Inicio » Noticias, Política  »

Rostro de Evita Perón adorna fachada de edificio gubernamental en Argentina

27 julio 2011 | 30
Foto: AP

Foto: AP

Un gigantesco retrato en hierro de Eva Perón fue develado el martes en la fachada del ministerio de Desarrollo Social, donde la legendaria mujer pronunció un histórico discurso justo antes de morir de cáncer hace 59 años.

La obra de 31 metros de alto por 24 metros de ancho pesa 15 toneladas. Es similar al retrato de Ernesto “Che” Guevara, otro ícono argentino, ubicado sobre la fachada del ex ministerio de Industria en La Habana, Cuba.

La presidenta Cristina Fernández, quien encabezó la inauguración del mural que ella misma mandó a colocar, dijo que fue justamente durante un viaje a la isla cuando se le ocurrió homenajear a la mujer del líder del Partido Justicialista (Peronista), Juan Domingo Perón.

“Vi la imagen del Che en el ministerio en el que él trabajaba. ¿Cómo es posible que una sociedad rinda homenaje a un hombre que no es de su país y nosotros no tengamos un homenaje a una mujer que no sólo significó el ingreso de la mujer a la política y la revolución social más importante del país sino que también asumió la representación del pueblo y la patria tal vez con más pasión que nadie en la historia?” dijo la presidenta ante cientos de partidarios quienes asistieron al acto.

Foto: AP

Foto: AP

El retrato fue develado a las 20:25 de la noche, justo la hora del deceso de Evita acaecido el 26 de julio de 1952. La obra está iluminada con líneas de diodos emisores de luz de tono ocre.

La obra, realizada por los artistas argentinos Daniel Santoro y Alejandro Marmo, reproduce la imagen de Evita de la portada de su libro “La Razón de Mi Vida”.

Fue colocada sobre la fachada sur del edificio donde actualmente funcionan los ministerios de Desarrollo Social y Salud, ubicado sobre una de las principales avenidas de la capital. Evita, con un cáncer avanzado, pronunció desde allí el 22 de agosto de 1951 ante una multitud el discurso en el que renunció a su candidatura a la vicepresidencia de la nación acompañando en la fórmula a Perón.

“Defender a los humildes y a los que menos tienen cuesta caro. Y ella pagó con su vida, gustosa, el precio de ser recordada para siempre como la abanderada de los humildes”, destacó Fernández, quien milita en el partido fundado por Perón.

El gobierno tiene previsto inaugurar en el mismo edificio otro perfil de Evita cuando se cumpla el 60 aniversario del “renunciamiento”, pero esta vez en la fachada norte

(Con información de AP)

Se han publicado 30 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • RAMON TELMO ESCOBAR dijo:

    EVITA” LA ABANDERADA DE LOS HUMILDES”VIVE ETERNAMENTE EN EL ALMA DE LOS ARGENTINOS, ESTA ILUSTRE MUJER DESPOJADA DE TODA VANIDAD PERSONAL OFRENDO SU VIDA POR LOS INDIGENTES, POR LOS POBRES, ASI COMO ELLA PROFETIZO” TOMARAN MI NOMBRE Y LO LLEVARAN COMO BANDERA A LA VICTORIA”, EL NOMBRE DE “EVITA CAPITANA” SU OBRA REPRESENTA Y SIGNIFICA VICTORIA Y LIBERACION DE TODA EXCLAVITUD HUMANA DE TODO YUGO OPERESOR DE UN CAPITALISMO APATRIDA Y SATANICO QUE ES UNA ESTAFA AL PENSAMIENTO NATURAL Y AL SENTIR CRISTIANO DE TODO SER VIVIENTE.- ALVEAR PROVINCIA DE CORRIENTES REPUBLICA ARGENTINA27/7/2011 HORA 01:35 P.M.-

  • elsa farina dijo:

    Si Evita pudiera ver la situación política y de los pobres en su país,seguramente se retorcería en su tumba…

  • mateteag dijo:

    Aplaudo el reconocimiento que han hecho en Argentina a una persona que se acordó de los humildes. Pero es menester decir que desde mi punto de vista aunque las fachadas se parezcan no se pueden comparar ambos personajes de la historia como el Che y Evita.

