Imprimir
Inicio » Especiales, Historia  »

A la Sierra regresaron, para liberar los campos de Cuba

Por: Ana Margarita González
| 12 |

El Comandante en Jefe Fidel Castro firma la Ley de Reforma Agraria en la Comandancia de La Plata. Foto: Sitio Fidel soldado de las ideas/Archivo.

Era de lluvia y esperanzas la época. Para algunos fue trabajoso escalar la montaña, otros lo hicieron con un mínimo de esfuerzo. A la Sierra Maestra, escenario de épicas batallas, volvieron los líderes de la triunfante revolución del primero de enero de 1959, para promulgar una de las leyes más avanzadas de su época: la Reforma Agraria.

En el firme de la Maestra está La Plata, casi inaccesible… De allí partieron los hombres que liberaron políticamente a un pueblo. Hoy (17 de mayo de 1959) regresan, para liberarlo económicamente”, afirmó Enrique Oltuski, entonces ministro de Comunicaciones, firmante de la Ley y protagonista del acontecimiento.

Como hombre apasionado, dueño de una prosa magistral, describió la ocasión:

“En casa del ʻVillaclareñoʼ, un campesino de La Plata, están reunidos los hombres de la Revolución. Un grupo de compañeros dan los toques finales a la ley, mientras por ventanas y puertas asomaban muchas cabezas que trataban de oír lo que allí se hablaba”.

Alrededor de la mesa se sentaron Fidel, algunos dirigentes del nuevo gobierno y colaboradores en la redacción del documento; los demás estaban de pie, apretados, llenando la habitación. Unos hacían apuntes otros, observaciones.

Oltuski aseguró en un relato que escribió sobre ese suceso, que “Fidel lucía feliz. Hablaba, sonreía, se ponía serio. Su voz es música que nos envuelve, nos sacude, nos acaricia, se esparce por el aire y se funde en la tierra”.

Afuera había cientos de serranos, los mismos que compartieron con los rebeldes las penalidades de la guerra; hablaban entre sí, seguramente sobre sus expectativas respecto a la ley. “En sus ojos brillaban la esperanza y la fe”, aunque no comprendieran las palabras nuevas que decían de adentro. La expresión de sus rostros fue cambiando en la medida que el ministro les explicaba los detalles de la ley.

Erradicar la miseria del campo

Campesino muestra el título de propiedad de la tierra. Foto: Granma/Archivo.

En la radiografía de los grandes problemas de la neocolonia, realizada por Fidel en La Historia me Absolverá, están los antecedentes de la Primera Ley de Reforma Agraria, pues reconoció las condiciones infrahumanas en que vivían los campesinos: sin derecho a la tierra, la educación, la salud pública, con viviendas precarias y desempleados. Cinco de los seis principales males de la época.

Los hombres del campo que trabajaban, lo hacían en las tierras de colonos y terratenientes, como arrendatarios y aparceros, dividiendo el fruto de su sudor a como se les ocurría a los dueños. La mitad de las mejores tierras cultivables estaban en manos extranjeras.

La Reforma Agraria tuvo prioridad a la hora de dictar las leyes revolucionarias, además de los propósitos enunciados, porque también había necesidad de organizar cooperativas agrícolas para socializar la tierra, los recursos y los insumos disponibles.

A partir de entonces, 300 mil caballerías fueron expropiadas a latifundistas y terratenientes; el 45,8 por ciento del área agrícola de Cuba pasó a manos de los campesinos, y el 54,2 por ciento se gestionaba en la propiedad socialista; la Revolución entregó más de 100 mil títulos de propiedad de la tierra a quienes la trabajaban honradamente, y benefició a las de 200 mil familias cubanas.

“Ese proceso de expropiación revolucionaria significó una profunda conmoción social. Y no habría podido llevarse a la práctica si la Revolución no hubiera contado con el apoyo de los campesinos”, consideraba el doctor Carlos Rafael Rodríguez.

“Hemos iniciado el camino de la prosperidad y la felicidad. Sólo con la Revolución se hizo realidad el sueño de libertad, de tierra y justicia de los campesinos”, vaticinó José (Pepe) Ramírez Cruz, líder agrario devenido presidente de la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños.

Desde su raíz, esa ley primera no concibió convertir al proletariado agrícola en campesino, “que habría sido un paso atrás”, el decir de Pepe, sino que propiciaría la diversificación de los cultivos y productos para proveer a la industria nacional, a la exportación como fuente de divisas y elevar, a la vez, el consumo y el nivel de vida de la población.

