Imprimir
Inicio » Especiales, Sociedad  »

Los niños de Chernóbil en Cuba: Una historia no contada (III)

| 41

En el comedor en Tarará. Foto: Archivo médico cubano.

Testimonios:  La Dra. Xenia y el Dr. Obed. Los traductores: Nilda y Osvaldo

Xenia…

En 1990 la Doctora Xenia Laurenti se alistaba para ir a cumplir misión médica, primero en Nigeria y luego a una zona de Siberia en la antigua URSS con especialistas argentinos. Cuando ocurre el accidente de Chernóbil ya había terminado en Cuba su preparación en lengua rusa y le piden que se incorpore al programa médico en Tarará. Ella participó como médica del programa hasta su conclusión en 2011 y es conocida por su especial relación con los pacientes y sus familiares, que continúa hasta hoy.

La Dra. Xenia ha sido testigo no solo de la atención a aquellos niños y niñas sino del retorno de muchos de ellos para el cuidado de sus hijos en Cuba. Fue parte del equipo médico que luego de 1998 trabajó en el Balneario de Eupatoria en Crimea para dar seguimiento a la atención médica que se indicaba en Cuba o que se atendían directamente allí. En Eupatoria estuvo dos años y fue testigo de la evolución de pacientes desde niños hasta ya adultos con sus familiares o sus propios hijos, también afectados por las secuelas de la catástrofe nuclear.

Xenia recuerda a Saslavsky, que llegó a Cuba con nueve años. Se le diagnosticó una enfermedad neurológica con múltiples deformaciones óseas. Se atendió en el Centro Internacional de Restauración Neurológica (CIREN) donde le practicaron varias operaciones. Luego de más de diez años en Cuba, regresó caminando a Ucrania. La Dra. Xenia recuerda también que la madre de Saslasvsky estuvo junto a su hijo durante todo ese tiempo sin visitar nunca su país y constituyó un factor decisivo en su rehabilitación.

Esta doctora rescata de su memoria el caso de Stephanie que llegó de cuatro años a Cuba con un angioma cavernoso, que es una malformación vascular de elevada complejidad que le traía grandes deformidades en el rostro. Se le practicaron varias intervenciones quirúrgicas e injertos maxilofaciales durante años, regresó en noviembre de 2011 a Ucrania con notables progresos en su enfermedad y apariencia física. Stephanie es recordada por su simpatía, por haber aprendido muy bien el español. La hoy joven visitó después a Cuba con su madre, buscó a la Dra. Xenia y cuando ella se casó por segunda vez, muchos de sus pacientes vinieron a Cuba para festejar juntos.  Su juventud transcurrió en el programa. Sus archivos personales son un paseo por su vida, amorosa y plena.

Obed…

El Doctor Obed Hernández trabajaba en Tarará desde 1989 cuando el balneario era el Campamento de pioneros José Martí para el vacacionismo de las niñas y niños cubanos. Luego de ser convertido en el espacio para la atención de los pacientes de Chernóbil,  él se quedó trabajando allí. Obed se acuerda sobre todo el impacto psicológico con que llegaban, con un terror colectivo y un sentimiento muy fuerte de desarraigo, fundamentalmente aquellos que venían de Pripyat, donde habían dejado detrás todas sus pertenencias y sus recuerdos.  Obed confirma que prácticamente ninguna niña o niño de los que venían estaban totalmente sanos y más de un 70 por ciento presentaban enfermedades tiroideas.

El Dr. Obed también fue parte del equipo médico cubano en Crimea en dos periodos, uno de tres años y otro de cinco años. Allá conoció a una ucraniana y se casó con ella. Entre sus memorias está la atención en Ucrania a un niño víctima de un accidente automovilístico cuyo padre fue a verlo para pedir auxilio por los politraumas que presentaba. Después de un año en Cuba, el niño pudo caminar.

