Imprimir
Inicio » Noticias, Deportes  »

Sin victoria fuera de casa, Barcelona cae 2-0 ante el Granada

En este artículo: Deportes, FC Barcelona, Fútbol, Granada, liga
| 20 |

Los jugadores del Granada celebran el primer gol al Barcelona. Foto: EFE.

Asalta al Barcelona una extraña sensación de asfixia cada vez que le toca alejarse del Camp Nou. Como si el equipo tuviera que recorrer una y otra vez Cielo Drive, con la familia Manson al acecho con sus machetes. Se establecieron en su día cementerios en Liverpool o Roma. La exigencia de la Champions, dicen, redescubierta en Dortmund. Nada cambia. Pero los achaques, y el pavor, van mucho más allá. El equipo de Ernesto Valverde lleva sin ganar fuera de casa desde el pasado 23 de abril. Entre la abulia propia de los días de entreguerras, la nula respuesta ante la emoción ajena, el deficiente encaje táctico de los futbolistas y la tremenda escasez en las áreas se amontonan las decepciones. En Vigo o en Eibar. En Bilbao o Pamplona. También en Granada. Qué más da. El despropósito como norma en un equipo que ha perdido ya en esta Liga ocho puntos de 15 posibles.

El suplicio barcelonista en los amaneceres es demasiado habitual. Ha comenzado perdiendo en cuatro de sus cinco primeros partidos de Liga. Aunque nada como lo ocurrido a la sombra de la Alhambra, donde bastaron 63 segundos para que los de Valverde iniciaran otro viacrucis. Junior Firpo no olvidará semejante bautismo. Incapaz de reponerse a la tortura psicológica de errar en el gol inaugural, ya no salió al campo en el segundo tiempo.

Al Granada de Diego Martínez, fabuloso en todas las facetas, se le abrieron los cielos a partir de un simple saque de puerta de su guardameta, Rui SilvaLenglet cayó a plomo tras su duelo aéreo con Puertas. A Junior Firpo, titular por obligación ante la baja por lesión de Alba, le tembló todo el cuerpo. No sólo no alcanzó un balón que debía ser suyo, sino que después resbaló ante la satisfacción de Soldado, que no tuvo más que dar continuidad a la acción. Puertas centró, la pelota se elevó por encima de Ter Stegen tras tocar en Piqué, y Azeez, ya en la línea de gol, cerró el esperpento.

Lejos de reaccionar, el Barcelona se esmeró en perpetuar el despropósito durante todo el primer tiempo. Un acto en el que fue incapaz de rematar una sola vez a puerta. MessiSergio Busquets y Ansu Fati presenciaban desde el banquillo cómo su equipo se difuminaba ante la exultante presión del Granada. Ordenada, efectiva y dura. Sergi Roberto, atosigado por Montoro, debería recuperar las crónicas de la década de los 70 en el viejo Los Cármenes, donde Ramón Aguirre Suárez, Julio Montero Castillo y Pedro Fernández imponían su ley a golpe de guadaña. Aquello sí daba miedo.

Aunque si algo le falta a este Barcelona, más que coraje o corazón, es juego. Sergi Roberto y Rakitic, éste titular por fin, naufragaron como interiores. Aunque no hubo mejor metáfora que los pases de De Jong a Griezmann. El holandés, el único futbolista del Barcelona sobre el campo que intentaba ordenar lo que se desordenaba desde el banquillo, asistía en corto. Donde debía estar Griezmann, que se dejaba la pelota atrás porque ya se había puesto a correr al espacio. El francés, campeón del Mundo con su selección, el gran fichaje azulgrana del verano, sigue desubicado. En la izquierda y en la derecha. En corto o en largo.

Valverde, empeñado esta temporada en abandonar su tradicional inmovilismo, buscó remedio tras el descanso. Condenó a Junior y dejó también en la ducha a Carles Pérez. Asomó Messi, pero también un Ansu Fati que dejó en evidencia el rendimiento de Griezmann y Luis Suárez, con bula. Los cambios llevaron a la plena reestructuración. Se pasó al 4-2-3-1, Sergi Roberto regresó donde su técnico dijo que no volvería, el lateral derecho; Ansu Fati desplazó de banda a Griezmann; y Messi activó el plan de la heroica. Mal asunto.

