Imprimir
Inicio » Opinión, Deportes  »

Eugenio George, despedida para un inolvidable amigo

| 28

Esperaba la desafortunada noticia desde hacía varios días, pero me sorprendió en la madrugada de este primer domingo de junio. Dejaba de existir una leyenda del deporte y el voleibol cubano: Eugenio George Laffitta. Como todos sus familiares, diferentes generaciones de atletas, entrenadores, autoridades y decenas o cientos de personas enrolados en su quehacer de por vida, lamento su fallecimiento de una manera excepcional. Nunca antes me había sucedido con algún otro profesional del sector.

Hay múltiples razones para ello. Conocí a Eugenio en 1963 en la instalación Pepe Barrientos de la barriada capitalina de Luyanó, una de las cunas formadoras de la mayoría de los voleibolistas que después saltaban al equipo masculino nacional.

De dicha personalidad ya tenía algunas referencias, aunque mi actividad era el baloncesto escolar. Recuerdo que fue el conocido profesor Pepín Ribot, quien me presentó a Eugenio. Nada, pero nada me imaginaba que unos años más tarde mis lazos de amistad y trabajo estarían vinculados con la triunfal trayectoria del maestro, artífice de esas inolvidables hazañas que estremecieron a Cuba
Conocedora fundamentalmente de béisbol y boxeo, la afición cubana comenzó a identificarse con el voleibol superior después de los Juegos Centroamericanos de Puerto Rico 1966.

Eugenio George y sus espectaculares Morenas.

Eugenio George y sus espectaculares Morenas.

Eugenio trabajaba con hombres y no mujeres. Sin relacionar todo lo positivo ocurrido y su posterior designación al frente de nuestra selección femenina, les confieso que la sabiduría, métodos, comunicación, nobleza y valores que influyeron sobre aquellas jóvenes que llegaban desde distintos rincones del país, transformaron el estilo y la forma de hacer de la incipiente escuela cubana de voleibol.

El torneo NORCECA efectuado en Los Angeles, Estados Unidos (1975) significó – a mi modo de ver – el despegue definitivo de Eugenio como estratega de máxima calificación internacional. De ahí en adelante las cuatro letras de CUBA fueron respetadas en todas las grandes reuniones del voleibol femenino mundial.
Más que comentar sobre los títulos olímpicos, campeonatos o copas del mundo, panamericanos, centroamericanos o los honorables reconocimientos que recibió en los últimos años, deseo relatar brevemente algunos de los muchos momentos de sus incursiones por Asia, Brasil, algún país europeo o lo conversado aquí en La Habana.

En esas visitas al exterior compartí con Eugenio varios encuentros y conferencias con los más sobresalientes entrenadores del planeta. Doug Beal (USA), Nikolai Karpol (URSS – RUS) y José Roberto Guimaraes (BRA) se encontraban entre los más selecto del auditorio. El presidente de la Federación Internacional de Voleibol (FIVB) Rubén Acosta (MEX) dedicaba enorme atención y mantenía las mejores relaciones con el multilaureado técnico cubano. Si alguna vez faltó algún recurso a nuestras morenas o al voli cubano, el nombre y la autoridad de Eugenio encauzaron y facilitaron la solución del inconveniente.

Además de los habituales intercambios con los técnicos nacionales y el asesoramiento a determinados atletas de otros deportes, Eugenio fue observador del trabajo y elogió en su momento a los directivos de nuestros colectivos de varones en las diferentes categorías, así como a Miguel Calderón y Manuel “El Gallego” Pérez, entrenadores de los equipos nacionales de baloncesto,
Ni que decir de las decenas de “Espectaculares Morenas del Caribe” que recibieron la educación y formación de Eugenio. Más que entrenador, profesor o seleccionador de los mejores talentos, todas, todas afirman que fue un padre para ellas.

Eugenio George Laffitta llegó desde la oriental Baracoa para estampar un sello distintivo en las gloriosas filas del deporte cubano y universal.

Seguro estoy de que su mayor aspiración en estos tiempos sería ver de nuevo a nuestro voleibol en un encumbrado lugar en el mundo.

Ese sería el mejor homenaje a su memoria.

Se han publicado 28 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • dashiel dijo:

    Una vida dedicada a dar alegrias al pueblo cubano , dedicada a formar atletas ….una vida digna de una pelicula, asi como las 3 medallas de oro consecutivas de las espectaculares morenas….el tiempo es cruel y es inevitable el destino…seguiras vivo en cada atleta y entrenador que luche por el voly cubano….

