Imprimir
Inicio » Especiales, Salud  »

VALIENTES: Lombardía y La Habana, conectadas en zona roja (+ Fotos y Video)

| 18 |

Yaser Castillo y Sailit Travieso trabajaron en zona roja durante estos meses, uno en Lombardía y la otra en el hospital Naval. Foto: Cubadebate.

El 19 de marzo Yaser Castillo y Sailit Travieso salieron de su casa en Playa para trabajar en el cuerpo de guardia del hospital Naval. Cuba apenas reportaba sus primeros casos de COVID-19. Días antes habían visto en televisión las imágenes de los carros militares transportando los ataúdes de los fallecidos en el norte de Italia.

En 48 horas el doctor Castillo se subiría por primera vez en su vida a un avión y partiría al epicentro de la pandemia, sin fecha de regreso y sin experiencia internacionalista anterior. En menos de un mes, la doctora Travieso entraría a trabajar a zona roja durante algunos de los 17 días más duros de la lucha contra la enfermedad en Cuba.

Salir de la oficina del director y bajar al cuerpo de guardia a contarle la noticia a su esposa, fue lo primero que el especialista en Neumología haría en aquellas 48 horas. “Le dije: ´Estoy propuesto, pero aún no es seguro. Voy para la casa. Me dijeron que estuviera listo´”, cuenta Yaser en la sala de su casa, tres meses después y a solo dos días de salir de cuarentena.

“Cuando me lo dijo aún me quedaba la esperanza porque el Naval estaba designado para enfrentar la COVID-19. Pero cuando llegó a la casa me llamó y me dijo que sí. Se me cayó el mundo encima porque miedo tenemos todos, el miedo existe. Era la región de Lombardía, donde fallecían miles de personas diariamente. Lo que siempre le dije fue: ´cuídate, cuídate´”, dice Sailit.

El 21 de marzo a las 12 de la noche, “y sin ser muy fanático a las alturas”, el médico de 33 años tomaría un avión con destino Roma, rodeado de italianos, varados en Cuba, que aplaudieron a los 52 colaboradores incluso antes de que comenzaran a abordar.

La península itálica que recibió al neumólogo, cuando tomó un vuelo a Milán y luego un autobús a Crema, no tuvo nada que ver con los helados, las pizzas y el paisaje que promete el imaginario que todos tenemos de una de las regiones más bellas del mundo. “Calles desiertas, un aeropuerto tan vacío que no parecía un aeropuerto, solo se veían las luces de la ciudad”, fue el paisaje que acogió a Yaser el 22 de marzo a las 6 de la tarde.

Cuenta que las casas estaban cerradas y la gente ni a la acera se asomaban. Pero de los balcones colgaban carteles de “Gracias”. Crema esperaba a Cuba. “No podían más. Realmente estaban muy agotados. Eran muy pocos los que permanecían trabajando, muchos habían fallecido o enfermado. Los primeros días vimos muchos profesionales enfermos. Ellos mismos lo decían: ´Ustedes son la luz que vino a iluminarnos porque ya lo que nos quedaba era el último suspiro´”.

Yaser Castillo fue uno de los 52 colaboradores cubanos en trabajar en Lombardía durante tres meses. Foto: Cortesía de los entrevistados.

Aquellos primeros días también los recibió el clima. Finales de invierno para un italiano que ya huele la primavera, sigue siendo un invierno crudo para un hombre del trópico. Entre las temperaturas cercanas a los cero grados, la diferencia horaria y un idioma que se parece, siempre y cuando no se trate de rellenar formularios médicos, explicar tratamientos e interactuar con pacientes en estado grave, los últimos días de marzo fueron tiempos de adaptación. Y entre tanto y tanto, videollamadas.

El 15 de abril su esposa Sailit también entraba en zona roja. La clínica de 27 años atendería primero a sospechosos y luego a casos confirmados de COVID-19 en el hospital Naval. Con turnos de 12 horas diarias y la diferencia de horario, el tiempo que les quedaba libre para comunicarse rondaba siempre las cuatro o cinco de la mañana, en ambos casos.

Ella se levantaba a las cinco para llamarlo en lo que él almorzaba. Luego entraba 12 horas a zona roja. Él se levantaba a las cuatro para alcanzarla antes de que ella se acostara. Luego entraba 12 horas a zona roja. Durante tres meses, zona roja y videollamadas.

