Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

Ana Esther Ceceña: "América Latina preserva todavía la rabia de la conquista"

| 6

Ana Esther Ceceña

Ana Esther Ceceña. Foto: La Jiribilla

Marianela González
La Jiribilla

30 de septiembre de 2010. 1:00 p.m. La Habana. En la sede de la Organización de Solidaridad con los Pueblos de África, Asia y América Latina (OSPAAAL), un grupo de personas espera para asistir a la conferencia que impartirá la Dra. Ana Esther Ceceña, coordinadora del Observatorio Latinoamericano de Geopolítica: estudiantes de Historia, Filosofía, Sociología y Ciencias Políticas, de la Universidad de La Habana; especialistas de centros cubanos de investigación; periodistas. Además de la trayectoria académica de la conferencista, nos ha convocado el tema del encuentro: La militarización en América Latina. Un asunto, a todas luces, pertinente; pero a esa hora, aún no sabíamos cuánto.

12:30 p.m. Quito. Un déjà vu en las transmisiones de TeleSur, estremece el continente: como en junio de 2009 en Tegucigalpa, las calles de la capital ecuatoriana están colmadas de personas. Rafael Correa, el presidente que eligieron constitucionalmente, ha sido retenido dentro de uno de los hospitales de la ciudad por un grupo de policías en revuelta. Dicen los gendarmes que de esa forma esperan revertir una ley que les afecta; pero gritan: "¡Lucio, viva Lucio!". Y le maltratan físicamente. Ecuador vive un intento de golpe de Estado.

Difícil pensar que las paredes de la sala Tricontinental de la OSPAAAL retendrían la noticia. No se habló de otra cosa en la tarde de aquel jueves: lamentablemente, lo que quizá la conferencista habría concebido como una charla teórica, tenía a aquellas horas un correlato en pleno desarrollo.  Economista, adscrita al Instituto de Investigaciones Económicas de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Directora de su Instituto de Estudios Geopolíticos, miembro del grupo de trabajo del Consejo Latinoamericano de Ciencias Sociales (CLACSO) sobre Economía Internacional que dirige el Dr. Emir Sader y Coordinadora del Observatorio de Geopolítica Latinoamericano... No bastan estas cartas credenciales para presentar a una mujer que respira este continente por cada poro. Vigilante siempre de cada movimiento que ocurra sobre sus tierras, Ana Esther Ceceña ha hecho de sí misma una especie de gitana: de México a la Patagonia, gusta recorrer cada uno de los nodos latinoamericanos, como prefiere llamarle a los centros donde aún la resistencia late. En la plataforma cubana, lanzó un ancla desde los propios inicios del proceso revolucionario: "un proceso -dice- en el que lo único no permitido es parar. De este pueblo y con este pueblo aún construimos nuestras utopías". Quizá por eso permanezca siempre tan cerca, para fortuna de quienes sentimos que el 30 de septiembre en Ecuador merece un repaso que le trascienda.

Continente de revoluciones y contrarrevoluciones; laboratorio primero del neoliberalismo y al mismo tiempo escenario privilegiado de desafíos a ese orden. ¿Será que tiene América Latina condiciones genéticas para esa constante dualidad: históricas, geográficas, sociales...?

Sí, hay elementos que son casi congénitos y que dan margen a esa dualidad. En primer lugar, en este continente está la mayor potencia capitalista del mundo y, por lo tanto, el mayor poder de dominación. Necesariamente, eso nos marca. Y geográficamente, el continente es una isla. Esa condición permite que se nos convierta en una especie de fortaleza. Aquí hay solamente una gran potencia: si hubiera más de una, sería distinto; pero al haber una sola, la isla le pertenece, es su plataforma para construir una relativa invulnerabilidad frente al mundo. Siempre pienso en los castillos feudales, con su foso de cocodrilos alrededor. América es un poco eso. El hecho de tener los mares alrededor le ha permitido preservarse hacia dentro y al mismo tiempo tener otro tipo de fuerza para pelear con los competidores. Esas son características muy particulares que no las tiene otro lugar. Tampoco las tuvo otra potencia del mundo, por lo que EE.UU. ha podido fortalecerse y ser el hegemónmundial. Es así, de un lado y de otro.

América entera está a merced de esos factores por la fuerza de la hegemonía norteamericana y también por la complicidad de las oligarquías de los demás países. Pero, al mismo tiempo, desde que Europa irrumpió acá -hecho que provocó tantos cambios en términos culturales, políticos...-, ha estado sucediendo algo muy interesante: la metrópoli trajo poblaciones del resto del mundo, sobre todo africanas, y las unió con las poblaciones del continente que estaban en resistencia frente a la conquista y al dominio. Con eso, se constituyó una mezcla a partir de la cual hoy tenemos lo más fuerte de cada una de estas culturas. Todos los elementos que a partir de entonces conformaron nuestros pueblos, fueron elementos adquiridos de las poblaciones en resistencia. Claro, a veces estuvieron en sumisión, no se puede decir que todos fueran tan bravos; pero aun aquellos que se sometieron, lo hicieron sin aceptar, manteniendo sus tradiciones, sus hábitos. Eso formó una pasta, un magma en el continente, que nos ha permitido tener esa fuerza insurgente y que se manifiesta en toda la historia de América. En la actualidad, ha estado presente con toda contundencia.