Ante semejante escenario, y a falta aún de media hora para el final, Valverde pensó que la testosterona de Arturo Vidal podría aportar algo. Y lo hizo, pero donde no debía. Al chileno se le ocurrió sacar la mano a pasear tras un centro de Carlos Fernández al que Ter Stegen iba a dar respuesta. El VAR cazó el penalti, y el meta alemán, ángel de la guarda en el Westfalenstadion, acabó derribado ante Vadillo.

Ansu Fati y Messi, un niño y una estrella recién salida de una lesión, lucharon hasta la extenuación. Sus compañeros, en cambio, se entregaron a la frustración. O, como cantaban Los Planetas en San Juan de la Cruz, «unos días eran fuego y otros eran llamas». La dura realidad de este Barcelona. Sin fe. Sin rumbo.

(Tomado de El Mundo)

Se han publicado 20 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Dr. Morales dijo:

    Es dificil mantenerse todos los anos en la cima, siempre queremos verlos ganar pero este puede ser el ano de los malos resultados y articular un equipo requiere de un lider inspirado que tendra que aparecer pronto. seguimos esperando por mejores momentos

  • Pereyra dijo:

    Este Barcelona parece lo mismo que el Madrid, pero en este caso cansados de ganar la liga y sin motivación para está nueva campaña. De otra manera no se entiende tanto desorden y apatía.
    Por supuesto que pagará el técnico, que tampoco es que me guste mucho para el equipo, pero el problema es mayor

  • Angel.v dijo:

    Creo q este es el comentario mas feo y sin sentido q se ha publicado en cubadebate han utilizado las palabras mas rebuscadas para contar algo tan simple y bochornoso como la derrota del barcelona en granada. Ahora q diran los barcelonistas frustrados q solo se alegraron de la derrota del madrid en paris

    • Aroldo dijo:

      Lo mismo pasa ahora pero a la inversa, los madridistas frustrados se están alegrando de la derrota del Barca en Liga, ¿tú eres uno de ellos?.

      • Angel.v dijo:

        Soy madridista pero no frustrado ni un fanatico ciego como muchos en este foro no pienso ni remotamente q el madrid vaya a ganar algun titulo esta temporada y a decir verdad veo al madrid y al barcelona este año peleando por la copa del rey y por nada mas

  • Sevillista dijo:

    No me canso de decir que este Barcelona cada día que pasa se parece más a su técnico. El ridículo de esta temporada será mayor que la pasada si no lo sustituyen rápido, pero por ahí también anda Bartomeu y su directiva, no por gusto iconos del fútbol catalán como Pujol y Xavi declararon que no integrarán el cuerpo técnico del club mientras se mantenga la directiva actual.

  • rpausa dijo:

    Me encanta como solo hablan en cubadebate sobre Barcelona o Madrid , cuando dicen que el Liverpool esta arrasando en la Premier "la mejor liga del mundo" o que el Milán esta dando una buena temporada en Italia, sólo por poner ejemplos, señores para hacer buen periodismo deportivo es necesario tocar temas de interes para todos los lectores, no digo que no se haga este resportaje ni alguno sobre el real Madrid pero hablen también sobre otras ligas que están siendo incluso mucho más interesantes, respecto a este reportaje , el Barcelona bastante ha durado ,una década o más de gloria, el fútbol es cíclico ya no tiene esa alineación extraordinaria la mejor para mi del siglo 21 , ya vuelven a ser el equipo de siempre, un rival para el Madrid en España y un equipo de pasa de la fase de grupos y da pelea en la champions pero solo eso

    • Lic en Derecho dijo:

      Así es amigo da pena esto tal parece q Madrid y Barcelona son los únicos clubes del mundo y aquí en Cuba ha sido así en el seguimiento por culpa de los medios pues son los únicos clubes que han priorizado es penoso pero créanme que este es el único país donde solo hay fans de estos dos equipos mayoritariamente en otros países es mucho más variado he tenido la posibilidad de viajar bastanta y hay países donde el Manchester el Chelsea el Liverpool la Juve etc son más populares q el Madrid y Barcelona la culpa es de los medios y no de la pobre gente que consume y se hace fanatico de lo q ve lo siento pero de lagrimas Cubadebate y espero me publiquen

  • Max dijo:

    El FC BARCELONA está pagando sus dos principales errores: mantener un técnico obstinado, incapaz de mantener una ventaja de 3-0 en Champion; y malgastar una fortuna en un fichaje como Griezmann. Hubiera preferido malgastar una fortuna mayor por un Mbappe o incluso por un Joao Felix.

