Imprimir
Inicio » Especiales  »

Peter Kornbluh: “Para Nixon, Fidel era un obstáculo y había que quitarlo del camino”

| 2

documento-final

“Richard Nixon estaba convencido de que Fidel representaba un obstáculo a la omnipotencia norteamericana y había que quitarlo del camino”, afirmó a Cubadebate Peter Kornbluh, director del proyecto Chile y Brasil del Archivo de Seguridad Nacional, de la Universidad George Washington.

Esta institución no gubernamental divulgó el lunes varios documentos desclasificados por las autoridades norteamericanas, que revelan que el Presidente Nixon y el dictador brasileño  Emilio Garrastazu Médici coordinaron operaciones contra Chile, Cuba y otros países para evitar “nuevos Alledes y nuevos Castros”.

Según Kornbluh, Nixon mostró una obstinada intolerancia con el gobierno de Cuba e “insistía que Estados Unidos no cambiaría su hostilidad hacia la Isla mientras él siguiera siendo el Presidente de los norteamericanos”.

El dictador Médici y Richard Nixon. (Foto: Archivo de Seguridad Nacional)

El dictador Emilio Garrastazu Médici y Richard Nixon. (Foto: Archivo de Seguridad Nacional)

En los documentos publicados por el Archivo de Seguridad Nacional, se prueba que “Brasil jugó un papel importante de respaldo a Estados Unidos para el derrocamiento de Allende en Chile”.

Ese es “un capítulo oculto de la colaboración en la intervención para derrocar al gobierno de Chile que está emergiendo ahora a partir de la documentación desclasificada”, aseguró Kornbluh a Cubadebate y pidió al gobierno brasileño abrir los archivos militares de la década del 70, donde debe estar buena parte de la información que aún oculta el gobierno de los Estados Unidos.

“La historia completa de la intervención estadounidense en América del Sur de los años 70 no puede ser contada sin que Brasil aclare su oscuro pasado, un hecho que aún no ha reconocido”, añadió.

Entre los documentos revelados por el Archivo de Seguridad Nacional se encuentra un memorando secreto, perteneciente a una reunión entre Nixon y el dictador brasileño en el que fungió como traductor el General Vernon A. Walters, el 9 de diciembre de 1971, que refiere lo siguiente:

“El Presidente dijo que era muy importante que Brasil y Estados Unidos trabajaran en estrecha colaboración en este ámbito (el derrocamiento de Allende)… Si los brasileños consideran que hay algo que podrían hacer para ser útil en este ámbito, desearía que el Presidente Médici lo hiciera saber. Si se requiere dinero u otro tipo de ayuda discreta, podríamos ser capaces de ponerlos a su disposición. Esto debe ser visto con la mayor discresión.”

Los EE.UU. y Brasil, enfatizó Nixon a Médici -de acuerdo con el documento-, “deben tratar de prevenir nuevos Castros y Allendes y siempre que sea posible, tratar de revertir estas tendencias”.

Durante esa misma sesión, el Presidente Médici preguntó a Nixon si “nosotros” deberíamos dar apoyo a los exiliados cubanos que “tienen fuerzas y que podrían derrocar el régimen de Castro”, a lo que Nixon respondió: “deberíamos (hacerlo), siempre y cuando no los empujemos a hacer algo que no podamos apoyar, y siempre y cuando nuestra mano no aparezca” detrás.

En el Estimado de inteligencia de 1972, la CIA afirma que Brasil tomaría un papel cada vez más activo en las relaciones hemisféricas pero que era poco probable que interviniera abiertamente en los asuntos internos de los países vecinos. Sin embargo, la CIA pronosticaba que “el régimen no descartará utilizar la amenaza de la intervención o las herramientas diplomáticas y la acción encubierta para oponerse a regímenes de izquierda, o mantener a gobiernos amistosos en el poder, o ayudar a ponerlos en lugares como Bolivia y Uruguay”.

Estos son los documentos desclasificados (en Inglés)

Documento 1: Memorando de la Casa Blanca, Top Secret, “Reunión con el Presidente Emilio Garrastazu Médici, de Brasil, el jueves, 9 de diciembre de 1971, a las 10:00 am, en la Oficina del Presidente, la Casa Blanca”, 9 de diciembre de 1971.

Documento 2: Memorando del principal agregado del Departamento de Defensa en Francia (General. Walters) a la Asistente del Presidente para Asuntos de Seguridad Nacional (Henry Kissinger), sin fecha.

Documento 3: Memorando de la CIA, del Director Adjunto de la CIA Robert Cushman a Henry Kissinger, sobre “supuestos compromisos alcanzados por el Presidente Richard Nixon con el presidente brasileño Emilio Garrastazu Médici”, 29 de diciembre de 1971.

Documento 4: Estimado Nacional de Inteligencia  93-73, secreto, “El Nuevo curso en Brasil”, 13 de enero de 1972.

Se han publicado 2 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • IASONAS PIPINIS VELASCO dijo:

    Juan Velasco Alvarado fue un Presidente que cometio varios errores durante su gobierno militar. Eso es verdad. Pero es injusto si no aceptamos que Velasco tuvo buenas intenciones. Intento realizar cambios radicales para mejorar la vida del pueblo, especialmente la de los pobres. Es necesario cuando investigamos y analizamos acontecimientos politicos de esa epoca criticarlas teniendo en cuenta las condiciones de esa epoca y no las de hoy.

    IASONAS PIPINIS VELASCO, Periodista Griego, sobrino del ex Presidente J. Velasco Alvarado. (Atenas – Grecia/ e-mail: iasonasvel@yahoo.com)

  • arsenio columbie dijo:

    es un excellente articulo el que senala las iniciales y perduraderas esencias imperialista y de odio visceral hacia nuestra patria.no hay duda de el dano moral que le empezaba a crear nuestra patria al monstruo.

    muchas felicidades a los editores de los articulos.

Se han publicado 2 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también