido por muchos. Durante años ha demostrado la incompetencia, pero aún sigue ahí, como “el dinosaurio”, esperemos que más temprano que tarde el ente eficiente salga a la luz. Con respecto a los campesinos es necesario que sepas que hoy sus producciones son muyyyy bien pagadas, lo que repercute en el nivel de vida de ellos y sus familias. Sigo creyendo que en la medida en que la economía del país mejore, se deben incrementar más el pago a los productores, porque al final son los que dejan sus años y el sudor del cuerpo en el surco. Por otra parte, las UBPC como estructuras productivas han demostrado- en muchos casos como El Mango, San Cristóbal, Los Guerrilleros en La Palma y otras- que es posible un excelente funcionamiento de ellas, con aportes sustanciales a los niveles de comercialización, así como el papel del hombre al frente del proceso productivo. Las medidas están encaminadas a desterrar para SIEMPRE la tutela- quizás inconsciente o consciente- que las empresas estatales establecieron sobre ellas y que limitaron en gran medida un buen desenvolvimiento de estas nueva forma productiva que surgió en Cuba en 1993.
    Hendris Manuel: Ver viandas como en la década del 80 en las placitas es un sueño que me acompaña, pero al menos en Pinar del Río, no son productos en extinción. El buen precio va siendo un concepto que quedará atrás, porque la espiral indica que los salarios deben aumentar en Cuba y por ende los precios de los productos agrícolas tendrán que estar en correspondencia también con la política salarial, algo que es una dicotomía hoy en Cuba, lamentablemente. La papa, imaginate, Pinar dejó de priducirla, los rendimientos no estaban en correspondencia con la inversión para su producción, entre otras razones de peso. Pero una buena gestión de la provincia ayuda a que en las placitas se comercializara este año buenos niveles del tubérculo. No puedo juzga a Granma, pero es de las provincias potencidas en el país. Aquí la prensa ayudó a hacerle la guerra a los “inteligentes vendedeores de la misma”.
    A todos gracias por comentar,
    Daima Cardoso Valdés

    • Hendris Manuel dijo:

      Gracias por las palabras. De Granma te puedo decir, por ejemplo, en mi zona, a 4 kilómetros del pueblo comienzan las arroceras que son unas cuantas caballerías que producen miles de toneladas de arroz, que se le entregan al estado… que al final, aquí mismo: NO HAY ARROZ.

  • Asenet dijo:

    Saludos , y los precios , y los salarios ,

Se han publicado 7 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también