    Esto ya lo publique , pero lo reafirmo como mi sentir por la muerte del gran eugenio:

    No voy a hablar del entierro de Eugenio …no…se que segun dicen no estuvo a la altura del maestro de maestros…no ….prefiero hablar de mi sentir, prefiero decir que tengo 28 y desde los 13 juego voly y jugare hasta que tenga fuerzas… inspirado por los triunfos de nuestro pais , inspirado en Despaigne, Valdes, Diago, Ihosvany, Gato , Roca, Osvaldo…inspirado en el MEJOR EQUIPO DEL SIGLO XX…formado por el MEJOR ENTRENADOR del siglo XX, que orgullo ser cubano, que orgullo haber contemplado aquellas victorias que EL MAESTRO Eugenio construyo con su dotada capacidad de convertir jugadoras en maquinas de jugar al voly, de convertir a una generacion en el mas celebre equipo cubano que haya pisado un terreno de deporte …aun recuerdo aquella madrugada del 2000 en el que mi gtmo permanecia despierto saltando y sudando junto con las morenas , recuerdo estar perdiendo 2 a 0 , recuerdo a ese equipo levantar el juego y ganar 3 a 2 a Rusia , recuerdo llorar como un bebe y recuerdo que ese momento marco un hito en el deporte mundial…Cuba era triple campeon olimpico…gracias MAESTRO, GRACIAS …yo te agradezco, no precisas grandes despedidas…no….tu precisas que se te recuerde…precisas que Cuba vuelva a ser una potencia del voly ….yo por mi parte te llorare como todo cubano que ama el voly…por que como dijera un buen entrenador…¨El voly no es solo un deporte…es una forma de vida¨….gracias por inspirarme a vivir de ese modo …

    • arman@ dijo:

      gracias dashiel por tus palabras creo q ahi se resume el sentir de todos los cubanos q amamos y sentimos el voly, gracias eugenio

      • walde dijo:

        BELLAS PALABRAS ESTOY DE ACUERDO CONTIGO, SE ME SALIERON LAS LAGRIMAS

    • onelia herrera dijo:

      rectifico el mensaje, me conmovio su comentario, perdimos a alguien que nos hizo sentirnos orgullosos de nuestra patria y sus triunfos en el deporte con una sencillez y modestia ejemplares…

  • justa dijo:

    murio un gigante

  • odalys dijo:

    lamentamos la muerte de uno de los grandes de Cuba

  • Cari dijo:

    Gracias a René Navarro:
    Brillante, único e inolvidable como narrador del voleibol femenino,hombre honesto e íntegro.Como usted dice “el mejor homenaje a su memoria””ver de nuevo a nuestro voleibol en un encumbrado lugar en el mundo”.El comentarista dashiel tambien me impresionó, en particular cuando dijo:”no precisas grandes despedidas…no….tu precisas que se te recuerde…precisas que Cuba vuelva a ser una potencia del voly” .
    Todo el pueblo de Cuba lo recordará siempre.No haber preparado
    mejor su despedida no podrá disminuir un ápice al genio que es Eugenio George
    precisamente por su ser tan inteligente, brillante capáz y a la vez tan sencillo, tan cubano y patriota de verdad .Por encima de cualquier formalidad está Eugenio George.En nombre de todo el pueblo de Cuba gracias por tanta alegría durante tantos años por la fe en sus cubanas a toda prueba.Solo un hombre muy especial muy brillante puede representar y trabajar en un país subdesarrollado y llegar a ser desigando en su especialidad el mejor entrenador del mundo del siglo XX.
    .

  • Cari dijo:

    Quise decir designado

  • José Llamos Camejo dijo:

    Aunque no lo conocí personalmente, siempre sentí por Eugenio una admiración especial, una gratitud doble y cercana: amo el deporte y soy baracoense. Gloria eterna para él que tantas glorias forjó para Cuba.

  • pavel dijo:

    Gracias a René Navarro por este artículo, verdaderamente Cuba ha perdido a un gigante aun no lo puedo creer, Eugenio se merece que lo tengamos siempre en nuestras mentes y en nuestros corazones.

