Imprimir
Inicio » Especiales  »

Cronología del caso Luis Posada Carriles: EEUU tardó 668 días en reconocer que venía en el Santrina

| +

2005

14 de marzo de 2005

Según una exhaustiva investigación publicada por el diario Por Esto!, de Quintana Roo, el barco camaronero “Santrina” encalló en las inmediaciones de Isla Mujeres aproximadamente a las 11:22 horas. Cuando intentaba acercarse a puerto, se aproximó demasiado a la costa, por lo que fue rescatado por tres embarcaciones particulares que lo trasladaron al muelle de concreto.

15 de marzo de 2005

La Capitanía de Puerto de Isla Mujeres le dio entrada a través del agente consignatario Miguel Angel May Magaña. Tras levantarse la correspondiente acta administrativa por el “percance”, el capitán del Santrina, José Hilario Pujol, solicitó el despacho de salida ese mismo día y a pesar de contar con 48 horas para abandonar el país, el “Santrina” zarpó de Isla Mujeres de manera apresurada el 15 de marzo pasada las dos de la tarde.

En el despacho de salida del barco Santrina se asentaron los nombres del capitán José Hilario Pujol, los supuestos marineros Rubén López Castro, José López Castro, Gilberto Abascal, Santiago Alvarez Fernández Magriñá y Oswaldo Pital.

Según la declaración asentada en el acta levantada en la Capitanía del Puerto, José Pujol declaró que zarparon de las Bahamas el ocho de marzo con destino a Isla Mujeres para reconocer el área “porque pertenecemos a la fundación ecológica Caribe Dive and Research Foundation INC y nos dedicamos a la educación de la juventud estudiantil enfocándolos en el ámbito marino para inducirlos para que a futuro se dediquen a las funciones relacionadas con el mar”.

La embarcación cubría la ruta Bahamas-Miami y a bordo viajaban cinco hombres, aunque a la hora de zarpar rumbo a Miami, eran seis los pasajeros. Un testigo había identificado a Luis Posada Carriles. Según las investigaciones del diario Por Esto!, el terrorista entró a México por la frontera con Belice y de inmediato se trasladó a la ciudad de Cancún.

30 de marzo de 2005

El Nuevo Herald de Miami, publica que, según declaraciones del Canal 42-América TV, Luis Posada Carriles se encuentra en esa ciudad. El canal lo afirmó, citando tres fuentes anónimas.

1 de abril de 2005

El abogado de Posada Carriles, Eduardo Soto, declara al Nuevo Herald que piensa pedir asilo y parole para que “mi cliente pueda vivir en EE.UU. sin temor a la extradición”. En esa misma nota, se anuncia que “el íntimo amigo y sostén financiero de Posada, el empresario de bienes raíces Santiago Álvarez, dijo que contrató a Soto y pudiera contratar a otros abogados, entre ellos a Kendall Coffey, un ex fiscal federal de Miami.”

Este mismo día el Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba y la Sección de Intereses de Cuba en Washington, simultáneamente y mediante nota diplomática solicitaron a la Sección de Intereses en La Habana y al Departamento de Estado confirmación oficial sobre la presencia de Posada Carriles en EEUU.

6 de abril de 2005

Eduardo Soto comentó al Miami Herald que están considerando presentar a Posada Carriles en conferencia de prensa en Miami.

11 de abril de 2005

En una comparecencia especial, transmitida en vivo por la televisión cubana desde el Palacio de las
Convenciones, el presidente cubano Fidel Castro emplazó al presidente Bush a que respondiera ante el mundo si es cierto o no que desde hacía ya tres semanas el gobierno de EEUU tenía bajo su amparo en territorio norteamericano al connotado terrorista internacional Posada Carriles. Dio amplia información sobre el ingreso ilegal del terrorista a Estados Unidos en el barco Santrina.

Fidel emplazó al Presidente George W. Bush: «Usted tiene una responsabilidad ante la opinión pública mundial, ante el pueblo de EE.UU., ante las víctimas norteamericanas del terrorismo en cualquier lugar, ante América Latina, ante el pueblo de Cuba y ante los familiares aquí reunidos… ¿Sabía Ud. o no sabía que Posada Carriles estaba en territorio norteamericano hace tres semanas?».

12 de abril de 2005

Durante la conferencia de prensa diaria en el Departamento de Estado, al ser preguntado sobre la presencia de Posada Carriles en Miami, el vocero Richard Boucher, dijo que “probablemente se trata de un tópico que hemos abordado muchas veces en el pasado. No estoy seguro de que haya algo nuevo al respecto”.

Ese mismo día el abogado Eduardo Soto envió una solicitud de asilo para Luis Posada Carriles al Departamento de Seguridad. Al hacerlo, la administración Bush conoce exactamente dónde está Posada, porque el formulario obligatoriamente debe decir exactamente el paradero del terrorista.

13 de abril de 2005

El diario digital alternativo Rebelión, da a conocer que “funcionarios del Departamento de Estado norteamericano estuvieron contactando este 13 de abril con periodistas de importantes medios de comunicación con el objetivo de sembrar la tesis de que la presencia en suelo norteamericano del terrorista Posada Carriles, acusado de explosionar un avión civil cubano en pleno vuelo y ocasionar la muerte de 73 personas, era una operación de la inteligencia cubana.” El objetivo de los cubanos sería desacreditar a EEUU en vísperas de la votación de su resolución contra Cuba en la Comisión de Derechos Humanos en Ginebra y distraer la atención sobre las violaciones de derechos humanos en la isla.

15 de abril de 2005

En una intervención especial y en respuesta a la que llamó “extraña teoría surgida hace 48 horas en EE.UU”. acerca de que la presencia de Posada Carriles en ese país era “un invento” de la Inteligencia cubana, el Comandante en Jefe comentó informaciones que permiten conocer elementos de cómo el terrorista llegó allí desde la cárcel de Panamá.

Fue Santiago Álvarez Fernández Magriñat quien envió los dos aviones ejecutivos al aeropuerto de Tucumén, en la madrugada del 26 de agosto de 2004, que esperaron a Posada, Gaspar Jiménez Escobedo, Guillermo Novo Sampoll y Pedro Remón.

En uno iban Posada y otros tres terroristas de origen cubano con residencia en EE.UU.: Ernesto Abreu, Orlando González y Miguel Álvarez, y se dirigió al aeropuerto Ramón Villeda Morales, de la localidad hondureña de San Pedro Sula, donde fue recibido por Rafael Hernández Nodarse, jefe de la estructura terrorista anticubana radicada en aquel país y traficante de armas, de origen cubano con residencia en la citada ciudad. Era algo así como el jefe de la oficina de intereses de Posada Carriles en Honduras, ironizó el Comandante en Jefe.

Como allí se sabe todo y se disimula bien cuanto se sabe, apuntó, Posada usó pasaporte estadounidense a nombre de Melvin C. Thompson para su entrada.

Posteriormente, dijo, se movió libre por Centroamérica con documentación falsa. Mucho se habló en los círculos terroristas de Miami, durante estos meses, de sus obsesivos planes violentos contra Cuba y del impulso que pensaba imprimirles con su llegada a EE.UU.

17 de abril de 2005

En una comparecencia especial, Fidel advierte que a Posada Carriles podrían desaparecerlo en Estados Unidos. “Que no lo maten ahora, que no lo envenenen, que no digan que murió de un infarto o derrame cerebral, estamos dispuestos a mandar médicos para cuidar su salud, para que cuente lo que sabe y vaya a juicio.” El Comandante en Jefe se pregunta: “¿Dónde está la moral, la ética, la lógica, la vergüenza del Departamento de Seguridad de Estados Unidos, que no mueve un dedo por capturar a ese personaje, que mató a tantas personas cubanas y latinas, como de seguro lo movería en caso de que fuera Bin Laden quien entrara a su territorio?”

18 de abril de 2005

El abogado José Pertierra comenta en un artículo publicado en Cubadebate que “las leyes de inmigración de EE UU son claras: un terrorista no califica para la ciudadanía, la residencia, el asilo, la suspensión de la deportación, e incluso para ningún tipo de visa.” Advierte la posibilidad de que este sujeto pueda intentar ampararse bajo las reglas del Convenio contra la tortura. “¿A pesar de todos los impedimentos legales al asilo y a la residencia pudiera un terrorista como Posada evitar que lo deporten? No. Aunque una persona que no es elegible para el asilo por sus delitos anteriores pudiera ampararse bajo el Convenio en Contra la Tortura, en este caso Posada no clasifica porque las sanciones legales bajo el debido proceso de la ley no son tortura.”

20 de abril de 2005

En el acto por el aniversario 44 de la victoria de Playa Girón, el Comandante en Jefe Fidel Castro denunció la estrategia de la administración Bush de negar la presencia del terrorista en territorio de Estados Unidos: “Pasan los días -explicó- y siguen sin responder. Todavía el domingo estaban diciendo que no había constancia de que estaba allí, y que los únicos que habían declarado eso eran Castro y el abogado. La desgracia es que Castro no se ha equivocado, que lo que dijo Castro es exactamente la verdad”. “Cuba no desea provocar el caos en Estados Unidos, sino que se haga justicia, que se castigue al terrorista Posada Carriles, y que lo haga un tribunal, prioritariamente uno venezolano. Lo más inteligente es proceder de inmediato al arresto del monstruo y de su compinche Santiago Álvarez, que envió a un mercenario a hacer estallar el reconocido cabaret Tropicana con ‘dos laticas’ de explosivos”, dijo Fidel y pidió a las autoridades mexicanas que realizaran una investigación sobre las denuncia de Por Esto! de la presencia en Isla Mujeres del barco Santrina.

24 de abril de 2005

El presidente Hugo Chávez anuncia en su programa Aló Presidente que Venezuela pedirá a la extradición del terrorista de origen cubano Luis Posada Carriles.

26 de abril de 2005

Un ex guardia nacional venezolano que custodió al terrorista de origen cubano Luis Posada Carriles y sus cómplices denunció hoy las acciones por liberarlos realizadas por la Agencia Central de Inteligencia (CIA) de Estados Unidos. Nelson Díaz, actualmente jubilado y residente en el estado Barinas, dijo telefónicamente al programa En Confianza de Venezolana de Televisión que a él y varios de sus compañeros les ofrecieron 20 000 dólares en 1983 para facilitar la fuga.

27 de abril de 2005

“El parto no se ha producido todavía. Se retrasa. Pero los síntomas son cada vez más complicados”, dice el presidente cubano Fidel Castro, al comienzo de su intervención especial en La Habana, dedicada a analizar la presencia en territorio de Estados Unidos del terrorista internacional Luis Posada Carriles. Fidel afirma: “El presidente mexicano Vicente Fox debería tratar de esclarecer esta polémica ya que su gobierno está demandado, y debe decir lo que sabe de este asunto. Vuelvo a exhortar a Fox a que pida información a los Estados Unidos sobre las andanzas de Posada.”

1 de mayo de 2005

En la alocución por el Día Internacional del Trabajo, el Comandante en Jefe expresó: “El mundo entero sabe que Luis Posada Carriles, el más famoso y cruel terrorista del hemisferio occidental, como reconocen los más importantes órganos de prensa de esta región del planeta, ha ingresado en territorio norteamericano y solicitado asilo al gobierno de ese país… Muchos en este momento estarán preguntándose si la administración de George W. Bush ha dado a luz al monstruo que cargaba pesadamente en sus entrañas. Respuesta: el parto sigue retrasándose de forma increíble, a pesar de que el asunto puede poner en peligro tanto la salud de la madre como del hijo, y el número de parteros y de los que están poniendo las manos en el delicado asunto crece constantemente.”

2 de mayo de 2005

Defensores de derechos humanos y torturados por el terrorista de origen cubano Luis Posada Carriles anuncian en Venezuela un movimiento para respaldar la solicitud de extradición del criminal residente en Estados Unidos. Jesús Moreno, quien fue torturado bajo las órdenes de Posada Carriles cuando este formaba parte de la Policía Política venezolana (DISIP), comentó a la agencia Prensa Latina que un comité creado con ese propósito comenzó ya la recogida de medio millón de firmas para la deportación.

Al ser abordado por periodistas después de una conferencia ante el Consejo de las Américas en el Departamento de Estado, el subsecretario de Estado para Asuntos Hemisféricos Roger Noriega afirmó que carecía de “información concreta” sobre la presencia en el país del terrorista Luis Posada Carriles. “Para ser franco, no sé si está en Estados Unidos, algunos están seguros de que es así y nosotros no tenemos motivos para dudarlo, pero tampoco tenemos evidencia de dónde realmente está”. Añadió que el gobierno estadounidense “no tiene ningún interés en dar asilo a alguien que haya cometido actos delictivos”.

4 de mayo de 2005

El gobierno de Venezuela confirma el inicio del proceso legal para la extradición de Estados Unidos del criminal de origen cubano Luis Posada Carriles. La solicitud había sido formulada el 27 de abril por un Juzgado de Primera Instancia de Caracas y el 2 de mayo el Ministerio Público consideró la demanda “plenamente ajustada a derecho” y pidió fuera declarada con lugar”.

En intervención especial ante familiares de las víctimas del sabotaje en Barbados, el Comandante cuestiona la afirmación de Roger Noriega: “¿Quién se cree que EE.UU. ignore dónde está Posada Carriles?”

5 de mayo de 2005

La Asamblea Nacional de Venezuela aprobó una propuesta de la diputada Cilia Flores de respaldo a la decisión del Tribunal Supremo de Justicia, de solicitar la extradición de Luis Posada Carriles desde Estados Unidos.

7 de mayo de 2005

En intervención especial del Comandante en Jefe, comentó que el abogado de Posada Carriles está muy tranquilo con las declaraciones del subsecretario de Estado para Asuntos Hemisféricos, Roger Noriega, quien expresó que EE.UU. no dará asilo a ningún terrorista, y que el caso de Luis Posada Carriles se analizará de manera “privada, seria y transparente”. El tema de Posada, citó Fidel, es tan sensible que se ha estado informando varias veces a Michael Chertoff, jefe del Departamento de Seguridad Interna, y el mismísimo Consejo de Seguridad Nacional sigue el asunto, pero funcionarios del gobierno tienen que determinar todavía si se le admitirá como refugiado político o si será arrestado y deportado.

9 de mayo de 2005

The New York Times publica un artículo de Tim Weiner, donde reproduce declaraciones de un experto que asegura que Posada estaba involucrado “hasta el cogote” en planear el ataque contra el avión. Carter Cornick, un especialista del FBI jubilado ahora, investigó el papel del terrorista en ese caso. Un documento del FBI de 1976, recientemente desclasificado, reconoce que Posada, quien entonces era un oficial de alto nivel de la inteligencia venezolana, participó en dos reuniones donde planearon la voladura del avión. Cornick dijo en entrevista con el New York Times que el asesinato de Orlando Letelier en Washington en 1976 y la voladura del avión cubano fueron planeados en una reunión de junio de 1976 en Santo Domingo donde estaba, entre otros, Posada.

10 de mayo de 2005

Un funcionario del Departamento de Seguridad Nacional que no reveló su nombre, confirmó a la agencia AP, desde Washington, que Luis Posada Carriles estaba buscando asilo en Estados Unidos. “Posada debe demostrar con argumentos contundentes que es perseguido injustamente en el país al que lo deportarían”, dijo el funcionario.

En editorial de The New York Times afirma que Washington sentaría un precedente muy dañino en su guerra contra el terrorismo, si beneficia a Posada Carriles.

Se publican en los Archivos de Seguridad Nacional de la Universidad George Washington documentos desclasificados del FBI y la CIA que prueban la participación de Posada Carriles en atentados terroristas. También, identifican a Luis Posada Carriles como antiguo agente de la CIA y como uno de los autores intelectuales de la voladura del avión en 1976, acto que fue conocido por autoridades norteamericanas antes de que fuera ejecutado y contara la vida de 73 personas.