  • PATRIARCA dijo:

    UNA PENA QUE ” LA ABAQNDERADA DE LOS TRABAJADORES ” Y ” PRIMER
    DESCAMISADA ” HAYA SIDO TAN AFECTA AL LUJO Y A LA EXPOSICIÒN.
    NO DIÒ MAS QWUE SU ODIO A UNA ELITE QUE NO PERMITÌA ENTRAR EN
    SU SENO A LA ADVENEDIZA….EL MIEDO SILENCIÒ A TANTOS QUE FUERON
    VICTIMAS DE SU RENCOR….ALGÙN DÌA,CUANDO NO HAYA MAS INTERESADOS
    EN APROPIARSE DE SU IMAGEN,SE SABRÀ LA VERDAD.

  • JORGE dijo:

    Excelente homenaje, estuve en su tumba hace unos meses y fue muy emocionante ¨Regresaré y seré millones¨reza una tarja delante del sepulcro. Claro que será millones, millones que seguiran su ejemplo para renunciar a todo y construir un futuro mejor
    Discrepo con el forista que dice no haber comparación entre la figura del Che y la figura de Evita, ambos fueron grandes, ambos fueron extraordinarios, ambos son un ejemplo a seguir

  • jose dijo:

    ojo no confundamos,Evita fue la que se reunio con Franco cuando viajo a Fspaña era admiradora de Franco,cuando Peron asume el poder en 1973 Franco vino a la Argentina,cuando se escapo del pais en 1955 Stroesner le dio el barco para irse,ojo el nacionalsocialismo y el fascismo tambien seducian al pueblo,Peron dijo que no iba a cometer los errores de Musolini.

  • Mirta dijo:

    Algunos querremos siempre a Evita, porque se ocupó de los humillados, los olvidados, los pobres explotados. A quienes la critican, se lo pierden.

  • Dardo Ribas dijo:

    ¡QUÉ TEMA!… COMPLEJO Y POLÉMICO

    Tendría mucho por decir en esta cuestión, pero estoy convencido que si digo todo lo que pienso, recibiré de inmediato, por parte de apologistas y críticos de Eva -desde una vertiente o la otra-, un caudal no despreciable de agresiones y, tal vez, no pocos insultos. Los fanáticos no reconocen matices, ni razones. Por lo tanto, prefiero ser moderado. Algo me permito agregar.

    Eso sí, como bien afirma “Patriarca”, que no quepa duda que dentro del movimiento peronista -en su extraña composición “policlasista” y que abarca desde la ultraderecha fascista a una “izquierda-nacionalista” confundida- se ha practicado, siempre, un aprovechamiento político de la persona que nos convoca. Y este gobierno actual, no es la excepción.

    Eva Perón, Evita, se ganó un lugar entre los sectores más empobrecidos, más atrasados y explotados por la burguesía argentina. Regaló casas, juguetes, máquinas de coser, ayudó a desarrapados y humildes. Es verdad, eso sí, con los dineros fuertes de la Nación que habían ingresado al país en épocas de la guerra europea, merced a las exportaciones de alimentos y que los gobiernos conservadores (de derecha) tenían resguardados bajo siete llaves. Lo que se llama “asistencialismo” y, para algunos, “demagogia”.

    Curiosamente, su mentor ideológico, el fallecido general Perón, provenía y promovía el capitalismo. Todos sabemos de sus predilecciones y admiración al “Duce” y a Franco. Una forma de capitalismo que aparentaba cambiar todo en direcciones sociales, pero que conservaba, en los hechos, los basamentos y estructuras del sistema.

    No lo digo yo, está en sus libros que, por lo general, no leen los peronistas. Con sólo revisar su histórico y famoso discurso en la Bolsa de Comercio de Buenos Aires (timba), brindado a los popes del capitalismo nacional y foráneo -que desconfiaban de él-, se puede entender, claramente, cuál era su estrategia… y, también, la táctica para llegar a concretar el objetivo final. No pudo finalizar sus propósitos por varias razones que no voy a intentar describir en este espacio. Sólo apunto un dato: los EEUU y la oligarquía “criolla” no compartían la idea de un país industrializado en el sur de América.

    No querían competidores y, además, no querían a Perón por sus disimuladas simpatías por nazis y fascistas. Hay que ubicarse en aquella época del fin de la Segunda Guerra para entender esta cuestión.

    Los otros, la oligarquía vacuna, aún hace “lobby” y conspira contra el gobierno de Cristina; son los dueños ilegales de las estancias (les robaron la tierra en épocas de Roca a los naturales y los masacraron) y llenaron esas pampas de vacas.

