Imprimir
Inicio » Noticias, Ciencia y Tecnología  »

Cuba confía en sus universitarios para salir adelante

| 18 |

Foto: Estudios Revolución.

Hay en Cuba una realidad que merece ser contada primero que cualquier lamento: es la que han estado construyendo nuestros jóvenes durante casi todo el 2020; es la que han estado protagonizando los universitarios que en los meses recién pasados han logrado enderezar, con entusiasmo y heroicidad, muchos entuertos de un escenario al cual nadie le discute su complejidad y dureza.

Ante la evidencia de muchas historias contadas en voces de los propios actores, el Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, expresó este miércoles a estudiantes y profesores en la Universidad Tecnológica de La Habana «José Antonio Echeverría», CUJAE: «La experiencia de ustedes (…); es como lo “real maravilloso” de Carpentier, que nos parece tan cotidiano que no nos damos cuenta de la grandeza de lo que hacemos todos los días. Nada más aguantar bloqueo todos los días (…) es extremadamente grande. Esas cosas las tenemos que compartir, (…) saber ponerlas en las redes; las tenemos que visualizar».

Foto: Estudios Revolución.

Lo escuchado en un encuentro que tuvo el lenguaje de la audacia, la sinceridad y el compromiso que la Cuba de hoy necesita, versó sobre lo hecho por alumnos y profesores de la CUJAE no solo en el enfrentamiento a la COVID-19 sino también en el apoyo a otros asuntos de impostergable humanidad como la presencia en el Sistema de Atención a la Familia (SAF) —importante para personas vulnerables, especialmente ancianas—, o la ayuda en optimizar el uso de la energía eléctrica, o el enfrentamiento a las indisciplinas sociales.

En los primeros momentos del intercambio que se produjo en el Complejo de Investigaciones Tecnológicas Integradas (CITI) de la Universidad, y que contó con autoridades del Partido y del Gobierno de la capital, así como con docentes y representantes de todas las facultades, Danhiz Díaz Pereira, Secretario General de la Unión de Jóvenes Comunistas (UJC) de la CUJAE, expresó que todos podían considerarse integrantes habituales de esa gran familia, incluyendo al Presidente de la República, a quien el joven dio las gracias por su presencia.

Foto: Estudios Revolución.

Foto: Estudios Revolución.

Antes de dar paso a otras intervenciones, Danhiz enumeró tareas que quienes pertenecen a esa casa universitaria desempeñaron «en este tiempo de combate de todo el pueblo». Fue, en su entender, un combate de la Revolución, más allá de las fronteras de la CUJAE, y también hacia adentro: mientras en el centro de altos estudios un grupo de trabajadores se esforzó alistando espacios destinados al aislamiento sanitario en medio de la COVID-19, muchos universitarios partían hacia los municipios para ayudar al país.

Andrés Carvajal, Presidente de la Federación Estudiantil Universitaria (FEU) de la CUJAE, hizo alusión al encuentro como «prueba directa de que el diálogo ha sido más que constante», como parte del trabajo del Gobierno, de la Revolución, y del proyecto que se construye todos los días.

Todavía nadie sospechaba el tono propositivo y emotivo que tomaría la reunión. Carvajal contó, por ejemplo, cómo los intercambios de la universidad con los Consejos de Defensa Provinciales y de los municipios hicieron patentes necesidades como atender al sector del adulto mayor. Varias ideas nacidas de los diálogos con las organizaciones y las instituciones en los territorios fueron las semillas de un trabajo que tocó muchas realidades, y que las transformó para bien.

«Nos volcamos sobre doce municipios, con las autoridades de allí, con los Comités de Defensa de la Revolución (CDR), con la Federación de Mujeres Cubanas (FMC); hay muchos ejemplos de jóvenes (ayudando) durante meses», recordó Andrés Carvajal. Y ese fue el preámbulo de testimonios que pusieron en claro, como tantas veces en la historia, la certeza de que la resistencia cubana descansa en una humanidad estremecedora, en una posibilidad de prolongarse gracias, sobre todo, a las valentía de nuestros jóvenes.

Foto: Estudios Revolución.

«Tenemos que enseñar cuál es el cambio que nosotros queremos —dijo Carvajal en otro momento del encuentro—. El cambio que queremos tiene un rumbo y ese es el que nosotros queremos desde las organizaciones: tenemos que incidir más, tenemos que ser capaces de ser agentes de cambio (…) y tenemos el reto (…) de visualizas las luchas cotidianas, las luchas que libramos para tener más oportunidades, para solucionar problemas que tengan los estudiantes».