  • Angel.v dijo:

    Parece q estan esperando a q el madrid juegue para hablar aqui jajjajajjajaj

    • AD10S dijo:

      Apoyo, sí. Máxima exigencia, también. Prudencia, toda.

      Saltó el Real Madrid al Sánchez Pizjuán e hizo un partido muy serio. No es un adjetivo que deba saber a poco puesto que los jugadores llevan desde marzo con una carencia absoluta de seriedad. El propio Zidane así lo confirmó en la rueda de prensa post partido: “hemos hecho el mejor encuentro desde que he vuelto”. Y es que, en efecto, el equipo pareció diferente. Hubo ayer algo que no se atisbó en los seis meses anteriores. No fue un Real Madrid brillante, el juego no fue fluido, ni contamos con excesivas ocasiones de gol. Pero el equipo estuvo sólido, quizás, en parte, porque sí que hubo muestras de aquella implicación que reclamaba el entrenador francés tras el partido de Paris, esa intensidad a los que los jugadores llevan un año y medio echándole las culpas de los malos resultados, como si con ello quedasen exonerados, muestra de lo ajena que la sienten.

      Pero no fue solo una cuestión de intensidad, desde el punto de vista táctico hubo menos desorden y también hay que resaltar la decisión de sacar a los mismos (excepto Ramos) que hace tres días. Si tras el último partido Zidane señaló a sus jugadores sin disimulos ante todo el mundo, ayer los sacaba como si les plantease una reválida. Pocos registros domina tan bien el francés como el emocional. Y así le respondieron. Ni recordamos el último partido en que alguno de los dos centrales no se equivocaba ni una vez. Ayer sucedió. También pudimos ver, después de mucho tiempo, una banda del Real Madrid infranqueable para el ataque contrario con un Mendy inexpugnable. Esa dosis de seguridad ayudó a subir la línea defensiva, lo que a su vez achicó el espacio. De ello se benefició Casemiro que no flotó en solitario, junto a su compañero alemán, en mitad de un océano rodeado de tiburones rivales, pero también los atacantes, que pudieron acudir a la presión y a la ayuda de la medular con menos esfuerzo: Eden Hazard robó hasta ocho balones, los mismos que el brasileño. James también se prodigo en el robo de balón y Bale en las coberturas.

      Fue por tanto un Real Madrid que actuó con rigor, que, insistimos, puede parecer poca cosa, pero no lo es porque, precisamente, constituye lo primero que necesita consolidar cualquier formación deportiva. Decía Fabio Capello que todo equipo se empieza a construir desde atrás. Esa es la base, porque es desde la defensa donde se adquiere la seguridad suficiente como para luego poder atacar con confianza. Hay quien esgrimirá que la defensa no es solo cosa de los defensas y así es, pero la clave para que este sistema global se active es el adelanto de la línea defensiva que hace al equipo más corto, más compacto y que, además, aleja al rival de su portería. Para ello los defensores tienen que sentirse seguros de sí mismos, así como percibir la seguridad en su guardameta. En lo primero se progresó ayer. Y lo segundo se reveló como la única grieta. Courtois sigue mostrándose muy dubitativo.