Yaser parece una persona calmada. Por eso siempre intentó que se le escuchara tranquilo del otro lado de esa pantalla móvil que les hizo de puente. Pero su esposa, que lo conoce como nadie, encontró pronto la prueba de su preocupación. “Cuando yo le escribía para decirle cuántos casos habían en el día, ya él lo sabía, nunca se perdió un parte de Durán, dentro o fuera de zona roja”.

“Yo siempre supe que iba a ser duro lo que él iba a hacer. Pero comprendí realmente lo que estaba haciendo cuando estuve mi primer día en zona roja. Agota nada más vestirse. Cuando llegué al dormitorio la primera noche, dije ´él lleva 20 días que no para´”.

Lombardía es una de las regiones más longevas de Italia. Con una media de vida de 85 años, la mayoría de los pacientes que Yaser atendió superaban esa edad. “Recuerdo una señora, Rosa se llama. Lo había perdido todo, excepto una nieta que no enfermó. Tenía 97 años. Lo único que quería era ver a su nieta y después de un duro proceso logró salir. Todos los días nos decía gracias, ustedes son unos héroes, han dejado a su familia, han dejado todo para venir a cuidarnos aquí”.

Aunque con una situación bastante diferente del otro lado del Atlántico, Sailit vivió momentos difíciles en aquel abril en el que la curva del comportamiento de la epidemia en Cuba iba en ascenso. “De ver un caso de dos hermanos ingresados en el hospital Salvador Allende, la mamá fallecer en el Naval y ellos no poder verla”.

Por eso lo más complicado para ambos fue saber que se encontraban lejos, incluso aunque cerca, lejos. Con abuelos, padres e hijo. Fue complicado también esperar el resultado PCR. Sailit diría que “puede que incluso más que estar en zona roja”. El descenso de actividad y la incertidumbre que provoca detenerse después de días de adrenalina, puede ser un poco asfixiante para personas que esperan saber si pueden volver a casa.

La noche antes de partir de Italia, Yaser cuenta que casi ninguno de los 52 profesionales cubanos durmió. El paisaje que los recibió a la mañana siguiente ya era otro. Dejaron un país en fase de recuperación, con el verano rozando sus narices y un idioma al que ya le habían ganado la batalla. “Al final los médicos nos decían: ´ustedes se van en el momento en que mejor nos entendemos´”. En las últimas semanas los cubanos ya tenían total autonomía en las salas y gran soltura con los pacientes.

Dice Yaser que los médicos italianos nunca terminaron de sorprenderse de que 52 personas hubieran dejado su casa, su trabajo y su familia para cruzar el Atlántico a un país a miles de kilómetros del suyo, “cuando ni siquiera nuestros vecinos lo hicieron”. El 19 de marzo en la mañana Cuba llevaba ocho días con casos de COVID-19, apenas se conocía sobre la enfermedad y la experiencia de Italia y China marcaba la sombra que parecía perseguir al mundo.

Tres meses después, ambos doctores coinciden en que se trata de disciplina. “Con algo tan sencillo se pueden salvar miles de vidas de una enfermedad evitable”.

Yaser llegó a tiempo de pasar el Día de los Padres en familia. Luego de 14 días en aislamiento dos PCR resultaron negativos para los 52 colaboradores. Ahora sostiene a su hijo en brazos y toca la mano de su esposa mientras juega con sus anillos. Ya no quedan solo videollamadas.

Sailit estuvo 17 días trabajando en la zona roja del hospital Naval. Foto: Cortesía de los entrevistados.

La familia espera a Yaser el domingo Día de los Padres, luego de 15 días en aislamiento en el centro La Pradera. Foto: Cortesía de los entrevistados.

Con una media de vida de 85 años, la mayoría de los pacientes italianos que Yaser atendió superaban esa edad. Foto: Cortesía de los entrevistados.

Sailit durante el aislamiento de 14 días. Foto: Cortesía de los entrevistados.

Yaser llegó a tiempo de pasar el Día de los Padres en familia. Foto: Cortesía de los entrevistados.

En video, la historia de Yaser y Sailit

Vea además:

“Grazie”: Arribaron a La Habana los 52 médicos y enfermeros cubanos que combatieron la COVID-19 en Lombardía ( + Fotos y Video)

“En Zona Roja”: Héroes de Crema desde su cuarentena (+ Podcast)

Se han publicado 18 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Rafael Emilio Cervantes Martínez dijo:

    Héroes de carne y hueso, jóvenes grandiosos que dejaron su huella en ésta batalla mundial. Felicidades a ambos y a toda la familia. Que perdure su amor.