Las voces de quienes cambiaron realidades

El profesor Alejandro López Llanusa fue el primero en contar una historia. Él dijo trabajar en centros de aislamiento sanitario con jóvenes «maravillosos», a quienes pidió que anotaran, desde sus respectivas especialidades, cuánto se podía hacer para mejorar el uso de la logística de un hospital. Así nació un grupo interactivo para trabajar en el mantenimiento de una institución de Salud, y ese fue el comienzo de una experiencia de enlace hospital—universidad, cuyos resultados podrían, como sugirió el Jefe de Estado, expandirse a todo un sistema.

Foto: Estudios Revolución.

Foto: Estudios Revolución.

Varios estudiantes contaron sobre sus vivencias en el SAF. Se sinceraron con inconformidades, con soluciones que podrían aplicarse para que muchos de nuestros ancianos sean mejor atendidos. Y en todos los testimonios primaba la idea de que, quien sienta por Cuba, debe sentir dentro de sí la inquietud por mejorarla.

Los universitarios participaron en las reuniones de los Consejos de Defensa de los territorios a los cuales llegaban, lograron aplicar algoritmos a las manzanas poblacionales, pudieron estar al tanto de cómo se distribuían los productos de alta demanda en las tiendas que tenían bajo la lupa, estuvieron en hospitales pediátricos —una muchacha contó en el encuentro sobre cómo vivía el dolor de abuelas y madres que acompañaban a sus hijos o nietos durante los ingresos hospitalarios…

Ese ejército de jóvenes demostró que las ciencias exactas hacen mucha falta para vivir, y que como reflexionó durante el intercambio Díaz-Canel, el Comercio Electrónico es un camino que debemos aprender a recorrer con mayor habilidad, eficiencia y eficacia.

Con un mundo de conocimientos fueron los muchachos para apoyar ante todo tipo de necesidades: algunos se enfrascaron en medir el uso de la energía eléctrica, otros saben hace mucho tiempo que la luz solar es un recurso aprovechable en múltiples diseños de viviendas. Es lo que dijo allí un ingeniero eléctrico: «La Universidad le puede resolver mucho al país».

Foto: Estudios Revolución.

Yanet Rodríguez Acosta, profesora de Ingeniería Industrial, contó sobre cómo llegaron a resolver sillas de ruedas para personas necesitadas, e hizo alusión al imprescindible control popular, una premisa de la cual, en estos tiempos, los universitarios han sido protagonistas mientras andaban «metidos» en los problemas de la sociedad.

Ellos hablaron de cómo hay ayudas que tienen gran valor pero no tienen precio. Fue la historia de Miguel González Arzuaga, de 21 años y estudiante de segundo año de Ingeniería industrial: Estuvo laborando en el municipio de San Miguel del Padrón, ayudó a ancianos, conoció los centros de aislamiento. Más de una persona le preguntó si a él le pagaban por lo que hacía. Pero él estaba allí por convicción, y porque un «gracias» le daba sentido a todo.

Daniel Treto López sumó su voz para decir que el Gobierno del país ha sido «franco y sencillo» en la gestión de las informaciones, y que ha llegado a nuestro pueblo «con la gestión de la sinceridad». Propuso que se piense en ellos, los universitarios, para enfrentar desde la inteligencia cualquier desafío de la hora actual.

Palabras de gratitud y confianza

De la madurez que tienen, del espíritu de compromiso, del modo desenfadado pero también comprometido con que han enfrentado un grupo de problemáticas en escenarios complejos, habló el Presidente cubano a los anfitriones de la CUJAE.

«Todas estas ideas que ustedes han expresado las compartiremos con los compañeros del Partido y del Gobierno», expresó el mandatario, quien trajo a colación dos premisas vitales: la inquietud revolucionaria, y la sensibilidad ante los problemas de la población.

Foto: Estudios Revolución.

Sobre la última cualidad, el Jefe de Estado destacó la necesidad de molestarnos ante lo que no esté bien, y también de ocuparnos, de ver cómo vamos a participar, a apoyar, para poder transformar, para poder proponer y ver cómo podemos crecer en el camino de las soluciones.

El 2020 fue un año durísimo, meditó Díaz-Canel, pero no tenemos que lamentarnos de que haya sido duro, resaltó, porque ese también ha sido el lapso de «aprendizajes tremendos», de oportunidades para crecernos, para probar de qué estirpe somos y cuán fuerte es la Revolución.