Aparece Luis Posada Carriles, junto a Santiago Álvarez, ante las cámaras de televisión de Miami. La CCN en español transmite el siguiente diálogo:

  • Corresponsal en Miami Jenny Riso: Para algunos exiliados cubanos Luis Posada Carriles es una leyenda en la cruzada contra Fidel Castro.
  • Santiago Álvarez: Ha sido un guía para todos los que luchan contra Fidel Castro.
  • Posada Carriles: Jamás hemos hecho ninguna acción terrorista donde haya civiles…

El Comandante en Jefe convoca a una marcha multitudinaria para el 17 de mayo.

12 de mayo de 2005

Intervención especial del Comandante en Jefe donde afirma que Bush miente a la opinión pública internacional y que debe ser juzgado por ese crimen. “Pienso que la opinión pública norteamericana no perdonará nunca a su gobierno cuánto le ha mentido”, dijo Fidel.

13 de mayo de 2005

El Washington Post publica artículo de Eugene Robinson donde afirma que “hace más de un mes que un hombre descrito en los expedientes del FBI como un veterano terrorista entró ilegalmente a los Estados Unidos, según su abogado. No obstante, el gobierno de Bush -que el otro día en apenas dos nanosegundos hizo despegar aviones caza y evacuó a la mitad de los funcionarios de Washington a causa de un Cessna errático-ni siquiera ha hecho acopio de curiosidad para al menos buscar al tipo. Valiente política posterior al 11 de septiembre de cero tolerancia al terrorismo.”

Venezuela pidió formalmente el arresto y así inició en Estados Unidos los trámites para la extradición de Luis Posada Carriles. “En la mañana de hoy le entregamos la solicitud de Venezuela de la detención preventiva con miras a la extradición a los funcionarios de la oficina de extradición del Departamento de Estado” estadounidense, señaló Bernardo Álvarez, embajador de Caracas en Washington.

15 de mayo de 2005

Estados Unidos confirmó que el gobierno de Venezuela le solicitó la detención preventiva a fines de extradición de Luis Posada Carriles. “No es una práctica usual comentar sobre asuntos de extradición”, respondió el vocero del Departamento de Estado, Richard Boucher, al ser cuestionado por la prensa.

“Sin embargo, ya que el gobierno venezolano hizo el anuncio, en este caso podemos confirmar el recibo de una solicitud, que procesaremos de acuerdo con los procedimientos normales que se aplican a tales peticiones”, indicó Boucher. El vocero canalizó a la prensa al Departamento de Justicia “para información adicional”.

Luis Posada Carriles concede entrevista al Miami Herald, donde se negó a confirmar o negar su participación en una serie de ataques con bombas colocadas en lugares turísticos en Cuba en 1997, a pesar de haberlo admitido anteriormente. ”Dejémoslo a la historia”, dijo. Contó un extraordinario relato de cómo llegó a Miami en un autobús Greyhound, diciendo que escasamente pudo evitar que lo detuvieran unos oficiales de inmigración que subieron al autobús y exigieron que los extranjeros mostraran sus documentos. ”Dije: ‘Señores, tengo 80 años. Se me olvidan las cosas. Ahora ni siquiera sé adónde voy”. (Esta entrevista fue publicada el 17 de mayo)

17 de mayo de 2005

7:00 am: Luis Posada Carriles debía comparecer ante funcionarios de Inmigración en Miami. El abogado Eduardo Soto alerta a la prensa que su representado ha decidido suspender la cita y posponer la petición de refugio que había hecho tras entrada ilegal a territorio estadounidense el pasado marzo.

7:45 am: Comienza la Marcha contra el Terrorismo frente a la Oficina de Intereses de Estados Unidos, en La Habana. Marchan 1 200 000 cubanos.

11.40 am (hora aproximada): Posada Carriles comienza una conferencia de prensa en la clandestinidad, restringida a una docena de periodistas. La conversación con la prensa se produce en “un intrincado almacén del noroeste de Miami-Dade”. Posada afirma que estaba dispuesto ”a reconsiderar mi petición si causara algún problema al gobierno de Estados Unidos”.

1:00 pm. Eduardo Soto entrega una carta a las autoridades de inmigración retirando la solicitud de asilo.

1:30 pm Luis Posada Carriles es detenido en una residencia cerca de Miami, cuando se preparaba para salir del país. El terrorista fue subido a un helicóptero del DHS, con toda amabilidad y cortesía, en carrito de golf.

El Departamento de Seguridad Interna divulga un comunicado, poco después de arrestar a Posada Carriles en el que dice: ”De un modo general, y como política de inmigración y ley, [el Departamento de Seguridad Interna] no deporta a personas a Cuba, así como tampoco deporta a personas hacia países que se cree actúan a favor de Cuba.”

Este día 20 congresistas norteamericanos firman una carta en que piden al Presidente Georges W. Bush negar el asilo al terrorista Luis Posada Carriles y, al mismo tiempo, avalar la petición de extradición hecha por el Ejecutivo venezolano.

18 de mayo de 2005

En acto por el aniversario 110 de caída en combate de José Martí, Fidel llama a las fuerzas progresistas del mundo a exigir que Estados Unidos entregue a Luis Posada Carriles a Venezuela para que allí sea juzgado.

19 de mayo de 2005

Funcionarios de la Agencia de Inmigración y Aduanas (ICE) de EE.UU. acusaron a Posada Carriles de ingreso ilegal, y advirtieron que el criminal será detenido sin opción a libertad bajo fianza hasta que comparezca ante un juez de inmigración en una audiencia fijada para el 13 de junio. Al no concederle fianza, las autoridades norteamericanas confirman peligrosidad de Posada, dicen expertos legales norteamericanos.

En un programa especial de la Televisión Cubana, Fidel exige que “Estados Unidos debe informar cómo entró y quién apoyó al terrorista.”

El gobierno de la República Bolivariana de Venezuela, a través de su embajada en Washington DC, envió una nota verbal al Departamento de Estado para solicitar información sobre el estado de la petición de detención preventiva con fines de extradición de Luis Posada Carriles. En la Nota Verbal entregada al Departamento de Estado, la embajada de Venezuela recuerda que el 13 de mayo de 2005, en nombre del Gobierno Nacional, hizo entrega de los recaudos requeridos a un funcionario de la Oficina Legal y de Extradición del Departamento de Estado, de conformidad con lo previsto en el Artículo XI del Tratado de Extradición firmado entre Venezuela y Estados Unidos el 19 de enero de 1922.

20 de mayo de 2005

Ante más de 100 000 habaneros, en la Tribuna Antiimperialista, Fidel da a conocer el mensaje que le enviara en abril de 1998 al Presidente Norteamericano William Clinton, a través del Premio Nobel Gabriel García Márquez, donde abordaba de forma breve y sintética siete temas. Uno de estos tiene que ver con los actos terroristas organizados y financiados desde Estados Unidos en 1997 contra el pueblo de Cuba, bajo la dirección de Luis Posada Carriles y el financiamiento de la Fundación Nacional Cubano Americana.

22 de mayo de 2005

El presidente Hugo Chávez dijo en el programa Aló Presidente que su país podría romper relaciones diplomáticas con Estados Unidos si Washington no extradita a Venezuela al asesino y terrorista Luis Posada Carriles, pendiente de un juicio para dirimir su estatus migratorio.

23 de mayo de 2005

La vocera de los Estados Unidos, Nancy Beck, declara a la prensa que el Departamento de Justicia, en consulta con el Departamento de Estado, ha determinado que la solicitud de arresto provisional de parte de Venezuela no fue suficiente fundamentado desde el punto de vista legal para que se dicte una orden de captura en los Estados Unidos, porque no incluyó suficiente información de los hechos y las circunstancias del rol de Posada. La Sra. Beck añade que la “solicitud . . . fue claramente inadecuada. No incluyó declaraciones sobre la evidencia contra el acusado que es necesaria para que se dicte una orden de captura en los Estados Unidos.

El embajador de Venezuela en los Estados Unidos, Bernardo Álvarez, respondió que Venezuela exige Washington cumpla con lo previsto en el Tratado de Extradición suscrito entre Venezuela y los Estados Unidos para imputados en crímenes que se den a la fuga, como es el caso el ciudadano de origen cubano y nacionalidad venezolana, Luis Posada Carriles. Posada es acusado de homicidio en Venezuela y se fugó de una cárcel venezolana en 1985.

25 de mayo de 2005

El Vicepresidente venezolano, José Vicente Rangel, aseguró que las palabras de los Estados Unidos sobre la solicitud de detención preventiva eluden la cuestión de fondo en el caso del terrorista Posada Carriles y constituyen una confirmación de que el Gobierno norteamericano está atrapado en su doble discurso frente al terrorismo.

Dijo Rangel que “en territorio norteamericano está un criminal, requerido conforme a la Ley por terrorismo, y que el señor Bush ha sostenido que quien protege a un terrorista se convierte en su cómplice. Así de sencillo”.

26 de mayo de 2005

Roger Noriega, Secretario Asistente para Asuntos del Hemisferio Occidental de los Estados Unidos, comentó después de la toma de posesión del Secretario General de la Organización de Estados Americanos, que “…hasta ahora, no hemos recibido ese tipo de pedido formal o aceptable, de cualquier gobierno” sobre la extradición de Luis Posada Carriles.

El secretario de Marina de México, Marco Antonio Peyrot, confirmó que el terrorista, Luis Posada Carriles, ingresó a Estados Unidos, a través un barco con bandera estadounidense el cual tocó tierra en Isla Mujeres, en la península de Yucatán, donde lo habría abordado con rumbo a Miami. En entrevista concedida a varios medios de comunicación, el secretario de Marina, sostuvo que “con la documentación correcta, el navío salió de Miami, fue a las Bahamas, pasó por otros lugares y tocó tierra en Isla mujeres y ahí se varó, fue revisado por la armada para ver que no trasportara droga u otro material clandestino”.

La prensa chilena publica el informe de Manuel Contreras, una de las figuras más “emblemáticas” de la dictadura militar chilena, quien confirmó la participación del terrorista Luis Posada Carriles en la decisión de asesinar al ex canciller Orlando Letelier y atentar contra una nave de Cubana de Aviación. El ex director de la extinta Dirección de Inteligencia Nacional (DINA), general en retiro Manuel Contreras, en los últimos años ha proporcionado antecedentes sobre la materia a la Corte Suprema de Chile y a la Justicia Federal de los Estados Unidos.

27 de mayo de 2005

El Departamento de Estado pide una nueva solicitud de detención preventiva y extradición de Luis Posada Carriles, porque considera que la entregada el 13 de mayo “no proveen a los Estados Unidos el basamento legal para el propósito de arresto provisional de Posada”, “no satisface los requerimientos relevantes del Tratado de Extradición entre Estados Unidos y Venezuela.” Afirma que “un arresto provisional requiere, mientras que no sea necesario que sea igualmente detallado como una solicitud completa de la documentación de la solicitud de extradición, necesita contener suficiente información sobre los hechos y las circunstancias del caso para que las autoridades de Estados Unidos puedan obtener una garantía de arresto para la persona buscada.” También, asegura que “el Departamento de Justicia de Estados Unidos, en consultas con el Departamento de Estado, ha determinado que la solicitud de arresto provisional no es suficientemente legal para que se pueda dictar una orden de captura en Estados Unidos, por la razón que no contiene suficiente información en relación con los hechos y circunstancias del envolvimiento de Posada en los cargos criminales. Mientras la solicitud presenta una descripción parcial de la historia judicial de los cargos en la Corte de Venezuela, existen vacíos sin explicación en el tiempo, y no se hace mención del hecho de que Posada fue absuelto por un tribunal militar en Venezuela en un procesamiento anterior y algún efecto legal que esa decisión tendrá bajo la ley venezolana. La solicitud tampoco contiene declaración de la evidencia en la cual los cargos fueron basados.

El crimen de traición no es una ofensa para efectos de la extradición en el tratado de extradición.

Esta decisión relacionada a la solicitud de arresto provisional no impide al Gobierno de Venezuela de someter una solicitud formal de extradición acompañada por la documentación relacionada con el caso y la evidencia contra el acusado.”

“Insolente la respuesta de Washington a Venezuela”, afirma Fidel en intervención especial.

1 de junio de 2005

La Embajada de Venezuela en Washington presentó una Nota Diplomática al Departamento de Estado en respuesta a la Nota fechada el 27 de mayo de 2005. Reiteró que el gobierno de Venezuela continúa insistiendo que los Estados Unidos detenga provisionalmente a Posada a fines de extradición, que la solicitud de detención preventiva cumple con los requisitos establecidos por la ley, y que sin embargo presentará evidencia adicional en poco tiempo.

2 de junio de 2005

La Habana se convierte desde el 2 al 4 de junio en tribuna internacional contra el terrorismo y la complicidad de Estados Unidos. El Encuentro Internacional “Contra el terrorismo, por la verdad y la justicia” reúne a cientos de luchadores sociales, académicos, legisladores, intelectuales y otras personalidades de diversas latitudes del mundo.

6 de junio de 2005

El presidente de Estados Unidos George W. Bush se reunió con el médico de origen cubano Alberto Hernández, amigo personal de Luis Posada Carriles.

No trascendieron detalles de la reunión, cuyas imágenes difundió el Canal 51 local, pero la televisora sugirió que el saludo del mandatario al protector de Posada Carriles, quien entró ilegalmente a Estados Unidos en marzo pasado, podía ser interpretado como “una señal” de que el ex agente de la Agencia Central de Inteligencia (CIA) no será extraditado, como pide Venezuela.

La reunión tuvo lugar en el aeropuerto de Fort Lauderdale, adonde Bush llegó para asistir a la Asamblea General de la Organización de Estados Americanos.

10 de junio de 2005

El fiscal general de Venezuela, Isaías Rodríguez, sustentó legalmente la requisitoria de detención preventiva. El complemento se hace en respuesta a las afirmaciones del gobierno de los Estados Unidos en relación con la insuficiencia de documentos que fundamenten la solicitud de extradición de Posada Carriles. El fiscal general, a través de un comunicado, informó la decisión del órgano que dirige de no ejercer acción penal contra Posada Carriles por los delitos de traición a la patria y fuga, ya que no están previstos “dentro del convenio suscrito entre los Estados Unidos de América y Venezuela”.

Por tal motivo, “sólo se establecerá acusación por las muertes de 73 pasajeros que iban a bordo de la aeronave de Cubana de Aviación, objeto del hecho terrorista, ejecutado, entre otros, por Hernán Ricardo y Freddy Lugo declarados responsables por la justicia venezolana y quienes ya cumplieron su sentencia”.

Del mismo modo, indicó que los delitos que se imputan al terrorista no han prescrito, de acuerdo con lo establecido en el artículo 110 del Código Penal, el cual señala que se interrumpirá el curso de la prescripción de la acción penal por el pronunciamiento de la sentencia, siendo condenatoria, o por la requisitoria que se libre contra el imputado, si éste se fugase.

“La prescripción interrumpida comenzará a correr nuevamente una vez que se realice una nueva acción”.

La Embajada de la República Bolivariana de Venezuela le presentó a los Estados Unidos adicional evidencia en apoyo a la solicitud de detención preventiva. Dicha evidencia establece la vinculación de Posada Carriles en la voladura del avión de Cubana de Aviación el 6 de octubre de 1976.

13 de junio de 2005

Un juez de El Paso, Texas, fijó el 29 de agosto para el inicio del juicio migratorio contra el terrorista Luis Posada Carriles y pospuso la audiencia de fianza para el 24 de junio, por lo que seguirá bajo detención.