La Reforma Agraria, 60 años después

Sistema de regadío de arroz, en la Finca La Chafarina, del campesino Luís Morejón, en la Cooperativa de Créditos y Servicios (CCS) Jesús Sardiñas, municipio Aguada de Pasajeros, Cienfuegos. Foto: Modesto Gutiérrez/ ACN/Archivo.

Recientemente he visto brillar los ojos de dos ancianos que, antes del 17 de mayo de 1959, eran aparceros y trabajaban junto a sus padres las tierras de los propietarios. “La Reforma Agraria nos cambió completamente la vida, nuestros padres obtuvieron los títulos de propiedad y luego nosotros heredamos esos suelos”.

“Fue la liberación del campesinado cubano”, afirmó Celedonio Barroso, de la cooperativa de créditos y servicios Niceto Pérez, de Güira de Melena, y enumeró algunas de las primeras acciones que mejoraron sus condiciones. “Antes nos era muy difícil cobrar 100 pesos, pero después podíamos llegar a 2 mil e hicimos nuestras casas, y empezamos a construir la familia”.

Las reformas sociales y económicas tuvieron continuidad en la creación de las cooperativas de créditos y servicios y las granjas del pueblo, que socializaron la producción en una primera etapa, y tramitaron créditos bancarios para adquirir insumos y maquinaria; luego el movimiento cooperativo la elevó a estadios superiores, al unificar las tierras y los medios de trabajo con un fin común.

Fue un proceso hermoso; juntamos lo que teníamos, y el campo reverdeció. Nacieron las comunidades, un pueblo pequeño, donde se levantaron escuelas, postas médicas, mercados y oficinas. Pegamos a sembrar y a cosechar juntos, a multiplicar los ingresos. La vida cambió para cada uno de nosotros, quienes ya teníamos descendientes que nos seguían en estas labores”, dijo José Antonio Gálvez, un mulato que con 88 años cuida los sembrados y una turbina en la CPA Niceto Pérez, a la cual, como otros 16 campesinos, aportó su tierra.

Luego, la montaña bajó al llano, porque mucho estaba ya avanzado, y se crearon en 1993 las Unidades Básicas de Producción Cooperativa (UBPC), que pueden considerarse continuidad de aquella Primera Ley de Reforma Agraria, en su afán por perfeccionar la estructura agropecuaria y dignificar la vida de las mujeres y hombres.

Mayor cantidad de tierra, con productores capacitados, tecnología moderna, la aplicación de la ciencia y la innovación complementan la sostenibilidad del campo y los campesinos, quienes viven grandes transformaciones económicas y sociales, en el llano y en la montaña. Construyendo un futuro juntos.

XI Congreso de la ANAP en La Habana. Foto: Ladyrene Pérez / Cubadebate.

Cultivo de arroz en Los Palacios, Pinar del Río. Foto: Irene Pérez/ Cubadebate.

Campesino sobre una carreta en Calabazas de Sagua, comunidad montañosa del Plan Turquino enclavada en el municipio de Sagua de Tánamo, Holguín. Foto: Juan Pablo Carreras/ACN.

Campesino cubano trabaja en el cultivo del tabaco, tradición y patrimonio cultural del pueblo cubano. Foto: Irene Pérez/ Cubadebate.

Cándido Saturnino Sánchez (Nini) produce miel y cría animales entre peñascos en reto a la topografía que invade su finca. Foto: Juan Pablo Carreras/ACN.

El rol fundamental de la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños continúa siendo impulsar la producción de alimentos para el pueblo. Foto: Jorge Luis González/Granma.

Campesinos avileños en la cosecha de plátano en los campos de la Empresa de cultivos Varios La Cuba, una de las mayores productoras del país. Ciego de Ávila, el 23 de febrero de 2016. Foto: Osvaldo Gutiérrez/ACN.

Se han publicado 12 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Felicidades por el día del Campesino dijo:

    Felicidades por el día del Campesino
    Pero también quisiera comentar que
    La vida cambió para cada uno de nosotros en Cuba.
    Eso fue un hecho posible desde los principios de la revolución
    En un abrir y cerrar de ojo todo cambió gracias a un grupo de combatientes revolucionarios más el apoyo del pueblo
    Luego de tantos años no entiendo cómo es posible que no se pueda erradicar las indisciplinas sociales y la corrupción. Si la revolución es más fuerte más organizada
    Y con mucha más experiencia, porque el pueblo Sufre por eso y el pueblo apoya y desea tales cambio

    • AK 50 dijo:

      -Pensar es sencillo, actuar complicado y poner en marcha los pensamientos lo más difícil de todo..DE ACUERDO CON USTED

    • Nayira Lara dijo:

      Muchas felicidades para todos los campesinos en su día, porque la tierra que cultivan continúe dando buenos frutos y permanezca bajo su pertenecia; porque sin ellos no podemos alimentarnos cada día y tener la soberanía alimenticia de la que disfrutamos desde la firma de la Ley de Reforma Agraria por nuestro invicto Fidel Castro.

