Imprimir
Inicio » Noticias, Sociedad  »

Ángelus del Papa Francisco en la Plaza de la Revolución

| 7
El Papa Francisco en la pastoral de la Plaza de la Revolución. Foto: Alessandra Tarantino/ AP

El Papa Francisco en la pastoral de la Plaza de la Revolución. Foto: Alessandra Tarantino/ AP

Angelus

Agradezco al Cardenal Jaime Ortega y Alamino, Arzobispo de La Habana, sus amables palabras, así como a mis hermanos Obispos, sacerdotes, religiosos y fieles laicos. Saludo también al Señor Presidente y a todas las autoridades presentes.

Hemos oído en el evangelio cómo los discípulos tenían miedo de preguntar a Jesús cuando les habla de su pasión y muerte. Les asustaba y no podían comprender la idea de ver a Jesús sufriendo en la Cruz. También nosotros tenemos la tentación de huir de las cruces propias y de las cruces de los demás, de alejarnos del que sufre. Al concluir la santa Misa, en la que Jesús se nos ha entregado de nuevo con su cuerpo y su sangre, dirijamos ahora nuestros ojos a la Virgen, Nuestra Madre. Y le pedimos que nos enseñe a estar junto a la cruz del hermano que sufre. Que aprendamos a ver a Jesús en cada hombre postrado en el camino de la vida; en cada hermano que tiene hambre o sed, que está desnudo o en la cárcel o enfermo. Junto a la Madre, en la Cruz, podemos comprender quién es verdaderamente «el más importante», y qué significa estar junto al Señor y participar de su gloria.

Aprendamos de María a tener el corazón despierto y atento a las necesidades de los demás. Como nos enseñó en las Bodas de Caná, seamos solícitos en los pequeños de detalles de la vida, y no cejemos en la oración los unos por los otros, para que a nadie falte el vino del amor nuevo, de la alegría que Jesús nos trae.

En este momento me siento en el deber de dirigir mi pensamiento a la querida tierra de Colombia, «consciente de la importancia crucial del momento presente, en el que, con esfuerzo renovado y movidos por la esperanza, sus hijos están buscando construir una sociedad en paz». Que la sangre vertida por miles de inocentes durante tantas décadas de conflicto armado, unida a aquella del Señor Jesucristo en la Cruz, sostenga todos los esfuerzos que se están haciendo, incluso en esta bella Isla, para una definitiva reconciliación. Y así la larga noche de dolor y de violencia, con la voluntad de todos los colombianos, se pueda transformar en un día sin ocaso de concordia, justicia, fraternidad y amor en el respeto de la institucionalidad y del derecho nacional e internacional, para que la paz sea duradera. Por favor, no tenemos derecho a permitirnos otro fracaso más en este camino de paz y reconciliación.

Les pido ahora que se unan conmigo en la plegaria a María, para poner todas nuestras preocupaciones y aspiraciones cerca del Corazón de Cristo. Y de modo especial, le pedimos por los que han perdido la esperanza, y no encuentran motivos para seguir luchando; por los que sufren la injusticia, el abandono y la soledad; pedimos por los ancianos, los enfermos, los niños y los jóvenes, por todas las familias en dificultad, para que María les enjugue sus lágrimas, les consuele con su amor de Madre, les devuelva la esperanza y la alegría. Madre santa, te encomiendo a estos hijos tuyos de Cuba: ¡No los abandones nunca!
___________________

Se han publicado 7 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Henry dijo:

    Bello en Angelus, un mensaje lleno de esperanza para Cuba y el Mundo

  • Anabel dijo:

    Gracias FRANCISCO por visitarnos, bendecirnos y brindarnos estos días de tanta paz y regocijo espiritual. Digno hijo de JESUCRISTO, que Dios te bendiga siempre!!!

  • JULIO JUAN LEANDRO dijo:

    Maravillosas esas palabras del SANTO PADRE cuando dijo hoy:: “…pedimos por los ancianos, los enfermos, los niños y los jóvenes, por todas las familias en dificultad, para que María les enjugue sus lágrimas, les consuele con su amor de Madre, les devuelva la esperanza y la alegría. Madre santa, te encomiendo a estos hijos tuyos de Cuba: ¡No los abandones nunca!”.

  • JULIO JUAN LEANDRO dijo:

    ENORME EL SIGNIFICADO QUE TIENEN ESTAS PALABRAS DEL SANTO PADRE: …”En este momento me siento en el deber de dirigir mi pensamiento a la querida tierra de Colombia, «consciente de la importancia crucial del momento presente, en el que, con esfuerzo renovado y movidos por la esperanza, sus hijos están buscando construir una sociedad en paz»
    Y AGREGA EL PAPA FRANCISCO : “…Que la sangre vertida por miles de inocentes durante tantas décadas de conflicto armado, unida a aquella del Señor Jesucristo en la Cruz, sostenga todos los esfuerzos que se están haciendo, incluso en esta bella Isla, para una definitiva reconciliación.

  • Jose R Oro dijo:

    Extrordinarias palabras. He vivido mucho tiempo en Colombia, país al que amo entrañablemente. Creo que lo expresado por el Papa Francisco corporizan lo que desea la amplia mayoría del grande y generoso pueblo colombiano, la paz con justicia, y ahora mismo, después de tantas décadas de sangriento conflicto. Como cubano estoy muy orgulloso de que Cuba haya participado de la manera más honesta en ayudar a obtener la paz en Colombia, que será un hecho de primordial importancia para América Latina y el mundo en general.

  • yblanco dijo:

    Lo más interesante fue esta frase “..quien no vive para servir, no sirve para vivir.”, aprendamos de su humildad y sencilles, Dios le de vida y salud, para que siga junto a nosotros y luchas por un mundo mejor.

  • jesus dijo:

    Quien no vive para servir no sirve para vivir! Excelentes palabras! Profundas! Humanas!

    El pueblo cubano ya las conocía porque Martí nos enseñó que Patria es Humanidad y Fidel lo concretizó con la idea de la globalización de la solidariedad.

    Qué ha sido la donación de sangre a otros países en casos de terremotos, el envío de brigadas médicas a países de África, América Latina? Qué ha sido la donación de alimentos a Viet Nam durante la guerra de la década del 70? La creación de la brigada Henry Reeve para actuar en casos emergenciales y de catástrofe? El envío de maestros a diversos países del mundo ayudando a alfabetizar? El envío de médicos cubanos a África cuando apareció el ébola?

    Esto ha sido lo que más ha hecho Cuba dentro y fuera del país.

    Si Cuba tuviera el tesoro en oro acumulado por el Vaticano durante años (primero fue en la época de la colonia mediante las guerras de conquista y después a través de inversiones en acciones, participaciones en capitales, etc, etc), Cuba hubiera hecho aún más realidad esas palabras de:

    Quien no vive para servir no sirve para vivir!

    Admiro al Papa Francisco por todo lo que hace por la paz en el mundo.

Se han publicado 7 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también