    No les importa el país industrial, sino acumular fortunas por medio de las exportaciones cárneas y cereales al extranjero, razón fundamental de su fabulosa acumulación. Ahora se enojan con Cristina y quieren el golpe -aunque no lo digan-, porque no aceptan pagar tributos a las exportaciones. En su criterio, el país es de ellos, una gran estancia de una cúpula selecta asociada a los EEUU y a los negocios financieros y agroexportadoras. Odian a los obreros, a los pobres y cualquier medida que incremente las inversiones en salud, educación, vivienda, salarios, dirigida al pueblo trabajador, les causa desprecio e inquina. Por eso, además, odiaban a Evita.

    En algún momento de la historia Perón habló de “socialismo”. Todos sabemos qué cosa pasó con esa declamación a su arribo final a la Argentina allí por el año 73.

    Probado -y recontra probado- que el astuto general, ordenó la creación de las “Tres A” (Alianza Anticomunista Argentina). Una formación de criminales provenientes de las filas policiales y civiles. Gente de plenas convicciones nazi-fascistas (López Rega, Villar, Almirón, Romeo y compañía). La intención: exterminar a los sectores considerados de “izquierda” y revolucionarios en las propias filas partidarias (Montoneros) y en el amplio espectro de distintas organizaciones marxistas (caso ERP, por ejemplo).

    Los “queridos muchachos de las formaciones especiales” (montoneros) que él alentó en alguna medida desde su exilio en la España de Franco, fueron expulsados del movimiento, perseguidos y asesinados casi en masa por la dictadura que se instauró cuando las Fuerzas Armadas tumbaron en 1976 al gobierno de su esposa, aquella infradotada, inmoral, accidente de la historia y que sucedió al general a su muerte en la Presidencia del Estado argentino por haber sido designada, anteriormente y en elecciones, vicepresidenta de la Nación.

    Nada tenía que ver Evita con “Isabel” (no se llama así -aún vive- y su origen es deplorable. Una perfecta lumpen, codiciosa y malvada).

    En cambio, Evita, presentaba una honda animadversión a los ricos, aunque vivió sus pocos años, al lado del general, en una opulencia contradictoria. No obstante, tenía fibra e inédito valor personal y pudiera haberse convertido en un cuadro político de haber tenido, en su formación, otros maestros y valores. Perón y sus acólitos la hicieron vociferar contra el capitalismo y la oligarquía, pero también contra el socialismo y el comunismo. Está en su conocido libro que, además y dicho sea de paso, no escribió ella.

    No tuvo suerte. Falleció muy joven y su cruel muerte se constituyó en un jolgorio repugnante para los ricos, la oligarquía y la misma Iglesia católica reaccionaria, que la odiaba profundamente, al extremo que en las calles de Buenos Aires, cuando se enfermó, aparecieron leyendas en los paredones que rezaban consignas incalificables de maldad inaudita: “¡Viva el cáncer!”. Una muestra evidente que describe el talante moral de sus enemigos.

    Ella provenía de un paisaje de ignorancia en cuestiones políticas y sociales. Creyó que el mundo podía ser cambiado, la injusticia social derrotada, regalando a los más pobres bienes materiales y arengándolos con libretos que no eran propios contra la clase dominante. La pobre Evita no tenía ni idea de lo que era una verdadera Revolución social, un cambio de estructuras… menos el socialismo y jamás abrevó en las sabias lecturas a Marx, Engels o Lenin.

    Ella creía, en su inocencia, que Perón era la Revolución, la reivindicación definitiva para los pobres que se traducía en regalos y otorgamiento de derechos conculcados. El voto a la mujer, la aplicación de una legislación laboral superadora, son aspectos que no pueden desconocerse. Pero, a la vez, los dueños de las estancias siguieron en su lugar; las fábricas jamás pasaron a la propiedad social a manos de los obreros y todo siguió, en lo esencial, el cauce de la ideología y el poder capitalista. Esa es la verdad histórica aunque los fanáticos que nunca faltan quieran verlo de otra manera.

    Podría decirse, sin vacilaciones, que Evita se había convertido en un problema para el mismo Perón. Ella pretendía llegar mucho más allá de lo que aspiraba el general en estas cuestiones de las que hablo. Y él, estaba encerrado en su esquema burgués, en su formación pro capitalista. Hay cantidad de documentos que prueban lo que digo.

