Imprimir
Inicio » Noticias  »

El chocolate que mataría a Churchill

| 15

clickhandlerComo no podían matar a tiros al que es considerado la mejor cabeza que ha tenido y tendrá Europa en toda su historia, los nazis quisieron asesinar a sir Winston Churchill a través de una de sus debilidades “el chocolate”.

Según publica The Telegraph, diversos documentos históricos han revelado un complot amasado largo tiempo por los nazis para asesinar al gran estadista británico con barritas explosivas recubiertas de chocolate.

Hitler quien era enemigo de Churchill sabía que a él le gustaba endulzar sus reuniones en el comedor que utilizaba como Gabinete de Guerra durante la Segunda Guerra Mundial, por lo que decidió darle un nuevo significado al postre “muerte por chocolate”.

El líder de Alemania utilizó a agentes secretos nazis para que recubrieran los chocolates preferidos por Churchill con una fina capa negra y dentro colocaran artefactos explosivos letales, para luego envolverlos con una etiqueta en papel negro y oro y ponerlo en la mesa del comedor.

Sin embargo, no contaba con la pericia y buen hacer de los espías británicos. Uno de ellos se percató de la tostada de chocolate, y avisó a uno de sus jefes del MI5, Victor Rothschild, del complot nazi para acabar con Churchill.

Lord Rothschild, un científico en tiempo de paz, escribió inmediatamente una carta al artista Laurence Fish con fecha 4 de mayo de 1943, que decía:

“Estimado señor Fish, me pregunto si usted podría hacer un dibujo para mí de una losa de explosivo de chocolate. Hemos recibido información de que el enemigo está utilizando losas de libras de chocolate, que son de acero con una cubierta muy fina de chocolate real.

En el interior hay explosivos de alto poder y algún tipo de mecanismo de retardo … Cuando se rompe un trozo de chocolate en un extremo de la forma habitual, un trozo de tela se pone de manifiesto pegado al centro de la pieza y suena un tictac en mitad del resto de la losa”.

La explosión se hubiese producido siete segundos después de romper la onza de chocolate.

Los datos han sido descubiertos por la viuda del señor Fish, la periodista Jean Bray, mientras ordenaba sus bienes después de la muerte del artista en 2009.

(Con información de The Telegraph)

Se han publicado 15 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • aobb dijo:

    vaya que interesante articulo, y creo hasta hoy no se han descubierto todos los malvados planes de los nazis, aun se mantiene todo en secreto

  • Katherine dijo:

    La Historia es caprichosa…
    ¿Qué habría sido del mundo si en plena guerra los nazis hubiesen matado a Churchill y los británicos lo hubiesen descubierto?
    Voy a tener más cuidado con el chocolate a partir de ahora.

  • daniel dijo:

    HAGO UNA CORRECCION : LA MEJOR CABEZA QUE HA TENIDO Y TENDRA EUROPA SE LLAMA KARL MARX.

  • Kirene dijo:

    Churchill, uno de los GRANDES HOMBRES de la HISTORIA, también en parte a su dirección de Inglaterra durante la II GM, como Primer Ministro, los nazis encontraron un “hueso duro de roer”.

  • El Pensador de Rodin dijo:

    Estoy totalmente de acuerdo con “daniel # 18 Julio 2012 a las 13:41” y añadiría la de VLADIMIR ILICH ULIANOV (“Lenin”).

    No olvidemos que el británico a pasado a la Historia con el sobrenombre de “El Carnicero de Galípoli” debido a su responsabilidad en las 300.000 bajas que costó el desembarco en este lugar en febrero de 1915, en plena I Guerra Mundial.

    Igualmente fue responsable del hundimiento del RMS Lusitania para forzar a los gringos a entrar en la citada guerra, por no citar los poco “ortodoxos” medios que utilizó contra los anarquistas mientras fue Ministro de Asuntos Internos; ingresó en la MASONERÍA en 1901 y cambió de “chaqueta política” cuando vio que con los liberales tendría más futuro político.

    Durante la II Guerra Mundial, su comportamiento no fue mucho mejor, siendo el responsable del asesinato de cientos de miles de civiles en los bombardeos a ciudades alemanas como Dresde, que fue asolada por la RAF. Si bien es cierto que los nazis ya habían bombardeado Londres causando gran número de bajas en la población civil, no parece justificable para un “demócrata” actuar como el asesino Hitler; más bien lo sitúa a su misma altura.

    Tengo el convencimiento de que si la II Guerra Mundial la hubieran ganado los nazis, Churchil y su “magnífica cabeza” se hubieran sentado en el hipotético “Tribunal de París” y hubiera sido condenado a la horca por sus crímenes de guerra en la realidad hicieron con los criminales nazis.

    Este artículo “destila” una simpatía por la figura del tirano británico que no es merecida en modo alguno.

