Imprimir
Inicio » Cuba, Sociedad  »

Programa Mundial de Alimentos: 55 años de labor en Cuba

| 1

El Programa Mundial de Alimentos celebra 55 años de labor en Cuba. Foto: Mabel Torres/ Cubadebate.

El Programa Mundial de Alimentos (PMA) de la Organización de Naciones Unidas dio sus primeros pasos en Cuba en el año 1963. Por aquel entonces, el país se recuperaba del devastador paso del huracán Flora. A casi 55 años del catastrófico episodio, el PMA continúa su labor en la Mayor de las Antillas.

Laura Melo, representante de la organización en la nación caribeña, explicó que la misión principal del PMA consiste en la lucha contra el hambre a nivel mundial. Con ese propósito, el Programa brinda su apoyo en situaciones de emergencia, desastres naturales, conflictos armados o crisis humanitarias.

La funcionaria afirmó también que otra de las metas radica en el acompañamiento a programas, gobiernos e instituciones para fortalecer la seguridad alimentaria.

El ciclo de cooperación actual con la Isla comenzó en 2015 y sus directrices fundamentales remiten al vínculo con las redes de protección social y la cadena de producción de alimentos, de acuerdo con las políticas del Estado de disminuir las importaciones y garantizar la soberanía alimentaria.

Laura Melo, representante del PMA en Cuba, reconoció la labor del gobierno cubano en materia de seguridad alimentaria. Foto: Mabel Torres/ Cubadebate.

Además, la representante resaltó que en Cuba existen temas medulares para su equipo como la vulnerabilidad del archipiélago ante los ciclones y fenómenos meteorológicos, así como el impacto de la sequía en la siembra.

“También realizamos un trabajo de acompañamiento y de apoyo al gobierno para que Cuba alcance los Objetivos de Desarrollo Sostenible, sobre todo el objetivo número dos que justamente está relacionado con la seguridad alimentaria y nutricional”, sostuvo Melo.

Entre las acciones promovidas por el PMA en el país al cierre de 2017 destacan la asistencia a 650 mil personas beneficiadas con el suministro de alimentos, al tiempo que otras 200 mil recibieron capacitaciones y equipos para la producción.

El asesoramiento a los campesinos y productores también fue una prioridad el pasado año. Por ello más de 7 mil fueron dotados con equipos y entrenamiento para fortalecer la cadena productiva, mientras que en las provincias orientales 20 mil cursaron talleres para la gestión de la sequía.

Al respecto, la oficial de Política y Programa, Gabriela Hernández, aclaró que no han sido capacitaciones tradicionales, sino que implican la participación activa de los educandos.

Hernández añadió que otra de las estrategias para elevar los niveles de nutrición apuesta por empoderar a las administraciones provinciales y municipales para el control de la producción y el autoabastecimiento como parte de las políticas de desarrollo local.

Gabriela Hernández,oficial de Política y Programa, destacó que el PMA trabaja de conjunto con los gobiernos locales. Foto: Mabel Torres/ Cubadebate.

Igualmente durante 2018, el PMA colaboró en las labores de recuperación tras el paso del huracán Irma con apoyo de donantes como la Unión Europea y con el fin de extender su impacto en la sociedad cubana, estrechó vínculos con cooperativas, instituciones técnicas, así como gobiernos locales.

Por otro lado, Melo enfatizó en que para el año en curso el trabajo del PMA estará orientado al fortalecimiento de la educación y vigilancia nutricional, así como el asesoramiento de la población ante los desastres naturales, particularmente los ciclones.

Asimismo, subrayó la labor del gobierno de la Isla para garantizar la seguridad alimentaria, reconocida por el Informe Mundial de Nutrición, publicado recientemente.

“Cuba es uno de los países con mayor infraestructura para combatir la obesidad  y la prevención de problemas nutricionales, sin embargo hay todavía temas que son preocupantes como la obesidad, muy relacionado con los hábitos alimentarios y por eso insistimos en la educación nutricional y la diversificación de la dieta”, agregó.

Melo destacó también la importancia de las alianzas establecidas a partir de la colaboración Sur-Sur, en particular con Haití y República Dominicana que han aportado experiencias positivas en la gestión de los recursos frente a desastres naturales.

El Programa Mundial de Alimentos (PMA) en Cuba imparte talleres de capacitación ante la sequía y desastres naturales. Foto: Mabel Torres/ Cubadebate.

 

Se han publicado 1 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Silvio Estrada Rodriguez dijo:

    Por que otros paises no necesitan ese programa contra el hambre? Que podemos mejorar para librarnos de ese programa que lo tenemos desde 1963?Alguna solucion debe de haber. Quizas alguien que sepa de economia me pueda contestar. No se nada de economia por eso pregunto

Se han publicado 1 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también