    El renunciamiento de Evita -tan conmemorado ahora con este lindo homenaje- no sólo obedeció a que estaba enferma, muy enferma. Las presiones de la derecha militar, el clero reaccionario y la civilidad pro gorila, determinaron que abandonara en esa postulación. Es más, Perón confiscó en la CGT las 5.000 pistolas calibre 11,25 (.45) que ella había ingresado secretamente al país con la intención de armar a los trabajadores y que ni siquiera a su marido había confesado. Fue el general Lucero el que se lo comentó a Perón, porque el cargamento llegado de Europa había sido detectado por los servicios de inteligencia del Ejército. Cuando Lucero se lo dice a Perón, él decide no armar a los trabajadores y, de inmediato, desarma la maniobra de su esposa.

    Dije que no iba a contar nada y como el tema me apasiona y lo viví en mi infancia (hogar de obreros militantes socialistas) me extendí demasiado. Mis disculpas a todos, pero agrego algo más:

    Comparar a Evita con el Che, es un verdadero disparate. Además, que se sepa, el Che era un declarado antiperonista -no gorila, ojo-, y razones no le faltaban. El Che era un cuadro político instruido y decidido a terminar con el capitalismo y el imperialismo a nivel internacional. Evita, de esto, no sabía ni el punto de la “j”.

    Tampoco le faltaban a mi padre razones para no ser peronista. Eximio tipógrafo, hombre de clara conciencia de clase y dirigente obrero ejemplar, junto a más de 400 compañeros gráficos fueron a parar a la cárcel en plena época peronista (1949) por realizar una justa huelga contra las patronales de los diarios de Buenos Aires. Fue algo histórico que dejó a la ciudad capital sin periódicos durante un mes. La inmensa mayoría de obreros peronistas adhirió firmemente a la huelga.

    Fíjense qué curioso… Fue Evita quién ordenó traer lúmpenes rompehuelgas desde Montevideo para acabar con la protesta y, además, la que recomendó encarcelar por meses a los obreros huelguistas, entre ellos, a mi padre. Lo mismo ocurrió en cantidad de gremios, por ejemplo, los bancarios y los heroicos ferroviarios.

    Como puede observarse, nada es blanco o negro absoluto. Hay matices, aspectos de la personalidad de la persona de la que hablamos que son meritorios y otros, lamentablemente, están a la sombra.

    Algo repugnante y que también hay que decir. La llamada “Revolución Libertadora” (1955) que derrocó a Perón, manipuló el cadáver de Evita secuestrándolo de la CGT donde tenía su permanente homenaje. Lo que hicieron con ella, es algo que supera cualquier inmoralidad. Hay detalles que estremecen y que no voy a contar por respeto a quienes leen y pueden no saber de ese episodio. Una muestra del odio miserable que la derecha fanática y criminal depositó hacia esta mujer que sólo pretendió reivindicar con reformas a los más pobres. Imaginaos qué no hubieran hecho con el Che que era un revolucionario integral.

    Me alegra que Cristina, la Presidenta argentina, instrumentara este homenaje inspirado en su presencia en La Habana. Sería interesante que también reprodujera la imagen del Che y la hiciera colocar de la misma forma.

    Claro, para eso hay que tener un valor temerario.
    Buenas noches a todos.

  • RAUL DS dijo:

    Aunque estimo que la mayoria o casi todos los que han opinado, no son cubanos,, como cubano que soy, considero que es un merecido homenaje a quien a su forma ayudo a los desposeidos, Cristina con un valor inmenso le ha rendido, y estoy seguro que si se lo propone se lo rinde al Che tambien, ser presidente de un pais como Argentina, no es cosa facil y sin su asesor principal, aun mas, pero repito, no es el valor lo que le falta, ella hace en cada momento lo que el momento requiera, lo ha demostrado, Gloria a Evita, Gloria a Cristina Fernandez,, Gracias…

  • Victor Manuel dijo:

    Es una cuestión argentina y ellos saben como desenvolver el asunto, Evita es un tema complejo y difícil, pero por favor argentinos nunca la equiparen al Che eso son palabras mayores, lo digo con todo respeto Evita es la protagonista de un episodio mas o menos polemico de la historia de Argentina, el Che es una leyenda en la historia un ejemplo para toda la vida, el hombre que vivia como decia, las comparaciones son odiosas y mas en este casos, el Che ocupa un lúgar único en la historia de los pueblos.

