Imprimir
Inicio » Especiales, Cultura  »

Festival de La Habana: Chijona, el mejor de los intrusos (+ Cartelera)

| 1
Gerardo Chijona, director de la película cubana, "Los Buenos Demonios", durante el conversatorio con la prensa en el Hotel Nacional de Cuba, como parte de las actividades en la 39 edición del Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano. Foto: Abel Padrón/ ACN.

Gerardo Chijona, director de la película cubana, “Los Buenos Demonios”, durante el conversatorio con la prensa en el Hotel Nacional de Cuba, como parte de las actividades en la 39 edición del Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano. Foto: Abel Padrón/ ACN.

Más de una vez en la historia de quienes hacen cine la muerte les irrumpe en el plató. Es entonces cuando las películas se convierten en testamentos, en el último recurso para percibir el ánima de los directores, actores, guionistas. Pero ese no fue el caso de Los buenos demonios, el último proyecto que pensaría el gran Daniel Díaz Torres y que hoy nos trae a la pantalla nadie mejor que su cómplice: Gerardo Chijona.

Descargue en PDF (1,55 MB): Diario 39 Festival, 15 de diciembre, incluye la cartelera de hoy y mañana

Basada en la novela Algún demonio, del escritor y guionista Alejandro Hernández, vuelven a conjugarse una serie de factores que de primera instancia garantizan la hechura del filme: un elenco que aglutina a Isabel Santos, Carlos Enrique Almirante, Enrique Molina, Vladimir Cruz y Yailene Sierra. Además de la música de Edesio Alejandro, la fotografía de Raúl Pérez Ureta o la dirección de arte de Alexis Álvarez.

Sin embargo, la historia empieza antes de todos estos buenos demonios, y para ello conversamos sobre lo que ha sido para el creador de La cosa humana  –realización anterior– hacer esta película:

“Este fue un proyecto que comenzó Daniel Díaz Torres junto a un alumno nuestro radicado en España, Alejandro Hernández. Era una novela suya que Daniel trajo a Cuba y me enseñó porque veía una película ahí; a mí me pareció perfecto y se puso en marcha, pero desgraciadamente la muerte no lo dejó terminar. Gracias a las vueltas que da la vida fui a Madrid a terminar ‘La cosa humana’ y allá, conversando con Alejandro, me comentó que tenía los derechos del guion y me dijo: ‘hay que hacer la película’. Así fue como empezó”.

¿Cómo fue asumir el proyecto que ya estaba casi totalmente pensado por otro director?

El guion me cayó de la cabeza porque nunca pensé asumir el proyecto, y la película conserva la mirada de Daniel y Alejandro. Yo lo que hice fue pedir permiso para darle una primera revisión y editar algunas cosas, convencí a Alejandro para darle tonos de comedia a dos escenas que no la tenían, y solo metí la mano en el final de la película. El resto es lo que ellos escribieron.

¿Y a la hora de elegir el reparto y el trabajo con los actores?

Muy intenso. Carlos Enrique Almirante, por ejemplo, no estaba originalmente en el plan y cuando me di cuenta que no tenía el protagónico él estaba en Colombia trabajando, pero lo llamé y arrancó para acá dos semanas antes de empezar. Y por suerte no me equivoqué.

Yo siento que la película la hago cuando me encierro en mi casa a trabajar con los actores, pues hacemos como un laboratorio creativo. Siempre en las historias que tengo he sido un director que ensaya buscando resultados y escucho a los actores; pero sé perfectamente lo que quiero. Sin embargo, aquí estaba perdido, puesto que siempre trabajo con los autores buscando emociones, sentimientos y esta película está escrita de una manera muy fría, muy austera… los planos son largos, la cámara entra poco; y tuve que adaptarme a ese estilo que no tiene nada que ver conmigo, y por eso me auxilié de los actores para pedir ayuda. Empecé a escuchar por primera vez y aprendí en esta película una de las cosas que más cuesta trabajo a un director: callar y escuchar.

La actriz Isabel Santos (D), y el actor Carlos Enrique Almirante (I), durante un conversatorio con la prensa sobre la película cubana, Los Buenos Demonios, en el Hotel Nacional de Cuba, como parte de las actividades en la 39 edición del Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano. Foto: Abel Padrón/ ACN.

La actriz Isabel Santos (D), y el actor Carlos Enrique Almirante (I), durante un conversatorio con la prensa sobre la película cubana, Los Buenos Demonios, en el Hotel Nacional de Cuba, como parte de las actividades en la 39 edición del Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano. Foto: Abel Padrón/ ACN.