Nilda…

El servicio de traducción en Tarará se mantenía durante 24 horas. Los traductores hacían turnos rotativos y fueron esenciales en la conexión comunicativa y emocional con el personal médico y paramédico cubano. María Nilda Báez narra que al permanecer tanto tiempo con las niñas y niños, las relaciones fueron volviéndose familiares. Ella comenzó en Tarará en el servicio de fisioterapia y recuerda a Denis, que era un niño en aquel entonces con un diagnóstico de parálisis cerebral sin que pudiera caminar. Le hicieron dos operaciones en el hospital Frank País, tuvo una larga rehabilitación y regresó a su país caminando con ayuda de bastones. Nilda lo vio en Ucrania en el año 2011, lo visitó en su casa y compartió con su familia. Hoy ya tiene más de 30 años y todavía se escriben y se comunican.  Él le envía fotos y la tiene al tanto de su vida.

Osvaldo…

Osvaldo Cruz era profesor de idioma ruso y ante el llamado a quienes supieran ruso se integra al programa en principio por tres meses que se convirtieron en 20 años. Primero tuvo que estudiar mucho para conocer la terminología médica. Participaba como traductor no solo junto a los pacientes sino ante las delegaciones rusas, bielorrusas y ucranianas que visitaban Tarará.

Él recuerda que cuando los niños y niñas llegaban sentían pena por sus manchas y la falta de cabello pero cuando empezaban a relacionarse entre sí iban ganando confianza en sí mismos y ya no se escondían. Él rememora las fiestas de quince a las adolescentes. Cada tres meses se hacían las fiestas colectivas, se les alquilaban sus trajes para la ocasión y se les preparaba el vals de la fiesta. Se organizaba también la jornada Jovencita Tarará en que se elegía a una joven simpática, con dones de canto y baile y que hablara bien el Español.  Cuenta Osvaldo que los niños y niñas disfrutaban mucho estas ocasiones. Osvaldo guarda en su memoria a Mijaíl, aquel muchacho pegado a él todo el tiempo y que sus padres le escribían para que lo cuidara mucho. Su propio hijo y Mijaíl se hicieron grandes amigos. Ucrania fue también parte de la experiencia de Osvaldo en el programa durante dos años.  Allí encontró su amor. Y esos amores recíprocos, de muchos modos, que hasta hoy perduran… en aquellos niños que hicieron de Cuba su otra patria para siempre.

En Fotos

Dra Xenia Laurenti y el traductor Osvaldo Cruz en Ucrania. Foto: Archivo equipo médico cubano.

Dra. Xenia Laurenti. Foto: Maribel Acosta

Dr. Obed Hernández. Foto Maribel Acosta.

Equipo médico cubano en Tarará. Foto: Archivo equipo médico.

Equipo médico y de traductores en Ucrania. Foto archivo médico cubano.

María Nilda Báez, traductora. Foto: Maribel Acosta

Osvaldo Cruz, traductor. Foto: Maribel Acosta

Madre y niña de Chernobil en Tarará. Foto: Archivo médico cubano.

Se han publicado 41 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Dr Alex dijo:

    Pienso que independientemente de las acciones humanas y solidarias de Cuba hacia las víctimas del accidente nuclear, la serie de HBO no tenía por qué narrar dicha historia, pues obviamente el serial muestra la verdad contenida en las cintas grabadas por el profesor Legasov y termina con su muerte, lo que ocurrió después no está directamente relacionado con el desastre nuclear.

    • FitzGerald dijo:

      La mala maña q tenemos de querer politizarlo todo, y buscarle siempre la 5ta pata al gato. No c con q proposito siguen criticando esta serie cuando ni si quiera la han transmitido en la televisión cubana.

    • GRAKO dijo:

      y la serie de HBO no reflejo el esfuerzo que hizo CUBA para atender a esos niños y sus familias en pleno debacle de la antigua URSS

      • A dijo:

        muchacho no entiendes q la serie no llega a esa parte de la historia, por favor no hables por hablar si quieres una serie q diga sobre la ayuda de cuba(q fue una gran muestra de solidaridad) entonces habla con rtv comercial y la tvc para q hagan una

      • luis dijo:

        Y era obligatorio que lo hiciera una serie de 5 capítulos?