      • Rey dijo:

        Con todo respeto, pero de q soberanía alimentaria usted habla ? Si nuestros campos estan llenos de marabú, los mercados agropecuarios vacios y cdo encuentras alguna vianda su precio esta por las nubes.Uhmm creo q usted está escribiendo en el foro d un país equivocado, mas d todas formas felicidades a los campesinos espero q algun dia les quiten las miles de trabas q tienen para q produzcan con motivación y q el pueblo se beneficie .

  • Felixb dijo:

    No creo que haya algun resultado que celebrar

  • ALEJANDRO dijo:

    Muy buen artículo en favor del campesinado, pero olvidó mencionar los precios que le imponen al resto del pueblo por sus productos.

  • Pedro Luis González Domínguez dijo:

    La Ley de Reforma Agraria
    Los campesinos sufrían
    de las penurias y el mal
    y en el callejón real
    humildemente vivían;
    como animales morían
    sin recibir atención,
    pero una revolución
    triunfaba llena de gloria
    para rescatar la historia
    triste de aquel callejón.

    Aquel primero de enero
    la revolución triunfaba
    salvo al guajiro que estaba
    al borde del desespero;
    Fidel preciso, certero
    libró al guajiro del mal
    ya no hay más guardia rural,
    candela ni desalojos
    se acabaron los despojos
    y abusos del mayoral

    Triunfó la revolución
    proceso digno y humano
    que llevo al campo cubano
    la luz de la educación.
    Subió la televisión
    a la cima del Turquino
    y exhibe el traje más fino
    desde su encumbrada altura
    elevando la cultura
    integral del campesino.

    Pasó el otrora camino
    de la pesadilla al sueño,
    felizmente se hizo dueño
    de la tierra el campesino.
    Cambiaba así su destino,
    era la revolución.
    hoy ven por televisión
    plenos de comodidades
    las duras calamidades
    de aquel triste callejón.

  • Angel Enrique dijo:

    Muchas Felicidades a todo el Movimiento Campesino Cubano, en su 60 Aniversario de Firma de la Primera Ley de Reforma Agraria por nuestro invicto Comandante en Jefe, Fidel Castro Ruz, primera ley de la Revolución Cubana.Orgullo de todos los cubanos,Felicidades!!!

  • guacho dijo:

    Alejandro:

    Ven a trabajar al campo con los recursos que existen para hacer producir la tierra y los medios que se tienen y despues nos cuentas.
    Recuerda que los precios de la ciudad los ponen los intermediarios no los campesinos.

  • La Bayamesa dijo:

    Feliz Día del Campesino. Mirar los rostros de Fidel y quienes le rodean (Crescencio Pérez, Manuel Fajardo, René Vallejo, Armando Hart, Núñez Jiménez, entre otros) hombres que estaban haciendo realidad lo expresado por Fidel en La Historia me Absolverá nos lleva una vez más a condenar la pretención de la mafia imperialista de Estados Unidos y a decirles: No, señores imperialista, no nos entendemos

    • El Catalán dijo:

      Bayamesa. Cierto que esa foto histórica hace justicia con el campesino que más apoyo le dió a la Revolución en sus días fundacionales . El Comandante Crescencio Pérez realmente un líder campesino del qué en los últimos años no se habla en la historia de la Revolución Cubana. Una vez leí un artículo de Óscar Pino Santos uno de los redactores de la Segunda ley de Reforma Agraria. El cual narraba los aportes extraordinarios de Crescencio Pérez en defensa de los campesinos en aquellas noches de discusión en la casa donde estaba el Che en Tarara , y se reunían la dirección de la Revolución a redactar el anteproyecto de la Ley.

  • Anders dijo:

    Creo que la agricultura está tan mal en este país porque el estado le dio la responsabilidad a campesino que no tienen condiciones para trabajar y tampoco dejan que se desarrollen lo suficiente llegando a crear una empresa donde compren sus implementos para trabajar .porque arando la tierra con animales nunca se va a conseguir una producción suficiente para bajar los precios

Se han publicado 12 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Ana Margarita González

Periodista cubana. Ha trabajado en diferentes medios de prensa nacionales como Juventud Rebelde, Radio Progreso y Trabajadores. Recibió las distinciones Félix Elmuza y Raúl Gómez García más el Sello de Laureado de la CTC.

Vea también