  • Victor Manuel dijo:

    Y otra cosa, puestos a homenajear esta el Cdte. Guevara del que ni siquiera reclamaron sus restos, mientras en Cuba se estudia su figura, se forjan y han forjado generaciones enteras inspirandose en las conductas y enseñanzas del Che, en Argentina es poco menos que un tema tabú y hasta hace unosaños fué considerado un terrorista y saben que no miento

  • Victor. dijo:

    ESTIMADO DARDO RIVAS.
    NO SE IMAGINA CUANTO DISFRUTO SUS COMENTARIOS, PERO LO MÁS RELEVANTE PARA MI ES QUE SON LECCIONES ESCLARECEDORAS DE UNA PERSONA QUE DICE LO QUE SABE Y HA VIVIDO PARA CONTARLO, ESO QUE NOSOTROS LLAMAMOS HISTORIA VIVIENTE. LO RESPETO MUCHO, SOLO HEMOS TENIDO UN INTERCAMBIO HACE VARIOS MESES CUANDO HABLÓ DE LA ÉTICA DE LOS ABOGADOS Y SIEMPRE FUE MUY RESPETUOSO E IMPARCIAL. SOBRE EL TEMA DE EVA CONOZCO MUY POCO, TUVE LA OPORTUNIDAD DE VER UN DOCUMENTAL HACE TIEMPO, QUE RECOGE TODO LO REFERIDO A SU MUERTE, EMBALSAMAMIENTO DEL CADÁVER Y LA HISTORIA DE SEPULTARLA COMO PARA QUE FUERA OLVIDADA. ALGO ME DICE QUE LA ARGENTINA DEL CHE ESTA DESPERTANDO, SIEMPRE HA SIDO UN PUEBLO JUSTO E INCONFORME CON LAS POLÍTICAS NEOLIBERALES.
    SALUDOS A CUBADEBATE…

  • elsa farina dijo:

    En principio, adhiero al comentario realizado por Dardo Ribas.Creo que constituye una síntesis bastante completa de la actuación de Perón y Evita.
    En cuanto a las referencias que otros comentarios hacen al comparar a Eva con el CHE me parecen un despropósito total y una aberración.No se puede comparar un estadista,un ideólogo incorruptible, autor de teoría y praxis revolucionaria fundamentada, con una persona que se acercaba a los pobres mediante la dádiva y la demagogia.
    El Che decía que el capitalismo hace cinco siglos viene instilando toda clase de fobias,temores y prejuicios en la población ;mantenerla en la ignorancia, la superstición y el miedo ha sido desde siempre una de sus estrategias de dominación, manipulando esos recursos para perpetuarse en el poder.Es elemental distinguir entre la masa de la población y los líderes que la explotan,reprimen,confunden y des-educan.De esas estrategias sobran en la historia pasada y actual de nuestra querida Argentina. Si el pueblo recibiera una educación integral y no fuera desinformado,el Che sería reconocido por todos como uno de los Héroes más grandes de América y el mismo pueblo reclamaría el monumento que se merece en la tierra quelo vio nacer.
    Al cubano que opina sobre la “bondades” de la política actual , le pedid´ría que se informe adecuadamente y en todo caso se de una vuelta por aquí y… luego opine!

  • Francisco Oscar Quiroga dijo:

    A todo lo comentado digo lo siguiente: Debemos ser mesurados al entablar un juicio de valor sobre el comportamiento de los que hoy no están para tener el derecho de réplica, y agrego esta frase que un día dije a un disertante en una conferencia al respecto “SI QUIERES CONSTRUIR UN MUNDO MEJOR. JAMÁS LO PLANIFIQUES EN LOS DÉBILES CIMIENTOS DE LOS ERRORES DE LOS QUE TE PRECEDIERON , SINO TODO LO CONTRARIO: CIMÉNTALO EN LAS SÓLIDAS COLUMNAS DE TUS PROPIAS VIRTUDES” ¡GRACIAS!

  • Carlos Ortega dijo:

    Lo estaba buscando, lo estaba buscando y al fin lo “pesque” como deseaba leer algún comentario de Dardo Ribas (al cual admiro mucho por su prosa certera) sobre un tema que para nosotros los cubanos es “un misterio de contradicciones” pues cada vez que tenemos la oportunidad (en mi caso es así) encontramos opiniones diversas, unos elogian y otros critican, unos idolatran y otros menosprecian.

