Imprimir
Inicio » Fotorreportajes, Política  »

Segundo encuentro Cuba-EEUU: Un viaje por dos Washington

| 48
Monumento a Washington. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

El Monumento a Washington (Washington Monument) normalmente hace referencia al gran obelisco blanco localizado en el extremo oeste del National Mall de Washington D.C.. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Para descargar todas las fotos en alta resolución, visite nuestra página en Flickr

I

Washington parece envuelta en un sudario esta mañana. Amaneció con una fuerte ventisca, que amontona la nieve sobre todo lo que no está bajo techo, incluidas las ramas secas de los miles de árboles que bordean el Potomac, de donde cuelgan carámbanos y pequeños nudos de hielo. Son tan blancas las carreteras, las casas, el río congelado que no hay modo de distinguir dónde empieza la calle ni dónde termina la ribera. Nos recuerda aquella “infinita ceguera blanca, como un mar de leche” que padecían los personajes de la célebre novela de José Saramago.

Pero esta ciudad monumental, meca del capitalismo, también resulta extraña porque no hay un solo cartel publicitario en el paisaje, salvo las múltiples estatuas que, por su tamaño y elegancia, son como apoteosis de los héroes –el de Lincoln, Jefferson, Martin Luther King, Simón Bolívar frente a los muros del Departamento del Interior, Benito Juárez junto a Watergate. El aire espectral lo refuerza el hecho de que hay poca gente y automóviles en las calles a las ocho de la mañana. Por la dureza del clima y las bajas temperaturas, las autoridades emitieron un aviso que permite a los funcionarios llegar dos horas más tarde al trabajo y las escuelas no han abierto hoy.

Coincidimos, Ismael Francisco -el fotógrafo de Cubadebate– y yo, en que este ambiente fantasmagórico parece el decorado de una película que podría ubicarse en cualquier época. En el Siglo XIX, por ejemplo. Y aquí estamos frente al antiguo edificio que albergó la Secretaría de Estado de hace 125 años, tal como lo vieron sus contemporáneos. Quien conozca las crónicas que escribió José Martí para La Nación, de Buenos Aires, recordará las descripciones de este lugar, donde sesionó la Primera Conferencia Internacional de las Naciones Americanas, que iniciara el “panamericanismo” y que se celebró en “aquel invierno de angustia” de 1889. Martí nos habla de los representantes de “las dos nacionalidades de América”  y diferencia a los del Sur de los anfitriones del Norte, hijos de aquella “América con un pueblo de intereses distintos, composición híbrida y problemas pavorosos (…), un pueblo agresivo de otra composición y fin”.

Martí no estaba en Washington. Seguía este acontecimiento desde Nueva York, por los periódicos. A despecho de los pronunciamientos oficiales del entonces Secretario de Estado, James G. Blaine, que hablaban de inteligencias mercantiles, comunicaciones navieras, arbitrajes y otras inocencias aparentes, la prensa más sincera dejaba entrever el pulmón del águila, un animal tallado en las piedras de la antigua sede de la Cancillería, que se conserva como entonces, a un costado de la Casa Blanca. Ismael toma la instantánea. La fachada es idéntica a la que lucen las fotos de 1889. Con un poco de imaginación se pueden ver a los caballeros de ambas Américas –salvo el representante de República Dominicana, que soberanamente decidió no estar, y el de Cuba, entonces bajo dominio Borbón- enfundados en sus gruesas capas y sus sombreros de fieltro, posando para la foto oficial bajo los arcos del edificio. Martí narra el momento:

“Al otro día, a las doce, fue la delegación en masa a la Secretaría de Estado. En la sala diplomática los esperaba, de pie, un hombre pálido, de ojo incisivo y cabello a la frente, de sonrisa imperial y mano suave. Y en el primer fulgor empezó su discurso, el discurso de la sentencia maravillosa, del Mail and Express, el discurso de las sonoras evasivas del Evening Post, ‘Poder, comunicaciones más rápidas’.”

Blaine, que vivió y murió en el Siglo XIX, sigue siendo un contemporáneo de los funcionarios del actual Departamento de Estado.