“A mí me tocó, sobre todo, en los 80 poder hacer la ópera prima de muchos de los grandes cineastas de hoy”, agrega esta vez Isabel Santos. “Siempre quise volver a trabajar con Chijona y tuvimos mucha química. Siento que volvía a trabajar con aquel muchacho joven de Adorables mentiras“.

“Quiero enfatizar que he visto llorar mucho a Chijona, que quede claro que él no está robando nada. He visto a este hombre sufrir mucho y cuestionarse si estaba siendo un intruso, preguntarse si estaría cumpliendo lo que planeó Daniel. Todos en el making le dedicamos la película”, añade Isabel.

“Siempre he oído decir que no hay papeles cortos y cada vez me convenzo más  que es una realidad tremenda” –turno para Enrique Molina–. “Cuando me leí el guion y supe de lo que trataba, y vi el personaje de Carlos Enrique, yo pensé: “nos vamos a meter en un tema muy complejo”. Pero después me miré a mí mismo como ciudadano de este país, pensé que la película podía servir como una gran reflexión a un nivel más alto, y creo que se ha hecho con mucha valentía.

“Lamento que Daniel no haya podido hacerla, porque tuve la suerte de poder trabajar en siete de sus ocho largometrajes y esta era la primera película en la que se salía de la comedia que siempre hizo. Pero la vida nos ha dado también la posibilidad de un Chijona, con quien he trabajado muchas veces, y que sé que se conocen perfectamente bien. Además, él respetó tanto la película que es como si la hubiera hecho Daniel”, agrega Enrique.

De vuelta a la conversación con Chijona, se impone una pregunta sobre el trasfondo de Los buenos demonios, sobre la forma de reflexión que se utiliza para tocar el tema de la crisis de valores en los jóvenes.

“La película para mí se inscribe en una línea de cine crítico que ha seguido el ICAIC desde que Titón hizo La doces sillas. Pasa por toda la obra de él, de Juan Carlos Tabío, de Fernando Pérez, de Daniel. Por esa tradición de enfocar la  realidad desde un espíritu crítico y reflexivo, cualquiera que sea el género desde el que se aborde, para mí no hay géneros menores y mayores.

“Y en mi caso, desde Esther en alguna parte hasta acá me he concentrado más en las relaciones y conflictos de los individuos que en el entorno. Porque a veces siento que en las películas el entorno es tan fuerte que ahoga la historia de los personajes. Cuando uno se centra en el individuo puedes explorar zonas de silencio que en la realidad no se ven, o no se quieren ver, y eso es lo peor que le puede pasar a cualquier sociedad”.

Imagen de "Los buenos demonios", película cubana dirigida por Gerardo Chijona. Foto: @festivaldelnuevocinelatinoamericano/ Facebook.

Imagen de “Los buenos demonios”, película cubana dirigida por Gerardo Chijona. Foto: @festivaldelnuevocinelatinoamericano/ Facebook.

¿Sientes que realmente es un homenaje a tu amigo Daniel?

Una de las mejores formas de comprobarlo es a través de su familia. Siento  mucha alegría por Danielito y por Laura –sus hijos–, porque siempre me  pregunté si la película se le parecería a su padre, y cuando vi sus rostros en el estreno fui feliz.

¿Qué quieres que el público se lleve a casa del filme?

El mal puede convivir con el bien en una sociedad que tiene una venda en los ojos. La película está un poco explorando esas zonas ocultas, la sociedad necesita ese tipo de debates. Intenté reflejar un micromundo de personajes donde cada cual tiene un concepto distinto, y cada cual con sus verdades, sin ser dios ni sacerdote. Hay algo que dije en el estreno y lo ratifico: ojalá quienes la vean se lleven los buenos demonios a la casa.

Sepa más sobre “Los buenos demonios”

Gerardo Chijona sobre su última película: “El protagonista es un micromundo de personajes” (+ Fotos y Video)

Conferencia de prensa sobre “Los buenos demonios”

Making Of de la cinta de Chijona

(Tomado del Diario del Festival)

Se han publicado 1 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • CAVAFY dijo:

    …es la recurrencia del cine cubano…ya falta de garra y arte…como se extraña a un titón ahora todo es lo mismo con el sutil interés de obtener premios en el exterior con las prebendas que ello presupone…ay pero a que precio

Se han publicado 1 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también