Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

Francisco en la Zona Cero: Aquí el dolor es palpable

| 16 |
El Papa Francisco y el Cardenal Timoty Dolan, resan en la Fuente Sur del Memorial 9/11 en Manhattan. Foto: John Minchillo/ AP

El Papa Francisco y el Cardenal Timoty Dolan, rezan en la Fuente Sur del Memorial 9/11 en Manhattan. Foto: John Minchillo/ AP

Discurso del Papa Francisco en el Encuentro Interreligioso celebrado en el Memorial dedicado a las víctimas del 11 de Septiembre de 2001.

Queridos amigos:

Distintos sentimientos, emociones, me genera estar en la Zona Cero donde miles de vidas fueron arrebatadas en un acto insensato de destrucción. Aquí el dolor es palpable. El agua que vemos correr hacia ese centro vacío nos recuerda todas esas vidas que se fueron bajo el poder de aquellos que creen que la destrucción es la única forma de solucionar los conflictos. Es el grito silencioso de quienes sufrieron en su carne la lógica de la violencia, del odio, de la revancha. Una lógica que lo único que puede producir es dolor, sufrimiento, destrucción, lágrimas. El agua cayendo es símbolo también de nuestras lágrimas. Lágrimas por las destrucciones de ayer, que se unen a tantas destrucciones de hoy. Este es un lugar donde lloramos, lloramos el dolor que genera sentir la impotencia frente a la injusticia, frente al fratricidio, frente a la incapacidad de solucionar nuestras diferencias dialogando. En este lugar lloramos la pérdida injusta y gratuita de inocentes por no poder encontrar soluciones en pos del bien común. Es agua que nos recuerda el llanto de ayer y el llanto de hoy.

Hace unos minutos encontré a algunas de las familias de los primeros socorristas caídos en servicio. En el encuentro pude constatar una vez más cómo la destrucción nunca es impersonal, abstracta o de cosas; sino, por sobre todo, tiene rostro e historia, es concreta, posee nombres. En los familiares, se puede ver el rostro del dolor, un dolor que nos deja atónitos y grita al cielo.

Pero a su vez, ellos me han sabido mostrar la otra cara de este atentado, la otra cara de su dolor: la potencia del amor y del recuerdo. Un recuerdo que no nos deja vacíos. El nombre de tantos seres queridos están escritos aquí en lo que eran las bases de las torres, así los podemos ver, tocar y nunca olvidar.

Aquí, en medio del dolor lacerante, podemos palpar la capacidad de bondad heroica de la que es capaz también el ser humano, la fuerza oculta a la que siempre debemos apelar. En el momento de mayor dolor, sufrimiento, ustedes fueron testigos de los mayores actos de entrega y ayuda. Manos tendidas, vidas entregadas. En una metrópoli que puede parecer impersonal, anónima, de grandes soledades, fueron capaces de mostrar la potente solidaridad de la mutua ayuda, del amor y del sacrificio personal. En ese momento no era una cuestión de sangre, de origen, de barrio, de religión o de opción política; era cuestión de solidaridad, de emergencia, de hermandad. Era cuestión de humanidad. Los bomberos de Nueva York entraron en las torres que se estaban cayendo sin prestar tanta atención a la propia vida. Muchos cayeron en servicio y en su sacrificio permitieron la vida de tantos otros.

Este lugar de muerte se transforma también en un lugar de vida, de vidas salvadas, un canto que nos lleva a afirmar que la vida siempre está destinada a triunfar sobre los profetas de la destrucción, sobre la muerte, que el bien siempre despertará sobre el mal, que la reconciliación y la unidad vencerá sobre el odio y la división.

Me llena de esperanza, en este lugar de dolor y de recuerdo, la oportunidad de asociarme a los líderes que representan las muchas tradiciones religiosas que enriquecen la vida de esta gran ciudad. Espero que nuestra presencia aquí sea un signo potente de nuestras ganas de compartir y reafirmar el deseo de ser fuerzas de reconciliación, fuerzas de paz y justicia en esta comunidad y a lo largo y ancho de nuestro mundo. En las diferencias, en las discrepancias, es posible vivir en un mundo de paz. Frente a todo intento uniformizador es posible y necesario reunirnos desde las diferentes lenguas, culturas, religiones y alzar la voz a todo lo que quiera impedirlo. Juntos hoy somos invitados a decir «no» a todo intento uniformante y «sí» a una diferencia aceptada y reconciliada.

