Inicio » Opinión  »

Tribulaciones libias

3 abril 2011 | 6

La oposición a Gadafi está pasando malos momentos pese a los bombardeos. Por su parte, la Casa Blanca y la OTAN no están libres de preocupaciones: se ha descubierto que en las filas rebeldes hay elementos de Al Qaida. Así lo admitió el almirante James Stavridis, jefe de las operaciones conjuntas en Libia, aunque subrayó que “la conducción está integrada por gente responsable” (//washingtonexaminer.com, 29-2-11). Se refería, sin duda, al primer ministro del Consejo Libio de Transición, Mahmoud Jibril, ex mano derecha del dictador y ex director de la Junta Nacional de Desarrollo Económico desde 2007, que impulsó la inversión extranjera -en particular de capitales estadounidenses y británicos- y las privatizaciones en el país africano. Parece que hace apenas unas semanas descubrió que Gadafi es un tirano de la peor especie.

Jibril, doctorado en la Universidad de Pittsburgh, resulta desde luego muy confiable para los intereses petroleros foráneos. No es el único: Ali Tahroumi, ministro de Finanzas del gobierno provisional y encargado de los asuntos relativos al oro negro, volvió a Libia hace un mes tras 35 años de exilio procedente de EE.UU., donde ocupaba una cátedra de la Universidad de Washington. Hay más gente responsable.

Galifa Hifter, ex coronel del ejército, fue designado jefe militar de los rebeldes. Regresó de EE.UU. después de 20 años de ausencia; encabeza el llamado Ejército Libio Nacional, un grupo opositor con asiento en Virginia, y se sospecha que es un “agente dormido” de la CIA (www.mcclatchydc.com, 26-3-11). Los tres son apenas algunas piezas de la oposición, un mosaico variopinto que no mucho tiene que ver con los centenares de miles de libios que empezaron a salir a la calle a mediados de febrero, hartos ya del déspota.

Trascendió que el Departamento de Estado enviaría a Benghazi a Chris Stevens, ex número 2 de la embajada estadounidense en Trípoli, a fin de “trabajar con los opositores, hacerse una mejor idea de sus necesidades, evaluar cómo los podemos ayudar y completar la imagen que de ellos tenemos y llenar así las lagunas de lo que sobre ellos sabemos” (EFE, 30-3-11). En realidad, las lagunas son pocas.

“El grupo principal que dirige la insurrección es la Conferencia Nacional de la Oposición Libia (NFSL, por sus siglas en inglés). Lidera la lucha y es una milicia armada auspiciada por EE.UU. que integran sobre todo expatriados y tribus opuestas a Gadafi” (www.axisoflogic.com, 17-3-11). Otro enemigo del dictador: el Grupo Combatiente Libio-Islámico (LIFG, por sus siglas en inglés), fundado en 1995 por mujaidines que lucharon contra la ex URSS en Afganistán, se dedica desde entonces a derrocar a Gadafi, pero algunos se han unido a Al Qaida “para lanzar la Jihad contra los intereses libios y occidentales en todo el mundo”. En febrero de 2004, el entonces director de la CIA George Tenet testificó ante el Comité de Inteligencia del Senado y señaló que “una de las amenazas más inmediatas (a la seguridad de EE.UU.) proviene de pequeños grupos internacionales de extremistas sunnitas vinculados con Al Qaida. Incluyen al LIFG” (www.cdi.org, 18-1-05).

El LIFG merece ciertamente atención. Combate a Khadafi porque lo considera al frente de “un régimen apóstata que ha blasfemado contra el Señor Todopoderoso”. Su acción más notoria fue el intento fallido de asesinarlo en febrero de 1996, en el que murió gente de los dos bandos. No se pudo confirmar que el MI15 financiara el ataque, como denunció David Shayler, ex agente de ese Servicio de Inteligencia británico: en cambio, un estudio publicado en el Terrorism Monitor, de la Jamestown Foundation, revela que “el LIFG recibió hasta 50.000 dólares del terrorista saudita (Bin Laden) por cada uno de sus militantes caídos” (www.jamestown.org, 5-5-05).