      Pero hay que dar tiempo, no queda otra. Se trata de generar una espiral de confianza que se vaya retroalimentando y a partir de ahí, sí, crear dinámicas de juego. Cualquier proyecto que comience necesita de tiempo. El mantra de que el Madrid no lo tiene no sirve para eludir este requisito. Da igual las veces y la convicción con el que lo pronunciemos. Si no damos tiempo lo único que va a ocurrir es que ningún proyecto cuaje y que cada temporada comencemos uno nuevo o incluso varios durante la misma. El Madrid de Mourinho necesitó casi un año para dar el nivel de la final de Copa en Valencia. Sobre esa base de confianza luego pudo erigirse un equipo campeón. Lo mismo le sucedió o a otros muchos Real Madrid campeones. A casi todos, de hecho. Tan solo circunstancias de naturaleza excepcional han conseguido que el tiempo fuera un factor prescindible o menor. Dos de esos factores excepcionales fueron Cristiano Ronaldo y Leo Messi, los dos culpables de que se haya instalado una conciencia falsa en la mayoría de los aficionados. Portugués y argentino nos han acostumbrado a la necesidad de ganar casi todos los partidos, pero eso casi nunca ha sido así a lo largo de la historia. Lo lógico es que las cosas estén mucho más disputadas, que perder puntos, de vez en cuando, no te excluya de la lucha. Lo normal no es que tener a un tipo que te cuele dos o tres goles por partido.

      Pero ahora nos encontramos en el comienzo de la resaca que nunca quisimos imaginar ni madridistas ni barcelonistas: el final del ciclo de estos dos jugadores. El Real Madrid lo ha adelantado y el del Barcelona comienza a vislumbrarse. ¿Consecuencia? Aquellos 50 o 60 goles ya no están para socorrer los tropezones. Madrileños y catalanes necesitan otra vez de tiempo para construir un nuevo proyecto. Ambos equipos están en ello. También el Atlético de Madrid, tras vender a cinco titulares, entre ellos dos de sus tres jugadores de mayor peso: Griezmann y Godín. Es por ello que hemos desembocado en una situación que en cualquier otro momento hubiera resultado altamente improbable: pese a que estemos comenzando un proyecto y, por tanto, ante la necesidad de tiempo para fraguarlo, no es descartable que podamos incluso proclamarnos campeones, habida cuenta de que nuestros dos grandes rivales se encuentran en las mismas. Aunque ellos, obviamente, podrán pensar lo mismo.

      De todo ello sería conveniente extraer unas cuantas conclusiones:

      1)La principal: que el equipo adquiera un alto nivel competitivo de forma sostenida requerirá de tiempo. Hasta entonces la mejora, si se mantiene, será progresiva. Y es posible que hasta alternando subidas y bajadas de rendimiento.

      2)El factor mental, la confianza, es la piedra angular para arrancar el proyecto. Que los rivales estén pinchando sin duda está siendo un factor vital para poder asentarse. Otros años sucumbíamos al perder su estela. Ahora pueden ser ellos los que comiencen a sentir esa presión.

      3)Que sea aconsejable ser prudentes y tener paciencia no quiere decir que se tenga que ser condescendiente ni justificar lo injustificable. Sabemos que estos jugadores son capaces de lo mejor cuando adquieren la tensión adecuada, pero del mismo modo, y su entrenador es el primero que lo señala, que son proclives a dejarse ir cuando no la sienten.

      Apoyo, sí. Máxima exigencia, también. Prudencia, toda.

  • isauro dijo:

    Todo indica que esta temporada el Barcelona no ganará su competition. Cuando empiecen a levantar será tarde.

  • Yosvany dijo:

    El barca esta pagando no haberse reforzado mejor en defensa además apostar por otro técnico más ofensivo y que cambie la mentalidad de este equipo que debe jugar mejor, ya van 6 partidos que no ganan fuera de casa además deben aprender a jugar sin messi ya que no siempre va a ser el salvador del equipo, la liga es joven y deben mejorar muchos para salir vivos de las 3 competencias de este año, soy fans del Madrid pero se reconocer a los grande y debemos mejorar los dos vamos a ver que sucede hoy frente al sevilla que viva el fútbol

  • nuevo.com dijo:

    Quiero comensar pidiendo comentarios barcelonistas que arremetieron contra el madrid el pasado jueves cuando fue goleado por el PSG y se encargaron de criticar ,señores que era el Barca en este partido,preguntense y respondan ustedes mismos , nada no me gusta hacer leña del arbol caido,No Tires Piedra al VECINO si tu TECHO es de CRISTAL

  • Muerdeyhuye dijo:

    Ha todas luces es más humillante perder contra un recién ascendido Granada casi por goleada, que 3 - 0 contra PSG.
    El Barça comienza a sentirse el cambio generacional tanto como el Madrid.
    ¡Comienza una nueva era!
    El Madrid a pasado por eso varias veces.
    Cuando llegaron Iniesta, Xavi, Busquet y Messi al Barça, tenían solo una Champions y ya el Madrid tenía 9.
    Habrá que ver cómo el Barça resuelve una asignatura pendiente que ya el Madrid a superado con creces en el pasado, el cambio generacional.