La antigua sede de la Secretaría de Estado. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

La antigua sede de la Secretaría de Estado. Hoy se encuentran aquí el edificio de la Oficina Ejecutiva Dwight D. Eisenhower, en el oeste de la Casa Blanca. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

II

A cinco minutos de la Casa Blanca está Foggy Bottom, el barrio hacia donde se mudó, durante la II Guerra Mundial, el actual Departamento de Estado. Foggy quiere decir “neblinoso” y Bottom “fondos”. Era eso, advierte la escritora Suzanne Berry Sherwood: son los bajos fondos de la ciudad, una zona turbia y espesa, contaminada por los gases opacos de las fábricas de gas, cristales y cerveza, donde trabajaban los más pobres, inmigrantes irlandeses y alemanes, y negros prófugos de las plantaciones de algodón del Sur.

No tenía nada que ver la imagen de entonces a la actual que proyecta este barrio, con sus edificios de estilo moderno, columnas de mármol rosa y lámparas Tiffany titilando a través de los cristales en cafés de moda –en uno de ellos, Jackie le dio el sí a un prometedor político, John Kennedy, y en otro, Marilyn Monroe tuvo encuentros furtivos con el Presidente asesinado en 1963. Pero por aquí pasó mucho antes el escritor inglés Charles Dickens, a quien le gustó el barrio más que la aparatosa ciudad que iba naciéndole al costado: Washington –dijo- es la meca del “desagradable engaño electoral, los manejos a escondidas de las autoridades, y los ataques cobardes a los adversarios, con periódicos difamatorios como escudos y bolígrafos contratados para ser dagas”.

Un recorrido rápido por Foggy Bottom, donde un ejército de trabajadores riega sal y palea nieve en la calle, lleva al Edificio Harry S. Truman. Es la sede del Departamento de Estado, que ha tomado el nombre del Presidente que lanzó la bomba atómica sobre Hiroshima y Nagasaki. Aquí tendrá lugar mañana la segunda ronda de conversaciones entre Cuba y Estados Unidos para el restablecimiento de las relaciones diplomáticas, y lo interesante de darse una vuelta hoy por estas inmediaciones, es que no hay manera de ignorar que, casi a la vuelta de la Secretaría de Estado, esté el no menos célebre Edificio Watergate.

Con un diseño circular y una relevancia única, el edificio quedó clavado en la historia de este país como sinónimo de escándalo, por aquel célebre que llevó a la renuncia al presidente Richard Nixon. Cinco hombres fueron sorprendidos y apresados en 1972, cuando se disponían a instalar unos equipos electrónicos para espionaje en la oficina del Partido Demócrata, que estaba ubicada en el hotel Watergate, dentro de este complejo. Los cincos eran miembros de la CIA y tres de ellos habían nacido en Cuba, integraron la Brigada 2506 que invadió la Isla en 1961 y habían sido canjeados por compotas, después de la derrota en Playa Girón.

En el 2009, uno de los “plomeros cubanos” de Watergate, Eugenio Martínez, reconoció la frustración de su vida: “Yo quería derribar a Castro y desgraciadamente derribé al presidente que nos estaba ayudando, a Richard Nixon”.

Una estatua del Presidente  mexicano Benito Juárez señala en dirección opuesta al complejo Watergate en Washington. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Una estatua del Presidente mexicano Benito Juárez señala en dirección opuesta al complejo Watergate en Washington. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

III

Cuba está en esta ciudad. A unos minutos del Watergate se encuentra el Memorial Lincoln, dedicado al presidente asesinado en 1865, sitio donde Martin Luther King hizo su histórico discurso antes de correr igual suerte. Hay una foto histórica de 1959, tomada por Alberto Korda, que nos muestra al  joven Primer Ministro de Cuba, Fidel Castro, al pie de la figura pensativa y en mármol de Abraham Lincoln.

Si se cruza el puente de ese Memorial (el Memorial Bridge), sobre el río Potomac que dividió las tropas del norte y del sur en la Guerra Civil, se llega al Cementerio de Arlington. En ese trayecto, que hicimos cuando ya comenzaban a salir los primeros rayos del sol en el día, obligatoriamente hay que pasar por el Monumento al Soldado estadounidense que participó en la Guerra de Cuba (1898-1902), y dentro de la necrópolis está, nada menos, que el mástil principal del Acorazado Maine. Fueron enterrados en Arlington los restos de este buque de guerra que pudieron ser recuperados y llevados a Estados Unidos, junto con los cuerpos de 229 tripulantes, localizados tras el sabotaje de esta embarcación frente a las costas de la Isla, el 16 de marzo 1912.