      • WhiteSnake dijo:

        Pero es que Cuba tampoco fue el único país que ayudó después del accidente.
        Coincido 100% con @Dr Alex

    • abdiel dijo:

      A la HBO no le costaba nada que, entre tantos datos sobre el desastre que da al final de la miniserie, hacer alusión al único país que prestó ayuda solidaria y desinteresada a los niños afectados por el desastre nuclear, más aún cuando entrevistaron a muchos sobrevivientes, dudo que estos sobrevivientes no hayan mencionado a Cuba, por eso creo que fue una omisión deliberada.

    • HBO dijo:

      fue pica y se extiende, horita sacan una tesis de doctorado sobre este tema,made in cuba,caramba porque seremos así.

  • y0208 dijo:

    HIstorias muy conmovedoras….deberian hacer un documental sobre esas historias y entrevistar a esos niños que hoy son hombres

  • guillermo Ramirez dijo:

    Considero que por una modestia mal entendida, en aquellos tiempos y hasta ahora,los cubanos no hemos conocido de tanto heroismo cotidiano y una verdadera conducta samaritana. Esa omision ,en cierto sentido, ha ayudado a la penetracion ideologica y espiritual gringa entre nosotros y el resto de los pueblos amigos.
    Que se aprenda la leccion y cada accion noble nuestra sea ampliamente comnocida ,pues reconocida. lo sera.

    • Rey Simón dijo:

      Guillermo, la modestia que es sinónimo de humildad es una cualidad muy hermosa. “El que se ensalza será humillado y el que se humilla será ensalzado”. No olvides eso que te servirá de mucho para la vida

  • Adelante dijo:

    Así es cuba. Les sedimos la instalación del bellísimo complejo de Tarará, era el campamento de descanso de nuestros pioneros, con un bello hospital, casas, playas en fin toda una infraestructura de primer nivel a los niños de
    Chernobyl, todo gratis, atención salud pública, alimentos excelente, giras a la ciudad, atención de sicólogos a los familiares acompañantes

  • Steve dijo:

    Verdaderamente conmovedoras estas historias, pero aquí falta uno de aquellos héroes anónimos, se trata de Sergio López, quien fuera cónsul en Ucrania y que tuvo a su cargo cumplir las orientaciones del Comandante en Jefe y echar a andar esa maravillosa obra de humanismo y solidaridad. El aparece al pie de la escalerilla del avión conversando con Fidel cuando llegaba el primer vuelo en el famoso documental que se ha difundido por la TVC.. Sergito fue un factor calve durante esos momentos y me parece justo se le mencione

  • William Rery dijo:

    Mi reconocimiento a Maribel por estas tres entregas
    Gracias

  • Roger dijo:

    Todo lo que ha hecho Cuba por esos niños esta muy bien, lo que no esntiendo porque ahora que sale la serie Chernobil plantean que no se hablo de la ayuda que dio Cuba, yo entiendo que la serie solo refleja el accidente y los graves errores que cometieron los Rusos al querer ocultar algo tan grave que segun las personas que estaban en Rusia en ese entonses la serie esta bastante real y yo recuerdo que en las publicaciones rusas que aquí llegaban todas hablaban someramente del hecho como que fue algo sin importancia y bueno la ayuda que Cuba da a esos niños fue en 1990 y el accidente en el 1986 o sea que la serie no puede trata la ayuda de los paises hermanos pues esta solo trata del momento del accidente.

  • Juan Bermúdez dijo:

    Grande Cuba! Sin importar el magnífico documental de la HBO, ya es hora de hacer nuestra propia serie, Roly Peña se pinta solo para relatar desde nuestro punto de vista y nuestras vivencias (sin faltar a la verdad y lo más alejado posible de la política), todo lo que por acá ocurrió desde que llegó el primer grupo de pacientes. Hay cientos de historias por contar, porque hasta los trabajadores de la cocina tuvieron que hacer magia para asumir de pronto semejante tarea. Ojalá que la serie extranjera sirva de incentivo para que en el aniversario 35 de la tragedia ya tengamos nuestra propia serie.