Para eso necesitamos desterrar de nosotros sentimientos de odio, de venganza, de rencor. Y sabemos que eso solo es posible como un don del cielo. Aquí, en este lugar de la memoria, cada uno a su manera, pero juntos, les propongo hacer un momento de silencio y oración. Pidamos al cielo el don de empeñarnos por la causa de la paz. Paz en nuestras casas, en nuestras familias, en nuestras escuelas, en nuestras comunidades. Paz en esos lugares donde la guerra parece no tener fin. Paz en esos rostros que lo único que han conocido ha sido el dolor. Paz en este mundo vasto que Dios nos lo ha dado como casa de todos y para todos. Tan solo, PAZ.

Así, la vida de nuestros seres queridos no será una vida que quedará en el olvido, sino que se hará presente cada vez que luchemos por ser profetas de construcción, profetas de reconciliación, profetas de paz.

El Papa Francisco en el Museo dedicado al 9/11. Foto: Susan Watts/ AP Pool

El Papa Francisco en el Museo dedicado al 9/11. Foto: Susan Watts/ AP Pool

El Papa en la Ceremonia Interreligiosa en el Memoria 9/11. Foto: Alessandra Tarantino/ AP

El Papa en la Ceremonia Interreligiosa en el Memoria 9/11. Foto: Alessandra Tarantino/ AP

Se han publicado 16 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • franklin dijo:

    Emocionantes las palabras del Papa, donde ya no existe Torres en ese mismo lugar las personas trabajaban sin la preocupacion de que serian arrebatadas sus vidas en cuestion de segundos,por el odio y el poder del enemigo terrenal,cuantas personas inocentes quedaron atrapadas entre los escombros ect,ect,ect,como dice el papa oremos por ellos y por todos los inocentes que han caido en este mundo desde el principio de nuestra civilizacion.gracias cubadebate por la rapidez con que nos estan informando.

  • Henry dijo:

    Un bonito gesto de Francisco, visitar este lugar que tanto dolor le causo al mundo

  • Prudencio dijo:

    !Que grande eres PAPA Francisco!

  • Gilberto García García dijo:

    Que hombre tan inmenso, este hombre cada vez que abre su boca las palabras salen bendecida no solamente con la fe de dios, sino que salen bendecidad con su bondad, que gran hombre, de verdad me reconforta mucho el ver como este hombre hace historia y extiende su oración para llegar a la paz social fuera de sus fronteras…. Santificado sea tu nombre papa Francisco, santificado sea tu ser, tu alma y tu persona… Amén… Gracias padre por tu andar en este mundo…

    Padre nuestro que estás en el cielo,
    santificado sea tu Nombre;
    venga a nosotros tu Reino;
    hágase tu voluntad
    en la tierra como en el cielo.
    Danos hoy
    nuestro pan de cada día;
    perdona nuestras ofensas,
    como también nosotros perdonamos
    a los que nos ofenden;
    no nos dejes caer en la tentación,
    y líbranos del mal. Amén

  • Héctor IJ dijo:

    Muy bueno tu comentario Franklin, pero no dejo de preguntarme quien responderá ante tan horrendo crimen. Hoy el PAPA, en gesto de dolor y aliento a las familias que aun lloran, visita este Memorial, bien por el PAPA, es hombre de paz pero los culpables aun gozan de paz y libertad. Dios tendrá que poner un día su mano. De todas formas ya el daño está hecho y los millones en los bolsillos de los autores.

  • Dinardo Suárez rojas dijo:

    Paz en esos lugares donde la guerra parece no tener fin. Paz en esos rostros que lo único que han conocido ha sido el dolor. Paz en este mundo vasto que Dios nos lo ha dado como casa de todos y para todos. Tan solo, PAZ.