No solo están relacionados estos hechos por la geografía que los acerca en Washington. También, porque la historia oficial glorifica en ambos casos una versión interesada de la realidad. El Maine fue el pretexto para la intervención en la Isla y los soldados que murieron en la Loma San Juan, de Santiago de Cuba, no estaban defendiendo al pueblo cubano, sino invadiendo el país. Eran los hijos de “un pueblo agresivo de otra composición y fin”, del cual nos habló el cubano que mejor conoció a los Estados Unidos.

Pero este mismo viaje que comenzó con frío y terminó con el sol derritiendo la nieve, tal como lo muestra Ismael Francisco, prueba que hay un Washington imperial, y otro espléndido, el de la resistencia de los desposeídos. Porque es también la capital del Imperio y el lugar que acogió a los esclavos que se escapaban del sur y llegaban a través del Underground Railroad, la red de rutas secretas y casas de seguridad utilizadas por los negros de origen africano para escapar a los estados libres y Canadá, con la ayuda de los abolicionistas que simpatizaban con su causa en el Siglo XIX.

Es el lugar donde Martin Luther King congregó a su gente para expresarles que tenía un sueño de otro país sin discriminación racial. Él tiene parques y monumentos a su memoria, como Malcom X, próximos a la Casa Blanca, símbolo del poder que los persiguió y despreció. Pero frente a la emblemática Casa Presidencial, una mujer anuncia que hará una vigilia indefinida para que se detenga el genocidio contra los palestinos, plan de Israel con el apoyo tácito del gobierno de EEUU. Apenas asoma un poquito el sol, las ardillas salen al Parque Lafayette a comer avellanas que les regalan los turistas, mientras hay pobres que a esa misma hora se acuestan en plena calle sobre los registros del metro para aliviar el crudo invierno.

Este es el emporio de los congresistas y senadores, algunos de ellos sin alma, y también el espacio que habita un pueblo mayoritariamente negro, con una alcaldesa descendiente de africanos y amada por su gente. Aquí está la plaza donde Pete Seeger cantó “esta tierra es nuestra” y llamó a los obreros a tomar las fábricas. Es Washington, ciudad imperial y ciudad esperanza, que sabe que Cuba no es un país terrorista y jamás habría puesto a la Isla del Caribe en esa lista infame. Veremos qué Washington recibe en la mañana de este viernes a los cubanos en el Departamento de Estado.

"Mientras, hay pobres que a esa misma hora se acuestan en plena calle sobre los registros del metro para aliviar el crudo invierno". Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

“Mientras, hay pobres que a esa misma hora se acuestan en plena calle sobre los registros del metro para aliviar el crudo invierno”. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Una ardilla tras las avellanas de los turistas en el Parque Lafallette, frente a la Casa Blanca. Foto: Ismael Francisco.

Una ardilla tras las avellanas de los turistas en el Parque Lafayette, frente a la Casa Blanca. Foto: Ismael Francisco.

Una mujer acampa frente a la Casa Blanca en vigilia de protesta por las acciones de Israel contra los palestinos. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Una mujer acampa frente a la Casa Blanca en vigilia de protesta por las acciones de Israel contra los palestinos. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

El Obelisco a Washington, la Casa Blanca y el monumento al General Lafayette, tres símbolos de la ciudad. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

El Obelisco a Washington, la Casa Blanca y el monumento al General Lafayette, tres símbolos de la ciudad. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Un detalle del monumento a Bolívar frente al edificio del Departamento del Interior, en Washington, donde ondea la bandera de EEUU. Foto: ismael Francisco/ Cubadebate

Un detalle del monumento a Bolívar frente al edificio del Departamento del Interior, en Washington, donde ondea la bandera de EEUU. Foto: ismael Francisco/ Cubadebate

El monumento al Soldado desconocido de EEUU en la Guerra Hispano-cubano-norteamericana, que aparece a la entrada del Cementerio Arlington, en Washington. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

El monumento al Soldado desconocido de EEUU en la Guerra Hispano-cubano-norteamericana, que aparece a la entrada del Cementerio Arlington, en Washington. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Detalle en el monumento al Soldado desconocido de EEUU en la Guerra Hispano-cubano-norteamericana, que aparece a la entrada del Cementerio Arlington, en Washington. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Detalle en el monumento al Soldado desconocido de EEUU en la Guerra Hispano-cubano-norteamericana, que aparece a la entrada del Cementerio Arlington, en Washington. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Washington. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Washington comienza a recobrar el calor al final de la mañana. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Washington. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Uno de los caminos que conduce al Memorial Lincoln. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Monumento a Abraham Lincoln. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Monumento a Abraham Lincoln. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Washington. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Monumento a Abraham Lincoln. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Washington. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Monumento a Abraham Lincoln. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Washington. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Departamento de Estado. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Trabajadores limpian la nieve del Monumento a Thomas Jefferson. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Trabajadores limpian la nieve del Monumento a Thomas Jefferson. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Un detalle del Monumento a Thomas Jefferson. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Un detalle del Monumento a Thomas Jefferson. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Washington. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