  • Anita dijo:

    Que historia tan hermosa!! Y es de la vida real, no los conozco pero ustedes médicos, son una pareja de súper héroes Cuba les agradece a los dos y que la vida siempre los premie de bendiciones Saludos de una hermana cubana

  • RHH dijo:

    Felicidades. Agradecidos de su valor. Salud para ustedes.

  • Lissette Torres dijo:

    Mi niño un beso grandote a tus padres. Bendiciones

  • Marlén dijo:

    Bellos nuestros doctores, orgullo de su pueblo y de la Revolución. de los más grande que ha creado la revolución que luchan en cualquier lugar del mundo por hacer de la vida el más humano de los derechos. Felicitaciones a los dos, a sus familiares y compañeros de trabajo. Por eso siento orgullo de ser cubana

  • Camila Chávez dijo:

    Yasser es mi vecino, excelente padre, excelente doctor, excelente persona. siempre con un gesto de amabilidad por encima de todo. Felicidades Yasser, el pueblo está muy orgulloso de ustedes. Mucha salud y felicidad para esa hermosa familia!!

  • ARF2 dijo:

    Toda la grandeza de los valores humanos,espirituales y morales q distinguen a nuestro heroico pueblo se resume en la postura y actitud de nuestros médicos.A nuestros enemigos :NO CONFUNDAN AL PUEBLO NI A NUESTRO ESTADO CON LA MALA ACTITUD Y ACTUACION DE LOS Q SE APROVECHAN DE POSICIONES O COYUNTURAS PARA DE ESTA FIRMA DENIGRARLO.

  • Israel Machado dijo:

    El pueblo cubano y el mundo les estará eternamente agradecidos. Adelante VALIENTES

  • Reyda dijo:

    Me sacaron las lagrimas, esa es nuestra verdadera imagen.

    • Malvis dijo:

      Gracias!!!! ...a todos los médicos que como ustedes ponen en alto el nombre de nuestro país y la medicina cubana. Felicidades!!!

  • Beto dijo:

    Bella historia. Muy valientes los dos.

  • ana maria dijo:

    Esos son nuestros hijos de esta Bella Revolución. Felicidades. VIVA LA REVOLUCION CUBANA.

  • surumi leon dijo:

    Gracias mil gracias a todos los medicos cubanos son heroes he llorado por la historia tan conmovedora de el doctor yaser es bien dificil estar pegado a la muerte y tener que vencerla bien triste. felicidades medicos cubanos todos los dias mis aplausos para todos ustedes y a los medicos del mundo.

  • indira25 dijo:

    Una gran pareja,ambos son excelentes Dr muy profesionales amables respetuosos, nosotros nos sentimos muy orgullosos de uds,dieron el paso al frente sabiendo el peligro pero el amor hacia su carrera fue mayor, Gracias y felicidades

  • carlos yañez g dijo:

    son los hijos de un grande de la historia.fidel y el che y camilo y marti yo.desde este pequeño pais cuyo presidente es un millonario pelotudo un gran saludo a ese gran pais que espero volver aver .viva cuba y sus heroes.

  • Paloma dijo:

    Bellas todas las historias de nuestros Valientes.
    Gracias, muchas gracias

  • Mirelys dijo:

    Eso son las cosas que hacemos los cubanos sin pedir nada a cambio, felicidades para todos los medicos y enfermeros cubanos.

  • luis dijo:

    Bonita historia. Creo que se ha dado la importancia que tiene a la estancia en Italia del contingente Henry Reeve pero me pregunto si se le dará igual importancia,(television constante, trabajos periodísticos,canciones, reunión con el presidente, entrevistas ,etc etc), a los miembros de la brigada que están en Haití, Guinea, Honduras, y tantos otros paises de Africa, Asia y América y que pudieran incluso estar en peores condiciones de seguridad para su salud que los que estuviron en italia. ¿Y los que ya estuvieron en estos países, regresaron con su trabajo cumplido y apenas se les dió la covertura de una noticia mas sobre la cooperacion cubana en el exterior?. Por qué la diferencia con los que estuvieron en Italia. Me parece injusto.

Se han publicado 18 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Dinella García Acosta

Dinella García Acosta

Periodista de Cubadebate. Graduada de la Facultad de Comunicación de la Universidad de La Habana (2019). Contacto: dinella@cubadebate.cu En Twitter: @dinella_garcia

Vea también