  • culé naranja dijo:

    “Mi propia crónica”

    “Digámosle adiós a un grande”

    Recuerdo sentado en el sofá de mi casa los gritos de emoción de mi padre ante el estelar juego de las morenas del Caribe, no conocía en aquel entonces ningún nombre de las jugadoras y mucho menos la del entrenador, en aquel entonces mi corta edad solo percibía que en aquel deporte en donde un ESTELAR narrador repetía con una euforia de jubilo “Tanto para Cuba o Chiquitica o Torre a cuatro manos” se notaba un sentimiento de gloria, gloria al tener el mejor equipo de la historia, esas narraciones solo se comparan con la magistral narración de Víctor Hugo en el partido Argentina vs Inglaterra con el golazo de Maradona.
    Con el tiempo me fui instruyendo y comprendí que el mayor partícipe de todos esos triunfos era gracias a un señor que saltaba como un chiquillo de mi edad con la histórica medalla de oro en las Olimpiadas del 2000.
    Ya con unos años más sobre mi pellejo he podido disfrutar y aprender con varias entrevistas que le han hecho a ese extra clase señor, me demostró que su sencillez es evidente y su modestia era innegable.
    Su nombre es un símbolo, su legado es leyenda, gracias Eugenio por ofrecernos momentos de glorias, gracias por tus logros, desde este ladito de Cuba agradece un amante del deporte y admirador de los buenos hombres.
    Mereces una estatua bien grande, mejor entrenador del siglo XX y hombre de infinitas virtudes.
    Gracias

  • raul dijo:

    Nos ha dejado el más grande entrenador cubano de cualquier deporte, para mí, él y Sagarra (Boxeo) son dos leyendas dentro de Cuba y para el mundo. Honor a quien hornor merece. Es una lástima que a su despedida no se la haya dado la connotación y atención que merecía.

  • DiAnPeLoQue dijo:

    René, se del sentir suyo hacia el voleibol, pues su voz lo puso bien en alto con las maravillosas narraciones que realizó, siempre enfatizando sobre el lugar de orígen de cada jugadora o jugador. Quien se dedica ahora a narrar este deporte no le llega, a usted, ni a la chancleta.
    El fallecimiento de Eugenio fue muy doloroso; pero muy bochornoso fue el tratamiento que se le realizó al suceso por parte de los dirigentes del INDER, de los dirigentes del Estado y Gobierno y por la Prensa Cubana.
    Por Telesur, ni siquiera en los cintillos, se plasmó el traslado hacia la eternidad del “ARTÍFICE DEL VOLEIBOL CUBANO Y MUNDIAL.

    • jose martin dijo:

      la culpa de esa falta de respeto, la tiene el INDER, un organismo que cada vez esta peor, nunca ha sido bueno, pero ahora peor que nunca, da pena ver como están los terrenos de futbol ,pelota, las psicinas de este país ,las cancha de baloncesto ninguna tiene un aro que sirva, es un desastre, no son capaces de organizar un homenaje a la altura de lo que este señor se merecía.

    • Qbano dijo:

      No se le rendió honores a Eugenio, porque él era un DON con talento reconocido a nivel mundial, no un compañero que asume todo lo que viene de arriba. recuerden que en este pais se premia la obediencia, no al talento.

  • Guillermo Zambrano Núñez dijo:

    A los familiares de Eugenio mis sentidas condolencias de cubano sencillo que agradece con orgullo los triunfos de sus muchachas. Eugenio, gracias porque con tu obra hiciste mucha patria con inmenso amor de humilde patriota. Los que lo vivimos y vibramos con esa inovidable época, damos gracias por la existencia de cubanos como tú que lo entregaron todo a la obra de la forja de la cubanía. Eugenio eres imperecedero como tu increible obra de amor y técnica

  • Galván dijo:

    René gracias por tu magnifica opinión como de costumbre.
    Quiero tomar una frase de usted para homenajear a este GRANDE DE CUBA.
    DE CUBA Y PARA EL MUNDOOOOOOOOO EUGENIO GEORGE!!!!!!!!!

