Imprimir
Inicio » Opinión, Política  »

Fidel puso al marxismo en español

| 6

Fidel en la Sierra Maestra

Fidel en la Sierra Maestra

(Síntesis de las ideas expresadas en la Mesa Redonda de Telesur: “Vida y luchas de Fidel Castro”  trasmitida el jueves 11 de agosto)

El aporte mayor de Fidel a América Latina es la Revolución cubana, un complejo de hechos, ideas, experiencias prácticas, demostraciones, y el ejemplo.

La Revolución cubana planteó y resolvió cuestiones fundamentales: las relaciones entre la liberación nacional y las luchas por la justicia social y de clases, y las resolvió forjando un socialismo latinoamericano.

Fidel fue el maestro de un arte muy difícil: cómo hacer política los revolucionarios. El concepto de pueblo le permitió convocar a los humildes a la actuación revolucionaria y darle una verdadera solución socialista a la comprensión del sistema de dominación. Encontró y puso en práctica la estrategia acertada para la lucha revolucionaria: las armas, las masas, la conquista del poder. Con la Revolución cubana y con sus ideas, Fidel puso al fin al ideal comunista europeo en un terreno real en América Latina, y puso al marxismo en español.

Fidel es ante todo, y en grados siempre extraordinarios, un político revolucionario, el líder y un educador popular.

El momento histórico de América Latina a mediados del siglo XX podía resolverse a favor de cualquiera de los contendientes y de las soluciones posibles, como sucede siempre. Fidel vino con su revolución, sus ideas y su ejemplo, y eso permitió iniciar una nueva época histórica en el continente.

En la Cuba de 1959 fue que comenzaron los famosos años 60. Las consignas y las ideas simplificadas nunca son desdeñables. Por ejemplo, la expresión “Primer territorio libre de América” estaba más cargada de sentido y era mucho más prometedora que la montaña de palabras que se había levantado acerca de de los cambios sociales.

Al plantear cómo resolver los problemas fundamentales del presente, Fidel abrió la puerta para que se elaboraran los proyectos de liberación total en América Latina, es decir, la puerta del futuro. Y puso a la orden del día la recuperación del verdadero pasado. Bolívar, Artigas, Martí, Sandino, Guiteras, los grandes nombres del largo camino, fueron recuperados, y junto con ellos entraron en la historia y en los proyectos la gente de abajo -los líderes y los luchadores de miles de motines, alzamientos, resistencias y martirios sucedidos durante los siglos de la historia colonial y neocolonial del capitalismo en América Latina.

Se han publicado 6 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • H. LO dijo:

    SI FIDEL ES Y SERA EL FUNDADOR DEL SOCIALISMO EM AMERICA LATINA (Habra un ante y despues de Fidel)
    Cuando aquel joven estudiante de abogacia irrumpio en la politica con la heroica accion del ya conocido “Asalto al Cuartel Moncada” Nadie penzo que america latina comenzadba una nueva historia. Pasaron 6 años para que esto quedara confirmado y patentado en la historia de las luchas por la construccion de una sociedad mejor. una sociedad superior a la caduca y corrupta sociedad burguesa.
    Con el triunfo de la revolucion cubana entra el marxismo por la puerta ancha a la gran patria latinoamericana. Fidel como principal protagonosta y sin desmerecer a los lideres anteriores y contemporaneos a è,l Es y sera el padre de todas las revoluciones, cambios y conquistas en la lucha por una sociedad socialista para toda america latina.
    Fidel en hambito internacional sera el martillo que golpea constatemente en las conciencias de los burgueses y capitalistas del planeta.
    VIVA FIDEL POR SIEMPRE Salud y larga vida para el mas grande revolucionario de esta epoca.