15 de junio de 2005

El embajador de Venezuela en Washington, Bernardo Álvarez, presentó ante el Departamento de Estado de EE.UU. la solicitud formal de extradición del terrorista Luis Posada Carriles sustentada en tres tratados: el de 1922 entre Venezuela y Estados Unidos; “Convenio para la Represión de Actos ilícitos contra la Seguridad de la Aviación Civil”, suscrito en Montreal el 23 de septiembre 1971, por ambas partes, y el “Convenio Internacional para la Represión de los Atentados Terroristas Cometidos con Bombas”, adoptado por la ONU el 15 de diciembre de 1997. El documento fue presentado a las 11:30 am. (hora local), y en él se fundamentan las pruebas legales de que Luis Posada Carriles planeó la voladura de un avión de la línea cubana en 1976, provocando la muerte de 73 personas; se fugó de una cárcel venezolana en 1985, antes de que se dictara sentencia sobre su causa, y no ha sido ni absuelto ni prescrito por los tribunales de ese país.

20 de junio de 2005

El Juez de inmigración William L. Abbot niega el traslado a Miami del proceso de Posada Carriles, por tanto el trámite contra el terrorista por su entrada ilegal a Estados Unidos continuará en El Paso, Texas. El juez dio respuesta así a un pedido de los abogados defensores.

22 de junio de 2005

En un extenso artículo The Miami Herald reconoce por primera vez que Luis Posada Carriles nunca fue absuelto en Venezuela.

23 de junio de 2005

El funcionario de Inmigración en El Paso, Texas, pospone hasta el 25 de julio la audiencia para decidir si Luis Posada Carriles tiene derecho a libertad bajo fianza mientras se ventila su juicio migratorio. William Lee Abbott aceptó postergar la audiencia, que había sido programada para el 23 de junio.

4 de julio de 2005

48 organizaciones políticas de izquierda latinoamericana solicitan extradición de Posada Carriles

en la clausura del XII Encuentro del Foro de Sao Paulo.

6 de julio de 2005

Revela Miami Herald cartas de congresistas anticubanos que exigieron indulto panameño de terroristas. Afirma que tres legisladores trataron de conseguir la libertad para Posada y después no han dicho nada más. También, que miembros del Congreso del sur de la Florida instaron a la Presidenta de Panamá a indultar a Luis Posada Carriles, y se pregunta por qué esta vez no le han pedido al Presidente Bush que libere a Posada.

7 de julio de 2005

Una jueza de El Salvador que había anunciado a mediados de junio que procesaría a Luis Posada Carriles por uso de documentación falsa, informa a la prensa local que se abstendrá de pedir su extradición al Departamento de Estado de Estados Unidos. La jueza Alba Estela Zelaya argumentó que la Fiscalía General de la República no aportó ningún elemento importante para declarar procedente la extradición del terrorista acusado de falsedad por la justicia salvadoreña, pero de actos de terrorismo en Venezuela. La Fiscalía salvadoreña había asegurado que la extradición no era procedente, por “economía procesal”, es decir, el desgaste innecesario que implicaría solicitar la extradición.

16 de julio de 2005

Un ex torturado bajo las órdenes del terrorista Luis Posada Carriles en Venezuela reveló una relación de más de 60 personas asesinadas por los grupos que dirigió el criminal de origen cubano en el país. Angel Bastidas, ex miembro de la Juventud Comunista, quien fue detenido por un grupo de la Dirección General de Policía (DIGEPOL, luego DISIP) encabezado por el llamado Comisario Basilio denunció que Posada tiene mucho que decir sobre la represión contra luchadores por derechos civiles u opositores de los años 60 y 70 del siglo pasado.

24 de julio de 2005

Muere en Miami Orlando García Vázquez quien fuera bajo el último gobierno del ex presidente Carlos Andrés Pérez jefe de la agencia policíaca venezolana, conocida por las siglas de DISIP. Orlando García era cubano por nacimiento pero tenía ciudadanía venezolana. Orlando García era un testigo clave en el caso de Posada Carriles, pero siempre se había negado a hablar sobre el tema del acto terrorista en el que murieron 73 personas inocentes, bajo el pretexto de su delicado estado de salud. Sin embargo, en una ocasión la propia esposa de García le dijo a los periodistas del Miami Herald Alfonso Chardy y Oscar Corral que su marido sabía toda la verdad de lo que ocurrió con el avión de Cubana y quienes habían sido los autores de ese monstruoso acto asesino.

25 de julio de 2005

El juez migratorio William Abbott denegó la libertad bajo fianza a Luis Posada Carriles por sus antecedentes terroristas y porque existe el peligro de que se fugue. Afirmó que Posada Carriles “debe estar detenido como medida de discreción por los cargos de terrorismo de 1976”.

27 de julio de 2005

El vice-presidente Rangel declara que “la decisión del Juez Abbott se relaciona con un delito menor, al lado del delito de terrorismo. Posada Carriles está detenido en calidad de indocumentado, pero la acción intentada por el Estado venezolano, es con base en el acto de terrorismo cometido contra una aeronave de Cubana de Aviación, en la que perdieron la vida 73 personas. Es por éste delito que Venezuela solicita la extradición del terrorista”.

El Gobierno venezolano vuelve a reiterar la solicitud de extradición de Posada Carriles; no como un ejercicio de venganza sino de una cabal administración de justicia. El vice-presidente de Venezuela “garantiza que Posada Carriles, será juzgado en Venezuela- en caso de ser extraditado a nuestro país -, con todas las garantías del debido proceso consagradas en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela”.

1 de agosto de 2005

El abogado José Pertierra denuncia en un artículo que las autoridades norteamericanas “quieren trancar la extradición con la herramienta del proceso inmigratorio” y compara el proceso de Posada en Estados Unidos con el del etíope Hamdi Isaac en Italia: “Al día siguiente de ser detenido en Roma, el etíope Hamdi Isaac recibió la noticia de que sería extraditado a Londres. Le dijeron claramente que él no tenía nada que apelar, ni audiencia de fianza a la que recurrir, ni tampoco trámite burocrático por el que esperar. A las autoridades italianas les bastó saber que este hombre era acusado por Londres de estar implicado en los atentados terroristas del 21 de julio. De acuerdo con la agencia de noticias ANSA, el caso de Hamdi será sometido ante un tribunal romano con fines de extradición de forma expedita. ¿Por qué en Estados Unidos este tipo de trámite es diferente? ¿En qué limbo legal puede caer un terrorista acusado por otro país del homicidio premeditado de 73 personas? ¿Qué pasa con el pedido del gobierno venezolano para la extradición de Luis Posada Carriles? Las autoridades quieren enseñarnos al indocumentado que tienen preso en El Paso desde mayo, para que no nos fijemos en el terrorista que amparan desde hace más de cuatro décadas.”

21 de agosto de 2005

Los premios Nobel Nadine Gordimer, Rigoberta Menchú, Adolfo Pérez Esquivel y José Saramago, y los académicos Noam Chomsky y Salim Lamrani piden en carta pública que el terrorista Posada Carriles sea extraditado a Venezuela.

26 de agosto de 2005

En Mesa Redonda informativa, el Comandante en Jefe reitera la solicitud de una investigación seria de las actividades de Posada Carriles en México y Estados , por parte de los gobiernos de esos países: “¿Por qué no han dicho cómo llegó Posada Carriles? ¿Acaso es un secreto nuclear, estratégico?”, se preguntó Fidel.

28 de agosto de 2005

Revela el Miami Herald detalles del paso de Posada Carriles por Honduras, antes de entrar ilegalmente a Estados Unidos, por la frontera con México. “Según documentos preparados por investigadores del gobierno de Honduras, Posada voló de Ciudad Panamá a San Pedro Sula el 26 de agosto, habiendo llegado a las 7:30 a.m. en un Learjet arrendado de una compañía de Opa-locka por Santiago Álvarez Fernández Magriñá, el benefactor de Posada. Tres de sus amistades de Miami acompañaron a Posada en el vuelo: Orlando González, Ernesto Abreu y Miguel Álvarez. Sólo tres pasajeros y dos miembros de la tripulación aparecían en la lista de pasajeros que el piloto le entregó a los funcionarios hondureños. Según muestran los archivos de Honduras, el nombre de Posada no estaba en la lista. Pero los documentos muestran que el cuarto pasajero llevaba consigo un pasaporte estadounidense falso con el nombre de Melvin Clyde Thompson. Los investigadores dicen en los documentos que hubo testigos que después identificaron a Thompson como Posada.”

29 de agosto de 2005

Comienza en El Paso, Texas, audiencia para el trámite migratorio de Luis Posada Carriles. Al abrir la audiencia en el caso, el juez Abbott designó a Venezuela como el país adonde pudiera ser deportado el terrorista. El abogado de Posada se negó a hacer una declaración de apertura, también indicó que si Posada testifica él será su último testigo.

Fuera del edificio, numerosos manifestantes pedían la extradición de Posada y colgaron fotografías de las 73 víctimas del vuelo de Cubana. Dos hermanas de Raymond Persaud, joven estudiante guyanés que estaba entre las víctimas de la voladura del avión de de Cubana, participaron en la protesta.

30 de agosto de 2005

Se presenta en la audiencia migratoria el testimonio de Joaquín F. Chaffardet Ramos, socio de Posada Carriles y su ex jefe en la DISIP. ” Luis Posada Carriles no debe ser extraditado a Venezuela para enfrentar cargos de terrorismo porque sería torturado y humillado en ese país”, declaró este “testigo” presentado por la defensa. La fiscal Gina Garrett-Jackson hizo preguntas débiles y no rebatió esta “prueba” de la defensa. Afirmó que el gobierno está indeciso acerca de solicitar la deportación de Posada a Venezuela. El abogado Eduardo Soto no participa en la audiencia argumentando que negocia una salida con las autoridades norteamericanas.

El secretario general de la Organización de Estados Americanos, José Miguel Insulza, afirmó en entrevista con VTV que “la justicia estadounidense debería extraditar a Venezuela al anticastrista, Luis Posada Carriles, para contribuir a la lucha antiterrorista”.

“Ojalá no imperen criterios políticos para eludir las obligaciones en materia de lucha antiterrorista, porque no sería explicable una decisión que impidiera seguir adelante con este proceso”, indicó.

Insulza consideró que, por encima de la situación migratoria de Posada en Estados Unidos debe prevalecer la petición de extradición formulada por Venezuela.

“Si existen evidencias en contra de él en Venezuela hay que proceder a la extradición. Debería ser extraditado a Venezuela para que haga frente a la justicia”, manifestó el secretario general de la OEA.

31 de agosto de 2005

Luis Posada Carriles desistió de su demanda de asilo en Estados Unidos y se acogió al Convenio Internacional de Protección contra la Tortura, en una rocambolesca audiencia que terminó prácticamente absolviendo al terrorista y condenando a Venezuela, porque según testimonios vertidos en ese foro, “en ese país se tortura a los presos”. Matthew J. Archambeault, abogado de Posada Carriles, dijo al juez William Lee Abbott que su cliente no deseaba seguir testificando para “evitar perjudicar temas sensibles de seguridad de Estados Unidos y de otros países”.

2 de septiembre de 2005

El diario Rebelión da a conocer que Posada Carriles entró varias veces a Estados Unidos entre agosto de 1997 y abril de 2000, según consta en una Certificación de los movimientos migratorios de Franco Rodríguez Mena, expedida el 18.11.2000 por la Dirección General de Migración de El Salvador.

16 de septiembre de 2005

El presidente venezolano Hugo Chávez denunció en el debate general del 60 período de Sesiones de la Asamblea General de la ONU, que el gobierno de Estados Unidos mantiene un doble discurso en cuanto al terrorismo: “Estados Unidos protege a Luis Posada Carriles, el padre de todos los terroristas, quien entre otras cosas voló un avión cubano que costó la vida a 73 personas y mandó a colocar bombas”, expresó el mandatario.

Ricardo Alarcón argumenta en esa misma Asamblea que lo ocurrido en El Paso es “un fraude imperdonable”.

19 de septiembre de 2005

El canciller cubano Felipe Pérez Roque interviene en el debate general del 60 período de Sesiones de la Asamblea General de la ONU, donde afirma que “si el gobierno de Estados Unidos cumpliera con la resolución 1373, aprobada el 28 de septiembre del 2001 por el Consejo de Seguridad, y con los convenios internacionales en materia de terrorismo, extraditaría al terrorista Luis Posada Carriles a Venezuela y pondría en libertad a los cinco jóvenes luchadores antiterroristas cubanos, a los que mantiene desde hace 7 años sufriendo cruel e injusta prisión.”

27 de septiembre de 2005

William Abbot decidió que el terrorista Luis Posada Carriles no debe ser deportado a Venezuela o Cuba. Abbott informó por escrito que Posada, acusado de planear la voladura de un avión donde murieron 73 personas en 1976, pudiera ser torturado en esos países, y que bajo la Convención de Naciones Unidas contra la Tortura no debe ser extraditado. El Juez le ha concedido al gobierno de Estados Unidos 90 días para encontrar un tercer país que reciba al terrorista, mientras que la Fiscalía tiene un mes para apelar esta decisión. Hasta que no venzan los 30 días, la decisión del Juez Abbott no es una decisión final, salvo que la Fiscalía decida no apelar y lo declare.

28 de septiembre de 2005

De “cínica” califica Chávez la decisión del gobierno de Estados Unidos, al hablar en un acto de entrega de recursos para planes de salud gratuitos.

El embajador de Venezuela, Bernardo Álvarez, dijo que Estados Unidos debe presentar de inmediato la solicitud de extradición de Luis Posada Carriles a un Juez Federal y garantizó que Venezuela no descansará hasta lograr que “el Osama bin Laden latinoamericano” sea enviado a Venezuela para ser juzgado por la voladura del avión cubano que causó la muerte a 73 personas.

El embajador de Venezuela rechazó la decisión del juez William L. Abbott quien decidió no deportar a Posada a Venezuela bajo la Convención contra la Tortura porque “en Venezuela no se tortura a los prisioneros”.

El abogado del gobierno de Venezuela, José Pertierra, calificó de vergonzoso lo que ocurre con este caso, y agregó que “amparar a un terrorista como Posada es un bochorno para el pueblo de Estados Unidos”. Para Pertierra sería muy peligroso que Estados Unidos no cumpliera con una convención sobre seguridad en la aviación civil. “Este tratado debería ser sacrosanto, especialmente después del 11 de septiembre” de 2001″.

29 de septiembre de 2005

Aparece Editorial de Granma titulado “Infamia en el Paso y venganza en Miami”, donde denuncia al mismo tiempo la farsa de la audiencia migratoria en El Paso y la decisión de la Fiscalía Federal norteamericana, que en un intento de prolongar el secuestro, daba a conocer su solicitud al Tribunal de Apelaciones de Atlanta para que revisara en pleno la decisión tomada en agosto por un panel de tres experimentados jueces que había pedido anular el juicio celebrado en Miami contra Cinco luchadores antiterroristas cubanos por no haber sido “justo e imparcial” y convocar a un nuevo proceso en una nueva sede.

30 de septiembre de 2005

La viceministra de relaciones exteriores de Venezuela Mari Pili Hernández aclaró en el programa “Primera Página” de Globovisión que el juez William Abott se ha pronunciado en contra de la deportación en una causa migratoria y su fallo fue político, porque se trataría de un funcionario del gobierno de George Bush.

La viceministra volvió a rechazar que el argumento para no enviarlo a Venezuela sea porque podría ser torturado, cuando no existe ninguna denuncia comprobada sobre esto hasta la fecha en contra del actual gobierno venezolano y la Constitución prohíbe este tipo de práctica.