El presidente de Chad, Idriss Deby Itno, “manifestó que Al Qaida ha saqueado arsenales militares y comprado armas en la zona libia rebelde, incluso misiles tierra-aire, que después contrabandeó a sus santuarios” (www.dailytelegraph.com, 25-3-11). Resulta que EE.UU., Gran Bretaña y Francia son ahora camaradas de armas del LIFG, “el elemento más radical de la red de Al Qaida. La secretaria de Estado Hillary Clinton admitió los riesgos de esta alianza non sancta en una audiencia parlamentaria: señaló que la oposición libia es probablemente más antiestadounidense que Khadafi” (//newamericamedia.org, 20-3-11).

¿Entonces?

Tal vez lo haya explicado inadvertidamente Denis McDonough, vicedirector de Seguridad Nacional del presidente Obama: en una conferencia de prensa que se realizó el lunes pasado, declaró que “la Casa Blanca no toma decisiones sobre asuntos como una intervención basada en precedentes. Las tomamos basados en cómo podemos promover mejor nuestros intereses en la región” (www.whitehouse.gov, 28-3-11). ¿Esto significa que los bombardeos aliados sólo empezaron cuando los rebeldes llegaron a controlar vastos territorios de Libia y a ocupar ciudades y puertos petroleros clave, y se aprestaban a apoderarse de la cuenca del Buraiqa, repleta de oro negro? ¿Aunque Al Qaida estuviera metida en el frente opositor? ¿Y qué harán la Casa Blanca y la OTAN si, como parece posible, el dictador aplasta la rebelión? ¿Invadir? ¿Negociar? ¿Dejar a Gadafi en su puesto?

(Tomado de Página 12, Argentina)

Se han publicado 6 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • H. Allan Pump dijo:

    The mass mobilizations in Arabia are the most profound development in the 21st century. This upsurge has put notice to the world that a new front has opened in the war against imperialism and the domination of Capital. Even the mid-west American Labor movement has responded to this inspiring development rallying to defend their rights to exist as Unions against the assault of capital. This struggle will stand at the forefront of the minds of the left-labor forces providing encouragement that the movement is not dead, it is alive and is very very alive.

    Someone should be calling for, or move correctly building an all Arabia Party of Trotskyism for the region. This might be helpful in the battles ahead.

    This is a milestone in the cause of Socialist Revolutions and will at least be one of the highpoints for the next period politically. If this not the start of the end of imperialism and the domination of capital within a decade or two or maybe a few on this planet with a nearly circular elliptical orbit on the outer fringes of the milky way Galaxy is at least a Milestone on the road to Socialist freedom.

    Las movilizaciones de masas en Arabia son el desarrollo más profundo en el siglo 21. Este aumento ha hecho notar al mundo que un nuevo frente se ha abierto en la guerra contra el imperialismo y la dominación del capital. Incluso el medio oeste estadounidense movimiento obrero ha respondido a esta evolución inspiradora de reunión para defender su derecho a existir como los sindicatos contra el asalto de la capital. Esta lucha se situará en la vanguardia de las mentes de las fuerzas de izquierda-la mano de obra proporcionando el estímulo que el movimiento no está muerto, está vivo y es muy, muy vivo.

    Alguien debe de estar pidiendo, o mover correctamente la construcción de una Parte toda Arabia del trotskismo en la región. Esto puede ser útil en las batallas por delante.

    Este es un hito en la causa de las revoluciones socialistas y al menos uno de los puntos culminantes para el próximo período político. Si este no es el inicio del fin del imperialismo y la dominación del capital en una década o dos, o tal vez unos pocos en este planeta con una órbita elíptica casi circular en la periferia de la galaxia Vía Láctea es de al menos un hito en el camino a la libertad Socialista.