    • El Triste dijo:

      Lejos de la política no se puede hacer nada…
      que triste

      • Juan Bermúdez dijo:

        Si se puede. La política es guerra entre polos opuestos, hace 29 años que comenzó la » operación Chernobyl», Cuba lo dió todo, no es necesario politizar el amor. Saludos.

  • lazaro dijo:

    Conmovedora Historia. Ejemplo de Solidaridad y Altruismo

  • ricardo.iglesias dijo:

    Bella historia, una muestra más de la valía de nuestro personal médico y paramédico y de la solidaridad que nos caracteriza como cubanos donde quiera que estemos. Así somos..

  • Alexander Vargas Ricardo dijo:

    El mundo tiene que conocer la bondad,el amor y la ternura que le brindo el personal medico ,enfermeras y trabajadores de servicio a los niños de chernobil en Cuba.

  • Jorge RP dijo:

    Poroshenko o Zhelensky ¿conocen de esto?

  • irraco dijo:

    Aparando ideologías, simpatías políticas, y partidismos, para mí este ha sido uno de los actos más grandisosos de solidaridad real, concreta y con una carga de humanismo superlativa.
    Me gustaría leer una estadística general del número de casos atendidos, cuantos de los problemas presentados se suponen fueran originados por las secuelas del accidente nuclear, y cuantas personas realmente mejoraron su calidad de vida a partir de este programa.
    Saludos
    Israel

    • Omar Garcia dijo:

      Para Israel y otros potenciales interesados, los resultados finales del programa cubano fueron publicados en la revista Nucleus No 60 2016 On-line ISSN2075-5635 scielo.sld.cu

  • aime pulido dijo:

    Que triste acontecimiento , cuanto dolor pero así somos los cubanos generosos y llenos de amor siempre listos para ayudar al projimo, dando lo mejor de nosotros.

  • Francisco Rivero dijo:

    He leido con interes los diferentes capitulos de este necesario y mas que bienvenido trabajo periodistico sobre Los niños de Chernóbil en Cuba.

    Por cierto cuando se pone de relieve la participación de los cubanos traductores del idioma ruso. Que considero de interes.
    En el mes de abril pasado asiti a la proyección en un cine en Rio de Janeiro de la pelicula Cuba- Canada que aborda los primeros momentos de atención en Cuba a los niños y jovenes afectados por este desastre nuclear, su titulo en portugues » O traductor » ( el traductor ), dirigido por Rodrigo Bariusso e Sebastián Bariusso ( ellos so hermanos, su padre fue traductor en ese momento ) y con la actuación de Rodrigo Santoro. ( Brasil ) y de la actiz argentina Maricel Álvarez, asi como la reconocida actriz cubana Eslinda Nuñez dentro de un elenco que incluye a actores de Cuba.

    Puedo dar mi testimonio que el publico asistente a la sección que asisti aplaudio al final de la proyección.

    Hablando despues con algunas personas que vieron la pelicula resaltaron los valores eticos de profunda humanidad y de espiritualidad de los individuos ante los desafios personales, como colectivo en atención a un hecho especifico en que no puede ser indiferente.

    Asi considero muy bien que ssta publicación de Cubadebate aporta otra luces sobre la noble presencia realizada por cubanas y cubanos en favor del restablecimiento de las victimas de Chernóbil.

    Un saludo fraterno

    • sachiel dijo:

      Mi gran sorpresa con esto… ¿y entonces, de que estamos hablando..?

      Un traductor:nPelícula producida por Creative Artisans Media, es protagonizada por el actor brasileño Rodrigo Santoro y está inspirada en hechos reales. Se ambienta en Cuba durante la década de 1990. Cuenta la historia de un profesor de literatura rusa, quien deberá trabajar como traductor para los niños víctimas de Chernóbil que reciben tratamiento en la isla caribeña.