Hernández aguarda, además, que el Departamento de Estado acelere la entrega del expediente de Posada a un juez federal.

3 de octubre de 2005

Venezolanos torturados por Luis Posada Carriles afirmaron que preparaban los expedientes de sus casos y de compañeros desaparecidos para apoyar la demanda de extradición presentada contra el criminal de origen cubano. Jesús Marrero, coordinador del grupo de víctimas afectadas por Posada durante los años en que ocupó un alto cargo en la policía política venezolana (DISIP), explicó a Prensa Latina que la iniciativa pretende hacer cumplir la justicia.

12 de octubre de 2005

El Gobierno venezolano declara que espera de la XV Cumbre Iberoamericana un pronunciamiento ejemplar en el caso del terrorista Luis Posada Carriles. El canciller Alí Rodríguez recordó la postura asumida por los Jefes de Estado en la pasada reunión de la Cumbre de Río, con una declaración al respecto, “y esto forma parte de las concreciones que deben existir cuando uno de los principios fundamentales en todos estos procesos es la lucha contra el terrorismo”.

“Posada Carriles es el más reconocido terrorista de toda nuestra región, incurso en crímenes horrendos, asesinatos a sangre fría, con premeditación y alevosía, de manera que siendo bien conocido el señor y estando sometido a un proceso en tribunales norteamericanos, todo el mundo espera se sea ejemplar en este caso como se ha exigido en otros”, sostuvo Rodríguez.

15 de octubre de 2005

En la Declaración Final de la XV Cumbre Iberoamericana, los 22 firmantes dejaron muy claramente establecido que no existen dos o más tipos de terrorismo y que quien lo cometa o lo instigue, sea quien sea, debe ser castigado con el máximo rigor. Y aunque en la resolución no se escribe el nombre de Luis Posada Carriles, se refiere al derribo de un avión en pleno vuelo donde murieron sus 73 ocupantes, por lo que queda bien claro que está hablando de ese asesino y de su compinche Orlando Bosch.

26 de octubre de 2005

El Embajador cubano ante Naciones Unidas, Orlando Requeijo Gual, presenta una declaración ante el Consejo de Seguridad en la que denuncia el secuestro de que son objetos los Cinco después que la Corte de Apelaciones del 11 Circuito de Atlanta revocara todas sus condenas y ordenara un nuevo juicio el 9 de agosto de 2005. Requeijo, a nombre de su Gobierno, también denunció la decisión de no deportación a Venezuela del terrorista confeso Luis Posada Carriles y solicitó formalmente al Comité contra el Terrorismo del Consejo que, en cumplimiento de las resoluciones 1373 y 1566 aprobadas por dicho Consejo, .acometa una evaluación de la información presentada por Cuba en ambos casos para poner fin a la impunidad de que gozan en el territorio de los Estados Unidos aquellos que han realizado acciones terroristas contra Cuba.

28 de octubre de 2005

Venezuela reitera que su solicitud de extradición del terrorista Posada Carriles está vigente y no tiene nada que ver con un simple caso de inmigración.

En nota al Departamento de Estado afirma: “Estados Unidos dispuso no apelar la decisión de INMIGRACION en el caso del terrorista Luis Posada Carriles. Esto quiere decir, que ahora Posada no será deportado a Venezuela, sin embargo, la extradición es un proceso que sigue pendiente y es totalmente viable.

“El Gobierno de Estados Unidos asume esta decisión de INMIGRACION y así, ampara a este terrorista bajo la protección del Convenio en Contra de la Tortura, pero este trámite burocrático que dio paso a esta decisión, no tiene absolutamente nada que ver con las obligaciones que aún tiene pendiente el Gobierno Norteamericano y que lo comprometen a presentar ante un Juez Federal el pedido de extradición que hace la República Bolivariana de Venezuela.

“El pedido de extradición continúa vigente y está en manos de los Departamentos de Estado y de Justicia norteamericanos. Han pasado más de tres meses y aún no se procede a la decisión de extradición. Quienes presumen hacer una libre interpretación de las leyes y convenios internacionales, deben tener muy claro, que la solicitud para extraditar al terrorista Posada Carriles, está vigente y no tiene absolutamente nada que ver con un simple caso de inmigración con el cual continúan intentando confundir a la opinión pública norteamericana.”

11 de noviembre de 2005

Circula en ONU protesta de Cuba por la permanencia en territorio estadounidense del terrorista Luis Posada Carriles y por la obstrucción de la justicia en el caso de los Cinco. El documento presentado por Cuba se inscribe en el tema 108 de la Asamblea General, que trata sobre Medidas para eliminar el terrorismo internacional.

17 de noviembre del 2005

En histórico discurso en el Aula Magna, Fidel pregunta: “¿Y dónde está, “Bushecito”, el señor Posadita Carriles, qué hizo con él, amable caballero que, a pesar de cosas conocidas y vergonzosas, cabalga y trata de llevar las riendas de ese imperio? ¿Cuándo va a responder aquella sana pregunta, bien sencilla, que le hicimos muchas veces? ¿Por dónde entró Posada Carriles a Estados Unidos? ¿En qué barco, por qué puerto? ¿Cuál de los príncipes herederos de la corona lo autorizó, sería el hermanito gordito de Florida? -y que me perdone lo de gordito, no es una crítica, sino la sugerencia de que haga ejercicios y guarde dieta, ¿no? (Risas), es algo que hago por la salud del caballero. ¿Quién lo recibió? ¿Quién le dio permiso? ¿Por qué se pasea por las calles de la Florida y de Miami quien tan desvergonzadamente lo llevó? ¿Qué se hizo aquella academia? ¿De qué era, de navegación o de cría de peces? ¿Qué era el bárbaro aquel?, aquel que por un telefonito habló con otro terrorista que tenía unas latas con dinamita y al preguntarle, y era su voz, lo reconoció el tipo, lo reconoció todo el mundo, no se podía negar, cuando le preguntó qué hacía con esas laticas y le dice: “Vete a Tropicana, tíralas por una ventana y acaba con aquello.” Miren qué gente tan noble, tan respetuosa de las leyes, de las normas internacionales, de los derechos humanos. Y el muy desvergonzadito de “Bushecito” no ha querido responder todavía, está ahí calladito, nadie más ha respondido.”

Agentes de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) allanaron la oficina del socio de Posada Carriles Santiago Alvarez Fernández- Magriñá. “El FBI buscó documentos para probar si Alvarez participó en la llegada de Posada Carriles a Estados Unidos ya que la embarcación en que viajó aparece bajo su registro”, reveló el Canal 51.

18 de noviembre de 2005

Anuncio en The New York Times pide que EEUU no proteja a Posada Carriles. “¿Debería Estados Unidos dar refugio a un terrorista internacional?”, se pregunta hoy un anuncio a toda página en The New York Times, que pide que no se proteja a Luis Posada Carriles.

El anuncio fue insertado por el “Comité de las familias de las víctimas del atentado contra un avión cubano en las Barbados”, un grupo cubano de allegados a las víctimas del atentado de 1976 contra un avión de Cubana de Aviación en el que murieron 73 personas.

En forma de carta abierta dirigida a las familias de las víctimas de los atentados del 11 de septiembre de 2001 en Estados Unidos, el anuncio les pide ayuda “para evitar que un terrorista como Luis Posada Carriles, asesino confeso, obtenga protección e impunidad en un país donde tanta gente aún llora” por culpa de aquel “acto terrorista”.

El anuncio también se refiere a Orlando Bosch Avila, otro “responsable de ese monstruoso acto conocido como el crimen de las Barbados, así como otros crímenes”.

“Actualmente, Bosch se pasea por las calles de Miami como un hombre libre, y Luis Posada Carriles llegó recientemente, de forma ilegal, a Estados Unidos, donde espera que el gobierno le dé refugio”.

El anuncio pide que la gente escriba al presidente George W.Bush y a los miembros del Congreso pidiéndoles que no se le dé protección a Posada Carriles.

20 de noviembre de 2005

El diario El Nuevo Herald en un artículo titulado “Detienen a benefactor de Posada Carriles”, indica que el arresto se produjo después que un juez autorizó una operación de búsqueda de evidencias el viernes en sus oficinas de Hialeah, en Miami, Florida. Precisa el Herald que resultó imposible obtener información sobre los cargos en contra de Álvarez por la Fiscalía federal del distrito Sur de la Florida, que procesa el caso.

23 de noviembre de 2005

Un editorial del The Miami Herald, titulado “Las buenas Intenciones no son excusa para las acciones criminales”, asegura que “las personas que almacenan armas ilegales no son ciudadanos modelos. Son infractores de la ley”. “Los agentes federales -dice el periódico- confiscaron más de 20 armas. Al menos cinco de ellas ametralladoras automáticas AK-47 y AR-15s, algunas de estas con los números de identificación borrados; silenciadores no registrados; granadas y lanza granadas; miles de peines de municiones; catálogos de armas, mascaras anti-gas, explosivos…”

En Mesa Redonda Informativa, el Comandante en Jefe afirma que “con sus socios presos, tendrán que decir cómo llegó a Miami Luis Posada Carriles”

29 de noviembre de 2005

En un artículo publicado este martes en The Miami Herald, el abogado del terrorista Santiago Álvarez Fernández-Magriñat, Kendall Coffey, reconoce que el gobierno norteamericano “puede que intente cambiar la sede del juicio y sacarlo de Miami-Dade para así aumentar la posibilidad de que un jurado lo condene.”

2 de diciembre de 2005

El diario La Prensa, de El Salvador, publicó una nota titulada “PNC espera órdenes de captura”, donde se da cuenta que la División de Protección al Transporte (DPT) de la Policía está a la espera de las órdenes de captura contra cuatro personas a las que se les acusa de pertenecer a la banda de robacarros liderada por Francisco Antonio Chávez Abarca, delincuente vinculado a Luis Posada Carriles.

3 de diciembre de 2005

El diario El Nuevo Herald afirma que la Fiscalía Federal de los Estados Unidos presentó una petición para poner el proceso judicial de los casos de los terroristas Santiago Álvarez y Osvaldo Mitat, cómplices de Luis Posada Carriles, en manos del juez James Cohn, en el tribunal de Fort Lauderdale.

Con esta solicitud la Fiscalía norteamericana reconoce que Miami es una ciudad contaminada por los prejuicios a favor del terrorismo, y que un proceso justo no es posible allí. Pese a que argumentó lo contrario en el caso de los Cinco, la Fiscalía ha admitido anteriormente que es imposible en Miami tener un proceso legal atenido a los fundamentos de la ley, cuando el caso trata el tema de Cuba.

6 de diciembre de 2005

Retrasan presentación de cargos para los terroristas amigos de Posada Carriles. La imputación de seis cargos contra el terrorista de Miami Santiago Alvarez y el coacusado Osvaldo Mitat, tendrá que esperar hasta 13 de diciembre. Familiares y amigos de los dos terroristas de Miami pidieron ayer a las autoridades de Estados Unidos que permitan a ambos acusados “tener un juicio en Miami” y criticaron los argumentos de la fiscalía para pedir un cambio de sede para el caso, afirmó hoy el Nuevo Herald.

8 de diciembre de 2005

Anuncian que EE.UU. quiere deportar a palestino exonerado de cargos de terrorismo, mientras ampara a Posada. Pese a que la fiscalía norteamericana no logró probar los cargos de terrorista contra el ex profesor de una universidad en la Florida de origen palestino, el gobierno de los Estados Unidos insiste en deportarlo, afirma un despacho de la agencia AP. Un jurado de Tampa absolvió a Sami Al-Arian de ocho de los 17 cargos presentados en su contra. Al Arian, un antiguo profesor de ingeniería informática de la Universidad del Sur de Florida, fue exonerado de los cargos más serios en su contra: ayudar a una organización que los EE.UU. han incluido en su lista negra del terrorismo internacional y conspirar para asesinar a personas fuera de Estados Unidos. Sin embargo, el Departamento de Seguridad de la Patria planea simplemente certificarlo como terrorista y de esa manera deportarlo sin que éste haya sido condenado como tal, comentaron a AP funcionarios de inmigración.

8 de diciembre de 2005

La Cumbre del Caricom, celebrada en Barbados apoya Declaración sobre el terrorismo. En el texto, se reconoce que: “Recordando el sabotaje contra un avión de Cubana de Aviación en pleno vuelo, cerca de Barbados, que ocasionó, en uno de los actos de terrorismo más brutales, la muerte de 73 nacionales de Cuba y de un Estado Miembro de CARICOM en octubre de 1976, reconociendo además que uno de los autores, Luis Posada Carriles, se encuentra actualmente detenido en los Estados Unidos, y teniendo presente que Venezuela ha solicitado su extradición, instamos al Gobierno de los Estados Unidos de América a considerar favorablemente esta solicitud, para asegurar que sea sometido a la justicia por delito de terrorismo, de conformidad con sus obligaciones en virtud del derecho internacional y de su legislación nacional.”

También, se exhorta “a todos los Estados que aún no lo hayan hecho, a que pasen a ser partes en los convenios y acuerdos internacionales relativos al terrorismo y cumplan con las obligaciones contraídas en virtud de esos instrumentos, así como con los compromisos internacionales que exigen que los Estados procesen y condenen rápida y eficientemente a los autores y cómplices de actos terroristas y, en particular, aquellos cometidos contra medios de transporte civiles, de carga o de pasajeros, contra personas internacionalmente protegidas, contra instalaciones de turismo u otras instalaciones civiles.”

11 de diciembre de 2005

José Basulto, jefe de la organización Hermanos al Rescate, se jacta en un programa de televisión de haber disparado con un cañón de 22 mm, a bordo de una lancha rápida, sobre un hotel de La Habana, sin que el FBI “hasta ahora” le haya hecho la menor pregunta. Basulto también dijo abiertamente desde el programa A Mano Limpia, del animador Oscar Haza, en el canal 41 de Miami, que la CIA no sólo lo entrenó sino dirigió las actividades terroristas contra Cuba de grupos cubanoamericanos.

24 de diciembre de 2005

El juicio contra los activistas anticastristas Santiago Alvarez Fernández Magriñá y Osvaldo Mitat quedó fijado para el 8 de mayo del 2006 en un tribunal federal de Fort Lauderdale, aunque abogados de la defensa tratarán de trasladar el proceso a Miami, dice el Nuevo Herald.

2006

4 de enero de 2006

El Nuevo Herald da a conocer una nota de la Oficina de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) en la que informa a los abogados de Posada que “el estatus del detenido será revisado el próximo 24 de enero”. Según el abogado José Pertierra, “eso significa, ni más ni menos, que en unas pocas semanas Posada Carriles -autor de la voladura de un avión civil con 73 personas a bordo, en 1976- pudiera ser liberado por el gobierno federal, amparado en una ley que prohíbe la detención indefinida de los indocumentados, cuya deportación no ha podido realizarse dentro de un plazo de 90 días.”

4 de enero de 2006

José Hilario “Pepín” Pujol, el capitán del barco camaronero Santrina, donde realizó la entrada ilegal de Posada Carriles en territorio norteamericano, afirmó al Miami Herald que Santiago Álvarez Fernández Magriñá cometió un error al dar una conferencia de prensa clandestina para Posada en mayo último. “Lo correcto habría sido llevar a Posada directamente a la CIA, no llevarlo a la televisión”.

19 de enero de 2006

Los congresistas Raúl M. Grijalva y Dennis J. Kicinich a envían carta a sus colegas del Congreso, para que impidan la liberación del Osaba Bin Laden de América Latina. La carta expresa que “a un terrorista fugitivo no se le debe tratar como otro inmigrante indocumentado más.”