  • valdo dijo:

    Yo creo que estos gerentes de la guerra procurarán que el conflicto se prolongue, dosificando su intervención militar a distancia para que las fuerzas en pugna se desangren, se vaya debilitando en su posiciones y se hagan más dúctil a las presiones, así velarán oportunistamente para que los libaneses fabricados en USA, más serviles al sistema imperial que el propio Obama, queden como los representantes del país, la historia recoge como de forma similar han actuado en otras ocasiones buscando la división nacional para utilizarlas a favor de sus intereses , ahora falta ver como evoluciona realmente las cosas en ese país, pero se hace más evidente la necesidad de contribuir a desenmascarar a estos retóricos y engañosos asesinos.

  • nicolas dijo:

    es sabido, por la historia, que la onu después de las guerras mundiales.este aparato paso hacer dominación mundial de los recursos naturales ,y de paso se convirtieron en explotadores e invasores de los pueblos. también pasaron hacer la guardia o policía mundial que cuida los intereses de los imperios. ¿porque todos los países pequeño devén seguir sufriendo? a caso no se podrá construir, una organización mundial de pequeños países, para luchar contra ese monstruo. el actual secretario general no tiene la fuerza moral, ni valor, para reclamarla a su amo tío sam, que no sigan violando los derechos humano y violando los acuerdos mundiales de la organizacion.

  • partido revolucionario marxista-leninista de chile dijo:

    Qué oportunista y ruin su actitud, señor Juan Gelman, porque después de leer su infame artículo nos queda claro que ya no lo podemos llamar “compañero”. Ahora llama “dictador” y “déspota” al mismo Muammar Kadhafy que apoyó con armas, entrenamiento y dinero a los Montoneros (donde según sabemos, Ud. militó) y al Ejército Revolucionario del Pueblo durante la Dictadura Fascista argentina. “Curiosamente” cuando Kadhafy ayudó a la resistencia argentina Ud. no lo llamaba así ni consideraba a Libia una dictadura. ¿Por qué no abrió la boca entonces para rechazar la ayuda de esa “tiranía” como la llama Ud. hoy día (repitiendo como loro amaestrado las infamias de la CNN) o es que estaba muy ocupado beneficiándose de ella? ¿o por qué no dijo nada cuando Libia apoyó a Argentina durante la guerra de las Malvinas?
    Conociendo a miserables traidores como Ud. nos queda claro por qué motivo en Argentina no ha habido revolución Y también queda claro por qué la Dictadura Argentina lo dejó vivo.
    reciba Ud. todo nuestro repudio por su canallesca y traidora actitud.
    Partido Revolucionario Marxista-Leninista de Chile (PRML de Chile).
    Y atención, compañeros de CubaDebate, con esta clase de seudo revolucionarios como Gelman, que de seguro ya tienen listas sus “críticas” a Cuba para desmarcarse de ella en caso de prosperar una rebelión contrarrevolucionaria digitada desde EEUU.

  • Andrés dijo:

    Gadafi o no Gadafi, he ahí la cuestión.

  • tabano dijo:

    por fin, gadafi es un tirano o no? nadie de izquierda hasta ahora ha tenido el valor de definir si lo es o no, que yo conozca a excepción de juan gelman.

    era/es una dictadura lo que había/hay en Libia?

    Si no lo es, por qué no lo defendemos con más energía?

    Si es una dictadura, por qué teníamos vínculos tan fuertes?

    Estamos esperando a ver cómo se desarrollan los acontecimientos?

    Si no era una dictadura y lo es ahora, cuándo fue el cambio o involución?

    Gadafi unía a las tribus o gobernaba, como los antiguos zares, gracias a su desunión?

    realmente alguien puede explicar los fundamentos socialistas de la jamahiria?

    El desarrollo de la educación, la salud, la vivienda, el transporte y la defensa de la soberanía nacional, es garantía de justicia social y democracia popular? Los hechos ciertamente demuestran que no.

    No quisiera que pasara con Libia como con el campo socialista o con Iraq, que hubo que esperar al derrumbe del sistema para saber qué tan malos eran nuestros amigos de Europa del Este, o países con los que teníamos nexos de importancia.