Lo que ocurre en este momento en el continente, es que todas las poblaciones están de algún modo levantadas. Las poblaciones afro luchan porque las expulsan de sus tierras o impiden que mantengan sus tradiciones; los indígenas, porque los desplazan de sus lugares de origen...

...les expropian los recursos de sus tierras y los juzgan por terrorismo...

...para colmo. De modo que hay mestizajes y rebeliones de todo tipo en este continente. Los mestizajes no son solo el producto del indio y el español, son una mezcla abigarrada, múltiple, que conforma lo que hoy son los pueblos americanos. Y todos están en rebeldía. Incluso, aquellos que son mezcla cultural de indio y de negro -porque no es necesariamente biológica-, por los dos lados tienen cosas ante las que deben responder. Así nos va pasando a todos.

Preservamos todavía esa rabia de la conquista. Eso no se nos ha quitado en el continente. Incluso, es algo muy particular porque hasta parte de la gente que no tiene sangre indígena directamente, lo siente de algún modo. La conquista se ha repetido muchas veces en América: sucedió hace algo más de 500 años, pero luego ha vuelto a ocurrir en diferentes momentos de nuestra historia. El pueblo participa en la lucha por la independencia y al final queda fuera del pastel. El coloniaje es permanente en la historia de nuestros pueblos y por eso constantemente estamos sublevados: a veces más callados; otras, más expansivos.

Como la dominación misma...

No todos los momentos son de enfrentamiento a las claras. Hay espacios de construcción interna, de trabajo casi en lo cotidiano, de reforzamiento de identidades. A veces no son procesos muy visibles en la escena pública y, sin embargo, están ocurriendo todo el tiempo. La dominación tiene mecanismos muy escandalosos; pero los más peligrosos son los que van rastreando, metiéndose por todos los resquicios que encuentran para corroer las estructuras comunitarias o penetrar las mentalidades. La resistencia lo ha entendido; pero la dominación tiene muy claro que el problema es la mentalidad. Lo que tienen que hacer no es dominar físicamente a una persona, sino la tienen que convencer de qué es lo mejor posible.

Desde 2008, sin embargo, el ritmo de la dominación se viene acelerando, especialmente el despliegue militar. ¿Con qué cartas se está apostando hoy la dominación de América Latina?

Hoy tiene muchas cartas; pero especialmente en el plano militar se han quitado los antifaces. En 1998 se produjo un cambio en los asuntos  militares y se pasó el eje del mercado a lo militar. Las cúpulas del poder se dieron cuenta de que los mecanismos del mercado, por sí solos, no bastaban: las resistencias en América Latina estaban desatadas. En 1994 se rebelaron los zapatistas "contra el neoliberalismo", y a partir de ahí se produjo un desencadenamiento de eventos similares por todos lados: el continente estuvo levantado. Fueron calificados de revueltas callejeras, pero fue un momento muy serio de visibilidad de esos movimientos. Luego, algunos volvieron a sus espacios de invisibilidad; pero se lograron manifestar de una manera bastante organizada contra las políticas económicas de la dominación. Ahí se pasa del todo el eje hacia lo militar.

Pero estamos de acuerdo con que a partir de 2008, dentro de ese viraje, hay un punto de inflexiones y todo el proceso de militarización se ha acelerado mucho más. El momento exacto de este nuevo despliegue lo ubico en Sucumbíos -cuando el ataque, supuestamente, de Colombia a Ecuador-, pero técnicamente está probado que no lo pudo haber hecho Colombia sin el apoyo de EE.UU., a través de la base de Manta. Es el momento en que se intenta colocar la idea de "guerra preventiva" desde plataformas externas a EE.UU. Esto no quiere decir que fuera algo aceptado por el mundo, pero se impuso. Se erigieron como los gendarmes a nivel global. Sin embargo, con Sucumbíos, esa idea de "guerra preventiva" se traslada a un segundo nivel: en el Oriente Medio, Israel; en América, Colombia.

A partir de ahí, hay que seguir la evolución: es el momento en el que  empiezan a intentar contrarrestar las articulaciones, proyectos y procesos de integración que se habían ido constituyendo, al margen de su control: ALBA, PETROCARIBE, Banco del Sur... una serie de iniciativas contrahegemónicas que logran impedir el avance del ALCA. Para los EE.UU. era una llamada de alerta. Había un foco rojo en el continente.

Así empieza una dinámica de recuperación de hegemonías. Algunos mecanismos parecen inconexos porque son de diferentes tipos, en general, son proyectos de desestabilización de los gobiernos.

La militarización no siempre se viste de verdeolivo...

A veces se viste de ayuda humanitaria y va a Haití: eso es perverso. También se viste de blanco y marcha por las calles de Cuba. Es parte de estas estrategias de control de poblaciones, de establecimiento de nuevas reglas del juego. Les llamo "capas de la militarización": jurídica, mediática, propiamente militar...

Usted suele decir: "la guerra es cosa de ellos, lo nuestro es la paz". Precisamente, hace unas décadas, la vía que se percibía como la de mayores posibilidades para la superación del orden social capitalista era la lucha armada; pero hoy parecería cuestión de elecciones. ¿Cómo valora este momento político latinoamericano? ¿Quiénes se perfilan como sujetos del cambio?