En plena fase de presentación de pruebas sobre los seis cargos de posesión ilegal de armas, la oficina del juez federal, James I. Cohn, emitió una orden sellada, procedimiento interno del caso de los terroristas de origen cubano Santiago Álvarez y Osvaldo Mitat, detenidos en Miami, que exige absoluta discreción. La existencia de esta orden judicial implica que habrá un desarrollo del caso en una fecha próxima, sin divulgación ni acceso público, en virtud de razones que han sido aceptadas por ambas partes y que pueden circunscribirse incluso, a asuntos de seguridad nacional, reflejan fuentes periodísticas en Miami este jueves.

21 de enero de 2006

Se celebró en Miami una manifestación exigiendo la extradición a Venezuela del terrorista Posada Carriles. Esta fue convocada por la Alianza Martiana, la Brigada Antonio Maceo, la Asociación de Trabajadores Cubanos, la Asociación José Martí y el Círculo Bolivariano de Miami y contó con la participaron de alrededor de 60 personas.

24 de enero de 2006

El diario The Miami Herald citó fragmentos de una declaración del Buró de Inmigración y Control de Aduanas (ICE), que señaló: “El ICE está avanzando en llevar a cabo la remoción del señor Posada de los EE.UU…. Un juez de inmigración suspendió la deportación a Cuba y Venezuela, basado en la Convención contra la Tortura. Sin embargo, eso no impide al ICE deportarlo hacia un tercer país. Como establecen las regulaciones, el ICE está en proceso de conducir una revisión rutinaria de su custodia”.

El Nuevo Herald reportó que el abogado de Posada Carriles, Eduardo Soto, envió a la Oficina de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) un expediente de más de 50 páginas, apoyando la liberación del terrorista. Según el diario, en éste se argumenta que Posada no representa un peligro para la comunidad y estaría en disposición de presentarse regularmente ante las autoridades. “Se han enviado pruebas suficientes de sus lazos con la comunidad, un resumen de su vida pública, datos de su familia en EE.UU., así como el lugar donde vivirá y una propuesta de empleo inmediato si se produce su excarcelación”, dijo Soto. Según el diario, el ICE declinó referirse al asunto, pero un funcionario de Washington no identificado indicó que Posada no sería puesto en libertad de inmediato. “No existen consideraciones favorables a liberarlo”, dijo.

En un Comunicado de Prensa, la Embajada de Venezuela en Washington declara que Posada Carriles es un terrorista y un fugitivo de la justicia en Venezuela.

Reitera que “la Administración Bush no ha seguido el curso de la solicitud de extradición realizada por el gobierno de la República Bolivariana de Venezuela, y ha escogido tratar el caso Posada como un simple trámite de inmigración. Es por esto, que ahora, este terrorista, el Osama bin Laden de Latinoamérica, está a punto de ser dejado libre”.

Recordó que “el 9 de noviembre de 2005, el Departamento de Estado envió una nota diplomática a la Embajada, informando que enviarían “pronto” “preguntas y preocupaciones” relacionadas con el caso”.

Todavía, dice Venezuela, el Departamento de Estado no ha enviado dichas preguntas y preocupaciones, y ahora el terrorista está a punto de ser liberado.

22 de marzo de 2006

El Servicio de Inmigración y Aduana de los EE.UU. (ICE) envió una carta al terrorista Luis Posada Carriles en la que le “informa que su status ha sido revisado y se ha determinado que no será liberado en este momento porque continúa siendo un destaca que “las actividades criminales y acciones violentas” realizadas por Posada Carriles “menoscaban la seguridad pública y constituyen un riesgo para la seguridad nacional de los EE.UU.”.

En un Comunicado de Prensa, la Embajada de Venezuela en Washington declara que “el anuncio de la ICE, según el cual Posada Carriles continuará bajo custodia de ese organismo, por ahora, es simplemente un esfuerzo para desviar la atención de los ciudadanos del mundo del conflicto central: que durante los últimos nueve meses, el gobierno de los Estados Unidos ha ignorado la solicitud de extradición, presentada el 15 de junio de 2005 por el gobierno de la República Bolivariana de Venezuela”.

“Es cínico utilizar los reglamentos de inmigración para aparentar un ejercicio correcto de la justicia”, concluye el Comunicado.

23 de marzo de 2006

The Washington Post refirió que el abogado de Posada, Eduardo Soto, indicó que la decisión del ICE parece ser un intento de dejarlo en prisión sin causa indefinidamente y que piensa pedirle a una corte federal que lo libere. “Tienen que mostrar alguna probabilidad de que (Posada) va a un tercer país o tienen que liberarlo”, dijo. El diario añadió que entretanto un juez federal ha ordenado al Servicio Federal de Alguaciles que lleve a Posada a Fort Lauderdale para que comparezca como testigo en el juicio de Santiago Álvarez, en mayo.

28 de marzo de 2006

En una carta enviada a Posada Carriles, Washington califica a Posada de peligro para la seguridad. ”Por su largo historial de acciones criminales y violencia que implican a civiles inocentes, su liberación representaría un peligro tanto para la seguridad de la comunidad como de la nación”, le dice.

La misiva relaciona una serie de hechos vinculados a Posada para justificar su detención indefinida, entre ellos:

  • Las acusaciones por su presunta participación en un atentado contra un avión cubano que costó la vida a 73 pasajeros en 1976.
  • Su arresto en Panamá, en el 2000, en conexión con un supuesto plan para eliminar al gobernante cubano Fidel Castro.
  • La admisión pública de haber organizado actos de sabotaje contra instalaciones turísticas de La Habana en 1997.
  • Su estrecha relación con los activistas anticastristas Santiago Alvarez y Osvaldo Mitat, acusados por posesión ilegal de armas y explosivos. El pasado 17 de marzo, el juez federal James Cohn autorizó el traslado de Posada al sur de la Florida para que asistiera como testigo en el juicio de Alvarez y Mitat, fijado para el 8 de mayo.

Es la primera vez que Washington hace explícito su distanciamiento de Posada alegando motivos de seguridad nacional.

31 de marzo de 2006

En declaraciones a la prensa, a través de la Embajada de Venezuela en Washington, el abogado José Pertierra declara que hasta ahora los Estados Unidos ha tratado de esquivar utilizar la palabra “terrorista” para describir a Posada y lo ha tratado como un simple indocumentado. Sin embargo, la verdad y la ley de inmigración “ahora obligan a los Estados Unidos a reconocer que Posada es un terrorista, aunque no quiera usar la palabra. “Las acciones que ICE describe en su Decisión son acciones terroristas”, dijo Pertierra.

4 de abril de 2006

Según la agencia AFP, luego de sostener un encuentro en Washington con el secretario asistente de Estado para Asuntos del Hemisferio Occidental, Thomas Shannon, la viceministra venezolana para América del Norte, Mary Pili Hernández, informó que Shannon le aseguró que EE.UU. no pensaba liberar a Luis Posada Carriles. Según las declaraciones de Mary Pili Hernández, “ellos nos dijeron que EE.UU. no tiene pensado liberar a Posada Carriles, que tuviéramos la seguridad que no lo hará”.

5 de abril de 2006

El Nuevo Herald informó que el gobierno norteamericano entrevistará próximamente al terrorista Luis Posada Carriles para considerar su solicitud de ciudadanía por “servicios honorables a la nación”, según informó su abogado Eduardo Soto quien dijo: “He recibido una llamada de Washington, en la que me indicaron que funcionarios de la Oficina de Inmigración y Ciudadanía [USCIS] quieren entrevistar a mi cliente el 20 de abril”. Igualmente citó declaraciones del abogado José Pertierra, representante del gobierno venezolano en el caso de extradición: “…Es un proceso formal, porque realmente este individuo está descalificado para obtener la ciudadanía…Solamente con la condena recibida en Panamá por delitos agravados, su caso de naturalización queda invalidado”.

6 de abril de 2006

El abogado del terrorista Luis Posada Carriles, Eduardo Soto, presentó un recurso de “habeas corpus” ante el Tribunal federal del Distrito Oeste de Texas, argumentando que la detención de su cliente por más de 180 días era ilegal y violatoria de las decisiones de la Corte Suprema de los EE.UU. El New York Times citó declaraciones de Leticia Zamarripa, vocera del Servicio de Inmigración y Aduana de los EE.UU. (ICE), de que esa institución “revisará la moción presentada sobre Posada Carriles”.

8 de abril de 2006

En un discurso en la Universidad de Howard en Washington, D.C., el abogado José Pertierra declaró que “lo que le sucedió al vuelo 455 de Cubana de Aviación hace casi treinta años no es un secreto. La historia, simplemente, está en los cables desclasificados de la CIA, y al alcance de cualquiera. Fuentes públicas gubernamentales reconocen que, en aquel momento, este fue el peor acto de terrorismo en la aviación de la historia, y la primera vez que los terroristas hicieran estallar un avión civil”.

12 de abril de 2006

Según medios de prensa, los abogados de la defensa de Santiago Álvarez y Osvaldo Mitat, acusados por posesión ilegal de armas y explosivos, apelaron a la Corte del 11 Circuito de Apelaciones de Atlanta la negativa de un juez de primera instancia de trasladar el caso a un tribunal de Miami-Dade.

14 de abril de 2006

Medios de prensa informaron sobre el hallazgo de más de mil armas y material explosivo en la casa de Robert Ferro, en California. El 20.04, el diario Los Angeles Times informó que Ferro declaró a las autoridades federales ser miembro de la organización terrorista Alpha 66, la cual “pagó por las armas”, lo que fue desmentido por ese grupo. El 27.04, según Los Angeles Times, Ferro dijo en una entrevista que “algunas de las armas encontradas en su casa fueron suministradas a él por el gobierno de EE.UU., de forma encubierta, con la idea de intentar derrocar al presidente cubano Fidel Castro”.

24 de abril de 2006

Según varios medios de prensa, la Fiscalía reconoció en documentos presentados en el caso contra Santiago Álvarez y Osvaldo Mitat el operativo para transportar a Posada, desde Isla Mujeres, México, e introducir ilegalmente en Miami, en el barco “Santrina”.

27 de abril de 2006

Funcionarios de inmigración de EE.UU. entrevistaron a Luis Posada Carriles sobre su solicitud de ciudadanía norteamericana. Según El Diario las Américas, la abogada María Trina Burgos, del equipo legal de Posada declaró que no se formularon preguntas relacionadas con la voladura del avión de Cubana de Aviación en 1976, ni sobre la detención de Posada en el 2000 en Panamá. Las autoridades de inmigración tienen 120 días para responder a la petición de ciudadanía y, si es rechazada, el equipo legal de Posada afirma que apelará la decisión. Durante el desarrollo de la entrevista, tuvo lugar una manifestación de representantes de la Coalición A.N.S.W.E.R. y miembros del movimiento de solidaridad con Cuba, de Ciudad Juárez.

28 de abril de 2006

Estados Unidos libera a José Antonio Colina y a Germán Rodolfo Varela, dos ex oficiales venezolanos acusados de poner bombas en sedes diplomáticas de Colombia y España, el 25 de febrero de 2003. Los casos de estos dos hombres siguieron el mismo proceso que ha llevado Luis Posada Carriles: mero tramite migratorio, a pesar de que el gobierno bolivariano solicitó su extradición o juicio penal en EE.UU. Ellos fueron beneficiados con el Convenio contra la tortura. “Estamos ante un balón de ensayo para medir la reacción del público ante una decisión similar para Posada Carriles”, manifestó el abogado José Pertierra a medios internacionales.

1 de mayo de 2006

En su intervención en el acto por el Día de los Trabajadores, el presidente Fidel Castro comentó las noticias más recientes del caso Posada Carriles y denunció: “Pese a los hechos expresados por este Servicio de Estados Unidos en su carta, Posada Carriles sigue disfrutando privilegios y no es en absoluto tratado como un criminal, ¿por qué? Mientras por estos días miles de emigrantes ilegales son perseguidos, encarcelados y llevados de vuelta a sus países, en medio de la mayor movilización política de los latinos en las últimas décadas, el terrorista Luis Posada Carriles recibe el beneficio de una audiencia de casi seis horas para tramitar su naturalización en los Estados Unidos.”

7 de mayo de 2006

El Nuevo Herald informó que el juicio contra los terroristas Santiago Álvarez y Osvaldo Mitat, acusados por posesión ilícita de armamentos, fue pospuesto hasta el 15 de mayo por decisión de un tribunal federal de Fort Lauderdale. Hasta el momento, no se ha iniciado.

8 de mayo de 2006

Eduardo Soto, abogado de Posada Carriles, presentó una moción legal planteando que el terrorista se “niega respetuosamente” a declarar en el juicio de Álvarez y Mitat y, de ser necesario, invocará la quinta enmienda de la Constitución norteamericana que establece que nadie será obligado a declarar contra sí mismo.

A propósito del juicio a los terroristas Santiago Álvarez y Osvaldo Mitat, aplazado para el 15 de mayo, tuvo lugar en Miami una caravana contra el terrorismo. Convocada por las organizaciones que componen la Alianza Martiana, la marcha integró a unos 40 automóviles con luces encendidas y sonando bocinas, engalanados con banderas cubanas y norteamericanas, y portando letreros en sus carrocerías que exigían:¡Terroristas a la cárcel!, ¡Extradición para Posada Carriles!, ¡Libertad para los Cinco!, ¡Exigimos Justicia!

10 de mayo de 2006

En una moción remitida a un tribunal de Fort Lauderdale, al norte de Miami, el abogado Eduardo Soto notificó que no es “el mejor interés del señor Posada Carriles involucrarse en el proceso judicial de los acusados”.Posada Carriles invocó también su derecho a guardar silencio, contemplado en la Quinta Enmienda de la Constitución de EEUU, si es obligado a declarar, de acuerdo con el documento. El abogado José Pertierra aseguró a medios de prensa que “Posada puede rehusarse a atestiguar si su testimonio lo puede implicar en delitos penales, pero no puede rehusarse a atestiguar si su testimonio puede implicar a Santiago Álvarez o a Osvaldo Mitat”.

Circulan rumores en Miami de que el gobierno de Estados Unidos concedió la ciudadanía a Posada Carriles.

15 de mayo de 2006

Durante la conferencia de prensa en el Departamento de Estado, el vocero Sean McCormack, al referirse a la inclusión de Venezuela en la lista de estados que no cooperan totalmente en la guerra de EE.UU. contra el terrorismo, reiteró la preocupación norteamericana porque ese país “ha intensificado su relación con estados patrocinadores del terrorismo como Irán y Cuba”, con los que “comparten información de inteligencia y dificultan los esfuerzos de EE.UU.”. El vocero evadió responder una pregunta de por qué los EE.UU. sancionan a Venezuela en materia de terrorismo, cuando son acusados por la nación andina de inacción en el caso de Posada Carriles.

17 de mayo de 2006

The Miami Herald informó que Gilberto Abascal, testigo clave del gobierno en el caso contra Santiago Álvarez y Osvaldo Mitat, fue acusado de un delito menor, lo que piensa ser utilizado por la defensa para desacreditarlo.

20 de mayo de 2006

El Abogado de Venezuela, José Pertierra, pronuncia un discurso ante la Casa Blanca en el cual revela por primera vez, que “el informe forense describe el estado de una niña guyanesa cuyos restos fueron rescatados del avión saboteado. “Cadáver de una niña de aproximadamente nueve años de edad … Falta el cerebro. Sólo están los huesos faciales, el cuero cabelludo y el pelo. Los pulmones y el corazón están destruidos. El hígado y los intestinos están machucados. Falta el glúteo sobre la extremidad inferior derecha. Fractura múltiple de la tibia y el peroné …”

Pertierra dijo que el caso Posada está “muy bien fundamentado. Es sólo el deseo del gobierno de Bush de proteger a este terrorista internacional lo que impide su extradición, pero la legislación es clara. Según ella, los Estados Unidos tienen que proceder a la extradición o al enjuiciamiento en los Estados Unidos”. Pide que se castigue a Posada Carriles por homicidio, y le exige al Presidente Bush que cumpla con la ley”. Promete que Venezuela no descansará hasta que se haga justicia.