  • Antonio Fox dijo:

    El hecho es muy interesante.
    La redacción periodistica, espantosa.

  • Yordan dijo:

    La mejor cabeza de toda europa, si no le hubiese faltado una oreja era la de Van Gogh…

  • osniel dijo:

    sabian que Churchill estuvo en cuba junto a las tropas españolas como observador? no participo en batallas y hay hasta quien comenta que hubo una cena con maximo gomez, no se si sera verdad.

  • osniel dijo:

    Por Pastor Guzmán Castro
    Periódico Escambray, de Sancti Spíritus
    La posible muerte de Winston Leonard Spencer Churchill en predios espirituanos en 1895, que habría cambiado la historia de Inglaterra y de Europa, parece motivo suficiente para que alguien “enfermo” por la investigación se dedicara a profundizar en acontecimientos que vinculan al famoso político británico con Sancti Spíritus y Arroyo Blanco, en el centro de la Isla, en los días previos a la invasión mambisa a Occidente a finales de aquel año.
    Todo empezó cuando Jesús Ramos, “Chuchi”, director del Museo Municipal de Jatibonico, le sugirió a Lourdes María Méndez Vargas, miembro de una antigua familia de Arroyo Blanco vinculada a los Sánchez-Bonachea, que investigara esos lazos filiales y la polémica estancia del joven Churchill en estos predios. Luego, otros sucesos ayudaron a darle a la empírica historiadora el empujoncito decisivo.
    Lourdes descubrió en una enciclopedia digital una imprecisión histórica, según la cual el futuro Primer Lord del Almirantazgo y Primer Ministro del Imperio Británico, entonces con apenas 21 años, “almorzó con el Generalísimo Máximo Gómez en Arroyo Blanco y conversaron en la Casa Comunal en una mesa tal” a finales de noviembre de 1895, en plena Guerra de Independencia.
    “¡Un simple tenientico de húsares en una plaza fortificada española! -comenta con ironía-; ese es un disparate que de alguna manera van a tener que corregir”
    Después ella tuvo la suerte de que el destacado periodista Ciro Bianchi Ross le facilitara el libro de memorias de Churchill titulado Mi primera juventud, un texto bastante añejo y raro.
    En el citado texto Lourdes encontró todo un capítulo dedicado por Churchill a su estancia en la isla que precisamente él tituló Cuba, donde refiere de modo magistral -no se debe olvidar que Churchill fue en 1953 Premio Nobel de Literatura- sus impresiones sobre todo lo que veía y los avatares de la gesta independentista.
    La pregunta flota en el aire: ¿cómo y por qué llega aquel jovenzuelo inglés a la entonces colonia española en plena guerra? La licenciada en Relaciones Internacionales, quien vivió y laboró muchos años en La Habana y en el exterior con su esposo, el periodista y diplomático Fernández Vilela -fallecido en 1996- toma aliento mientras ordena sus papeles.
    Según Lourdes, en aquel año de 1895 el joven Churchill, un muchacho de apenas 20 años que era oficial ya del famoso IV Regimiento de Húsares, se aburría terriblemente en Londres en unas vacaciones, y embulló a un compañero para lanzarse a una aventura dondequiera que hubiera pelea.
    Dadas las relaciones del padre, Randolph Churchill, se hace la solicitud por medio del embajador del Reino Unido en Madrid. El Gobierno español autoriza el viaje y envía a la isla la notificación al Capitán General Arsenio Martínez Campos para que atiendan aquí a Winston y a su amigo, otro joven húsar de apellido Barmen.
    Luego ambos toman un vapor a La Habana y de allí continúan en un tren blindado a Santa Clara, donde se encuentra entonces Martínez Campos, quien ha decidido remitirlos al Estado Mayor de la columna del general Suárez Valdés, pero como ya esta ha salido en dirección a Sancti Spíritus, los dos militares británicos viajan en tren hasta Cienfuegos y de esa ciudad lo hacen por mar a Tunas de Zaza, para finalmente dirigirse por ferrocarril a Sancti Spíritus.
    En tierra espirituana
    Para Lourdes está confirmada la estancia de Churchill y Barmen en la villa del Yayabo.
    “Esos dos muchachos duermen aquí una noche que fue, tentativamente, la del 24 o del 25 de noviembre de 1895, esperando a la madrugada siguiente ser integrados al Estado Mayor de la columna dirigida por el general Suárez Valdés.
    “La tarde previa a la partida comen en compañía del general español y a las cuatro de la madrugada salen los dos ingleses de esta ciudad, engalanados con sus uniformes azules de húsares.
    “Aquí -apunta la historiadora, empieza una descripción preciosa sobre su impresión acerca de la belleza de estos campos que él no dice espirituanos”.
    Según Churchill: “La larga columna española se deslizó como una serpiente por los interminables bosques y ondulaciones de una vasta y hermosa campiña que rezumaba humedad y resplandecía con el sol”.
    El futuro político británico apunta: “Llegamos a Arroyo Blanco el 29″; “es decir -comenta Lourdes-, que sale de aquí en la noche del 25 o el 26 de noviembre y llega a Arroyo Blanco el 29 y allí pasa un par de noches pernoctando en campaña en sitios que no aclara, pero uno de los cuales yo supongo que fue Taguasco.
    “Resulta que Winston Churchill cumple 21 años ese 30 de noviembre en Arroyo Blanco y así lo escribe textualmente. Ese propio día sale la columna de Suárez Valdés con estos británicos agregados. Llevan rumbo sureste, a la zona de Ciego de Ávila”.
    El bautizo de fuego