  • Alberto "Lico" Báez (Gloria Deportiva del Voleibol) dijo:

    Gracias, Navarro, por reivindicar la humildad de este grande que fue Eugenio George. Como ya expresé en otros artículos, perdí a mi amigo, a mi compañero en el Equipo Cuba de Voleibol, donde representábamos dignamente a la patria por convicción moral, orgullosos de ser cubanos, sin retribuciones monetarias elevadas, pues lo más importante eran los ideales y la imagen del deporte socialista, regresando siempre con la bandera en alto a pesar de la derrota.
    Eugenio fue siempre la persona de mirada afable y carácter tranquilo, pero con una sabiduría extraordinaria y una técnica envidiable, capaz de convertir siempre los reveses en victoria. Fue el artífice de las Morenas del Caribe, sus hijas, que seguirán siendo insuperables. Fue el mejor entrenador del mundo en el siglo XX, y para muchos, el mejor entrenador cubano en el deporte de manera general. Pero sobre todo, fue el cubano humilde que prefirió vivir en Cuba y morir en ella.
    Por eso lamenté la manera en que fue despedido, pues aún viejo y enfermo siguió trabajando para este país, como lo hacemos varios de esa etapa que nos mantenemos en activo aunque el salario sea escaso, las canchas deportivas estén abandonadas y falte el balón y la net para enseñar el voleibol. Pero lo que nunca debe faltarnos es la disposición de rescatar el voleibol y trasmitir los conocimientos a los que en un futuro nos reemplazarán en nuestros puestos. Esos fueron los valores que nos inculcaron y que llevaremos con nosotros hasta la muerte.
    Cada año en Jiguaní, la Cuna del Voleibol en Cuba, efectuamos, derribando miles de obstáculos, el Torneo Nacional de Veteranos de Voleibol, en homenaje a otro grande que fue Olegario Moreno. Nunca faltó la invitación para Eugenio, pero lamentablemente no podía asistir y no por falta de voluntad. Este año entonces evocaremos su figura, y me imagino ya junto a su hermano Edgar, Tati Mendoza, Pachi, Victoriano Moreno, Perdomo, y muchos otros que escapan de mi memoria, nuevamente en el terreno con un balón, aunque falten los vítores y los aplausos, pues con Eugenio de guía, de entrenador, de Maestro, la victoria estará asegurada.
    Gracias por existir, amigo mío.

  • NOLASCO dijo:

    Gracias al Maestro René Navarro por otro trabajo magistral como nos tiene acostumbrado.
    No es imposible que un manager, por pura casualidad, logre formar y llevar a la victoria un equipo, en una o dos competencias.
    Pero Eugenio practicamente mantuvo tres generaciones de Morenas, siempre en la cumbre, desde aquellas primeras (Mamita, la Pomares, etc) hasta las mas conocidas (Mireya. Regla, Idamnis, Imilsis ).

    Y fue para ellas mucho mas que un simple DT. Porque influyó en su forma de comportanrse, en su vestir, en su hablar. No permitió que se les fuera la gloria a la cabeza y esto lo logró con su propio ejemplo. Ejemplo -valga la redundancia- para muchos otros personajes.

    Realmente merecía una despedida por todo lo alto, en la ciudad de portiva, y es una verguenza más para el INDER no haberla hecho, sobre todo teniendo en cuenta que su enfermedad fué larga y con un final evidente. pero quizás esa cosa sencilla, con Mireya encaramada en una tapa de panteón, hubiera estado mas acorde con su caracter y su forma de ver las cosas.

    Gracias al maestro Navarro y mi pésame a la familia de Eugenio y a los verdaderos amantes del deporte cubano.

  • Truenoazul dijo:

    gracias navarro, gracias por ese grato reconocimiento que eterniza a eugenio como el maestro del voley en cuba… gracias por resaltar tan grande figura

  • Idalmis Gato Moya dijo:

    A QUIEN DIOS SE  DIO , SAN PEDRO SE LO BENDIGA.
    José de la Luz y Caballero: “…dijo  Instruir puede cualquiera, educar, solo el que sea un evangelio vivo” y precisamente eso ha sido , es y sera siempre  EUGENIO RAFAEL GEORGE LAFFITTA.
    Hoy hablo en pasado presente y futuro.
    La vida pasa muy rápido,pocas cosas en esta vida son  reconfortantes para uno. Personalmente digo que bueno tener a alguien que cuando estes   llorando  te de la mano como tu PADRE. Nunca olvidaria todas las cosas que pase en mi juventud como atleta , en ese momento sentia su mano en mi hombro, una charla amena y al final terminaba riendo . Sabes cuantas cosas pudo decirme solo en 5 minutos , y hacer que yo olvidara mi tristeza
    El mejor entrenador del siglo xx. Se fue en silencio . No se si el queria eso, a pesar de su humildad , creo que su despedida llevaria mas , Mas de lo que la Patria espera. Como se dijo en los juegos panamericanos no recuerdo el año, asi era el lema.Creo en el dicho , cuando Tin tiene Tin vale , cuando Tin no tiene ni Tin vales.
    Vamos a dejar de Vivir del cuento , que es un programa de TV y prestar mas atencion , a las personas que hacen Historia con sacrificio y que con sus resultados hacen vivir a otros , que lleban trajes y no dicen ni buenos dias que solo te reconocen cuando llegas con una medalla de una competencia importante . Que impotencia de saber como se fue mi PADRE.Siempre regalo sus experiencias, nunca cobro una entrevista y siempre tuvo tiempo , para todos a pesar de estar enfermo.
    Porque la Cultura tiene otros metodos , porque trata a su gente diferente y con detalles, ya lo dice la palabra Cultura , mejor dicho Nivel Cultural , y no hay q ser intelectual para tener cultura , educacion y lo mas importante RESPETO a las personas y a quien se lo merece mejor  . Recuerdo el entierro de Sara Gonzales, y los mas recientes  Juan Formell y Luis Carbonel. Velados en el TEATRO NACIONAL y en la UNEAC .Cuba se paro con ellos .
    Porque Tiofilo y Eugenio no fueron velados alli, en la CIUDAD DEPORTIVA ,esa era su referencia , grandes que se merecian mas que eso
    Reflexionemos en cuanto a las actitudes y no vivamos mas del cuento.
    Solo queria que su funeral fuera algo grande , que no pasara asi no mas , al Cesar lo que es del Cesar . EUGENIO RAFAEL GEORGE LAFFITTA merecia mas.
    Cuaidado ,  todavia en el deporte tenemos grandes hombres que todavia estan haciendo historia , que quedaria para ellos cuando les toque partir a su morada ???????????.

  • Luis Nuñez dijo:

    Recuerdo que cuando la olimpiada de Sidney 2000 Eugenio no fue como DT principal ,sanciones injustas quisieron opacarlo,pero sus niñas luego de ese partido inilvidable con Rusia en la final ,euforicas por la victoria fueron a donde estaba Eugenio y lo cargaron y lo lanzaban una y otra vez por el aire .Sus detractores,los que lo sancionaron se vieron derrotados.
    Hoy esos mismos detractores seguro estaban “orgullosos” de un homenaje tan misero por parte de las autoridades deportivas de nuestro pais,pero hoy muerden otra vez el polvo de la derrota, el pueblo le ha brindado el homenaje que merece y hasta nuestro gran comandante se ha pronunciado.
    que bajos son

  • Marian dijo:

    Que mal .. me conmovio muchisimo las palabras d mireya luis.. un gran hombre sin duda y una penosa enfermedad que acaba con vidas grandiosa .. descanse en paz

  • Fernando Delgado Ortega. dijo:

    Todo lo que he leído es cierto, y también es verdad que no debió ocurrir. Pero nada lograremos con seguir lamentándonos. Fidel nos ha enseñado que debemos ser críticos y autocríticos, y a convertir los reveses en victoria. Eso es lo que toca ahora, corregir lo ocurrido. Rectificar es de sabio. Pues bien, hay mil razones para rendir homenaje al mejor entrenador deportivo del siglo XX, al creador y padre de las Morenas del Caribe, al digno y leal cubano que Fidel y el pueblo de Cuba ¨siempre admiró mucho.¨ Si, estoy proponiendo que El INDER, El Estado y el Gobierno, rindan tributo de recordación eterna al Mejor Entrenador deportivo del Siglo XX, para agradecidos, poder decir todos con René Navarro: DE CUBA Y PARA EL MUNDO: Eugenio George Laffitta, creador y padre de las Morenas del Caribe.

  • estrella fermina dijo:

    CON EL SE VA UN MAESTRO DEL DEPORTE , CUANDO IVAN A JUGAR LAS MORENAS DEL CARIBE ERA UNA FIESTA SEGURA, ERA UN ROMPE CORAZONES
    MUCHAS EMOCIONES COMPARTIDAS CON EL PUEBLO CUBANO.

Se han publicado 28 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

René Navarro Arbelo

René Navarro Arbelo

Vea también