Imprimir
Inicio » Opinión, Política  »

Gobernar mediante el miedo

Por: Frei Betto
En este artículo: Brasil, Educación, Política, Salud
| 4

Macri, Trump y Bolsonaro. Foto: Crónica.

Esta es la hora de los simuladores y los arribistas. Abajo los políticos y bienvenidos los que encarnan políticamente la antipolítica, como Bolsonaro en Brasil, Trump en los Estados Unidos, Macri en Argentina, Macron en Francia, etc. En Ucrania, el comediante Volodymyr Zelenskiy, sin un partido estructurado, fue electo presidente con el 73% de los votos.

Una poderosa maquinaria ideológica que favorece la privatización del Estado, induce al pueblo a no creer más en los políticos, los partidos y el poder público. Ahora, cada quien para sí y Dios para mí. Después de la satanización del socialismo es el turno del repudio a la democracia liberal volcada a la promoción de la igualdad de derechos. Ni el pacto que sentó las bases del Estado de bienestar social merece crédito.

Las desigualdades se profundizan. Y el sistema ya no enfrenta como un problema, sino como una solución, el creciente endeudamiento de los pobres y el enriquecimiento de los ricos.

En el filme Batman, el caballero de las tinieblas, el Joker sugiere: “Introduzca un poco de anarquía. Perturbe el orden vigente y todo se convierte en caos. ¿Y sabe cuál es la clave del caos? ¡El miedo!”

El miedo lleva a las personas a cambiar libertad por seguridad. Los condominios de los ricos son verdadera cárceles de lujo. Los gastos dedicados a empresas de seguridad, blindaje de vehículos y equipos de control son exorbitantes. Y el gobierno se transforma en propagandista de la industria bélica.

La paz que todos anhelamos no será fruto de la justicia, conforme propone el profeta Isaías (32,17), sino de la correlación de fuerzas. ¡Compren armas, inscríbanse en academias de tiro, transformen sus casas en un arsenal! ¡Patria armada, Brasil!

Si el Estatuto de Desarme, la luz amarilla para la posesión y la portación de armas, no impide que los delincuentes tengan armas privativas de las fuerzas armadas, es fácil imaginar cuando se encienda la luz verde. Brasil, campeón mundial de homicidios con más de 60 000 asesinatos por año, recibe ahora un incentivo estatal para el comercio de armas. Y el gobierno no se pregunta en ningún momento por las causas de tamaña violencia. Combatir sus efectos equivale a tratar de apagar un incendio con gasolina. Como decía Darcy Ribeiro, mientras menos escuelas, más cárceles.

Muchas son las propuestas para reducir los gastos del gobierno, coronadas por la “milagrosa” reforma de la seguridad social. Y nada de medidas para recaudar más. Como el impuesto progresivo. Entre 2013 y 2016, la recaudación descendió un 13%.

Al gobierno ni se le ocurre suprimirle su paquete de prerrogativas al grupo de los de arriba: exenciones, subsidios, créditos fáciles, amnistías fiscales, etc. En 2003, las prebendas brindadas por el gobierno a los más ricos equivalían al 3% del PIB. En 2017, al 5,4%. Las exenciones tributarias equivalían al 2% del PIB en 2003. En 2017, al 4,1%. Los subsidios financieros y crediticios correspondían al 1% del PIB en 2003. En 2017, al 1,3%.

Si Brasil volviera a los índices de 2003 en las categorías antes citadas, se produciría una economía del 2,4% del PIB anualmente. O del 24% del PIB en 10 años, o sea, 1,6 billones de reales de 2018, valor que es un 60% superior al que ambiciona el ministro Guedes con la reforma de la seguridad social.

Según Fagnani y Rossi (2018), gastos de un 1% del PIB en educación y salud generarían, respectivamente, crecimientos del 1,85% en la educación y 1,7% en la salud. Cada 1% de inversión adicional en Bolsa Familia y en la seguridad social incrementa la renta de las familias en 2,25% (Bolsa Familia) y 2,11% (seguridad social).

No es a gritos que se gobierna una nación y se promueve el desarrollo. Gobernar exige algo que muchos electores no quieren y no saben hacer: política. El arte de buscar consensos y erradicar las causas de los problemas más graves. Pero eso no es cosa de aficionados.

Se han publicado 4 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • R PONS dijo:

    BT: QUE TRIO, EL DIABLO LOS CRIO Y LOS JUNTO, AUNQUE LE AGREGARIA A LENIN MORENO, IVAN DUQUE QUE CABEN EN EL MISMO SACO…. GRACIAS

  • Federación de la Tierra dijo:

    Una vez creada la Federación de la Tierra podrá resolver mucho de los problemas actuales que la ONU ha demostrado no poder resolver a lo largo de las décadas, por eso todos debemos ser ratificadores de la constitución para la Federación de la Tierra, una ves creada la nueva ONU (Federación de la Tierra), esta a su vez creara La Administración Financiera Mundial que está facultada para crear una banca pública global, libre de deudas y para financiar todos los proyectos sostenibles de valor social y ambiental sin requerir garantías u otras características del actual sistema financiero mundial oligárquico y elitista, lo cual podrá ayudar a resolver la actual crisis climática, las hambrunas y creación de infraestructuras principalmente para los países en desarrollo.

  • FLY dijo:

    A cada oleada progresista ha sucedido históricamente una oleada reaccionaria, el ciclo que se había iniciado en América Latina, con Brasil, Uruguay, Argentina, Nicaragua, parece que toca a su fin, sobreviven Cuba y Venezuela. Cuando tras un tiempo nos desangren quizás se inicie un nuevo ciclo de esperanza donde nos repondremos y luego los pueblos por el motivo que sea volverán a elegir a los Bolsonaros, Trumps, Macris, dando abriendo el camino para que el gran capital vuelva a beber de las venas abiertas de América Latina. Así ha sido históricamente y nuestros pueblos no han roto esa alternancia de periodos entre un extremo y otro, tampoco parece que vaya a suceder.

  • José García Álvarez dijo:

    Podriamos añadir en este claustro de energúmedos al atual presidente de la OEA; Luis Almagro,quien tambien es aficionado a ifundar el miedo.
    De todos modos tengamos fé en que este río de aguas pestilentas caeran en su intento.Porque estamos convencidos de que «un mundo mejor es posible»,y ésta humanidad no podra ser sometida por toda la vida al engaño,el miedo y otros males que cabalgan por estos tiempos.

Se han publicado 4 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Frei Betto

Frei Betto

Carlos Alberto Libânio Christo. Conocido como Frei Betto. Fraile dominico. conocido internacionalmente como teólogo de la liberación. Autor de 60 libros de diversos géneros literarios -novela, ensayo, policíaco, memorias, infantiles y juveniles, y de tema religioso. En dos acasiones- en 1985 y en el 2005- fue premiado con el Jabuti, el premio literario más importante del país. En 1986 fue elegido Intelectual del Año por la Unión Brasileña de Escritores. Asesor de movimientos sociales, de las Comunidades Eclesiales de Base y el Movimiento de Trabajadores Rurales sin Tierra, participa activamente en la vida política del Brasil en los últimos 50 años. Es el autor del libro «Fidel y la Religión».

Vea también