    Ya a escasos kilómetros de Arroyo Blanco empieza el hostigamiento mambí y Churchill siente los primeros tiros de la campaña. La columna hace alto y duerme en algún sitio que el húsar no define y continúa en la mañana del día primero de diciembre acercándose al avispero mambí de La Reforma.
    Lourdes destaca especialmente este hecho, porque se acababan de encontrar allí los generales Máximo Gómez y Antonio Maceo -que había llegado la víspera-, el Gobierno en Armas y su escolta, así como Serafín Sánchez y toda la jefatura del Ejército Libertador que se estaba constituyendo ese día, organizándose como contingente invasor. En total posiblemente más de 4 500 hombres.
    “Tú no tienes idea de la euforia con la que esa gente confrontó al enemigo. Estaban exaltadas de tal manera esas tropas cubanas que no dejaron dormir esa noche a la columna de Suárez Valdés y a Churchill incluido. Tanto fue así que el general ibérico no se atrevió a enfrentar directamente el campamento de La Reforma y así coinciden en indicarlo todas las fuentes.
    “Pero estuvieron perfectamente ubicados y disparándose de ambos bandos, mientras ellos -los españoles- están acampados en Los Rusos, cerca de Majagua, y al amanecer del día dos los cubanos salen de La Reforma ya organizados. Suárez Valdés, al parecer esta vez quiere combate y persigue a las fuerzas cubanas, atacando su retaguardia.
    “El choque es tremendo y Maceo acude y rechaza violentamente a los españoles, pero nótese que el jefe hispano no trata de copar, sino de empujar al contingente mambí, que es más numeroso. Suárez Valdés se queda atrás con su Estado Mayor y, por supuesto, con Churchill y su compañero Barmen”.
    Aquel brillante joven, sindicado más tarde de haber pronunciado las palabras iniciales de la Guerra Fría -Fulton, USA, 1946- va haciendo interesantes acotaciones en su diario luego convertido en libro y hay un momento en que se refiere a los mambises y expresa: “vienen armados de un cuchillo temible llamado machete”.
    De esta investigación Lourdes ha derivado otras dos interesantes observaciones; una, que el primer jefe español que chocó con el Ejército Invasor no fue el coronel Luque, en Iguará, dos días más tarde. Fue el general Suárez Valdés, con cuyas tropas iba Churchill, y el encuentro se produce entre La Reforma y Majagua.
    La segunda es que probablemente en esta ocasión la prudencia de Suárez Valdés le salvó la vida a Winston Churchill, porque si no la historia, seguramente, hubiera sido otra. El joven inglés también señaló sus propias conclusiones de aquellos hechos: “No creíamos que los españoles llevasen su guerra en Cuba a un rápido final”. Estaba en lo cierto. La contienda, en realidad, estaba empezando.
    • Miguel Fernández dijo:
    excelente historia y mejor curiosidad histórica. La tomo en préstamo y la cuelgo en Cuba, La Isla Infinita. Gracias de anticipo.
    # 11 Enero 2012 a las 1:43
    • DAVID dijo:
    Emocionante escena. Reflexiono que Gomez, Maceo y Churchill tres grandes hombres del mundo deben ser ejemplos de los hombres de hoy.El ingles recibio fuego pór encima de la cabeza, YA EN ee uu FUE RECRIMINADO POR PARTICIPAR EN UN EJERCITO EXTRANJERO.CHE FUE ASI DE DECIDIDO, PERO, SIN BUSCAR TRASCENDENCIA, NI BENEFICIOS PARTICULARES IGUAL MACEO Y GOMEZ.
    # 11 Enero 2012 a las 7:33
    • Francisco Rivero dijo:
    A proposito del titulo de este articulo ” Winston Churchill pudo morir en Cuba “. Me hace pensar en esa imagen de esta personalida de la politica mundial,las imagenes fotograficas de él durante la 2da Guerra Mundial, en que se le ve con un cigarro de tabaco en sus manos o fumando,(creo haber leido que esto cigarro eran hecho en Cuba ).
    Pues bien, si W. Churchill pudo morir en Cuba,y no fue el caso. No creen ustedes que inderectamente Cuba, lo acompaño en el deleite que tuvo como fumador de tabacos Habanos.
    Un saludo cordial.
    # 11 Enero 2012 a las 7:55
    • hugo dijo:
    Deberia profundizarse mas, pues despues de la Reforma existen evidencias de la estancia de Churchill en otros lugares de Cuba y sobre todo saber por que se fue y por que lo hizo.
    # 11 Enero 2012 a las 8:23
    • George Rosales Curbelo dijo:
    La historia reserva curiosidades como esta. Si José Martí no hubiese muerto, seguro las cosas serían diferentes.
    # 11 Enero 2012 a las 9:10
    • Yoe dijo:
    Realmente una investigación interesante, que bueno que existan personas curiosas y con deseos de pasar a las nuevas generaciones nuestra historia.
    # 11 Enero 2012 a las 9:33
    • Nesty dijo:
    Muy buena la historia sobre la estancia de Winston Churchill en Cuba, pero me percaté de un detalle, el mapa donde destacaron la provincia de S. Spiritus es de la división politica anterior…
    # 11 Enero 2012 a las 9:37
    • MARIA R. dijo:
    muchas gracias por enriquecer nuestros conocimientos sobre churchill ya que lo admiro mucho, que interesante estuviese en nuestra patria.
    # 11 Enero 2012 a las 10:18
    • juan castro dijo:
    SORPRENDENTE!!!!!! W. Churchill en Cuba.
    ”Vienen armados de un temible cuchillo llamado MACHETE”
    Pues con esos cuchillos llamados MACHETES fueron con los que los MAMBISES humillaron para siempre la soberbia de los españoles COLONIALISTAS.
    Con saludos
    # 11 Enero 2012 a las 10:25
    • guillo dijo:
    Bueno y despues,que se hizo cuando se le acabo el espiritu aventurero, o no hizo nada, varios son los casos en la historia de politicos con deseos de ser incluidos en ella.
    # 11 Enero 2012 a las 11:09