El panorama es bien diverso: en algunos casos, las elecciones nos han permitido avanzar en ciertas cosas; en otros, las elecciones no han dado posibilidades. Vengo de México, acostumbrada a que jamás allí ha sido posible algo por la vía electoral. Es un país donde la práctica política impide elecciones limpias: es una práctica viciada. En un caso así, entonces, el instrumento no parecen ser las elecciones. Incluso, fijémonos en un caso como el de Bolivia: las elecciones pudieron concretarse a favor de la izquierda porque había un movimiento social que se había organizado para ello, un movimiento social muy fuerte y definido que se había ido consolidando. Es un mosaico de vías e instrumentos: en unos casos, electorales; en otros, de conquistas a más largo plazo.

Lo que está claro, no obstante, es que el proyecto perfilado como alternativa es de alternativa sistémica, ya no de alternativa dentro del mismo sistema. Se privilegia no la destrucción, sino la construcción de un régimen que marche sobre otras bases. Hoy no hablamos de voltear la tortilla, porque nos hemos dado cuenta de que sigue siendo tortilla por cualquiera de las caras. Lo que hoy surge en el Cono Sur como el "vivir bien" es la idea de que no basta con modificar las relaciones políticas, hay que modificar todas las relaciones. Esta pudiera ser entendida como una propuesta bucólica, pero en realidad su fuerza radica en que es profundamente política, de construcción real.

Para ese "mosaico" de vías, ¿contamos con un pensamiento social capaz de dar cuenta de su marcha?

También lo estamos construyendo. Nunca está la teoría, sino que los procesos históricos la van edificando. Hemos saltado las barreras de movernos en torno a teorías preconcebidas por la modernidad occidental, capitalista, para concebir nuevas teorizaciones. Las inspiraciones son variadas, pero empiezan por pensar la reproducción de la vida en todas las esferas coordinadas, sin separar política de economía, producción de reproducción. Es una teoría que emana de la praxis.

La escisión entre los sujetos sociales al cambio y los centros académicos ha sido un talón de Aquiles en la historia de las luchas de la izquierda continental. Por un lado, la Academia ha asumido como supuesto patrimonio la función de "conciencia crítica" del movimiento popular; por otro, ha lastimado mucho la tendencia de algunos movimientos a un cierto antintelectualismo...

Eso también está cambiando mucho, por fortuna. La teorización se está haciendo desde cualquier lugar: se construye desde el pensamiento y desde la realidad. Tenemos movimientos indígenas que no pueden ser fácilmente teorizados por la Academia. Históricamente, no ha podido comprenderlos, al menos de la manera en que esta ha formalizado sus modos de acercamiento. Tampoco es que el antintelectualismo sea el camino, desde el otro lado: lo importante es que se ha ido creando un nuevo tipo de relación entre los intelectuales y los movimientos. Hay muchos intelectuales que están caminando junto con los movimientos y, desde sus prácticas, están desarrollando la teoría como parte del proceso mismo; es parte también de la rebelión.

Nadie dudará que los latinoamericanos estamos cada vez más atentos, más alertas a lo que sucede en los países del continente. ¿Qué pasa si solo tenemos -o conocemos- CNN? ¿Están los medios alternativos del continente en capacidad de garantizar un contrapeso?

Como dos polos, tenemos hoy a CNN y TeleSur, por ejemplo. Pero más que eso, tiene que ver con el gran público; es importante atender a otros instrumentos valiosísimos que antes no teníamos. Cuando los zapatistas se levantaron, la gente decía que era una revolución mediática: era y no era, eran las dos cosas; pero a partir de ahí el uso de Internet, especialmente, ha sido fundamental. Y es contradictorio: fue inventada por el Pentágono, pero se le hizo tan grande y la sociedad la hizo tan suya que terminó sirviendo de un lado y de otro.

Hoy, el panorama es alentador en ese sentido. Se ven movimientos indígenas en lugares recónditos que están conectados, transmiten y socializan sus denuncias. La gente así está atenta. Pero hay también mucha contrainformación en la red y hay que tener criterios para evaluar lo que es auténtico y lo que no. Es un reto que concierne también a nuestros medios alternativos: tienen que lanzarse, tienen que superarse. No obstante, es un hecho que los medios alternativos han crecido y se han ido articulando. Resultado: somos un continente que se conoce a sí mismo, somos pueblos que se conocen. Así la resistencia es mucho más eficaz en todos los sentidos. Pero aún se puede hacer muchísimo.

Sé que usted ha hecho de los mapas un recurso extraordinario para el trabajo en el Observatorio, además de una afición personal. Si le pidiera ahora mismo que cartografiase la contrahegemonía en el continente, ¿dónde ubicaría los centros más activos de resistencia? ¿Tendríamos un faro como lo fue hace 50 años la Revolución Cubana?

Te confieso que ya hice ese mapa.

[Ríe]

mapageopolitica

Se han publicado 6 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • F.JUAN ÁGUILA dijo:

    PROCLAMAR NUESTRO HOLOCAUSTO

    Seré breve por haber comentado sobre ésta idea, aquí solamente, muchas veces.

    Israel ha sabido defender su Holocausto con sus 6 millones de víctimas y una enorme cantidad de familiares afectados.

    Ojala fuéramos capaces de calcular a cuantas ascendieron las nuestras en Centro América, el Caribe y Sur América.

    África y Asia también tuvieron "lo suyo".