  • AD10S dijo:

    El Real Madrid recupera la dignidad

    El Madrid se subió al carro de la Liga como si en los partidos anteriores no hubiera pasado nada

    Tras el tono mortecino de París, el Madrid comparecía en el Pizjuán con cara de ir al tanatorio. Que si la presión del Sevilla, que si la sed de venganza de Lopetegui, que si lo del año pasado... Pero una de las características del Madrid es su resistencia a perder la dignidad. No siempre lo consigue. Anoche, sí. Sin ser sublime, sin ser excelso, fue digno.

    Trabajó, no se permitió entrar en la batidora que a veces proponía el Sevilla y fue jugando su partido. Un partido basado en el oficio y, sobre todo, en no dejar los agujeros negros del Parque de los Príncipes. Que la ocasión llegue es algo con lo que cuentan los jugadores porque donde hay talento es razonable que surja algo. Y la ocasión llegó en el cabezazo que remató Benzema. Un caramelito fabricado por un Carvajal desconcertante en su rendimiento. Pero la que le tenía que salir, le salió.

    ¿Jugó bien el Madrid? Qué va. El Madrid se adaptó. Primero, bajando la persiana al Sevilla. Luego, cuando el Sevilla propuso zafarrancho, nadie se descuadró en exceso. El Sevilla las tuvo porque otra de las características de este Madrid es que le llega cualquiera. Pero esta vez Courtois no se vio exigido en esas acciones que lo emparentan con el peor De Gea. El Sevilla cruzó balones, dibujó llegadas pero fue inocuo. Y el Madrid, con el estupor que a veces provoca lo inexplicable del fútbol, coquetea con el liderato como si estuviera jugando bien. Y no hay que darle más vueltas.

    Valverde ante el desastre

    El barcelonismo suele datar la final contra el Steaua como su noche más negra. No es tal. Al fin y al cabo, se trataba de una final de la Copa de Europa y sólo llegar hasta ahí siempre es un paso adelante. La noche más negra en la historia del Barça es la de Anfield. Por plantilla, por el resultado de la ida, por circunstancias tan reconocibles como ahondar en la crisis del Madrid, jugar la final en la capital de España y por el precedente de Roma que provocó un escozor de tal calibre que resulta inaudito que el Barça no aprendiera nada de aquella noche. En las dos, en la de Anfield y en la de Roma, estaba Valverde. Las dos, sobre todo la segunda, por reincidente, le hubieran cargado de razones ante una honrosa dimisión que nunca se produjo o ante un cese que el pusilánime Bartomeu jamás se atrevió a ejecutar, probablemente por no importunar a una plantilla que da síntomas de adocenamiento. Y la consecuencia es un Barça en regresión, en continuo proceso de involucionismo.

    Equipo viciado

    Se hace difícil pensar que el mensaje de Valverde pueda llegar a la plantilla, y mucho menos a la grada, después de dos petardazos históricos. El vicio de la plantilla es de tal proporción que ni siquiera funciona el ciclo del entrenador con mano izquierda y, un par de años después, el sargento chusquero. El único ciclo que tolera el equipo, mientras Messi vaya tapando agujeros, es el de un entrenador competente pero que moleste lo justo. Valverde cumple con el perfil. El precio es desvirtuar hasta la caricatura un modelo de juego que empezaba a destilar tintes sectarios. O se jugaba como jugaba el Barça o aquello no era fútbol. Y hoy, jugar como el Barça, es dársela a Messi. Eso ya no lo hace sólo el Barça. Eso lo puede hacer cualquiera.

  • AD10S dijo:

    El Bale más currante

    Espectacular trabajo defensivo del galés para anular a Reguilón, con el que mantuvo un gran duelo en ambas áreas. El Pizjuán fue testigo de la versión más currante de Bale. Pocas veces el galés se ha empleado tan a fondo en tareas defensivas como en el duelo ante el Sevilla. Y es que el extremo tenía la orden expresa de Zidane de emparejarse con Reguilón en defensa y seguirle en todas y cada una de sus incorporaciones. Y Gareth cumplió a rajatabla con la misión que le habían encomendado su entrenador.