      En 1989, Malin es profesor de literatura rusa en la Universidad de La Habana. Lleva una vida tranquila junto a su esposa, curadora de arte, Isona y su joven hijo Javi .Cierto día, él y otros miembros del departamento son misteriosamente relevados de sus tareas de enseñanza y obligados a fungir como traductores para los niños víctimas del desastre nuclear de Chernobyl que han sido enviados a Cuba para recibir tratamiento médico, asignado al turno de noche en una sala de niños es supervisado por la enfermera Gladys Malin está devastado ya que su principal función es avisar, a los afligidos padres, que la condición de sus hijos es terminal, se involucra tanto emocionalmente que comienza a descuidar seriamente a su propia familia.

      Basada en hechos reales: El Traductor, película de los hermanos Rodrigo y Sebastian Barriuso (cubanos de pura cepa) se basa en la propia experiencia de su padre como traductor ayudando al personal del hospital de La Habana con pacientes ucranianos víctimas del desastre de Chernobyl. La trama gira alrededor de ese profesor de lengua extranjera re-asignado por necesidades del servicio como traductor asistente de los facultativos soviéticos que arribaron al archipiélago cubano para recibir tratamiento médico-rehabilitatorio como secuela del accidente nuclear de Chernóbil, acaecido en 1986, en la hoy República de Ucrania.

      Reparto :Rodrigo Santoro, Maricel Álvarez, Milda Gecaite, Nataliya Rodina, Aleksandra *Maslennikova, Genadijs Dolganovs, Yoandra Suárez, Jorge Carlos Perez Herrera, Eslinda *Núñez, Osvaldo Doimeadiós, Nikita Semenov.

      Premios:

      2018: Festival de Sundance: Sección oficial películas internacionales a concurso
      2018: Festival Internacional de Shanghai: Mejor director
      2018: Premios Fénix: Nominada a mejor actor (Santoro) y ópera prima

      ECURED y http://www.radio26.cu/2018/12/24/algo-mas-que-un-traductor/

  • castellanos dijo:

    Altruismo, y solo altruismo, la ayuda al que lo necesita, así es el pueblo cubano, formado por Fidel en valores humanistas muy puros,así son nuestros médicos, nuestros profesores, deportistas, todos, que se ganan el amor de los más necesitados. Los cubanos damos con todo el amor posible lo que tenemos y no lo que nos sobra. Cuanta diferencia a lo que hacen los vecinos del Norte .

  • Ana dijo:

    Que humana labor la de todos los que trabajaron ahí, médicos, enfermeras, traductores, personal de servicio, esas son las cosas que no se olvidan en la mente de un ser humano, hasta que muera, también son las cosas que nadie le puede quitar a nadie, felicitaciones a todos.

  • senelio ceballos dijo:

    SIN COMENTARIOS!! GENIALES ARTICULOS…saldria una pelicula mucho mjor, que la que salio…Bravo..una lastima lo que esta pasando hoy en tierras de ucraina..GUERRA CIVIL mas de 11 mil muertos , millones de desplazados por la Guerra!!!

  • Luis dijo:

    Lindas y tristes historias, sé que el corazón de Cuba es grande, y grande es la amistad con ese pueblo de Rusia y los pacientes de Ucrania que se curaron con tanto amor en Cuba, ………….. » Solo el amor engendra la Maravilla»

  • Ernesto dijo:

    Todo el mundo agradece a Cuba Tarara es una de esas hermosas y heroicas epopeyas de nuestro pueblo .lastima que solo lo recordamos cuando alguien ajeno opina para si ,Seria bueno que si se termino el programa los ninos cubanos recuperaran sus instalaciones seria lo mas correcto

  • jacqueline dijo:

    cabría ahora que se interesara algún realizador cubano a contar la historia desde su lente, de seguro que aún quedan recuerdos y personas que formen parte de esa historia

  • Xm dijo:

    Hermosas vivencias , Cuba y Rusia deberia hacer una pelicula , y asi se cuenta la historia de los niños de Chernobyl y Cuba

  • Charly dijo:

    He seguido de cerca la secuencia de estos trabajos y me parecen maravillosos. Para mí que en ese entonces no había ni nacido ha sido muy instructivo. Considero q hay suficientes historias para nosotros crear nuestras propias vivencias ya sea en series, reportajes, documentales o lo q sea. Otra cosa q me llama la atención es las críticas q se hacen a la serie de HBO, no la había visto y confieso q eso me hizo buscarla y verla. Me gustó muchísimo, me pareció fantástica es una muy buena propuesta a mi entender q no es la más sabia ni mucho menos. No veo porque ha causado esa insatisfacción en los cubanos q la crítica la serie se termina con la muerte del profesor q deja sus vivencias y no va más allá. Q piensan q es obligado q HBO o otra cadena televisiva haga lo q nos corresponde a nosotros? Nuestro Comandante nos enseñó q las acciones se realizan no por el reconocimiento de los demás sino por el agradecimiento de quienes la reciben sin buscar en eso gloria alguna. Sería bueno hacer nuestra propia serie de la ayuda q brindamos las vivencias y memorias de quienes lo vivieron para q los más jóvenes conozcan de esta página hermosa de nuestra historia. La serie es buena y se las recomiendo a quienes aún no la hayan visto.

    • Victor dijo:

      La Central Nuclear Vladimir I Lennin en abril de 1986 marcó un punto muy oscuro en la historia de la humanidad al punto que de no ser por los trabajo de los “ liquidadores “ hubiera acabado con la vida de millones de seres humanos , inhabilitando miles de km2 del planeta. La serie de HBO se limitó solo a eso : al desastre en sí y como pudieron contener un mal mayor , ojalá en Cuba-Rusia se realizara una serie con el enorme aporte humano a los niños de Chernobyl , eso fue un gesto de humanidad en medio de las carencias enconomicas de Cuba.

      Si la historia no está contada no es culpa de HBO

  • Ailynbb dijo:

    La serie de HBO no aborda absolutamente nada de la labor de Cuba para con esos niños víctimas del accidente nuclear en Chernobil.

  • periodista67 dijo:

    Si el tiempo que emplean en criticar lo usaran en construir algo, que lindo pais fuera cuba, pero el catalejo de buena fe nos recuerda que somos asi, vemos todo lo malo de afuera y tristemente se construye muy poco adentro…

  • Maribel dijo:

    Estimados lectores. Gracias por sus comentarios y su interés en el tema. Si se remiten a las partes I y II de la serie encontrarán algunas de sus interrogantes. En la parte IV voy a publicar los resultados del programa en cifras. Gracias nuevamente por seguir esta maravilosa historia, que no pretende en absoluto cuestionar la serie si no poner nuestra agenda. Abrazos

  • Cristy dijo:

    No creo que haya sido necesario que el documental mencionara la proeza hecha en Cuba. Somos los encargados de mostrar lo que hicimos al mundo. Creo que apoyaría mucho entrevistar a los héroes anónimos de todo esto y sobre todo, las relaciones que aun se mantienen entre los miembros del personal cubano y los niños y sus familiares. Sería muy bueno conocer también cuántos decidieron permanecer en Cuba, qué hacen, cómo viven, qué piensan. Eso daría muy bien para un libro o una serie de ellos. De seguro, se venderían como pan caliente en als feries del libro. Bravo por Cuba y su gente. Qué grande Fidel. ¡VIVA CUBA! ¡VIVA LA REVOLUCIÖN!

  • Alf. dijo:

    Magnífico que el periodismo cubano asuma el protagonismo en la narración de estos hechos. Cuba ha dejado un legado de solidaridad internacional que merece ser contado. Pero me preocupa una cosa: Por que la BBC se adelantó a contar este interesante hecho informativo. Por qué el periodismo cubano no lo trató antes, o si lo hizo, esta revista puede poner la bibliografía de los documentos periodisticos elaborados en torno a este hecho? Muchas gracias.

Se han publicado 41 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Maribel Acosta Damas

Maribel Acosta Damas

Periodista cubana, especializada en Televisión. Es profesora de la Facultad de Periodismo de la Universidad de La Habana y doctora en Ciencias de la Comunicación.

Vea también