  • Raulito Cubas dijo:

    !F E L I Z C U M P L E A Ñ O S F I D E L!
    Siempre me impresionaba verlo en alguna foto o en la televisión, y aun más cuando lo oía hablar, Comandante Fidel; yo era chico, débil, pero ya traía en mis genes esa conciencia social, que tanto me hacía cuestionar la realidad de mi entorno social. Pero aún no comprendía bien el por qué de las cosas.
    La primera vez que me llamó la atención Cuba y usted, querido Fidel, fue cuando, por casualidad, lo ví en la televisión, usted daba un discurso sobre un problema que se daba en Cuba por aquella época. Verlo defender, de esa manera firme y carismática, a su pueblo y la Revolución ante la amenaza siempre latente que significa EE.UU. y los contrarrevolucionarios, que no pierden tiempo en atacar, difamar, y socavar la obra de la Revolución, fue siempre cautivante y esperanzador para mí; porque siempre me he identificado con los que luchan por una sociedad más justa y más humana.
    En ese sentido, ya con más años yo, tuve la oportunidad de leer el libro del periodista y escritor estadounidense, Theodoro Draper, quien visitó la isla en los primeros años luego del triunfo de la Revolución, para ver de primera mano de qué se trataba el “experimento” revolucionario en Cuba. Era él un definido opositor a Fidel Castro, -ya cuando escribe el libro- aunque en cierta manera solía contar la historia como se reflejaba en apariencia, osea, solía hacer gala de ser un buen periodista, aunque no creía posible la realización de la Revolución Socialista en Cuba. Y en su afán de “desentrañar” los “misterios” y las claves de la Revolución, lo que si cosiguió fue dejar en claro el hecho que la Revolución tuvo que ir poco a poco, por etapas, a un paso firme y seguro para alcanzar así la verdadera victoria: ¡LA VICTORIA DEL PUEBLO!, porque son ellos, la clase trabajadora, quienes crean con su trabajo y su esfuerzo la riqueza y la cultura de una nación que es independiente, digna y humana. Y en esa sociedad se ha de incluir a TODOS en el proceso de desarrollo económico y social.
    Y es que la Revolución si que de verdad llegó al poder; llegó a los rincones más apartados de Cuba, se preocupó, como nadie lo había hecho antes, por los más desposeídos y olvidados del sistema, para hacer una Cuba nueva.
    Claro, hay quienes no han creído ni les ha gustado la idea de luchar por ese sueño: UN VERDADERO PUEBLO QUE LUCHA POR SU BIENESTAR Y SU CULTURA.
    Hoy, usted sigue inspirando mi vida. Y aquí, en mi realidad, espero pronto visitar Cuba y compartir con su pueblo, querido Fidel Castro.
    UN ABRAZO CON TODO MI CORAZÓN. Raulito

  • Jaime Chuchuca serrano dijo:

    Sin quitarle ningún mérito a Fidel Castro, es necesario no absolutizar aquello de que Fidel puso el Marxismo en español, o lo hizo latinoamericano. El mismo Fidel estaría en contra de esas expresiones. Fidel encontró el marxismo porque ya había todo un movimiento marxista en latinoamérica. Que quizá haya hecho buena parte de la labor señalada en el artículo sobre el marxismo en Cuba, ya es otra cosa.
    Además creo que es quitarle algunas de las virtudes al mismo Fidel ya que el forjó ciertos principios e ideas suyas, propias.

  • Niurka dijo:

    Gracias Profe, por tan excelentes palabras

  • Yose dijo:

    Estoy de acuerdo con usted Jaime, muy sabías sus palabras.

  • Leandro dijo:

    Cierto es que cuando Fidel irrumpe en la vida política de nuestra nación ya había todo un movimiento marxista en América Latina y un Partido Comunista en Cuba (Partido Socialista Popular), pero, contrario a la concepción imperante en el movimiento marxista, no fue ese partido el que lideró la lucha por el poder, ni Fidel pertenecía a ese partido. El Ejército Rojo en Rusia fué creado por el Partido Bolchevique; en Cuba el Ejército Rebelde fue la fuerza principal aglutinadora de la cual brotó el nuevo Partido Comunista. Esos y muchos otros son aportes de Fidel al marxismo-leninismo.

Se han publicado 6 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Fernando Martínez Heredia

Fernando Martínez Heredia

Filósofo y ensayista cubano. Es Premio Nacional de Ciencias Sociales. Entre otros libros ha publicado “El corrimiento hacia el rojo” y “Repensar el socialismo”.

Vea también