    La decisión del Madrid de anular la cláusula que impedía enfrentarse a sus cedidos abrió la puerta del partido a Reguilón, como lo hicieron antes en esta temporada Mayoral o Lunin. El caso es que con la presencia del canterano blanco sobre el césped, Zidane sabía que era un arma ofensiva muy importante del Sevilla que debía anular. Y el elegido fue Bale.

    No era una tarea sencilla, pero el galés estuvo especialmente comprometido. En otras situaciones, Zidane podía haber apostado por Lucas Vázquez o, incluso, por Vinícius para ese sacrificio, pero se lo encargó a Gareth y respondió a la perfección en su faceta menos brillante.

    Bale y Reguilón midieron su velocidad en innumerables ocasiones. El galés estuvo especialmente atento y serio en la tarea defensiva que le había impuesto Zidane. Se machacó en idas y vueltas en la banda persiguiendo a Reguilón, al que le concedió pocas ocasiones de crear peligro. Tan pronto se veían en el área del Madrid como en el del Sevilla. Fue un gran duelo, de mucho desgaste y en ocasiones con algo de tensión.

    En el otro lado, Hazard tenía la misma misión con Navas, pero no de una manera tan exigente como la de Bale, al que incluso Ramos llegó a avisar para que no se despistase de su marca con Reguilón. En el primer tiempo ambos fueron más protagonistas por sus duelos defensivos que por los ofensivos. Bale apenas dejó un lanzamiento de falta en ataque, pero sí un espectacular derroche físico para controlar las acometidas de un Reguilón al que Zidane no le quiso dar ni un metro.

    En el segundo tiempo, Bale sacó su lado más ofensivo y empezó a dejarse ver más en ataque. Dejó dos buenos destellos de su calidad antes de fabricar la jugada del gol de Benzema. El galés alzó los brazos desde la distancia sabedor de su protagonismo en el tanto de Karim y de la importancia del gol.

    Por actuaciones como la de ayer Bale se ha ganado la confianza de Zidane. Se esperaba una situació complicada para el galés tras quedarse en el Madrid, pero la realidad es que el técnico ha apostado por él una vez que se quedó y el jugador le está respondiendo a la perfección. Ante Celta, Villarreal o PSG fue uno de los más destacados en ataque, y ante el Sevilla dejó un espectacular trabajo sobre el césped que no es habitual en su condición de estrella. Bale lo ha jugado todo en lo que va de temporada (salvo el partido del Levante po sanción) y actuaciones como la del Pizjuán justifican que haya recuperado su condición de titularísimo.

  • Sandy dijo:

    El que sobre el el Tecnico que no sirve para nada...

  • Sergio dijo:

    Todo normal, todo bajo control. Nada nuevo en la OFICINA, creo que llevo más de un año diciendo lo mismo, incluso me criticaron duro, pero ya saben.

    Los jugadores tienen su parte de CULPA, pero es que le INPETITUD de MALVERDE, junto con la de la directiva es algo ATERRADOR.

    En fin, esperemos que mejoren, porque peor no se puede hacer. Ahhhh, y no sólo son las derrotas fuera del Camp Nou, los juegos ganados en el CAMP NOU tampoco han sido nada del otro jueves. Los marcadores han sido engañosos pues este equipo no ha jugado para todo eso.

    Repito, ojala y mejoren, y por favor, MALVERDE, no la vayas a coger ahora con FIRPO, y ponlo a jugar. Ccucrella no te gustaba, Digné tampoco, a Miranda lo marginaste, te trajeron el que pedirste, así que, corrigele lo que tenga que ser corregido (no se si lo logrará, pues este señor al parecer no se entera de nada) y PONGALO a jugar.

    Saludos,

  • benito dijo:

    Lo cierto es que Paco alcacer lo està haciendo de maravillas en el Dormunt y Coutiño en el Bayer, y a Griezman no le està yendo nada bien,,, entonces es el Barcelona.

Se han publicado 20 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también