22 de mayo de 2006

El Nuevo Herald, de Miami, confirmó que el terrorista Luis Posada Carriles “está bajo investigación por un jurado de instrucción en Texas y al menos dos residentes de Miami fueron citados para brindar testimonio.”

Ernesto Abreu y Generoso Bringas, ambos relacionados con Posada e integrantes de la Fundación para la Protección Ecológica Marina Caribe (FPEMC), tuvieron que comparecer ante un tribunal federal de El Paso la pasada semana, aseguró El Herald.

Este anuncio significa que la fiscalía federal norteamericana está considerando presentar cargos penales contra Posada, aunque estos no se han divulgado.

Fuentes en Miami comentaron a Cubadebate que los cargos penales contra Posada tienen que ver con el ingreso ilegal de Posada en el camaronero Santrina, propiedad de Santiago Alvarez Fernández Magriñat -detenido por portar ilegalmente armas y poseer pasaportes falsos-. El autor intelectual de la voladura del avión cubano en 1976 también cometió perjurio cuando le dijo al Juez de Inmigración y al propio Departamento de Seguridad que había ingresado por la frontera entre Texas y México en ómnibus.

“Tanto el perjurio como el ingreso ilegal son felonías serias”, comentó el abogado José Pertierra a la prensa. “Básicamente lo juzgarían por mentiroso y no por terrorista.”

23 de mayo de 2006

Estados Unidos rechaza la extradición de los tenientes José Antonio Colina Pulido y Germán Rodolfo Varela López, solicitados por Venezuela como responsables de los atentados con bombas contra oficinas diplomáticas de España y Colombia en Caracas en 2003.

La Cancillería de Venezuela declara: “llama poderosamente la atención el hecho de que, a lo largo de más dos años, las autoridades norteamericanas no hayan manifestado alguna deficiencia o solicitado absolutamente ninguna información adicional, ni mayores evidencias. Hace apenas unos días, ordenaron la libertad de los dos terroristas, sosteniendo que podían ser sometidos a torturas en Venezuela. Cualquier pretexto es bueno para darles protección al igual que lo vienen haciendo con el asesino más brutal que conoce el hemisferio occidental: Luís Posada Carriles.

“En lo que a Venezuela corresponde, la acción para someter a la justicia a este tipo de criminales, no solamente se mantendrá, sino que ahora se hará mucho más recia y firme. No cesaremos nunca en nuestra lucha por aplicar la justicia contra quienes atentan contra bienes y personas inocentes, aún cuando reciban la protección y el estímulo de una gran potencia como la que abriga en su seno a los Posada Carriles, Varela y Colina” concluyó la Cancillería.

1 de junio de 2006

Según medios de prensa, el ex subsecretario de Estado Adjunto para Asuntos del Hemisferio Occidental, Roger Noriega, declaró en República Dominicana que EE.UU. no tiene ningún interés en mantener al terrorista Posada Carriles en su país. Explicó que EE.UU. tiene un sistema que no permite extraditar a personas a países que apliquen la pena de muerte y tiene que considerar si la persona a deportar puede ser torturada en el país que lo solicita.

7 de junio de 2006

El Nuevo Herald reportó que Eduardo Soto, abogado de Posada Carriles, manifestó que está considerando citar al senador y ex candidato presidencial John Kerry (D-MA) y al coronel Oliver North para testificar en el proceso legal de Posada. Cita palabras de Soto: “Estamos tratando de establecer que Luis Posada siempre fue un instrumento empleado y pagado por el gobierno norteamericana, que ahora, por conveniencias políticas, pretende calificar de terroristas las mismas actividades que antes promovió”. Indica que la estrategia legal de Soto es demostrar que su cliente actuó durante años bajo la conducción y el respaldo del gobierno norteamericana, particularmente en el enfrentamiento al régimen sandinista en Nicaragua por medio de la operación militar Irán-contras. Añade que, de acuerdo con Soto, Kerry fue una pieza clave en la investigación del caso Irán-contras y posee conocimiento suficiente de los informes y testimonios sobre la participación de Posada.

21 de junio de 2006

El Nuevo Herald informó que José Antonio Llama (alias “Toñín”), ex director de la FNCA, reconoció que él y otros altos miembros de la FNCA crearon a comienzos de los años 90 un grupo paramilitar para realizar actos terroristas contra Cuba y asesinar al Comandante en Jefe. Agregó que el arsenal para llevar a cabo esos planes incluía un helicóptero de carga, 10 aviones ultralivianos con control remoto, 7 embarcaciones y abundante material explosivo. Señaló que los planes se vieron frustrados luego que él y otros 4 activistas exiliados fueron arrestados y encausados en una Corte Federal de Puerto Rico, en 1997, bajo cargos de conspiración para asesinar al Comandante en Jefe durante la Cumbre Iberoamericana de Isla Margarita, Venezuela.

23 de junio de 2006

El Nuevo Herald publicó una Declaración de la FNCA firmada por su director Ejecutivo, Alfredo Mesa, que desmiente las acusaciones de José A. Llama, recogidas por El Nuevo Herald el 21 de junio y plantea que responden a una antigua campaña de difamación orquestada por Cuba como pretexto para la labor de infiltración, subversión y división de la comunidad cubana en el exilio. Agrega que “según se aproxime el nuevo juicio a los espías cubanos de la Red Avispa veremos un incremento en esta campaña de difamación con la aparición de nuevos infiltrados”.

Según El Nuevo Herald, el terrorista Luis Posada Carriles recordó a las autoridades norteamericanas que sus acciones clandestinas en Centroamérica eran del conocimiento de los más altos funcionarios de EE.UU., incluido el entonces vicepresidente George H. Bush. Recoge declaraciones de su abogado, Eduardo Soto, sobre la moción presentada ante un tribunal federal de El Paso, Texas: “[Posada] ha demostrado siempre absoluta lealtad a EE.UU. y nunca buscaría dañar a este país o su pueblo…fue nuestro hombre en Centroamérica”.

24 de junio de 2006

Posada afirma que sus labores clandestinas en Centroamérica fueron emprendidas bajo órdenes de EE UU en defensa de su seguridad nacional. Sus acciones, dijo, eran del conocimiento de los más altos funcionarios de Washington, incluyendo al entonces vicepresidente George H. Bush.

En una moción presentada ante un tribunal federal de El Paso, Texas, el abogado Eduardo Soto enfatizó que su cliente ha demostrado siempre ”absoluta lealtad a EEUU y nunca buscaría dañar a este país o su pueblo”.

El documento de 14 páginas busca que el tribunal rechace una solicitud del departamento de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) para impedir que se otorgue el habeas corpus a Posada.

“Las mismas acciones que el gobierno respaldó en los años 80 para suprimir la insurgencia totalitaria y comunista de las guerrillas en Centro y Suramérica, está siendo ahora convenientemente caracterizada por el ICE como actos de ‘tortura y asesinato’ ”, apuntó el recurso legal presentado por el abogado Soto.

26 de junio de 2006

The Miami Herald informó que documentos de la CIA revelan que 4 años después de Girón, Posada Carriles continuaba trabajando para la CIA, como instructor en la estación de la agencia en Miami, la JM WAVE, responsable de las misiones de recolección de inteligencia sobre Cuba. Cita declaraciones de Eduardo Soto, abogado de Posada: “Los documentos revelados por la CIA pueden ayudar a mi cliente a obtener la libertad…Creo que esto fortifica en alguna forma su reclamación de que él no solo fue un soldado de este país dentro de las FF.AA., sino que también sirvió como empleado de la CIA”.

El Nuevo Herald reportó que la audiencia para considerar la libertad condicional del terrorista Posada Carriles, prevista para el 06 de julio, fue pospuesta hasta nuevo aviso por un tribunal federal de El Paso, Texas.

1 de julio de 2006

El periódico San Bernardino County Sun, de California, informó que el juez federal Oswald Parada, rechazó nuevamente otorgar fianza al c/a Roberto Ferro, quien enfrenta cargos por almacenamiento de armas en su casa y dictaminó que “es un peligro para su familia y vecinos”.

10 de julio de 2006

Se da a conocer que el segundo informe de una comisión del presidente George W. Bush sobre Cuba no contiene nuevas sanciones para ese país sino un gran número de menciones a Venezuela y su presidente Hugo Chávez y visos de una estrategia internacional para frenar esa intervención.

El informe, de 93 páginas sin incluir una sección secreta, está llamado a convertirse en el patrón de la diplomacia de Washington hacia Cuba con un manifiesto propósito de centrarse en la transición y no la sucesión de gobierno en La Habana.

Preparado por la llamada Comisión para la Asistencia a una Cuba Libre, el informe dice abiertamente que con un Chávez rico en dinero del petróleo se ha creado “la urgencia de trabajar hoy para asegurarse de que la transición cubana sea genuina y que la estrategia de sucesión del régimen de Castro fracase”.

El Abogado de Venezuela en Washington, José Pertierra, resume el Informe de la siguiente manera: “Cuba da la orden y Venezuela paga la cuenta. Esa es la premisa fundamental que subyace en el Informe sobre Cuba que el Departamento de Estado de los Estados Unidos hizo público el lunes pasado. Sus hallazgos tienen tanto que ver con los planes de Bush para lograr un cambio de régimen en Cuba, como con la supuesta amenaza que representa Venezuela para los intereses de seguridad nacional de los Estados Unidos”.

La Doctrina Bush aclara que aún están a la disposición del gobierno estadounidense opciones legales, políticas y militares para derrocar al gobierno cubano, así como a los gobiernos de los “amigos de Cuba”. Algunas de estas opciones se mantienen en secreto, y solamente podemos imaginar su magnitud.

Pertierra añade que “no sabemos si estas opciones incluyen otro golpe de estado como el que Estados Unidos impulsó en el 2002 y que casi logra deponer al presidente Chávez o si Washington tiene la intención de activar a sus agentes cubano americanos de Miami para que realicen ataques terroristas, o si contempla la posibilidad de una invasión directa, o incluso si está entre sus planes el asesinato del Presidente Hugo Chávez, algo que intentó durante décadas contra Fidel Castro”.

13 de julio de 2006

El Nuevo Herald informó que Ernesto Abreu fue arrestado por autoridades federales en El Paso, Texas, tras negarse a declarar ante un jurado de instrucción sobre la entrada ilegal del terrorista Posada Carriles a los EE.UU. y que la audiencia para determinar si se le otorga libertad condicional a Posada fue reprogramada para el 14 de agosto, en El Paso.

El Nuevo Herald reportó que los terroristas Santiago Álvarez y Osvaldo Mitat comparecerán ante un tribunal de Fort Lauderdale, el 11 de septiembre.

2 de agosto de 2006

La fiscal primera Anticorrupción de Panamá, Mercedes De León, solicitó el llamamiento a juicio para varios ex funcionarios por su participación en la salida ilegal del país del terrorista Luis Posada Carriles. De León pidió la apertura de una causa criminal contra el ex ministro de Justicia Arnulfo Escalona, el ex jefe de la Policía Nacional Carlos Barés y el ex subdirector de Migración Javier Tapia, informo el diario La Prensa.

El fallo se emitió luego de concluida una ampliación de las investigaciones solicitadas por el Juzgado Decimosegundo Penal de Panamá. Según el periódico, la fiscal liberó a los imputados de las acusaciones de evasión, pero solo de forma provisional

3 de agosto de 2006

Declaraciones de LPC a WQBA, de Miami: ”Mis planes futuros es Cuba, mi objetivo es Cuba, y seguirá siendo Cuba, regresar a la isla, a mi patria’. Posada Carriles habló desde El Paso (Texas, suroeste), donde se encuentra preso. Preguntado sobre la convalecencia de Fidel dijo que ‘yo creo que esto es el principio del final, ya esto no tiene regreso, Fidel Castro va a desaparecer de nuestras vidas, de la vida de todos los cubanos (…) Raúl Castro no puede aguantar lo que viene’. ”Estoy completamente seguro ya, se va a acabar, por la gracia de Dios’, agregó.

10 de agosto de 2006

Investigadores del grupo especial antiterrorista del sur de la Florida interrogaron a un ex director de la Fundación Nacional Cubano Americana (FNCA) que había revelado su participación en presuntos planes bélicos con el propósito de acometer acciones desestabilizadoras dentro de Cuba y eliminar a Fidel Castro, confirmó El Nuevo Herald.

El interrogatorio a José Antonio Llama, alias ”Toñín”, forma parte de una pesquisa emprendida por la Fuerza Especial Conjunta del Sur de la Florida contra el Terrorismo (JTTF por sus siglas en inglés), tras la confesión sobre la creación y el financiamiento de un brazo paramilitar secreto de la Fundación en 1992.

11 de agosto de 2006

El Nuevo Herald informó que investigadores del grupo especial antiterrorista del sur de la Florida (JTTF) interrogaron a José Antonio Llama, alias “Toñín”, ex director de la FNCA, quien semanas atrás reveló su participación en planes bélicos para acometer acciones contra Cuba y eliminar al Comandante en Jefe.

14 de agosto de 2006

El juez estadounidense Norbert Garney levantó, sin tomar decisión alguna, una audiencia en la que el terrorista Luis Posada Carriles pidió que lo liberen de un centro de detención de inmigración en Texas. Testigos citados por el abogado defensor, Eduardo Soto, declararon que han fracasado todas las gestiones para trasladar a Posada Carriles a otros países. Según The Miami Herald, durante el juicio un funcionario de inmigración que compareció como testigo, declaró que 6 países rechazaron el pedido del gobierno de EE.UU. de recibir a Posada Carriles: Canadá, Guatemala, México, Costa Rica, Panamá y El Salvador.

15 de agosto de 2006

El Heraldo, de Honduras, publicó que los abogados de LPC contactaron con el empresario Rafael Nodarse, quien se puso en contacto con el vicecanciller, Eduardo Reina, que dijo no poder hacer nada por Posada Carriles.

16 de agosto de 2006

El gobierno de Panamá rechazó la posibilidad de que ingrese Luis Posada Carriles, acusado de delitos de terrorismo, por considerarlo un delincuente ya condenado en el país y buscado por otros dos. Así lo informó el canciller, Samuel Lewis Navarro, en un comunicado del Ministerio de Relaciones Exteriores. Guido Fuentes, secretario del canciller panameño, también dijo que no hay posibilidad alguna de recibir a Posada Carriles en Panamá, porque fue condenado en el país y tiene casos pendientes con la justicia en Venezuela y Cuba.

El ministro salvadoreño del Interior, René Figueroa, volvió a hablar y aseguró que su gobierno ya tomó una decisión. “No nos gusta el terrorismo, no queremos tener ningún vínculo (con Posada Carriles)”, dijo Figueroa al diario salvadoreño CoLatino. El presidente Antonio Saca había hablado antes del tema y había rechazado las versiones periodísticas que, desde Estados Unidos, aseguraban que Posada Carriles mantenía contactos con importantes funcionarios de su gobierno.

En una larga entrevista publicada en el diario español La Vanguardia, Orlando Bosch presume en Miami de sus hazañas terroristas y asegura que desea matar a Fidel. También, reconoce tácitamente su participación en la voladura del avión cubano en 1976 y que Luis Posada Carriles recibió dinero de la Fundación Nacional Cubano Americana para la cadena de atentados terroristas contra los hoteles cubanos, en 1997.

