Imprimir
Inicio » Fotorreportajes, Cultura  »

Fábrica de instrumentos musicales de Holguín: 80 años de pasión por la música

| 11

La Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, está ubicada en la oriental ciudad de Holguín -en el Oriente de la Isla-, con su labor propicia la protección y el enriquecimiento del patrimonio folclórico musical del territorio.

Este singular instrumento musical fue visto hacia 1850, en La Habana y en Cienfuegos, mientras que la familia Borbolla, de Manzanillo, en la actual provincia de Granma, hizo posible que el instrumento llegara al oriente del país y se convirtiera en una tradición en esta parte de la Isla.

Fue tal la aceptación del órgano neumático en la región oriental de Cuba que los Borbollas se unieron a fabricantes franceses para importar nuevos instrumentos, piezas para repararlos y el repertorio actualizado de valses y polcas.

En la sociedad holguinera el beneplácito por esta música llevó a que Francisco Cuayo viajara a Francia junto a Carlos Bomballes para aprender novedosas técnicas de construcción y fabricar, en 1926, el primer órgano cubano de orquesta.

Años más tarde, en 1933, Ernestino Cuayo Serrano elabora el primer órgano neumático holguinero y confecciona, en 1948, el célebre instrumento bautizado como La Joya del Sol.

El órgano musical tiene su origen en la antigua Grecia, inventado por Ctesibios, quien ideó diversos artefactos que funcionaban con agua y aire, empleando para su elaboración bombas neumáticas que le han concedido ser el padre de la neumática.

Antonio Enrique Fernández comprueba el estado de una nota musical de un órgano, en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Antonio Enrique Fernández comprueba el estado de una nota musical de un órgano, en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Arnoldo Álvarez Zaldívar alista el libro o pieza musical que utiliza el órgano neumático, en la máquina perforadora de notas musicales, de la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Arnoldo Álvarez Zaldívar alista el libro o pieza musical que utiliza el órgano neumático, en la máquina perforadora de notas musicales, de la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Arnoldo Álvarez Zaldívar alista el libro o pieza musical que utiliza el órgano neumático, en la máquina perforadora de notas musicales, de la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Arnoldo Álvarez Zaldívar alista el libro o pieza musical que utiliza el órgano neumático, en la máquina perforadora de notas musicales, de la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Antonio Enrique Fernández repara un fuelle de un órgano, en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, está ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Antonio Enrique Fernández repara un fuelle de un órgano, en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, está ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Francisco Cuayo, proveniente de familia precursora de la tradición de órganos musicales, comprueba el buen funcionamiento de uno de los instrumentos, en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Francisco Cuayo, proveniente de familia precursora de la tradición de órganos musicales, comprueba el buen funcionamiento de uno de los instrumentos, en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Francisco Cuayo, proveniente de familia precursora de la tradición de órganos musicales, comprueba el buen funcionamiento de uno de los instrumentos, en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Francisco Cuayo, proveniente de familia precursora de la tradición de órganos musicales, comprueba el buen funcionamiento de uno de los instrumentos, en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

La Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín, con su labor propicia la protección y el enriquecimiento del patrimonio folclórico musical del territorio. FOTO/Juan Pablo Carreras

La Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín, con su labor propicia la protección y el enriquecimiento del patrimonio folclórico musical del territorio. FOTO/Juan Pablo Carreras

