Imprimir
Inicio » Noticias, Historia  »

Compra un álbum de fotos antiguas en un mercadillo y descubre que se hizo con piel humana

En este artículo: asesinatos, Auschwitz, Facismo, Polonia, Sociedad
| 6

Los nazis empleaban piel humana en objetos de uso cotidiano, desde encuadernar libros a fabricar billeteras. Foto: RT.

El Museo Estatal Auschwitz-Birkenau (Polonia) incluyó en su colección un álbum de fotos hecho con piel humana, que muestra instantáneas de la Segunda Guerra Mundialy supone otra "prueba de un crimen contra la humanidad" que cometió la Alemania nazi, según detallan sus responsables.

Pawel Krzaczkowski compró este artículo en un mercadillo y, cuando vio que en las páginas había pelo humano y un tatuaje, se dio cuenta del material con que estaba elaborado y donó el objeto al museo.

Ese lugar ya tenía un álbum similar, así que sus especialistas realizaron una investigación comparativa de ambas portadas y concluyeron que la piel de este objeto habría pertenecido a una víctima del campo de concentración de Buchenwald, en Alemania.

Informes con los relatos de diferentes presos que estuvieron encerrados en ese recinto certifican que los nazis empleaban piel humana en objetos de uso cotidiano, desde encuadernar libros a fabricar billeteras.

"Es muy probable que ambas cubiertas, debido a su tecnología y composición, provengan del mismo taller de encuadernación", destacó Elzbieta Cajzer, directora de las colecciones del Museo Estatal Auschwitz-Birkenau.

Esta especialista destaca que el uso de piel humana como material de producción está directamente asociado con la figura de Ilse Koch, conocida como 'La bruja de Buchenwald', que era la esposa de Karl Koch, coronel de las Schutzstaffel (SS) y comandante del campo de concentración de Buchenwald.

Ilse Koch ejerció como una de las supervisoras del lugar y, entre otras atrocidades, seleccionaba prisioneros con tatuajes para que los asesinaran y coleccionaba lámparas, guantes, bolsos y cubiertas de libros elaboradas con la piel de los ejecutados.

Miembros del Museo Estatal Auschwitz-Birkenau concluyeron que el álbum y la portada fueron un regalo que algún empleado en Buchenwald dio a una familia de Baviera que dirigió una casa de huéspedes en una ciudad balneario durante la Segunda Guerra Mundial.

(Tomado de RT)

Se han publicado 6 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • s.o.s dijo:

    INCREIBLE EL DESPRECIO DE LOS NAZIS POR LA RAZA HUMANA

  • Yadira Tamayo Peláez dijo:

    Barbaridades lo que hicieron eso a Nazis ni llegando el Almagedon pagan lo que hicieron con niños, adultos todos inocentes

    • Frodo dijo:

      Así mismo es , 17 millones de muertes colocan a Hitler , la figura principal del partido nazi, en el tercer lugar entre los genocidas más grandes de la historia. Quienes ocupan los primeros puestos? A qué partido pertenecían?

  • mimi dijo:

    Yo visité ese campo de concentración en Alemania y para mí fue desgarrador. Lo conservan tal y como era en aquella época. Allí vi lámparas, zapatos y bolsos de piel humana, jabones hechos con grasa humana y otros muchos horrores. En las paredes se podían observar fotos gigantescas de familias judías cuando descendían de los trenes que los llevaban al lugar. Pero lo quemé destrozó el corazón fueron los bucles o mechones de pelo de los niños, y sus boticas destrozadas y raídas. Hasta ahí pude llegar. Me sentí tan mal que no pude concluir la visita. Ni ver la película que se iba a proyectar al final. Es inconcebible que existan seres humanos tan crueles, capaces de cometer atrocidades de esa magnitud. Que sea esa etapa de la humanidad una lección eterna para que nunca, bajo ningún concepto, llegue a repetirse crímenes como esos, esgrimiendo la supremacía racial, ni ningún otro derecho de opresión al prójimo.

  • Diana dijo:

    Recorro el camino que recorrieron 4000000
    de espectros.
    Bajo mis botas, en la mustia, helada tarde de
    otoño
    cruje dolorosamente la grava.
    Es Auschwitz, la fábrica de horror
    que la locura humana erigió
    a la gloria de la muerte.
    Es Auschwitz, estigma en el rostro sufrido de
    nuestra época.
    Y ante los edificios desiertos,
    ante las cercas electrificadas,
    ante los galpones que guardan toneladas de
    cabellera humana
    ante la herrumbrosa puerta del horno donde
    fueron incinerados
    padres de otros hijos,
    amigos de amigos desconocidos,
    esposas, hermanos,
    niños que, en el último instante,
    envejecieron millones de años,
    pienso en ustedes, judíos de Jerusalem y Jericó,
    pienso en ustedes, hombres de la tierra de Sión,
    que estupefactos, desnudos, ateridos
    cantaron la hatikvah en las cámaras de gas;
    pienso en ustedes y en vuestro largo y doloroso
    camino
    desde las colinas de Judea
    hasta los campos de concentración del III Reich.
    Pienso en ustedes
    y no acierto a comprender
    cómo
    olvidaron tan pronto
    el vaho del infierno

    Luis Rogelio Nogueras

  • Mateo dijo:

    Los nazis se equivocaron. El mejor pellejo para hacer tambores y billeteras es el de chivo.

Se han publicado 6 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también