  • osniel dijo:

    disculpen por el escrito tan largo que puse sobre la estancia de Churchill en cuba, no debi poner los comentarios , se me fue eso. pero es interesante el escrito, espero algunos se hayan enterado de esto, yo no lo sabia.
    saludos. mios

  • miguel dijo:

    El Pensador de Rodin que simplista, lenin mentor de stalin despues de hitler el dictador moderno que mas muerte tiene en su haber, no doy criterio solamente menciono echos.

  • eduardo... dijo:

    HE COMENZADO UNA SERIE DE LECTURAS BIOGRÁFICAS CON “FIDEL: GUERRILERO DEL TIEMPO” Y AHORA ESTOY CON LA DE GEORGUI SHUKOV.
    ALGUIEN ME PUEDE DECIR DÓNDE ENCONTRAR ESTA DE CHURCHILL U OTRAS DE INTERÉS?

  • Aramis dijo:

    Churchill ordeno el ataque a la flota Francesa anclada en un puerto de Argelia, destruyéndola para evitar que sus barcos cayeran en manos de los alemanes y fueran utilizados contra Inglaterra. Francia era un aliado de Inglaterra durante la segunda guerra mundial y los marinos franceses nunca se hubieran imaginado ser atacados por sus propios amigos. Muchos marinos a bordo de dicha flota murieron al ser atacados inesperadamente.
    Ese mismo Churchill, cuando joven, estuvo en Cuba y se unió a los españoles en contra de los mambises durante la guerra de independencia. Aunque siempre he despreciado a los nazis no me hubiera molestado que en lugar de chocolate los alemanes hubieran utilizado un buen tabaco cubano como un recordatorio extra de lo que hizo en nuestra patria.

  • Teresita de Jesús dijo:

    Solicito lo mismo que usted, Eduardo. Me encanta leer autobiografias de personas veraderamente relevantes por su bondad o por su maldad, recordemos a los malos siempre es bueno estudiarlos, así aprendemos muchas veces por donde le entra en agua al Coco, como deicmos las Cubanos. Conózco muy poco de Churchill, pero como colecciono, esquelas, probervios, farces sélebres, sentencias y demás, de este señor ingles conservo una muy sabia e interesante, que me fue remitida y quisiera encontrar dónde, cuándo y bajo cuales cirscuntancias hizo uso de ella, (y sobre todo si es dicha o escrita por el verdaderamente) aqui les va….
    ´¨EL MENTIROSO ES AQUEL, QUE CAVA UN HUECO PARA TAPAR OTRO, DEJANDO SIEMPRE, UNO POR TAPAR..¨

  • mary la cubana dijo:

    El articulo esta muyyy bueno, pero caballero pongan mas cosas para uno saber todo.

Se han publicado 15 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también