    Hace algunos años un argentino me prestó un libro, creo que si la memoria no me deja mentir se llamaba “La novela de Perón” (algo más o menos así) trataba sobre la última etapa de Perón en España y los preparativos del regreso a su último período como presidente, creo incluso recordar que en el libro el cadáver de Evita estaba con él. Era una novela donde la historia sobre la vida de Perón desde la infancia era llevada a la ficción y mucho de lo que pude leer en este libro coincide con los planteamientos de Dardo.
    Sobre lo que le hicieron al cadáver de Evita, algo sabemos los cubanos pues nos pasaron un documental en la Tv, donde se cuenta las aberraciones hechas al mismo.
    Ojala tomen impulsos los argentinos (personas por las que tengo especial cariño, muchos he tenido de pacientes) y sigan esta esclarecedora confrontación de conceptos y puntos de vistas históricos sin fanatismos.
    A Dardo, mil gracias de nuevo por el poder de síntesis y lo grande dado en conocimientos, gracias y continuen, el saber nunca ocupa lugar.

  • jose dijo:

    Hola me parece barbaro lo que dice Dardo Ribas,pero cuando hace mencion al discurso de Peron en la Bolsa de Buenos Aires estamos hablando en los finales de la decada del 40,donde los gremios argentinos antifachistas desfilaban por las calles con las gloriosas banderas rojas con la hoz y el martillo.Peron dijo :”que el para combatir a la izquierda debia hablar a los obreros a los trabajadores con frases que utilizaba la misma izquierda , los seducia porque era gran orador y luego los llevaba hacia donde el queria.
    Por eso Peron dijo una frase o utilizo una frase “la unica verdad es la realidad” y esta es la realidad que todavia los argentinos seguimos debatiendo sin poder salir de este atolladero que no nos deja razonar.
    Simplificando poner el guiño a la izquierda y doblar a la derecha

  • Dardo Ribas dijo:

    PARA JOSÉ Y A LOS QUE LES INTERESE
    LES ENVÍO ENLACES AL CÉLEBRE DISCURSO DE PERÓN (1944)

    Fue pronunciado ante la “crema” de la clase capitalista
    el 25 de agosto de 1944, allí donde señalé.

    Sugiero bajar la versión completa en PDF. Caso contrario, es suficiente la selección de párrafos.

    Recomiendo leer detenidamente las teorías que allí esbozó el “general herbívoro”. En la llamada “semana trágica”, como oficial del Ejército, estuvo entre los represores de los obreros en la fábrica de Vasena y, posteriormente, participó de la masacre producida en el Cementerio de la Chacarita y durante la previa marcha donde millares de trabajadores portaban los féretros de los asesinados en aquellas jornadas.

    Nótese el cinismo con que explica sus teorías. La consideración que tenía sobre las masas proletarias. El desprecio hacia el socialismo y el comunismo. La clara intención de infiltrar las ideas naturales de la clase obrera para sojuzgarla con habilidad lobuna, domesticarla, engatusarla a efectos que el capitalismo pueda desarrollarse sin problemas.

    Una pieza oratoria imperdible para conocer quién era en realidad Juan Domingo Perón. No olvidar que durante su gobierno los nazis que escapaban de Alemania encontraron refugio y amparo en Argentina. Nada era casual. Él se adaptó al triunfo de los aliados cuando en realidad era un perfecto alumno del fascismo italiano y admirador de la Alemania nazi, como casi la mayoría de los militares de aquella época.

    Puede aquí constatarse cómo planificó la compra de la conciencia de los sectores más atrasados por medio de prebendas, de la misma forma con que se domestica a los animales domésticos. También el plan que tenía en su cerebro y que involucraba terminar con los sindicatos clasistas y colocar en sus direcciones a traidores y corruptos que adhirieran a sus ideas.

    Tal cual ocurrió y, en alguna medida, sigue ocurriendo en Argentina. Los sindicatos, en su amplia mayoría, están dirigidos por una elite “peronista” que se enriquece y manipula a los gremios, negociando con las patronales. Si alguien quiere que amplíe este asunto no tiene más que decirlo.

    Los enlaces que te prometí, son los siguientes:

    Versión simplificada:

    http://documentos.hespanica.com/2010/11/el-discurso-de-peron-en-la-bolsa-de-comercio/

    Versión completa en PDF:

    http://documentos.hespanica.com/wp-content/uploads/2010/11/1944-peron-discurso-bolsa-de-comercio.pdf

    Si tienen problemas para entrar en estas páginas, avisen que “copio” y “pego” aquí en Cubadebate.

    Saludos a todos.