    Así, la vida de nuestros seres queridos no será una vida que quedará en el olvido, sino que se hará presente cada vez que luchemos por ser profetas de construcción, profetas de reconciliación, profetas de paz. Aquí está la esencia del mensaje de su satidad.
    Hasta la victoria siempre.
    Dinardo

  • Blue Jet dijo:

    Su Santidad como siempre, brillante, mostrando un ecumenismo como pocos, en un sitio sobrecogedor, no solo por su belleza, que he tenido la oportunidad de visitar. Que Dios le de larga y más fecunda aún vida a al Papa Francisco, hombre imprescindible de nuestros tiempos.

  • Osmani R Lajonchere dijo:

    Otra muestra de la sencibilidad del santo padre al acudir a este lugar simbolo de tan terrible catastrofe que conmovio al mundo. Gracias santo padre por esa sencilles por esa humildad, gracias a esos gigantes hombres del cuerpo de bomberos que ofrendaron sus vidas por salvar otras.

  • Eduardo dijo:

    Cada día que pasa, me impresiona más la sencillez, la claridad de las ideas, la humildad, el llamado a la paz y a la reconciliación, el humanismo y también por qué no, la necesidad en estos tiempos de un hombre como este,

  • J. M .PEREZ CASTELLANOS dijo:

    SIN DUDAS HA SIDO EL MEJOR PAPA DE TODOS LOS TIEMPOS…….EL QUE HA LLEGADO A LOS MAS POBRES DEL MUNDO, UN EXCELENTE VICARIO DE JESUS EN LA TIERRA. SOLO PREDICA PAZ, AMOR, UNION DE LA FAMILIA, EL NO ROTUNDO A LAS GUERRAS,,,,COMO EL MISMO HA EXPRESADO: CONSTRUIR PUENTES ENTRE LOS PUEBLOS DE HERMANDAD Y FRATERNIDAD. ESTE PAPA FRANCISCO HA MARCADO PAUTAS RELEVANTES AL FRENTE DE LA IGLESIA CATOLICA-APOSTOLICA-ROMANA. LOS NO CREYENTES, TAMBIEN REZAMOS POR EL Y LE AUGURAMOS UN FUTURO BRILLANTE Y MUCHA SALUD A SU SANTIDAD.

  • cadillac dijo:

    muy bonit ala ultima foto de la ceremonia inter religiosa, ojala fuera asi todas las religiones en paz entre ellas.

  • El Rey dijo:

    Grande es su luz y el reinado del monseñor el papa. Gracias por darnos esperanzas para seguir luchando por mantener la Revolución

  • juana maria dijo:

    que bueno que el papa visito cuba y despues E.U. pues eso creo que ayudara a que las personas de ambos gobiernos reflexionen y lleven a la paz de dichos paises despues de tanto tiempo de ostilidad innecesaria , si se han restablecido las relaciones con otros paises del mundo despues de guerras como por ejemplo viet nam , porque no restablecer totalmente las relaciones con cuba que en realidad no ha habido Guerra ni se han matado directamente a ciudadanos pacificos como en otros paises ?, despues de tantos años tienen que dares cuenta que esa postura solo perjudica a los cubanos de a pie es decir al pueblo , los dos gobiernos han vivido y siguen viviendo como si con ellos no fuera , entonces que se ha resuelto hasta ahora ? NADA , pues vamos a cambiar la tactica a ver si mejoramos la situacion de un pueblo vecino que es CUBA.

  • carmen R quintero Bravo dijo:

    Todavia no se pueden perder las esperanzas ,creo que el mundo esta en buenas manos y el papa conjuntamente con los que estamos a favor de la paz , lucharemos por ella de una forma u otra todavia se puede salvar el mundo

  • Francisco Oscar Quiroga dijo:

    ¡Por Favor! Escuchémoslo a Francisco. . tiene mucho por decir. . .porque mucho a visto y ha trabajado en nuestra tierra Argentina

  • Idania dijo:

    Creo que el mundo es salvable si todos y cada uno de los que en la faz de la tierra luchamos por un mundo de paz y libre de actos como el que se llevó la vida de tantas personas inocentes ese 11 de septiembre, coincido con los que opinan que el Papa Francisco es único, claro que un mundo mejor es posible

Se han publicado 16 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también