La agencia de noticias EFE informó que el terrorista Rodolfo Frómeta, jefe de los Comandos F-4, anunció que la única manera de conseguir un cambio en Cuba es a través de las armas. Al respecto expresó: “Estamos dispuestos a hacer uso de las armas contra Castro desde cualquier base fuera de territorio norteamericano. Los cubanos tenemos el derecho de alzarnos en armas contra un asesino y terrorista que lleva más de 40 años aplastando a un pueblo”. Al referirse a las declaraciones de la Casa Blanca sobre la “transición en Cuba”, en una carta enviada la semana pasada al presidente Bush, Frómeta expresó: “Sabemos de su gran apoyo a la oposición pacífica y nos extraña que crea realmente que esa va a ser la vía para sacar a los Castro y sus cómplices del poder. Usted, más que nadie, sabe que los tiranos no renuncian, sino con el uso de la fuerza”.

El Juez federal Juan Montalvo decidió dejar en libertad a José Hilario “Pepín” Pujol y Rubén López Castro, a pesar de negarse a responder las preguntas de un jurado de instrucción en El Paso, Texas, sobre los pormenores de la entrada del terrorista Posada Carriles al territorio norteamericano. Por una negativa similar se encuentra aún en prisión el terrorista Ernestino Abreu.

17 de agosto de 2006

El Gobierno mexicano dijo que extraditaría a Venezuela a Luis Posada Carriles en el caso de que EEUU lo deporte a México, aunque señaló que hasta el momento no ha recibido ninguna petición de Washington. El canciller de México, Luis Ernesto Derbez, señaló que si el terrorista llega al país, “se procederá de inmediato a su extradición a Venezuela, dado que hay una solicitud al respecto y existen tratados (bilaterales) que se deben cumplir”. “Pero no tenemos solicitud del Gobierno de Estados Unidos (de que México reciba a Posada Carriles)”, enfatizó el jefe de la diplomacia mexicana en rueda de prensa.

18 de agosto de 2006

Thomas Shannon, subsecretario de Estado para el Hemisferio Occidental, ofrece una videoconferencia de prensa a medios en Argentina. Ante la pregunta de un periodista de Página 12, declara que “el señor Posada Carriles está en la cárcel en Estados Unidos. Durante mucho tiempo estuvo suelto en América latina. Cuba y Venezuela sabían dónde ubicarlo, pero no se preocuparon por él hasta que fue detenido en Estados Unidos”.

19 de agosto de 2006

Gilberto Abascal, el principal testigo de la fiscalía en el caso de Santiago Alvarez y Osvaldo Mitat fue baleado por desconocidos en una carretera al noroeste de Miami-Dade.

Según relató un agente familiarizado con el caso, la camioneta de Gilberto Abascal recibió varios impactos de bala cuando conducía por la zona de Los Ranchos, aledaña a Hialeah Gardens. ”El incidente ocurrió alrededor de las 9 de la noche”, indicó la fuente. ”Una bala calibre 45 perforó la puerta del conductor y por unos centímetros más pudo haberlo alcanzado”.

El agente contó que Abascal estaba ”muy nervioso” tras el incidente, provocado por desconocidos desde una camioneta Ford Excursion de color blanco.

De acuerdo con el testimonio, el cristal de la ventanilla del conductor tenía tres orificios de bala, supuestamente causados por disparos que Abascal realizó en defensa propia mientras manejaba.

”Al parecer hubo una pequeña persecución”, agregó la fuente, que orientó a Abascal reportar el incidente en el distrito policial de Miami Lakes. El informante dijo haber visto la camioneta de Abascal, con seis impactos de bala, cuando fue llevada a un taller de chapistería en el noroeste de Miami-Dade.

28 de agosto de 2006

El diario La Prensa de Nueva York publicó que se ha iniciado una investigación criminal sobre actos terroristas cometidos por Luis Posada Carriles, a quien se vincula entre otras cosas a la explosión de un avión, y que esta se ha extendido hacia prominentes comerciantes de Nueva Jersey.

Fuentes cercanas a la investigación, que hablaron bajo la condición de no revelar su identidad, aseguraron a este rotativo que la Agencia Federal de Investigación (FBI) está indagando acerca de las actividades financieras de algunos comerciantes cubanos del área de Union City y West New York que presuntamente pudieran haber apoyado económicamente las incursiones terroristas de Posada Carriles.

La investigación está conectada, específicamente, con las explosiones ocurridas en Cuba entre abril y septiembre de 1997, de las que Posada Carriles admitió su responsabilidad durante una entrevista que concediera al periódico New York Times en julio de 1998.

Dos de los nombres que fueron identificados y que la fuente asegura que fueron interrogados recientemente por agentes del FBI, son Angel Alfonso Alemán y Oscar Rojas, ambos directamente conectados con el ya fallecido Arnaldo Monzón Plasencia, uno de los más prominentes comerciantes del norte del Estado Jardín y dirigente de la Fundación Cubano Americana.

Alfonso Alemán, ex preso político, que por casi 20 años estuvo prisionero en Cuba, administró parte de la cadena de ropa perteneciente a Monzón Plasencia mientras Rojas era su contador.

Alfonso Alemán, además, fue capturado en 1997 junto a otros tres cubanos mientras iban a bordo del barco La Esperanza que partió desde Miami rumbo a Islas Margaritas en Venezuela, para, con las armas que llevaba a bordo y según reportes de la corte en donde consta el testimonio que Alfonso Alemán dio a la guardia costera, eran para asesinar a Fidel Castro durante la cumbre Iberoamericana.

Según otra de las fuentes, que habló bajo la misma condición de anonimato, en febrero pasado un Gran Jurado de la Corte Federal de Newark escuchó testimonios en conexión con esta misma investigación sin que se haya producido hasta el momento ninguna acusación.

28 de agosto de 2006

El Diario La Prensa informó que la investigación sobre los actos terroristas cometidos por Posada Carriles, específicamente, los relacionados con las explosiones en Cuba, en 1997, se ha extendido a comerciantes cubanos de New Jersey. Según el medio, el FBI interrogó recientemente a Ángel Alfonso Alemán y Oscar Rojas, ambos vinculados al terrorista fallecido Arnaldo Monzón Plasencia, ex directivo de la FNCA.

30 de agosto de 2006

El congresista Lincoln Díaz-Balart (R-FL) declaró a una televisora de Miami que siente profundo respeto y afecto por personajes y familiares de terroristas como Santiago Álvarez y Osvaldo Mitat, y que él y los republicanos Mario Díaz-Balart e Ileana Ros- Lehtinen (R-FL) están realizando gestiones secretas para liberarlos. En respuesta a una periodista, Lincoln argumentó que ellos -los terroristas- no ponen bombas en mercados. Al referirse a las bombas colocadas en hoteles y restaurantes de Cuba por Posada Carriles, Alvarez y Mitat, Lincoln justificó los asesinatos de civiles inocentes en esos casos.

6 de septiembre de 2006

El juez federal James I. Cohn rechazó la petición de los abogados de Santiago Álvarez y Osvaldo Mitat, de incluir residentes de Miami-Dade en el proceso de selección del jurado para el juicio del 12 de septiembre, en Fort Laudardle, con el fin de lograr que se seleccionen cubanoamericanos, como miembros del tribunal. El juez consideró, además, que la defensa no pudo demostrar que una selección de jurados exclusivamente del condado Broward derive en un proceso menos justo e imparcial.

5 de septiembre de 2006

La Casa Blanca publicó la Estrategia Nacional para Combatir el Terrorismo 2006, la cual hace referencia a Cuba, en el epígrafe titulado “Estrategia para ganar la lucha sobre el terror”, donde plantea: “Estados patrocinadores son una fuente crucial para nuestros enemigos terroristas, con frecuencia suministran fondos, armas, entrenamiento, entrada segura y refugio. Algunos de estos países han desarrollado o tienen la capacidad para desarrollar armas de destrucción masiva y otras tecnologías desestabilizadoras que podrían caer en manos de terroristas. EE.UU actualmente designa 5 estados patrocinadores del terrorismo: Irán, Siria, Sudán, Corea del Norte y Cuba. Nosotros mantendremos las sanciones contra ellos y promoveremos el aislamiento internacional hasta que finalicen su apoyo a los terroristas, incluyendo el refugio que les ofrecen. Para aislar aun más a estos regímenes y persuadir a otros estados para que no patrocinen el terror, utilizaremos una variedad de herramientas y esfuerzos para deslegitimar el terrorismo como un instrumento de habilidad política. Cualquier acto de terrorismo internacional, cometido tanto por un estado o un individuo, es censurable, es una amenaza a la paz y la seguridad internacional, y debe ser absoluta y uniformemente rechazado. Del mismo modo, estados que albergan y ayudan a terroristas son tan culpables como los terroristas y serán llamados a contar”.

11 de septiembre de 2006

El Magistrado Norbert Garney recomendó la liberación de Luis Posada Carriles de la cárcel de inmigración en El Paso, Texas. El caso fue presentado ante el tribunal federal de El Paso por Posada a través de una petición de habeas corpus que argumenta que su detención indefinida (ya que Estados Unidos no ha logrado deportarlo a un tercer país) viola la constitución.

Igual que en el trámite inmigratorio en El Paso durante el cual la Fiscalía del Departamento de Seguridad no presentó testigos o evidencia, el proceso de habeas corpus también se destacó por la ausencia de testigos o evidencia de parte de la Fiscalía. La vista evidenciaria ocurrió el 14 de agosto de 2006 ante el Magistrado Garney.

El Magistrado Garney nota que el Departamento de Seguridad “no presentó evidencia alguna durante el proceso”, y argumenta que ya que Posada sostuvo el peso de la prueba y demostró que, después de haberse cumplido seis meses de la orden de expulsión, los Estados Unidos no lo ha expulsado, la Fiscalía tiene la obligación de demostrar con “suficiente evidencia” la “posibilidad significativa” de poder deportarlo a un tercer país. La Fiscalía no presentó evidencia, y consecuentemente el gobierno federal no ha sostenido el peso de la prueba para justificar la prolongada detención de Posada Carriles, concluyó Garney. La posibilidad de que un tercer país acepte a Posada es “remota”, dice Garney, y una “remota posibilidad” de deportación a un tercer país no justifica una detención indefinida, salvo en muy limitadas circunstancias a las cuales alude posteriormente.

En referencia a la carta del Departamento de Seguridad fechada el 22 de marzo de 2006 que describe a Posada Carriles como un “peligro a la comunidad” y a la “seguridad nacional de los Estados Unidos” por su historia delictiva de violencia, el Magistrado concluye que la carta no justifica mantener a Posada preso después de que hayan pasado seis meses de la orden de expulsión.

Los Estados Unidos, dice la decisión del Magistrado Garney, tenía “otros mecanismos a su disposición para justificar la detención de Posada pero escogió no utilizarlos”. Específicamente, el Procurador General tendría que certificar que Posada ha cometido actos terroristas y revisar dicha certificación cada seis meses. Con esa certificación, el Departamento de Seguridad tendría la autoridad legal para detener a Posada. Los Estados Unidos no cumplieron con este requisito y nunca han certificado a Posada como terrorista. El Magistrado señala que en vez de presentar cargos de terrorismo contra Posada, el Departamento de Seguridad lo tramitó simplemente como un indocumentado que ingresó en el país ilegalmente.

El Magistrado también alude a otras “circunstancias especiales” que pudieran haber justificado la detención de Posada, como por ejemplo crímenes que haya cometido anteriormente que representan un peligro a la comunidad o a la seguridad nacional del país. Para utilizar ese mecanismo, la Fiscalía tendría que presentar una moción a un juez de inmigración. Sin embargo, la Fiscalía escogió no presentar dicha moción.

Debido a la ausencia de evidencias de parte de la Fiscalía, la ausencia de una certificación de terrorismo de parte del Procurador General, y del hecho que el Departamento de Seguridad no presentó una moción a un juez de inmigración que permitiría la detención de Posada, el Magistrado recomienda la liberación del reo bajo la supervisión de la unidad de detención del Departamento de Seguridad.

The Miami Herald publica un documento presentado por la Fiscalía Federal de EEUU en el caso de Luis Posada Carriles. Fue redactado por el Agente Especial de la FBI (Buró Federal de Investigación) Thomas H. Rice, estacionado en Miami. También, informa que grandes jurados federales en New Jersey y Texas están investigando las actividades secretas de Posada. La prueba de Texas se centra en si él mintió respecto a como se infiltró en el país. La Investigación de New Jersey, con apoyo del FBI en Miami, está centrada en su rol como mente rectora que gestó los 12 bombardeos en lugares turísticos de Cuba que los investigadores creen fueron financiados por exiliados cubanos en Union City, N.J. Cualquiera de las pruebas podría conllevar a la primera acusación que se haga a Posada en Los Estados Unidos.

12 de septiembre de 2006

En declaraciones a la prensa, el Abogado Pertierra declara que es evidente “la realidad no coincide con las apariencias. Leer la decisión del Magistrado cuidadosamente nos muestra la ausencia de voluntad del gobierno estadounidense para cumplir con sus obligaciones legales en este caso”.

“En el quinto aniversario de los ataques terroristas del 9-11, un magistrado federal nos muestra cómo los Estados Unidos hacen caso omiso de los mecanismos legales a su disposición para mantener preso al Osama Bin Laden de América Latina”, dijo Pertierra.

“No culpo al magistrado por esta decisión. La culpa la tiene la Casa Blanca que actúa con insoportable ligereza y prefiere proteger a este terrorista, y no enjuiciarlo o encarcelarlo. Hace todo lo contrario a lo que dicen las leyes norteamericanas y a lo que expresan minuto a minuto todos los políticos de esta administración”, concluyó el abogado de Venezuela.

La periodista Ann Louise Bardach publica en The Washington Post un largo artículo donde explica cómo fue destruido el expediente de Posada Carriles en la sede del FBI de Miami, en 1998. Según la periodista, fue destruido por orden del agente Ed Pesquera, hijo de Héctor Pesquera, ex jefe del Buró Federal de Investigaciones (FBI) del Sur de la Florida. Entre los documentos destruidos figuraba un fax que Posada había transmitido en 1997 a cómplices de Guatemala, quejándose de que los medios de comunicación estadounidenses tenían reticencia a creer reportes sobre los atentados de La Habana que él estaba provocando.

5 de octubre de 2006

El Archivo de Seguridad Nacional de la Universidad George Washington publicó varios documentos desclasificados que evidencian la participación de los terroristas Luis Posada Carriles y Orlando Bosch en la explosión del avión de Cubana en Barbados. Entre ellos: cuatro declaraciones juradas realizadas por oficiales de la Policía de Trinidad y Tobago, quienes fueron los primeros en interrogar a los venezolanos Hernán Ricardo Lozano y Freddy Lugo. Los interrogatorios fueron realizados por el vicecomisionado de la Policía trinitaria Dennis Elliot Ramward, el comisionado adjunto Randolph Burroughs, el superintendente Gordon Waterman y el cabo Oscar King, pero sus declaraciones fueron retiradas entonces del proceso mediante tecnicismos legales.

Según la agencia de noticias AP, la Oficina de Inmigración y Aduana anunció la decisión de mantener a Posada Carriles en el centro de detención federal de El Paso, Texas, a pesar de la recomendación del magistrado federal, Norbert Garney, de que sea liberado en espera de su deportación.

5 de octubre de 2006

The Washington Post publica un extenso artículo firmado por Manuel Roig-Franzia, titulado “30 años después de acto terrorista, una prueba para los E.E.U.U: Bajo sospecha el exilio cubano en caso de bomba a avión de pasajeros”.