    Mientras tanto, la visión del pueblo cubano en su mayoría, se circunscribía a las revistas Misha, Unión Soviética, Mujer soviética, y Sputnik (cuando Sputnik comenzó a hacer determinadas críticas y artículos, desapareció de la circulación)que daban una imagen edulcorada y propagandística: los pioneros de Siberia iendo a la escuela en helicóptero, el cuidado del medio ambiente en la Urss, las hazañas de la 2a GM, la vocación pacifista del campo este-europeo, el desarrollo de la ciencia y la técnica superior al capitalista, y la participación de los jóvenes en grupos de cultura tradicional.En términos cubanos, eran “tremendas guayabas”.

    Hace pocos años, después incluso del 2003, todavía estaba en las librerías cubanas un libro titulado: “Sadam Hussein, camarada, estadista, soldado” o algo así, con fotos del Comandante junto a él.

    No se puede ser ambiguo en las informaciones pues se da más crédito a la propaganda enemiga. La verdad no es dura, lo que no tiene es remedio. La verdad siempre es revolucionaria. La verdad nos salvará. La verdad nos hará más libres. Y el pueblo cubano tiene nivel cultural suficiente para entender los temas más complejos,las decisiones más duras, si se le explica a profundidad, se responden sus preguntas, se cuenta con su criterio.

    Me preocupa, como dicen los chilenos, que igual que ahora no nos atrevemos a tomar una posición definida, mañana nadie la tome por nosotros. La izquierda y los islámicos tienen algo en común, más allá del sentido de comunidad, y es la falta de unidad.

    Por otra parte, hasta qué punto Al Qaida es un enemigo del imperialismo, y hasta qué punto es un instrumento? Si ellos la financiaron o promovieron a sus fundadores en un inicio, ¿no pueden estar utilizándola indirectamente para sus fines? Siempre que hace falta inventar un enemigo, o hacer algo sucio, o culpar a alguien, o un acto terrorista que no parezca vinculado a los servicios USA, o un pretexto para atacar algún sitio, gentonces convenientemente aparecen bin Laden y Al Qaida.

    Puede parecer teoría de la conspiración, pero para que se tenga una idea, hay menos funcionarios del Dpto. de Estado yanqui atendiendo el tema del terrorismo, que atendiendo el tema del bloqueo a Cuba.

    Lo cierto es que los yanquis están simplemente moviéndose en favor de sus intereses actuals (libia, áfrica y mediterráneo) y permitiendo el desarrollo de sus intereses futuros (al darle armas indirectamente a al qaida, están justificando sus futuras agresiones y armamentismo)

    No están armando a sus enemigos, están justificando el presupuesto del pentágono y los encargos al complejo militar-industrial hasta el 2015 ó 2020.

    No coincido con Gelman, y me preocupa, como a los chilenos, su elasticidad, muy propia de varios intelectuales de izquierda del cono Sur o Europa, alérgicos a violencia, fusilamientos, guerras, que al parecer piensan iremos cantando tomados de las manos con las oligarquías a construir una sociedad mejor, o podrán hacer conciencia colectiva en pocos años frente al poder de los medios y antes de la destrucción ambiental. Si es Gadafi un tirano, que explique Gelman por qué. Supongo le sobre información para ello. siempre he respetado a Gelman por sus escritos y supongo podrá convencerme. Si no, que calle.

    Pero al final llego a las mismas conclusiones que él, y si Gadafi triunfa o acorrala a los rebeldes? Qué va a hacer la gente?
    Con quién se va a relacionar Libia?

    Por otra parte, Ban-Ki-Moon autorizó ahora el bombardeo en Costa de Marfil, antes lo de Libia, antes lo de Irán, antes lo de Norcorea. Hay alguna forma de destituir al Secretario General de la ONU?
    Debiera llamarse ONUSA… Sería interesante que el grupo de los NOAL propusiera algún candidato para la próxima elección, y votara en bloque, llámese Lula, Aristide, Jacob Zuma, alguien no comprometido con la izquierda radical pero no tan tan servil al imperio.

Se han publicado 6 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Juan Gelman

Juan Gelman

Poeta y periodista argentino. Recibió el Premio Cervantes de Literatura, en 2007.

Vea también