    Como he repetido también: Nos localizaron, esquilmaron, conquistaron, colonizaron, esclavizaron y después, la Neocolonización y por último, la Globalización, seguida por la "Xenofobia" cuando vamos y vivimos en sus países..

    ¿Pedirán perdón e indemnizarán algún día?

    Descubrimiento decían primeramente y después: "Encuentro de dos culturas", una manera muy "Light" de calificar tal encuentro.

  • EFRAIN PARDO COLÓN dijo:

    IV PARTE. No es tanto que el capitalismo se derrumbe, sino, que el socialismo científico se niegue a sustituirlo y enterrarlo para siempre. De la manera ideológica y política como Venezuela Bolivariana, Bolivia, Ecuador, Nicaragua, Cuba, están construyendo el denominado “Socialismo del Siglo XXI”; no llegaremos siquiera en el presente Siglo, ni a los albores del la revolución bolchevique de 1917. Esto no lo podemos entender jamás, si la liberación de nuestros pueblos, de las cadenas del capital imperialista, lo dejamos al libre albedrío de sentimientos y voluntades idealistas de querer hacer y no hacer real y objetiva la revolución para la liberación de nuestros pueblos dentro del contexto histórico del desarrollo materialista de las ideas y la practica del socialismo científico. Si insistimos que el socialismo es solo una concepción romántica, como nos las quieren hacer entender los burgueses y no una realidad dialéctica materialista, marxista de la historia de nuestros pueblos y la humanidad, no entendemos entonces el materialismo histórico. No entiendo a estas alturas porque los ideólogos de la revolución cubana, que tanto dialogan con el Comandante CHÁVEZ, no le hayan hecho la crítica, por ejemplo: que no se trata de llegar una autosostenibilidad en la producción de arroz para la dieta alimentaria del pueblo venezolano, sino, llegar a ese objetivo a un mínimo costo adjudicando y utilizando de manera estricta los recursos destinados para este logro. Que no se trata de tener uno de los ingresos más altos de América Latina por las exportaciones de petróleo, sino en saber dar un destino equilibrado de esos recursos, para el desarrollo económico y social de Venezuela y de su pueblo. Socialismo científico no significa tirar la casa por la ventana. El imperialismo y su capitalismo ya lo hizo y se ahogó e sus excentricidades y en su prepotencia, mucho más que en sus políticas. Pareciera que Cuba no hubiese tenido un “periodo especial” y haberlo superado en la más cruenta adversidad prácticamente sola.

    El Comandante CHAVEZ repite continuamente que “el socialismo o es científico o no es nada”, lo dice y a lo mejor lo ha estudiado muy bien, pero no lo lleva a la práctica con su pueblo. Y una muestra de eso es que en las elecciones de 2006, cuando la contrarrevolución venezolana sacó 4.000.000 de votos, el Comandante FIDEL, le dijo: “CHAVEZ, en Venezuela no hay 4.000.000 de burgueses”. No los hay. Es comprobable cuantitativamente. Diríamos más bien, si fuera el caso: “Hay 4.000.000 de venezolanos con mentalidad burguesa” o mas bien: 100.000 venezolanos con mentalidad burguesa, que manipulan a 3.900.000 pobres de Venezuela desprovistos totalmente de ideología política revolucionaria”. Si eso lo transportamos a las elecciones de febrero de 2009, por la enmienda constitucional y las de septiembre de 2010 para la AN. Nos tocaría decir: “65 venezolanos con mentalidad burguesa, manipulan a 5. 999.935 pobres de Venezuela desprovistos totalmente de ideología política revolucionaria”. Si a partir de 2006, se hubiese puesto a prueba siquiera el socialismo científico en Venezuela Bolivariana acatando un principio económico del socialismo científico, que es, la planificación socialista de la economía, incluyendo en un “plan de desarrollo económico, social y ambiental” a los 8.000.000 de hogares venezolanos, para superar los diferentes problemas socioeconómicos del pueblo venezolano de inmediato, corto, mediano y largo plazo. Los revolucionarios bolivarianos antiimperialistas estamos totalmente seguros. Que ni uno solo de esos 8.000.000 de hogares se hubiese dejado manipular por propuesta alguna reaccionaria poco probable de solución a problemas del pueblo venezolano y mucho menos si en el pasado esos mismos hogares, se hubiesen sentido inmersos en esa incertidumbre de la pobreza y la miseria.

    La contradicción del desarrollo económico capitalista con el desarrollo económico socialista, se manifiesta en que, en el capitalismo no hay inclusión social, por ejemplo: El auge económico de INDIA, de BRASIL, de CHINA, a un puñado de capitalista cuyas riquezas y activos se incrementaron en grandes proporciones en 2010, con respecto a 2006, mientras persisten y se incrementa en grandes proporciones los niveles de miseria de la población y los hogares pobres. En el socialismo, se incrementa la riqueza, pero mejora las condiciones y el nivel de vida de toda la población, por lo tanto hay inclusión social. La inclusión va de la mano de la mejora socioeconómica en la vida de toda la población incluida en el plan de desarrollo económico social con equilibrio ambiental. Por tanto, en la práctica del socialismo científico no hay que inventar nada que lo degrade, sino, corregir los erros del pasado y ajustar los correctivos a las practicas del presente, por ejemplo: No se debe insistir en un desarrollo industrial con el apoyo de tecnologías contaminantes y el desarrollo económico no debe persistir en producir más tecnologías contaminantes para demostrar una mejor distribución del ingreso. El desarrollo industrial capitalista solo demostró un desastre ecológico mundial y un desarrollo científico aplicado a la producción de armas sofisticadas de altas tecnologías para ser utilizadas en el exterminio de la humanidad. No significa un dogma en el socialismo científico, aceptar que no hay que modificar nada de los avances del socialismo científico desde MARX y ENGELS, hasta nuestros días, sino, adaptar esos avances a las condiciones de nuestros pueblos, de su historia y hacer los correctivos que haya que hacer sin eliminar el contenido científico del socialismo. Si algo hay que construir para el futuro del “socialismo científico del Siglo XXI” y más allá, es ser consecuentes con el medio ambiente y gestar el desarrollo económico y social, con tecnologías no contaminantes, este retó desde luego no es de poca valía.