“Yo no abogo por frecuentes cambios a las leyes y a las Constituciones. Pero los Leyes y instituciones debiesen ir paso a paso con el progreso de la mente humana. A medida que esta se desarrolla, se concientiza, a medida que se hacen nuevos descubrimientos, nuevas verdades descubiertas, cambian costumbres y opiniones, con el cambio de circunstancia. Las instituciones tienen que avanzar para mantenerse al ritmo de los tiempos. Pedirle a una sociedad civilizada que se mantenga bajo el régimen de sus antepasados bárbaros, sería como pedirle a un hombre que vista con el mismo abrigo que le servía cuando era niño”, palabras proféticas de Thomas Jefferson en el Memorial dedicado a este Presidente en Washington. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Se han publicado 48 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Menelao dijo:

    Muy buena crónica. “Pedirle a una sociedad civilizada que se mantenga bajo el régimen de sus antepasados bárbaros, sería como pedirle a un hombre vista con el mismo abrigo que le servía cuando era niño”

  • Bartolo dijo:

    Excelente crónica.

  • Roxana dijo:

    hermosas fotos de Washington, ojala que las relaciones sigan mejorando, pero no se olviden que no todo es color de rosa

    • gallo dijo:

      No solo hay fotos Roxana, es interesante e instructivo el FotoREPORTAJE, al que accedo con insistencia por lo evocador de su titulo y la calidad de sus coautores, solo que hecho o pensado para los que tengan banda ancha, o deseos como yo de emplear 65 minutos de mi limitada conexión para poderlo tener y compartir con los que no tienen ni lo que pocos tenemos hoy, pero se acerca el día en que TENDREMOS TODOS LO QUE TENEMOS QUE TENER, y mientras como después solo hago distinciones no por lo que tenemos sino por el uso que le damos.

  • Alfredo dijo:

    De que les sirve tanta opulencia si tienen pobres durmiendo en la calle en su propia capital, contradictorio verdad. Ah otra cosa, fijanse es negro.

    • trololo dijo:

      Alfredo no seas injenuo bro en cuba en nuestra capital hay pobres tambien …. sin animo de ofender ……….

    • Agua por todas partes dijo:

      Alfre…déjame un correo y te mando fotos…

    • Bell Canada dijo:

      De que le sirve a un ser humano tener tanta educacion y cultura si se le impide decidir por si mismo que hacer con ello y se le somete a la decisiones de otros el uso de todo lo que posee. Asi es la vida, llena de contradicciones.

      Recuerde tambien que al igual que cualquier otra ciudad Washington posee shelters o refugios para desamparados donde pasar la noche y comer pero por razones obvias en la manana todo el mundo tiene que ir a buscar trabajo a la calle pues sino se cae en un circulo vicioso de me quedo durmiendo todo el dia y para siempre de desamparado. El sistema tiene muchisimos defectos pero tampoco es como usted quiere hacerlo ver.

  • miguelito dijo:

    Hermosa ciudad.Tuve la dicha de visitarla hace varios años. Como toda gran urbe tiene lugares mas lindos que otros .Pero en general es bella y con mucha limpieza. Toda el area del capitolio ,la casa blanca,las diferentes secretarias,museos, el cementerio ( gratis todos ,por cierto ),ademas de un sistema de transporte exquisito hacen de Washington un lugar digno de visitar.
    Ojala’ y demos otro gran paso en esta reunion y llegemos a un entendimiento,perobasado en el respeto.

  • cubano de a pie dijo:

    Laura no creo que nadie este demorando nada, eres muy incredula y pesimista, nuestro gobierno a demostrado sus deseos de entendimiento y no es nuevo, como demorar algo que nos beneficiara a todos? Nuestro lider Raul ha demostrado ser una persona muy inteligente y actua de buena fe, saludos

  • NND dijo:

    Que cómico, tengo una foto en el Lincoln Memorial y otra al lado del Cartel de Depatment of State. Lo unico que no vi fue la nieve cuando estuve en Washington, hubiera sido mas interesante.

