Imprimir
Inicio » Especiales, Política  »

El Ejército fantasma de Iraq

En este artículo: Estados Unidos, Guerra, Iraq
| 5

soldados iraqPor Iñigo Sáenz de Ugarte

No necesitábamos muchas razones más para explicarnos el desastre que ha supuesto el Ejército iraquí en la ofensiva de ISIS desde comienzos de año. Tampoco es imprescindible a estas alturas que alguien nos recuerde que la reconstrucción de las fuerzas de seguridad y militares iraquíes durante la ocupación norteamericana fue un fiasco de dimensiones colosales (si por colosal entendemos gastarse 20.000 millones de dólares para montar un Ejército que sale corriendo en Mosul ante la llegada de un millar de insurgentes).

No es necesario, pero el primer ministro iraquí ha tenido el detalle de transparencia de poner cifras concretas al fracaso. Haider al-Abadi ha informado que hasta hace poco tiempo ha estado pagando los salarios de 50.000 soldados que no existen (cifra equivalente a cuatro divisiones). Abadi informó el domingo al Parlamento que se ha descubierto ese número de nombres falsos en el registro del personal militar. Con un sueldo medio de 600 dólares al mes (un bocado muy apetitoso en la economía actual de Iraq), eso supondría un desembolso inútil de 30 millones mensuales.

Generales y oficiales se embolsan los sueldos de los soldados que no existen. Nunca ha sido un gran secreto –también se sabe que ocurre algo parecido en el Ejército afgano–, pero se desconocía el volumen del fraude.

Pero lo peor no es que la fortaleza de ese Ejército en cuestión de números sea una ficción. Los mandos militares que cometen este fraude no son el tipo de gente que vaya a dirigir a sus hombres hasta el final en caso de combate. Los soldados a sus órdenes no arriesgarán sus vidas en una organización corrompida de raíz.

Es cierto que el primer ministro ha lanzado una amplia purga de la cúpula militar nombrada por Maliki, además del cese de no menos de 300 oficiales que pagaron con el puesto los éxitos de ISIS. Es mucho más complicado pensar que puede llevar a cabo en unos meses el trabajo que el anterior Gobierno iraquí no fue capaz de hacer a lo largo de años. A pesar de los bombardeos norteamericanos, ISIS tiene mucho tiempo para consolidar su dominio de las zonas que ocupa y prepararse para la defensa.

La ONU ha facilitado las cifras de muertos por la violencia de Iraq en noviembre, sin contar la provincia de Anbar, controlada en su parte por ISIS. Son 1.232 muertos (lo que incluye a 875 civiles, 61 policías y el resto, militares).

(Tomado de Guerra Eterna)

Se han publicado 5 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Adolfo + dijo:

    Saludos Carlos, la corrupción es un fenómeno social que no tiene su hospedaje sólo en los países tercermundistas, quizás encuentre particulares condiciones en esos países generados de un orden social egoista y explotador que persiste aún cuando haya cambiado el gobierno y esté incluso uno de izquierda, pero la realidad es que la corrupción en países desarrollados capitalistas es carne de su carne y sangre de su sangre.

  • Miguel Ruiz dijo:

    Carlos: Si vamos a los orígenes, el mal vino del Norte rico. La corrupción sabes bien donde tiene sus fundamentos en este mundo. Acuérdate de lo del paso del camello por el hueco de una aguja.

  • gerardo dijo:

    De que ejercito iraquí se habla si después de Sadan no ha existido.

  • Sierra dijo:

    La derrota tiene un precio, los iraquie vendieron su alma al diablo. Hoy no
    tienen país, ejercito,petróleo. en realidad no creo que tenga nada.

  • Sierra dijo:

    Los Kurdos si valen la pena porque hoy combaten con honor, el ejercito sirio , las
    mujeres siria, ese si es un ejercito.glorias a todos, en estos tiempos tan convulso
    un día la humanidad lo recordará como los que sacaron la cara por los árabes y el
    medio oriente, el que lucha por ideales ése no se corrompe.

Se han publicado 5 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también