    Implica ante todo, interpretar de manera correcta la teoría y la práctica de la historia del socialismo científico. No se si estoy contribuyendo con el desarrollo de las revoluciones sociales de nuestros pueblos para liberarse del oprobioso yugo imperialista y la formas de dominación que ha utilizado para someternos a su entera voluntad. Y tampoco se si ahora las maneras sutiles utilizadas por algunos líderes latinoamericanos por hacernos creer que las solas reformas capitalistas son suficientes para para que nuestros pueblos marchen hacia un mundo más justo y equilibrado socialmente, es la manera de lograrlo. Pero si he sentido el peso del desprecio de esos líderes por quienes nos resistimos a aceptar las simples reformas como revolución hacia el socialismo. Aceptamos que nuestros pueblos han sido sometidos por el imperialismo al oscurantismo absoluto de la ignorancia y su propaganda y publicidad fascista sionista ha servido para estigmatizar la obra de muchos revolucionarios honestos del mundo. Pero no podemos aceptar que los pocos revolucionarios honestos que aún quedamos en el mundo seamos silenciados hasta por quienes pensamos que son nuestros camaradas con poder y nos persiguen para exterminarnos igual que lo hace el imperialismo y sus lacayos infiltrados en nuestros pueblos. Hoy a pesar del avance tecnológico de las comunicaciones; el imperialismo no cesa en su publicidad y su propaganda fascista sionista de estigmatización de la obra revolucionaria de las clases trabajadoras y de nuestros pueblos, igual que ocurrió con la revolución bolchevique de 1917, no han cambiado para nada el libreto para aplicar su estrategia, pero si han perfeccionado los mecanismos y la tecnología para reprimir, estigmatizar y asesinar nuestra ideología política revolucionaria antiimperialista. Esa que para muchos camaradas nuestros resulta ser también dogmática sectaria y pasada ya de moda.

    La contrarrevolución venezolana se mata los sesos todos los días por hacerle entender al pueblo venezolano que la revolución bolivariana es una copia del comunismo de CUABA, como si ellos no representaran una copia calcada del neoliberalismo imperialista. Y nosotros los revolucionarios antiimperialistas nos lamentamos porque CUBA no le ha suministrado los elementos técnicos de planificación socialista económica a Venezuela Bolivariana. No, para que la revolución Bolivariana haga lo mismo que se hace en CUBA en materia económica y social. Sino, para que la revolución Bolivariana pueda organizar y orientar su economía sin despilfarrar o malversar sus recursos, a más de extirpar de manera absoluta la corrupción burocrática, que algunos dirigentes Bolivarianos le indilgan a STALIN para justificar sus fechorías. Si el STALINISMO hubiese sido tan consecuente con la corrupción estatal y los vicios del capitalismo, hubiese sido más bien un héroe del fascismo sionista y no el demonio de los sionistas. No alcanzo a calcular tanto, pero estoy convencido que el judaísmo sionista ha venerado tanto a HITLER, copiando y utilizando sus métodos de exterminio contra la humanidad, de la misma manera como ha odiado y estigmatizado a la persona de STALIN. A pesar de que HITLER le propinó “un holocausto” y STALIN los protegió hasta que descubrió su complot y su conspiración contra la revolución bolchevique. Sin embargo no les propinó otro holocausto sino que los juzgó el pueblo soviético y solo condeno a quienes resultaron culpables de la conspiración. ¿O a caso los lacayos burócratas venezolanos, colombianos, bolivianos, ecuatorianos… no cumplen al pie de la letra los dictámenes de sus amos imperialistas neoliberales? ¿No acatan al pie de la letra las privatizaciones de la cosa pública y utilizan los métodos y las tecnologías apropiados de la valoración y la calificación del patrimonio público y la riqueza natural de nuestros pueblos?