6 de octubre de 2006

El General de Ejército Raúl Castro Ruz presidió en Cuba el acto político por el Aniversario 30 del Crimen de Barbados. El Presidente del Parlamento cubano, Ricardo Alarcón, aseguró que si Fernando González hubiera infiltrado hace 30 años el grupo terrorista de Orlando Bosch, como lo hizo después y por eso está sufriendo su condena, “esas lágrimas, ese dolor que nos recordó a todos la hija de ese heroico capitán de aviación cubano, las lágrimas y el dolor de los familiares de las otras víctimas, no hubieran tenido lugar”.

En Venezuela, el ministro venezolano de Relaciones Exteriores, Nicolás Maduro, reclamó a Estados Unidos la extradición del terrorista Luis Posada Carriles. Indicó que la reciente intervención del Presidente Hugo Chávez Frías ante la 61 Asamblea General de las Naciones Unidas, en la que denunció el doble discurso del gobierno norteamericano, que por un lado enarbola la bandera contra el terrorismo y por el otro protege a terroristas como Luís Posada Carriles, fue el detonante de la decisión emitida este jueves por el Gobierno de los Estados Unidos con respecto al caso.

“Hoy tenia que estar en libertad Luis Posada Carriles, de acuerdo con el cálculo macabro del gobierno estadounidense, y no lo pudo hacer, porque quedó desnudo ante el mundo”.

Comentó el Titular del MRE, cómo después de tantos años de lucha junto a Cuba, América Latina y el Caribe porque se deporte al terrorista, por primera vez en la historia y desde hace un año que Venezuela solicitó su extradición, el Gobierno de los Estados Unidos, casi en el tiempo límite para otorgar su libertad, introdujo un documento donde reconoce que Luis Posada Carriles pudiera ser un peligro para la comunidad de los Estados Unidos, y que hay documentos públicos donde queda en evidencia que pudiera estar involucrado en actos terroristas como el de la voladura del avión cubano, el asesinato de un turista italiano en un hotel de La Habana y otros.

Hizo un llamado a la opinión pública mundial para que se haga justicia. “No hay terroristas buenos y malos, todos los terroristas tienen que ser condenados, perseguidos, capturados y enjuiciados de manera ejemplar, con todo el peso de la ley, para que el terrorismo desaparezca de la faz de la tierra”, recalcó.

El Ministro Nicolás Maduro condenó el trato de inmigrante indocumentado por el cual está siendo enjuiciado Luis Posada Carriles. “A un terrorista, le dan trato de inmigrante y lo están enjuiciando por eso, ¿y qué trato le dan a los inmigrantes todos los días en los Estados Unidos? -cuestionó- los persiguen, cazan, matan, explotan, ¿o es mentira?” “A los terroristas los tratan como inmigrantes indocumentados y a los inmigrantes indocumentados como terroristas”, fustigó.

8 de octubre de 2006

The New York Times publica un artículo de Marc Lacey, titulado “Enemigo de Castro en la CIA. Los lazos oficiales ponen a los EE.UU. en un punto difícil”

Tom Casey evadió responder una pregunta sobre por qué la Administración Bush “no ha reconocido como terrorista” a Luis Posada Carriles y en consecuencia no le ha pedido al tribunal que lo juzga, que lo trate como tal. Casey argumentó que se trataba de un caso migratorio y remitió al periodista al Departamento de Seguridad Interna y al propio tribunal para obtener más detalles.

La agencia AP citó a la vocera del Departamento de Justicia, Tasia Scolinos: “Luis Posada Carriles es el organizador confeso de planes y ataques terroristas… y un peligro para la comunidad y la seguridad nacional… El Departamento de Justicia está comprometido con la decisión del Dpto. de Seguridad Interna de mantenerlo detenido bajo la Ley de Inmigración y Nacionalidad”.

13 de octubre de 2006

El Departamento de Justicia presentó formalmente ante el juez federal en El Paso, Texas, la petición de mantener en prisión al terrorista Posada Carriles hasta tanto no se encuentre un país que lo acepte y el Departamento de Seguridad Interna determine si su liberación no afecta los intereses de política exterior de EE.UU.

14 de octubre de 2006

Posada Carriles realizó declaraciones a la emisora La Poderosa sobre su confianza en una inminente liberación. Posada declaró: “Esta semana el juez federal decide y según la ley, corresponde que me suelten. Espero esa decisión de martes a miércoles… No estoy nervioso y sí muy optimista de ser liberado. Si vuelvo a nacer, hago lo mismo, no me arrepiento de nada”. Al ser cuestionado sobre si temía por su seguridad al ser liberado en Miami, contestó en micrófono abierto a la emisora: “Los amigos son más que los enemigos aquí. Yo no tengo miedo a eso”.

19 de octubre de 2006

The Miami Herald publica que dos cómplices de Luis Posada Carriles se negaron a colaborar con autoridades judiciales estadounidenses y podrían ser procesados. Se trata de Hilario Pujol y Rubén López, quienes fueron acusados por desacato penal y se prevé sean instruidos de cargos en un jurado de Texas, señaló el periódico. Pujol y López conocen detalles sobre el iingreso a Estados Unidos de Posada Carriles, pero aún así se abstuvieron de cooperar con representantes del sistema judicial norteamericano, quienes los inquirieron desde junio pasado.

En una entrevista concedida por Ann Louise Bardach a Democracy Now, la periodista norteamericana aseguró que el FBI de Miami había destruido pruebas inculpatorias contra Posada Carriles: “Mis fuentes dentro del FBI -realmente tengo varias y quiero ser algo prudente con esa situación, pero son fuentes de primera mano- se quedaron asombradas porque en algún momento después del 2002 las pruebas originales en la sala de evidencias del FBI de Miami fueron destruidas -de lo que entiendo, fueron trituradas. Y esto implica cables originales de la Western Union, faxes. Y la mayoría de las cortes exigen evidencias originales y no, como usted sabe, copias o facsímiles. Y alguien tomó la decisión de cerrar el caso. Y esto sería en el 2003 cuando Posada se encontraba bastante en los titulares. Creemos que ése es el año cuando esto ocurrió”.

23 de octubre de 2006

Muere Rafael “Chi Chi” Quintero Ibarbía a la edad de 66 años. De origen cubano y amigo de Posada Carriles y mano derecha de Félix Rodríguez en la operación para suministrar armas a la contra, desde Ilopango. Había sido oficial de la CIA. Nacido en la ciudad de Camagüey el 16 de septiembre de 1940, “Chi Chi” Quintero fue reclutado por la CIA con 20 años de edad cuando frecuentaba los grupos creados por la Agencia en La Habana. Al igual que Carlos Alberto Montaner, llega a la CIA por su vinculación con el llamado Movimiento de Recuperación Revolucionaria (MRR). Quintero estuvo entre los primeros francotiradores contratados por Robert Maheu y los capos mafiosos Sam Giancana y Johnny Roselli en 1960 para atentar contra el Presidente cubano. Participó también enla tropa de sicarios de la Operación 40, desarrollada paralelamente y como parte de la fracasada invasión de Playa Girón. Ahí participó en acciones junto a Orlando Bosch, Virgilio Paz, José Dionisio Suárez, Antonio Veciana, los hermanos Novo Sampoll, Gaspar “Gasparito” Jiménez Escobedo, Nazario Sargent y José Basulto. Entre 1962 y 1965, Quintero fue de los oficiales más activos de la estación CIA JM/WAVE, cuando bajo la dirección de Theodore Shackley desarrolló un multimillonario plan de agresiones contra Cuba desde la propia Miami. Ahí estuvo organizando operaciones de infiltración y sabotaje con Thomas Clines, Frank Sturgis y Porter Goss, quien fue hace poco jefe de la propia agencia norteamericana de inteligencia. Durante la guerra de Vietnam, Quintero fue, con Shackley y Rodríguez, del equipo de asesinos que realizó la Operación Phoenix que torturó y asesinó a unos 20 000 vietnamitas. El trío luego se trasladó a Laos donde desarrolló un próspero negocio de tráfico de opio. Años más tarde, Quintero reapareció al lado del Teniente General de Aviación retirado Richard Secord, quien asistía al Coronel North en lo que se convertiría en el escandaloso tráfico de drogas por armas en Centroamérica contra los sandinistas. En una larga confesión al FBI, cuya existencia reveló el periodista norteamericano Robert Parry, Posada cuenta cómo fue contactado por Rafael “Chi Chi” Quintero, para trabajar con Félix Rodríguez en la base salvadoreña de Ilopango.

24 de octubre de 2006

El terrorista Ernesto Abreu fue liberado por las autoridades federales tras cumplir 106 días de arresto en El Paso, Texas, como represalia a su silencio ante un jurado de instrucción, informó el Nuevo Herald. La liberación de Abreu, de 43 años, se produjo luego que el juez federal David Briones determinó que la prolongación del cautiverio no convencería necesariamente al reo a brindar testimonio sobre el caso del terrorista.

26 de octubre de 2006

En la primera demostración pública de respaldo a Luis Posada Carriles, unos 60 contrarrevolucionarios, ex prisioneros y simpatizantes de Posada se reunieron ayer en un acto en la Casa del Preso, en La Pequeña Habana, para respaldar una declaración que considera injusto y abusivo mantenerlo encarcelado en Texas más de un año, dijo el Nuevo Herald. Reclamaron la liberación inmediata del terrorista por considerar que su caso es objeto de ”una maniobra política” para satisfacer a los gobiernos de Cuba y Venezuela. El texto emitido por el Comité Pro Libertad de Luis Posada Carriles fue suscrito por representantes de 35 organizaciones del exilio. El abogado Eduardo Soto, quien participó en el acto, dijo que confía en que su cliente será liberado, pero afirmó que está listo para enfrentar una decisión adversa. ”Pero si el gobierno apela la decisión de excarcelarlo, estaremos al día siguiente ante el juez pidiendo que sea liberado inmediatamente”, afirmó Soto, que fue aplaudido por los presentes. En el acto se escuchó un saludo grabado de Posada, quien dijo sentirse ”bien, con mucho optimismo y fe”. En el salón colgaban tres de sus últimos lienzos sobre próceres de las guerras de independencia en Cuba, pintados recientemente en la cárcel. La Brigada 2506 anunció que realizará un homenaje a Posada el próximo 4 de noviembre.

2 de noviembre de 2006

El juez federal de El Paso, Texas, Philip Martínez concedió al gobierno 90 días para que justifique el encarcelamiento indefinido del terrorista Luis Posada Carriles.

En una decisión de cinco páginas, el dio de plazo hasta el 1ro. de febrero del 2007 para que el Departamento de Seguridad Territorial (DHS) proporcione suficiente evidencia en contra de la liberación de Posada. El juez Martínez dijo que se pronunciará sobre la petición de habeas corpus del detenido sólo después de la respuesta del gobierno, y admitió que el encarcelamiento de Posada ”sobrepasa ampliamente el período de seis meses” que estableció en el 2001 el Tribunal Supremo para retener a extranjeros con orden final de deportación.

”Por lo general, un tribunal debe acatar las consideraciones del ejecutivo en asuntos de política exterior”, escribió Martínez.

“Lo que está diciendo el Juez Martinez es que los tribunales le dan deferencia al Ejecutivo en asuntos relacionados con las Relaciones Exteriores del país. Le envía una clara señal al gobierno: siempre y cuando los Estados Unidos certifiquen a Posada como una persona cuya liberación tendría consecuencias adversas para las relaciones exteriores, el Tribunal le dará deferencia a esa certificación”, dijo a
Cubadebate
el abogado José Pertierra,

Eduardo Soto calificó el veredicto como ”un preludio para la libertad de Posada”. Soto anunció que la semana entrante presentará una moción ante el tribunal de El Paso para que el juez reconsidere reducir el plazo del gobierno en 30 días. Según la Orden del Juez, el Departamento de Seguridad inició el proceso de certificación el 5 de octubre, y esto requiere consultas con el Departamento de Estado y la recomendación de la Secretaria de Estado.

3 de noviembre de 2006

Los Jefes de Estado y de Gobierno de Iberoamérica que asistieron a la XVI Cumbre en Uruguay aprobaron una resolución en la que, entre otros acuerdos, rechazan todas las manifestaciones de terrorismo y piden que sea juzgado el terrorista Luis Posada Carriles, responsable de la voladura de un avión cubano en 1976.

4 de noviembre de 2006

Alpha 66 ofrece un homenaje a Luis Posada Carriles, desde las 7:30 en la oficina central de ALPHA 66, situada en el 2250 SW. de la Calle 8, en Miami, publica el Diario de las América.

13 de noviembre de 2006

El Miami Herald publica un editorial titulado “¿Dónde están las evidencias para detener a Posada?”, donde afirma que “el señor Posada tiene un pasado turbio como agente de la guerra fría”, pero sugiere que de no presentarse prueba en su contra, sea liberado: “Tiene derecho al debido proceso que exige la ley estadounidense. Las autoridades de inmigración deben presentar pruebas sustanciales antes de condenar a alguien a lo que pudiera ser una sentencia de cadena perpetua.” Y añade: “Estamos en absoluto desacuerdo con la filosofía del señor Posada de que el fin justifica los medios. Nos dolería mucho si un juez decide que continúe detenido, pero ese fallo debe estar basado en las leyes y en pruebas contundentes. Los funcionarios del Departamento de Justicia esgrimen que el señor Posada es “un autor confeso de planes y ataques terroristas”. Perfecto. Permitámosles que lo demuestren.”

14 de noviembre de 2006

Una corte federal en la Florida condenó a Santiago Álvarez, benefactor de Luis Posada Carriles, a cuatro años de prisión por conspiración para poseer un arsenal de armas de guerra. Alvarez, de 64 años, se había declarado culpable del delito y había evitado así ser enjuiciado por la posesión del arsenal, que incluía armas automáticas, granadas, lanzagranadas y municiones. Un empleado suyo, Osvaldo Mitat, fue condenado a tres años de cárcel también por conspiración. Sin embargo, ambos permanecerán menos tiempo tras las rejas pues ya llevan dos años encarcelados en Miami. El abogado de Álvarez, Arturo Hernández, dijo que el exilio cubano ve la sanción como una victoria pues el juez enfocó el asunto como basado en motivaciones patrióticas no sólo hacia Cuba sino también a EEUU.

15 de noviembre de 2006

Los Angeles Times publica un editorial donde afirma que “sería un escándalo” si Estados Unidos libera al terrorista, y propone extraditarlo a España.

2007

5 de enero de 2007

El Nuevo Herald informa que Santiago Álvarez y Osvaldo Mitat, sentenciados en Estados Unidos a penas leves por posesión ilegal de armas, comparecerán en el juicio contra el criminal Luis Posada Carriles. Álvarez y Mitat fueron llamados por la Fiscalía para que testificaran el 12 de enero en Texas.

La citación se inscribe en el último tramo de la investigación federal para determinar si Posada Carriles mintió cuando le dijo a las autoridades que, en marzo de 2005, penetró en Estados Unidos por la frontera mexicana, señala el diario El Nuevo Herald.

11 de enero de 2007:

Un Gran Jurado Federal del Distrito Oeste de Texas formuló esta semana siete cargos contra Posada Carriles por fraude en el proceso de naturalización y seis más por declaraciones falsas, informó el Departamento de Justicia de EE.UU. Por primera vez, Estados Unidos reconoce que Luis Posada Carriles entró a los Estados Unidos en el barco Santrina, en compañía de su benefactor Santiago Alvarez y de otros cuatro acompañantes. Se anuncia, además, que Posada deberá comparecer la próxima semana ante un magistrado en Texas para hacerle la presentación formal de los cargos. De ser hallado culpable podría encarar un máximo de 15 años de cárcel.

12 de enero de 2007

El Nuevo Herald informa que Santiago Alvarez y Osvaldo Mitat han sido acusados en el tribunal de Texas por negarse a declarar ante el jurado de instrucción que investiga a Posada.

Haga un comentario



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también