Imprimir
Inicio » Especiales, Política  »

Diputados cubanos: Llamamos al cese de toda intromisión en los asuntos internos de Venezuela

| 2

 Las diputadas y diputados de la Asamblea Nacional del Poder Popular de la República de Cuba emitieron una Declaración de apoyo al pueblo y gobierno de la República Bolivariana de Venezuela.

Yoerkys Sánchez Cuéllar, presidente del grupo parlamentario de Solidaridad con Venezuela, dio lectura al proyecto de declaración que ratifica “el más firme y resuelto apoyo a la hermana República Bolivariana de Venezuela” y rechaza las acciones violentas y desestabilizadoras de sectores oligárquicos que cuentan con el apoyo la desacreditada Organización de Estados Americanos (OEA) y su frenético e injerencista Secretario General.

También se denunció el accionar de los medios de comunicación que difunden mensajes e imágenes que tergiversan de modo cínico la realidad, ocultan los importantes logros del chavismo y evitan referirse a la barbarie golpista.

“En virtud de ello, las diputadas y diputados de la Asamblea Nacional del Poder Popular de la República de Cuba llamamos al cese de toda intromisión en los asuntos internos de la hermana República Bolivariana de Venezuela y reclamamos el absoluto respeto a la soberanía, orden constitucional y libre determinación de los venezolanos”.

Declaración de apoyo al pueblo y gobierno de la República Bolivariana de Venezuela

Las diputadas y diputados de la Asamblea Nacional del Poder Popular de la República de Cuba ratificamos nuestro más firme y resuelto apoyo a la hermana República Bolivariana de Venezuela, a su gobierno legítimo y a la unión cívico-militar que encabeza el presidente constitucional Nicolás Maduro Moros, los cuales enfrentan una grave escalada de violencia interna e intervención internacional.

Sectores oligárquicos, en contubernio con intereses foráneos, han intentado extender por todo el país el caos con métodos terroristas. En nombre de falsos valores de democracia y derechos humanos, han desestabilizado el país y enlutado decenas de familias venezolanas.

Los medios de comunicación oligárquicos y transnacionales difunden mensajes e imágenes que tergiversan de modo cínico la realidad, ocultan los importantes logros del chavismo y evitan referirse a la barbarie golpista –como el caso de los jóvenes a los que las hordas opositoras prendieron fuego-.

Esos esfuerzos son liderados por la desacreditada Organización de Estados Americanos (OEA) y su frenético e injerencista Secretario General. Su actuación selectiva y profundamente ideologizada, al servicio del imperio y de los poderes oligárquicos de la región, persigue cercar y derrocar a la Revolución Bolivariana y poner a disposición de las transnacionales los inmensos recursos naturales de la nación suramericana. Su silencio frente a otras graves alteraciones del orden democrático, a los asesinatos de activistas sociales y periodistas y al empleo de militares para reprimir al pueblo en otros países de la región, reflejan el doble rasero que prevalece en la OEA.

En virtud de ello, las diputadas y diputados de la Asamblea Nacional del Poder Popular de la República de Cuba llamamos al cese de toda intromisión en los asuntos internos de la hermana República Bolivariana de Venezuela y reclamamos el absoluto respeto a la soberanía, orden constitucional y libre determinación de los venezolanos.

Demandamos respeto al derecho legítimo del pueblo venezolano a seguir construyendo el modelo social que impulsa la Revolución Bolivariana, a la vez que reconocemos los esfuerzos del gobierno para que prevalezcan el entendimiento y la paz. En ese sentido, saludamos los constantes llamados al diálogo realizados por el presidente Nicolás Maduro y la incorporación de varios países de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC) a este importante esfuerzo.

Convocamos a los legisladores y parlamentos del mundo a mantener en alto la solidaridad con Venezuela, país de Nuestra América, con la confianza en que a la revolución y al pueblo bolivarianos les asisten la sabiduría, la capacidad  y la razón histórica para superar sus dificultades y refrendar un camino propio.

 

La Habana, 1ro de junio de 2017

“Año 59 de la Revolución”

Se han publicado 2 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • VBG dijo:

    Viva Venezuela libre
    Viva Maduro
    Viva el socialismo
    Abajo la oposición fascista

  • Santiago Herrera Linares dijo:

    QUIEN CALLE HOY, AYUDA AL IMPERIO
    Por Santiago Herrera Linares.

    Hoy Venezuela vive una situación difícil. Solo el pueblo unido a Maduro podrá evitar el desastre que el imperio y la derecha extremista quiere. Hay una ofensiva terrorista, y de triunfar – derrocar el gobierno – por no mantenerse la unidad patriótica de las grandes mayorías y las fuerzas armadas, el mundo vivirá uno de los peores retrocesos históricos de las luchas populares por sociedades más justas, equitativas e independientes de los últimos 25 años. Pienso en la caída del campo socialista y sus efectos en la izquierda mundial.
    Maduro es más que su persona física, es la expresión de continuidad del proyecto bolivariano – chavista. El pueblo está comprometido con una causa: las transformaciones realizadas y su consolidación; Verdadera independencia; soberanía plena; misiones y más misiones para todo el pueblo, que redistribuyen la riqueza nacional; integración y solidaridad; cultura, educación y salud. DIGNIDAD COMO NACIÓN.

    El futuro es brillante para los pueblos leales a su propia dignidad, a su historia y a sus auténticos líderes. No hay opción. La lucha continúa.
    El gobierno de Estados Unidos nunca transará con el proyecto bolivariano: La esencia independentista e integracionista de este, es incompatible con la intolerancia de la política exterior norteamericana y sus aspiraciones hegemónicas.
    La lucha es larga, tanto como la existencia misma del imperialismo. Por esta razón el pueblo ha de mantenerse firme junto a lo mejor que le ha sucedido en su historia, desde la independencia hasta hoy: la Revolución Bolivariana. ¡Voto por ese pueblo y por el éxito de la Asamblea Constituyente! ¡Que el pueblo diga, decida y asuma su Historia!
    A todos los que sienten como suyo los grandes problemas del mundo actual, los llamo a manifestarse en apoyo al gobierno bolivariano por todas las vías posibles. La derecha latinoamericana está tratando de organizarse para enfrentar a los movimientos sociales y progresistas y a los pueblos donde la mayoría ha optado por el cambio y han elegido y reelegido a sus líderes al frente de sus estados. Nuestros pueblos, al colocarse en el poder y enfrentar las maniobras de las oligarquías y del Imperio, han iniciado una nueva era. Hoy el epicentro en nuestro continente es la lucha de la mayoría del pueblo venezolano. Ha devenido un símbolo que se proyecta hacia una sociedad y un mundo mejor.
    Su ejemplo se convierte en barrera para la estrategia yanqui de dominio universal, sobre todo contra los países petroleros o aquellos cuyos pueblos se cansaron del capitalismo brutal y buscan o un mundo mejor. La extrema derecha venezolana tiene el apoyo del imperio. La política del actual gobierno norteamericano es golpear exponiéndose el mínimo. Todo apoyo al gobierno bolivariano es a favor de la causa de Latinoamérica y el mundo por la independencia, la soberanía y verdadera democracia.
    Profesionales, políticos, movimientos sociales y organizaciones estudiantiles y juveniles en general, partidos políticos progresistas y democráticos. ¡Hombres de bien! ¡Levántense por la democracia venezolana, por el gobierno legítimo, por los logros de ese pueblo! ¡Hasta la victoria siempre!

Se han publicado 2 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también