    Los lacayos venezolanos del imperio promueven la propaganda y la publicidad fascista sionista y le ponen a escoger al pueblo venezolano que quieren: “El comunismo cubano, o la democracia imperialista neoliberal”. E inmediatamente algunos de los mismos falsos dirigentes revolucionarios infiltrados en la administración del estado bolivariano, dicen que muchos venezolanos votan en contra de la revolución, porque le temen al comunismo y no por lo corruptos que son y las políticas falsas de estado que ellos promueven a nombre del socialismo. ¿O a caso al demonio también no se le teme sin conocerlo? ¿O alguien conoce al demonio? No… pero se le teme, se le tiene mucho miedo. ¿Será FIDEL CASTRO el mismo demonio? Si fuera así, sería el único demonio en el universo que estaría luchando por la no extinción de la raza humana… seria el primer demonio bueno que existiría en todo el universo… la falacia de lo sionistas contra el comunismo, no ha prosperado y la derrota militar que les propino HEZBOLA y la humillación que les asestó MAHMUD AHMADINEJAD, creo que si les hizo ver al demonio, no propiamente siendo AHMADINEJAD, comunista. HITLER, decía los judíos comunistas soviéticos. Pero es más fácil que pase un camello, por el ojo de una aguja, a que un judío sea comunista. Pero no podemos desconocer tampoco, que en América Latina, Brasil y el Caribe, se han dado procesos de cambio importantes y gobiernos y pueblos enteros se han unido a la lucha emprendida por CUBA socialista y declarándose antiimperialistas, como Venezuela Bolivariana, Bolivia, Ecuador, Nicaragua y es allí donde centraremos nuestro próximo análisis y el papel de vanguardia revolucionaria que jugará Colombia dentro del contesto nacional, dentro del territorio colombiano, de toda América Latina, Brasil, El caribe y el mundo, continuará la próxima semana.

  • Luis M. Domínguez Batista dijo:

    España llegó América producto de la globalización mundial luego de que alguien osado diera la vuelta al globo en embarcaciones por el mar y demostrara que le tierra era esférica, que Marco Polos descubriera la China y un poco antes de que Américo Vespucio le diera el nombre a las nuevs tierras descubiertas por Cristobal Colón.

    Llegó España y llegaron los españoles con su carga de atrasos con referencia al resto de Europa y con la fuerza de América y sus fabulosos tesoros sentaron bases imperiales y terminaron con cientos de miles de sus pobladores originarios y el resto los sometieron a condiciones peores que la esclavitud.

    Cubrieron con sangre y fango un continente al que no conocían y que, según fue poblado antes que la cacareada Europa y tenía siglos de existir con culturas milenarias de las cuales se sintieron cautivos, como fue el caso del Valle de México, cuyas maravillas de adelanto en todos los órdenes superaba a las rancias comunidades europeas divididas y llenas de vicios ya por aquella fecha.

    En Cuba, no conforme con agotar todo el oro que pudieron encontrar en el lecho de los ríos, sometieron a las encomiendas a los habitantes originarios, con tal fuerza de crueldad, hasta que solo quedó de ellos vestigios mezclados en muy poco tiempo con peninsulares y africanos hasta desaparecer.

    El Imperio Español en su famosa flota de La Habana a Cadiz, llevó cada año; en su flota organizada por los gobiernos imperiales establecidos en América centenares de toneladas de oro y plata que fue a parar a las arcas de las ciudades estados italianas y a la floreciente banca que nacía al final del feudalismo y al inicio de la época más fecunda del regimen usurero que hizo nacer auropa en su época colonial más rancia y que dio lugar, en definitiva al nacimiento del capitalismo a fines del siglo XIV.

    Luego de la invasión española se llevó a cabo el festín y cada uno de las imperios europeos se hicieron dueños de alguna de las partes de América y trajeron con ello el atraso generacional y el sistema de vida que había evolucionado de la sociedad primitiva, la esclavista, el feudalismo y estaba en los vestigios de la sociedad burguesa, en tales cambios en que los hombres se vuelven cuasi animales feroses por obtener riquezas por el imperio de la fuerza.

    Europa no supo sino traer dominación cruel y vengativa a los habitantes de América que fueron cazados como animales durante más de 200 años hasta imponer sus religiones, practicar la inquisición y someter a cruel dependencia todo lo que sonara a nación en esta parte del mundo.

    Las orgullosas nacionalidades, los conglomerados humanos que vivieron por siglos orgullosos de sus componentes humanos y naturales que evolucionaban en sentido positivo hubieran hecho aparecer naciones civilizadas y creadas a partir de su sana y modestas naturalezas, fueron invadidas y sometidas a la crueldad.

    La suplantación de Europa la vino a realizar el engrendro que a partir de la ocupación europea creara a los EE.UU. que asimiló poblaciones de la madre patria, el Reino Unido de la Gran Bretaña, otrora reina de libertades y desarrollo, que al calor de la Revolución Industrial creo condiciones en las colosnias, para que a partir de las enseñanzas egoistas y prepotentes de la burguesía inglesa, crearan una nación que desde su nacimiento arremetió contra sus pares del continente aprovechando la naturaleza de su suelo y el desarrollo que le propició la herencia desarrollista de la idiosincracia inglesa.

    Todos los imperios convergieron en América y se hicieron grande a partir de ella, tales que opacaron a los imperios de la antiguedad y quedaron en el olvido naciones como China, Mongolia, y la India y otras de oportuno desarrollo y papel mundial en sus tiempos, que devinieron colonias al fin de un imperio sin par que absorvió el mundo a partir de la globalización propiciada por la conquista y extención de la civilización por américa que costó a este continente millones de sus mejores hijos y le proporcionó convertir a los que quedaban en prófugos de la justicias o en esclavos.

    La miseria que propició la conquista colonial a las naciones más influyentes del mundo como China, La India, Mongolia y tantas se sufrieron desde el siglo XV hasta que vencido el capitalismo la Unión Soviética impusiera por la fuerza de las relaciones internacionales una política de descolonización que pondrían fin en el siglo XX al regimen colonial, pero que no puso fin a la neocolonia contra la cual se ha luchado todo el resto del siglo XX y se lucha hoy, cuando muchas naciones aún no alcanzan a ser independientes.