  • gilberto dijo:

    las autoridades cubanas no tendrian ninguna razon por la cual actuar de la manera que usted describe,
    yo soy todo oidos para escuchar su punto, y me gustaria saber por cual razon ud piensa que Cuba se sienta a conversar para demorar, no conseguir y finalmente sabotear el proceso

  • MM dijo:

    Alfredo en todos las capitales del mundo hay probres durmiendo en la calle incluida en la nuestra. Esxecelete crónica y muy bellas fotos de esa hermosa ciudad.

  • Carlos Miguel Valdés Sarmientos dijo:

    Laura que se le ocurre para que fluyan más rápido las conversaciones, pedirles a la otra parte una relación de lo que quieren que hagamos para que se nos premie con las relaciones con el coloso del norte, mejorar de esta forma las relaciones sería una traición a nuestro Apóstol.

  • Jomia dijo:

    Wooow q bello washington dc, oh my god, what a city!!

  • ARCANO dijo:

    Lo mejor y más instructivo fue la frase de Thomas Jefferson.
    ¿No lo creen…..?

    • Bell Canada dijo:

      Por supuesto y no era para menos. Lease cuando pueda la vida y obra de los fundadores de la nacion americana , empieze por los que redactaron la constitucion y aprendera muchisimo y entendera por que los americanos actuan y son como son. Por cierto varios de ellos al igual que ilustres cubanos fueron Masones Libres o Free Masons y por ello varios simbolos masonicos estan presentes en sellos oficiales la moneda y demas cosas oficiales del gob americano. Ademas muchsd de sus posturas e ideales coinciden con posturas masonicas. Este es otro tema y muy largo y muy debatible por cierto.

  • Tom Riddle dijo:

    Espero que todo salga bien que amnbos países reestablezcan bien sus relaciones

  • Mirta Suarez dijo:

    Para nuestro pueblo sera muy beneficioso el restablecimiento de las relaciones con USA a pesar de los desafios a que tendremos que enfrentarnos pues han sido decadas de aislamiento por el temor del gobierno a que podamos pensar libremente, ojala no esten buscando un nuevo pretexto para demorar u obstaculizar este proceso. Los cubanos necesitamos salir de la miseria. Gracias Mirta Suarez

    • Baphomet dijo:

      Mirta Suarez dijo:

      “…los cubanos necesitamos salir de la miseria…”

      Si la solución “para salir de la miseria” como dice, es lamer las botas americanas… ¡entonces dese gusto Ud. solita! Nosotros no vamos a renunciar a nuestros principios que tanta sangre costaron a nuestros padres… ¡PITIYANQUI!

    • Maria Elena dijo:

      Mirta ud., no piensa libremente? pues mire yo soy cubana de cepa y pienso libremente y voto por el que yo quiera, y ud., lo puede hacer igual, cuando vaya a las urna deja su belta en blanco y no pasa nada, todo respetan su decisión, o de que otra cosas libremente ud., habla, a lo mejor no entendí su mensaje. Trabajas si quieres, mandas a tus hijo eso si iobligados, porque ellos no tienen culpa de que ud., piense de otra manera y llevarlos al médico eso está en sus manos si o no, ya eso es su problema. Las Damas de Blanco cuando salen a berrear son cuidada por el pueblo y por las entidades militares, pero salen a gritar y j….. su opinión es respetada segura de eso estoy, como saber que algún dia estare en el Colón o donde les de la gana a mi familia, ya lo mismo da.

  • Joaquin Varona dijo:

    Muy buena crónica turustica e histórica , pero porque tanta ironía ?

  • The Teacher dijo:

    Usted me va perdonar Laura pero creo que la que tiene algun tipo de conflicto mental es usted. Nuestro gobierno está haciendo todo lo posible para que las conversaciones fluyan lo más rápido posible. Hay asuntos que merecen gran atención y no pueden ser tratados por ser tratados y ya. Quitar a Cuba de los paises patrocinadores del terrorismo, el bloqueo y la base naval de Guantánamo son temas más que importantes y que merecen un buen análisis. Me parece que usted a parte de estar desinformada tanbién está confundida. Cuba no puede renunciar a lo que ha logrado en todos estos años ni dejar que los EU hagan su voluntad impunemente en una tierra que no quiere volver al pasdo hostil. Saludos.
    Lea más y analice mejor.