  • jose dijo:

    Si Sr Dardo Rivas ,estos documentos historicos estan vigentes y se van reciclando a traves de los años,es el legado peronista y en la cual Evita no era ajena.Muchos se mimetizan con el CHE para seguir engañando,por eso nunca voy a entender ciertos pensamientos que afirman desde hace decadas que se llegara al socialismo a traves del peronismo,un saludo de un argentino.

  • Dardo Ribas dijo:

    JOSÉ, TOTALMENTE DE ACUERDO; NO OBSTANTE, TE DIGO…

    No me agrada ofender a los buenos peronistas
    que no tienen nada que ver con el fascismo oculto de su líder.
    En especial, los obreros y humildes que confiaron en él.

    Tienes toda la razón del mundo. El peronismo -en su esencia-, no tiene nada ver con el socialismo revolucionario.

    Ni con Marx, Engels, Luxemburgo, Karl Liebkcnecht, Lenin, Gramsci y los grandes pensadores que, incluso, los hubo en nuestra América -aún en sus diferencias filosóficas-, como ser Mariátegui (el Amauta), Sandino, Martí, Farabundo, Che, Fidel… Sería imposible nombrar a tantos cuadros que realizaron aportes grandiosos a la emancipación definitiva de la América del Sur.

    Perón es un mito fraudulento de la historia argentina. Un mito que aún sigue engañando, ahora, a muchos jóvenes que no conocen la verdad de este personaje y creen -por herencia familiar- que el general era un gran revolucionario. Fue amigo de los peores dictadores de América, desde Stroessner hasta Somoza.

    Visitó a Pinochet después del golpe que asesinó a Allende y millares de valientes chilenos y le rindió pleitesía, sonrisas y abrazos. Con eso, está todo dicho.

    Su segunda mujer, “Isabel”, amiga personal de Pilarica Franco y socia de López Rega en aquella infausta época en que le tocó -por absurda circunstancia- ser Presidenta de los argentinos, instrumentó los deseos del general una vez que él murió.

    Se robaron todo y crearon la fuerza parapolicial más terrible de nuestra historia: la “Triple A”, que asesinó, miserablemente, a miles de argentinos, entre ellos a pensadores, estudiantes, periodistas, militantes y sindicalistas, muchos de ellos honrosos peronistas.

    Perón fue un fascista encubierto que aprendió de Mussolini las técnicas para engatusar a las masas -estuvo en Italia como agregado militar durante aquella época funesta de ascenso del fascismo-, a efectos, precisamente, que el socialismo revolucionario jamás tuviera la oportunidad de llegar al poder en nuestras tierras.

    Recreó la teoría de la “tercera posición” que, en los hechos, no era otra cosa que una variante del capitalismo disfrazada de revolución y que favoreció, objetivamente, al imperialismo yanquee.

    Lo echó a patadas la “Libertadora” por el miedo cerril de la burguesía y la oligarquía argentina, sumada a los dictados de EEUU, que temían que su diatriba y demagogia pudieran “prender”, realmente, en las masas trabajadoras.

    Sus últimos meses y días, antes de aquel año 1955, se había convertido en un déspota que sólo alentaba el odio contra socialistas, comunistas y ciudadanos en general que no acompañaban su ya entonces corrupta gestión. Buscar sus discursos de aquella época en Youtube y podrá verificarse la exactitud de lo que digo. Si no los encuentran, avisen.

    Sindicalistas traidores a su clase gobernando los sindicatos y la misma CGT, signaron su gobierno; bandas de nazi-fascistas (Alianza Libertadora Nacionalista) para reprimir opositores (Kelly y compañía); milicos pro nazis; “Sección especial” de la Policía (calle Urquiza frente al Hospital), secuestraba y torturaba opositores como fue el célebre caso del heroico estudiante Ernesto Mario Bravo o el secuestro, muerte y desaparición del eminente médico comunista Juan Ingalinella en Rosario, un hombre amado por su pueblo, fueron, entre otras, las últimas “hazañas” del líder.

    Conflictos con la base obrera de importantes sindicatos que reclamaban que Perón cumpliera sus antiguas promesas, etcétera, fue el marco del fin de aquel peronismo de los años 50.

    Y los golpistas gorilas, ultraderechistas conservadores, la Iglesia reaccionaria y los EEUU, decidieron sacarlo para devastar las conquistas logradas por la lucha de los trabajadores. Tenían miedo que su demagogia calara hondo en la masa obrera cuando el socialismo del Este avanzaba impetuoso en el mundo.