Cada órgano construido tiene un sello con un número que lo identifica, y así sale de la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Cada órgano construido tiene un sello con un número que lo identifica, y así sale de la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Antonio Enrique Fernández comprueba con una partitura musical el buen funcionamiento de un órgano en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Antonio Enrique Fernández comprueba con una partitura musical el buen funcionamiento de un órgano en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Antonio Enrique Fernández comprueba con una partitura musical el buen funcionamiento de un órgano en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Antonio Enrique Fernández comprueba con una partitura musical el buen funcionamiento de un órgano en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Antonio Enrique Fernández comprueba con una partitura musical el buen funcionamiento de un órgano en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Antonio Enrique Fernández comprueba con una partitura musical el buen funcionamiento de un órgano en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Porfirio Sánchez Hernández transcribe la partitura musical al cartón, libro o pieza musical que utiliza el órgano neumático, en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Porfirio Sánchez Hernández transcribe la partitura musical al cartón, libro o pieza musical que utiliza el órgano neumático, en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Porfirio Sánchez Hernández transcribe la partitura musical al cartón, libro o pieza musical que utiliza el órgano neumático, en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Porfirio Sánchez Hernández transcribe la partitura musical al cartón, libro o pieza musical que utiliza el órgano neumático, en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Antonio Enrique Fernández comprueba con una partitura musical el buen funcionamiento de un órgano en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Antonio Enrique Fernández comprueba con una partitura musical el buen funcionamiento de un órgano en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Francisco Cuayo, proveniente de una familia precursora de la tradición de órganos musicales y fundador del taller, da mantenimiento a una escala de acompañamiento en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Francisco Cuayo, proveniente de una familia precursora de la tradición de órganos musicales y fundador del taller, da mantenimiento a una escala de acompañamiento en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Francisco Cuayo, proveniente de una familia precursora de la tradición de órganos musicales y fundador del taller, da mantenimiento a una escala de acompañamiento en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Francisco Cuayo, proveniente de una familia precursora de la tradición de órganos musicales y fundador del taller, da mantenimiento a una escala de acompañamiento en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Antonio Enrique Fernández repara la caja de secretos de un órgano, nombrada así por ser utilizada en la antigüedad para el tráfico de joyas, en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Antonio Enrique Fernández repara la caja de secretos de un órgano, nombrada así por ser utilizada en la antigüedad para el tráfico de joyas, en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Francisco Cuayo, proveniente de familia precursora de la tradición de órganos musicales y Antonio Enrique Fernández (C), ajustan una escala de acompañamiento, en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Francisco Cuayo, proveniente de familia precursora de la tradición de órganos musicales y Antonio Enrique Fernández (C), ajustan una escala de acompañamiento, en la Fábrica de Instrumentos Musicales y Órganos Neumáticos, única de su tipo en Cuba, ubicada en la oriental ciudad de Holguín. FOTO/Juan Pablo Carreras

Se han publicado 11 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • mimi dijo:

    No pusieron en el fotorreportaje a Domingo, que es magistral fabricando instrumentos, tanto es así, que en la propia fábrica hay un afiche con una dedicatoria y reconocimiento de Silvio Rodríguez por un instrumento que Domingo le fabricó a él.

  • Marta dijo:

    Cuba, Hermosa Revolución…que cuida, protege, conserva, tan valioso Patrimonio Cultural. ¡¡¡ Felicitaciones para los Trabajadores !!!!

  • Brayant dijo:

    Merecido reconocimiento a estos compañeros que cada día trabajan en este instrumento, para mantener nuestras raíces cubanas y aun aunque no lo crean en los carnavales hay personas que bailan tu disfrutan de esta música.

  • Veneno dijo:

    Y el relevo, ¿dónde está?

    • Taran dijo:

      He oido decir que no hay mucho relevo joven, sobre todo de los musicos encargados de transcribir las partituras a las cintas con las que funciona el organo, la musica molida. Estas personas necesitarian de una atencion especial, mejor local, incentivos para los jovenes que quieran mantener una tradicion que por las fotos parece que en cualquier momento puede desaparecer.

  • elsa dijo:

    Suenan hermoso esos órganos!!! Los escuché en Guardalavaca, Holguín. Adelante!

  • Antonio dijo:

    Hay que mencionar a la familia Ajo, de Buenaventura, Holguín.
    Cien años de tradición de la familia Ajo
    http://www.radiojuvenil.icrt.cu/index.php/2013-04-02-21-51-56/organo-oriental/2818-cien-anos-de-tradicion-de-la-familia-ajo

  • EL HOLGUINERO dijo:

    SOY DE LA CIUDAD DE LOS PARQUES HAY QUE MENCIONAR A ABELARDO BARBARENA Y SU FAMILIA, QUE TAMBIEN SE DEDICARON A LA CONSTRUCCION DE ORGANOS.

  • Olga Lidia Sandoval Hechavarría (Lidia San) dijo:

    Interesante noticia, porque no tenía conocimiento que aún existiera una fabrica de órganos de más de ochenta años, debe ser considerada Patrimonio. Por otra parte no hace referencia la noticia que otros instrumentos musicales se realizan en dicha fabrica, que tecnología están utilizando, si existen proyectos para modernizarla, si este oficio cuenta con reserva joven que se le este transmitiendo los secretos para dar continuidad a la existencia de la fabrica etc. Tenemos conocimiento de la necesidad de instrumentos musicales en escuelas de artes y para la adquisición de los mismos por músicos profesionales o cualquier persona, se debería ampliar un poco más la temática.

  • ruben ruiz dijo:

    Los holguineros tienen que enviar un organo para la Capital de todos los cubanos para que se conozca, se de un cuentapropista que quiere animar su Paladar con uno de seos artefactos que creo fueron introducidos en Cuba por los franceses.

  • Rober dijo:

    Que lástima que no se vean jóvenes trabajando, esos compañeros con gran experiencia serían una tremenda escuela.

Se han publicado 11 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Juan Pablo Carreras

Juan Pablo Carreras

Fotorreportero de la Agencia de Información Nacional (AIN), en la provincia Holguín. En Twitter @jpablocu

Vea también