    No conforme con lo conquistado se fueron a Africa a cazar naturales de aquella parte del mundo para crear sociedades esclavistas, cuando ya el mundo había transitado por la esclavitud y el feudalismo y entraba en la sociedad burguesa.

    No nos faltaron desde entonces imperios: Velga, Británico, Francés, Holandés, Portugués, Italiano, cuanta nación participó del reparto en Américza se consideró un imperio a parte y cada uno traía su lengua, religion y cultura no para repartirla sino para someter como esclavos a los naturales y sacar de provecho la sociedad imperial que creo y fomentó la conquista de América.

    En América se dio la simbiosis de la existencia de una sociedad esclavista en pleno del desarrollo capitalista. Mientras las fuerzas de trabajo se mantuvo por siglos como fuerza de trabajo esclava, los métodos de producción y propiedad se correspondieron con el capitalismo que evolucionó y alcanzó en los albores del siglo XX la cateroría de imperialismo, escrita por V.I.Lenin en su libro Ïmperialismo fase superior del capitalismo".

    No tiene paragón lo que conquistó el capitalismo en América y el mundo a partir de su sistema colonial y si se compararan las toneladas de oro y plata que llevaban al final de cada verano a Cádiz con el saqueo que durante más de 500 años han realizado el colonialismo y el neocolonialismo mundial hacia nuestras tierras, aún cuando vendieran las propiedades todos los europeos no tendrían para pagarle a los americanos todos, el valor de lo que les robaron.

    No hay que sacarle a nadie lo que se llevó, basta con que se les saque el valor del crimen de los viejos imperios y del nuevo imperio y pensar que EE.UU. debe su riqueza e independencia a haber arrebatado a las poblaciones originarias, dejando millones de muertos de por medio sus tierras aborígenes con suyo sustento se hizo lo mejor de la nación que tomaron por la fuerza los del Reino Unido y luego liberada la nación del norte del yugo inglés, se vino contra México y le arebató la mitad de su territorio y ahí están los chinados hablando una jerga ingeso-mexicana, ingleso-española, ingleso-aborigen, que muchas veces en las poblaciones front3eriza no saben si decir que son americanos o que son méxicanos, salvo que cuiden el origen por la mezquindad de los intereses.

    Así los imperios se apoderaron paso a paso, conquista a conquista, invasión a invasión y siempre con una carga de fuerza y muertes considerables, por lo que como señaló la profesora, la invasión no ha terminado nunca y , así como hicieron cruzadas para llegar a las tierras santas a salvrla,para proteger la tumba de Cristo, deberían cargar de alimentos y recursos sus barcos, venir con bandera blanca y con ánimo de sacrificio a colaborar con los pobladores de América y de los pueblos que aún sufren de su política subdesarrollante, para desarrollarlas; pero creo que no es válido, por cuanto esto no lo han hecho nunca y ni siquiern han pedido disculpa por los crímenes, porque todos los imperios llegaron a creerse superiores al hombre americano, a suvestimarlo y a tenerlo en el lugar de las bestias, desde que pudieron el primer pie en estas tierras hasta hoy. En muchos lugares nos hicieron laboratorios humanos y enseyaron en los pueblos cual cobaya, los experimentos sociales, políticos, clínicos y criminales más atroses, tal que prueban sus armas con seres huamnos en secreto y luego, como en Guatemala, cuando son descubieertos, piden disculpas.

    Los extranjeros siguen viviendo en nosotros, siguen vivos y están hoy representados por el imperialismo, por los rancios representantes de la clase burguesa, clase que no tiene ni ha tenido nacionalidad nunca, salvo que ellos estiman ser los dueños porque la fuerza los autorizó y sus padres le dieron como herencia a los esclavos de esta parte del mundo y, luego revertieron la conquista y se fueron contra las viejas clases europeas y las sometieron y esclavizaron tambien con el engaño del capitalismo y el desarrollo burgués.

    Es real que mantenemos la rabia, pero también el orgullo. Puerto Rico ha sido conquistado, nunca han soltado su presa los conquistadores; pero, no han podido arrebatarle costumbre, idioma, cultura e idiosincracia al pueblo que representa a la verdadera nación borícua, ese es el ejemplo más feaciente y orgulloso de América de la conquista acá, que muchos nos creen aún esclavos pero somos libres y solos nos retienen por la fuerza que un día tendrá que desaparecer.

    Es rabia lógica, es amor por lo nuestro y casi que estamos a la puerta de comenzar la descolonización del mundo, al desmontaje del capitalismo, la desaparición del egoismo, la fundación de la clases como integración de lo humano, en busca de una historia diferente, la verdadera historia.

    La historia del colonialismo y del neocolonialismo está por terminar, la de la conquista, la del egoismo, la del oro, la plata la muerte; la que llevó al mundo a las guerras de conquistas, al primer reparto del mundo con la conquista de América y al primer re reparto por la ambición imperial con la Primera Guerra Mundial y al segundo re reparto por la fuerza, por el egoismo y por la muerte en la Segunda Guerra Mundial. A la aparición en los albores del siglo XX del Imperialismo y a fines del la Segunda Guerra Mundial de la era de la Guerra Fría y la era nuclear.