    Cuando el 73, lo trajeron de vuelta, porque estaban convencidos de una acometida de la juventud revolucionaria que se estaba gestando en el país y que reclamaba socialismo. ¿Quién lo trajo?… La milicada golpista de derechas y la misma burguesía en sus altas expresiones.

    Él regresó, astuto al llamado de su clase; le reintegraron grados y honores y traicionó a las juventudes que habían creído ver en él a un “socialista”, creando la “Triple A” y abriéndole el camino a sus amigos de la ultra derecha.

    Lo último que hizo antes de su muerte en 1974, fue ir a visitar emocionado a su amigo, el nazi represor de Stroessner en Paraguay.
    Es historia, no lo invento yo.

    Perón fue un cuadro complejo de la burguesía que se mimetizó con su política demagógica y oportunista. A veces, tuvo roces con esos sectores, pero jamás pensó en cambiar de base la estructura económica-social hacia formaciones socialistas.

    Evita, en realidad, era una muchacha de bajo vuelo filosófico y cultural. Conoció a Perón muy jovencita y él la utilizó hábilmente y le lavó el cerebro. Ella, sinceramente, creyó ver en él a un gran reivindicador de los pobres y adhirió, fanática -ella decía ser “fanática” de Perón, está en sus discursos- a los dictados de su marido y de su clase.

    Mientras tanto, aunque esto duela a los compañeros peronistas, ella vivió como una reina dedicada a una especie de filantropía que practicaba con los dineros del país. Y se enriqueció como el general, dicho sea de paso.

    Averiguar sobre el patrimonio millonaria que legó a sus hermanas y de la alhaja de su hermano, Juan Duarte, un lumpen gansteril, farrista y despilfarrador, hombre de bajo vuelo moral al que el mismo Perón, casi seguro, mandó a asesinar después de la muerte de Eva, porque se estaba pasando de vivo con la “chapa” que le brindaba el parentezco con Evita. Negocios turbios donde, incluso, quiso “pasar” a su cuñado.

    Con sólo leer el discurso que he señalado (el de la Bolsa de Comercio) se puede verificar a qué intereses respondía el auto adjetivado “general herbívoro” y “socialista” (naZional-socialista).

    Es la verdad histórica. El peronismo en la mente de la gente pobre, no es más que un mito basado en las zorrerías asistencialistas del general y su entorno.

    Claro, hay que reconocerlo, los que le sucedieron con los golpes de Estado, fueron peores que él. Hasta Perón lo dijo. (“No es que yo haya sido bueno, sino que los que me sucedieron fueron peores”.)

    En la actualidad, podría decirse, que late la herencia de Perón y el mito en las nuevas dirigencias. Intendentes, legisladores, gobernadores, sindicalistas, apelan al “peronismo” declarado, porque saben que ahí están los votos de los pobres y los ignorantes que son mayoría. Duele decirlo, pero es la verdad.

    Cristina… Kirchner… lo mejor como gobierno de las últimas décadas. Pero ellos y sus amigos se enriquecieron a lo loco con los negocios que se propician desde su gestión. De revolucionarios tienen tanto como yo de experto en energía atómica. Bien burgueses y pro capitalistas. Al pie de la letra. Y si no lo creen, verifiquen cómo viven y cuánto poseen.

    Causa risa, cuando hay gente inocente que quiere comparar al Che con esta gente.

    Admito, también, que las opciones para reemplazar a Cristina dentro de la misma clase, son realmente de terror.

    ¡Pobres de nosotros los argentinos, si alguno de ellos llega al poder!

    Cada vez que leo que el comandante Chávez habla bien de Perón y dice admirarlo, no puedo menos que reírme.

    Valoro mucho -hasta ahora-, al líder venezolano. Lo aplaudí a rabiar cuando vino a Mar del Plata y lideré una columna que concurrió al estadio mundialista cuando la Cumbre de los Pueblos -ALBA versus ALCA-, pero estoy convencido que de peronismo, Huguito, sabe tanto como yo de astrofísica.

    Saludos, José.

  • Carlos Ortega dijo:

    Sr.Dardo, gracias una vez más, a nosotros los cubanos nos es difícil acceder a Internet por el embargo o bloqueo de los “fallutos” del norte como los llamarían ustedes, pero continúe con sus disertaciones ,las estamos siguiendo muchos ,la voz se pasa y queremos saber más del peronismo ,gracias.

  • Mostrando 20 de 30 comentarios [Cargar más comentarios]

Se han publicado 30 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también