  • vily dijo:

    Respuesta para:
    cubano de a pie, gilberto, Alfredo.
    Seguramente ustedes compañeros tienen lo necesario para vivir, seguro comen carne, sus hijos comen carne y sus padres comen carne y no tienen ningun tipo de necesidad, si tienen la oportunidad de tener una pc disponible, piensen que hay unos millones de cubanos que no la tienen, y si bamos a citar al apostol acuerdense que el sufria por los oprimidos y por los pobres, entonces compañeros preocupemonos por los pobres de este pais que no son pocos, laura tiene toda la rasón para pensar de esa manera, seguro que ustedes son tan ingenuos o tan estupidos que no pueden ver la realidad, o es que no leen las noticias, hace pocos días aquí en cubadebate un entrevistado dijo (que de manera paradógica el bloqueo habñia constribuido en la durabilidad de la revolución) entonces analicen y no critiquen a quien rasones tiene para opinar de esa manera, o no será que ustedes pertenecen al comité de vigilancia de internet, o sinó es que por personas como ustedes estamos en esta cituación tan crítica. laura te felicito espero que miles de personas como tu tengan las cosas claras y lo expresen, también pienso que es hora de exigirle a los que segun ellos son los representantes del pueblo que se normalicen las relasiones de una ves por todas, aunque para ello haya de cambiar todo lo que debe de ser cambiado como dijo el comandante, por favor no se engañen, laura te amo por ese comentario tan realista.

  • Maria Elena dijo:

    Laura López, con todo el respeto que ud., se merece y respeto su comentario, pero algo me indica que ud., lee poca pres, ve pocas noticias, nunca se ha sentado delante de su TV y se ha puesto a oir las entrevistas de ambas representantes que analizan las propuestas para lograr un cambio.
    Le sugiero con todo el respeto del mundo que ud., se instrumentara mas con relación al tema. Cuba pide respeto y no intervencionismo en sus asuntos interno, para eso estamos los cubano, no permitiremos jamas bajo ningún concepto que se inmiscuyan. Por otro lado no se pide cosas que no sean razonble, eliminar el bloque económico y financiero extraterritorial que nos han impuesto, evitar los problemas financieros que tienen nuestro personal allí que representa a nuestro país, por favor Laura informese mejor y despues de sus opiniones. Nuestros representante ante estos encuentros han sido bien claro. Pero del lado de allá piensan que pidiendo cosas, que ellos no han tolerado en estos 50 y tantos años de bloqueo. Los nuestros allí no pueden moverse a para trabajar por problemas financieros por bloqueo ferreo impuesto. Trate de consguirse las entrevistas que se le hicieras a la representante yanqui donde está la guarida de los lobos y despues nos dice. con respeto le saluda una cubana que ha sufrido mucho por todos los problemas que este bloqueo nos ha provocado y noi dudo de que sigamos luchando contra eso.

    • Armando Perez dijo:

      De acuerdo. Los que viven en USA y otros países también son cubanos y tienen derecho a que sus intereses y opiniones sean tomados en cuenta.

  • Yandy FCMEC dijo:

    Laura creo que lo que dices no tiene sentido, porque que ganaríamos si actuaramos a lo loco y que después por ser irresponsables perdiéramos todo por cuanto hemos luchado en estos últimos 50 años de REVOLUCIÓN. RECUERDA que “los padres siempre quieren lo mejor para sus hijos” ¿no crees?

  • TIMO dijo:

    Pienso que con respeto de ambas partes todo es posible y hacia eso están enfocados ambos países. Mente de positiva de ambos pueblos y se logrará un presente promisorio.El futuro a tratar que sea mejor que el pasado y el presente.

Se han publicado 48 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Rosa Miriam Elizalde

Rosa Miriam Elizalde

Periodista cubana y editora del sitio Cubadebate. Es Doctora en Ciencias de la Comunicación y autora o coautora de los libros “Antes de que se me olvide”, “Jineteros en La Habana”, “Clic Internet” y “Chávez Nuestro”, entre otros. En twitter: @elizalderosa

Ismael Francisco

Ismael Francisco

Fotorreportero de Cubadebate. Ha trabajado en Granma, Prensa Latina y la AIN. Ha realizado la cobertura gráfica de importantes acontecimientos políticos, deportivos y sociales en Cuba y otras partes el mundo. Posee varios premios y reconocimientos periodísticos.

Vea también