    La conquista nos aterra y sentimos mucha rabia por ello, no por lo que nos conquistaron, que es hoy un solo gobierno imperial en el mundo, que sume en una sola categoría a las clases y todos somos como presas de la explotación, la sumisión y la dependencia, aun cuando algnos seres humanos se crean en la cúspide, todos sabemos lo dependientes que somos y sino: que les pregunten al presidente del imperio Barack Obama, si no siente el peso de la esclavitud cada minuto de su vida y si no conoce quien le propicia esa esclavitud con la que no vive, pero debe sonreírle cada día a las cámaras.

    Cuanto nos cuesta y qué podemos hacer para que desaparezca la rabia de la conquista que pesa como un camión sobre nosotros , todavía.

    Es que acaso la rabia se nos va a quitar sino con la conquista de un mundo nuevo, el ALBA se asoma a nuestras vidas y solo por ella podremos sonreír.

  • EMIR AMED dijo:

    AS PALAVRAS DE ANA ESTHER SÃO PROFUNDAS E HISTÒRICAMENTE CORRETAS.APENAS ACREDITO QUE,À GUISA DE SE ABORDAR UM "SOCIALISMO DO SÉC.XXI",SE FAÇA "LETRA MORTA" OU INEXISTENTE DA EXPRESSÃO SOCIALISMO CIENTÍFICO/REVOLUCIONÁRIO,DE MODO A "ABANDONAR" OS PRECEITOS,PRINCÍPIOS,LEIS,CONCEITOS E CATEGORIAS DO MATERIALISMO HISTÓRICO/DIALÉTICO,APENAS PORQUE UMA DEZENA DE ACADÊMICOS LIBERAIS E DEMOCRATAS - INCLUSIVE FANTASIADOS DE ESQUERDA DEMOCRÁTICA,NEO-MARXISTAS - ETC...ACUSEM A TODOS NÓS DE "STALINISTAS",PROCURANDO NOS INTIMIDAR - COMO JÁ INTIMIDARAM E INTIMIDAM MUITOS DOS EX-NOSSOS -.A COMPREENSÃO CORRETA DOS FATORES OBJETIVOS NÃO PODE PRESCINDIR DA ANÁLISE CORRETA ELABORADA PELA TEORIA REVOLUCIONÁRIA,VALE DIZER DOS FATORES SUBJETIVOS. A SÍNDROME ANTISTALINISTA É O FULCRO ÚLTIMO DOS TEÓRICOS DA DIREITA DITA INTELECTUAL PARA DIMINUIR OU IMPEDIR A MARCHA REVOLUCIONÁRIA DOS POVOS.O PIOR:ELEMENTOS DA PRÓPRIA ESQUERDA, ALEGANDO SEU DEVOTADO "AMOR Á LIBERDADE E À DEMOCRACIA"(PURAS...),ELIMINAM O QUE MAIS EXISTE DE REVOLUCIONÁRIO NA TEORIA MARXISTA-LENINISTA.A INGRATIDÃO EM RELAÇÃO AO PASSADO PODE CONDUZIR A UMA INCOMPREENSÃO EM RELAÇÃO AO PRESENTE.E,QUEM "LUCRA" COM ESTE FATO É A DIREITA INTERNACIONAL,COM OS SEUS IDEÓLOGOS PULANDO DE CONTENTAMENTO,AO PERCEBEREM QUE ELEMENTOS DO MOVIMENTO REVOLUCIONÁRIO "PENEIRAM"O CONTEÚDO MAIS "SAGRADO" DA DOUTRINA MATERIALISTA -REVOLUCIONÁRIA.BASTARÁ QUE UM OBSERVADOR ATENTO E COM OLHAR "ARGUTO" PERCEBA,QUANTOS PARTIDOS "REVOLUCIONÁRIOS"E QUANTOS MOVIMENTOS "REVOLUCIONÁRIOS" PULULAM PELO PLANETA,SEM SE DAREM CONTA DE QUE, SEM A UNIÃO EM TORNO PENSAMENTO MATERIALISTA HISTÓRICO,NÃO SE IRÁ A LUGAR ALGUM NA LUTA GRANDIOSA E TRABALHOSA CONTRA OS DESMANDOS DA PRESENÇA DO CAPITALISMO/IMPERIALISMO EM NOSSO PLANETA.PROF.EMIR AMED-"HÓSPEDE-ILUSTRE DE HAVANA"-RIO DE JANEIRO.BRASIL.

  • oscar fundora dijo:

    “América Latina preserva todavía la rabia de la conquista”
    y es muy cierto,mis ancestros son enteramente Espanoles y detestos los crimenes de la conquista.y de los nuevos conquistadores.(usa)a pesar de que estooy en usa.pero no me refiero a su pueblo si no a sus governantes.por que el pueblo americano es un pueblo mas como cualquier otro con ciertos pribilegis goteados por sus governantes para confundirlos y obtener sus votos y apollo.

  • Damian dijo:

    Coincido en muchos acuerdos planteados por la doctora creo que en los ultimos años tenemos una conquista en el continente de una forma extraordinaria, puedo mencionar algunos paises de los que han sido víctimas de esto por ejemplos México, El salvador, Ricaragua, más reciente Hornduras, Colombia el hecho más delator. Entonces tenemos que tratar de quitarnos esa ataduras que nos imposibilita desarrollar sin problemas nuestras soluciones sin la ingerencia de un gobierno extranjero.

Se han publicado 6 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también