No pasó por alto que el mundo se estremeció con la pandemia, pero que el nuevo coronavirus llegó a la Isla cuando esta enfrentaba una situación mucho más compleja, con la aplicación del Capítulo III de la Ley Hemls Burton, con el incremento de la persecución financiera por parte del imperio, y de una presión extraordinaria por cuenta de ese cerco. El imperio, denunció el mandatario, actuó contra Cuba con una «crueldad tremenda» en medio de la pandemia.

El país caribeño, a pesar de todo y como destacó el mandatario, ya tiene tres prototipos de ventiladores pulmonares, diseñados por sus propios hijos, cuatro candidatos vacunales, más de 460 investigaciones, y una larga lista de logros a pesar de todas las adversidades.

Eso, afirmó, nos ha dado aprendizaje y potencialidades para enfrentar cualquier otra problemática.

Al referirse al tesoro que las casas de altos estudios guardan, Díaz-Canel dijo: «Tenemos un sector del conocimiento fuerte que está en nuestras universidades, donde más innovación se genera; queremos un sector productivo que sea innovador». Y seguidamente hizo alusión a la importancia de lograr una buena interconexión entre el sector del conocimiento y ese sistema productivo y de servicios que necesitamos sea innovador. «Hay que fertilizar esa interconexión», puntualizó.

El mandatario compartió su certeza de que si se impulsa la interconexión entre Gobierno—sector del conocimiento—sector empresarial, todo en función del país, y buscando ciencia e innovación, «nosotros vamos a impactar mucho y vamos a transformar mucho, y vamos a llegar más rápido a la prosperidad que tenemos como visión de nación».

Desde luego, como también recordó, «hay que trabajar mucho para eso, hay que ser muy coherente».

Nosotros no podemos perder ni un segundo, resaltó, en empezar desde nosotros mismos la búsqueda del punto de inflexión para cambiar e ir a esa prosperidad deseada.

«Tenemos ya una enorme obra social, pero para tener justicia social hay que tener una economía que la sustente. Ese es el combate de este año», dijo el Presidente cubano a los estudiantes. «El 2021 lo tenemos que hacer mejor nosotros mismos, con nuestros propios esfuerzo», subrayó.

Sobre la sintonía que hay entre la dirección del país y lo que piensan los estudiantes, el Jefe de Estado expresó: «A nosotros nos gusta la cultura del detalle, que haya belleza, que haya eficiencia, que no haya burocracia, que no haya corrupción, que no haya chapucería, que todo funcione y que todo tenga calidad, (…) esa es una batalla grande y la tenemos que librar, y de la que no nos podemos cansar».

De la cultura del diálogo, de cómo sabemos llegar a concesos entre todos, de la tríada innovación— informatización de la sociedad y comunicación, también habló el mandatario.

«Tenemos un compromiso tremendo con ustedes —afirmó— de que juntos podamos seguir perfeccionando el país, de que juntos podamos seguir defendiendo la Revolución. (…) En nombre de todos los compañeros del Partido y el Gobierno les quiero decir que los agradecidos por este encuentro somos nosotros; y nos estaremos viendo en próximos encuentros para seguir aportando ideas», dijo el dignatario.

Se han publicado 18 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • VRD CUJAE dijo:

    Mi primer comentario es para agradecer a la periodista Alina este excelente reportaje de lo que ocurrió en la tarde de hoy en la Cujae.
    Hoy, una vez más, me sentí orgullosa de ser cujaeña.
    El Presidente lo resumió cuando calificó las intervenciones y actuaciones durante 2020, como muestra de intransigencia revolucionaria y sensibilidad humana.
    Hacer lo que se necesitaba en estos difíciles momentos para contribuir a resolver el problema inmediato, pero con los ojos puestos en lo que es necesario, debemos y podemos mejorar para que los servicios que se brinden sean de mejor calidad. Sin olvidar que quienes trabajan en esos sectores son hombres y mujeres del pueblo con necesidades y que a quien se sirve es también al pueblo, que debe ser atendido siempre con calidad.
    Cuba, su Revolución y el pueblo, podrán contar siempre con la Cujae para lo que se necesite. Su comunidad universitaria continuará estando donde se necesite y podrá sus procesos estratégicos en función de hacer de nuestro país prospero y sostenible.
    #SomosCuba #SomosContinuidad # SeguimosANuestroPresidente #CubaViva

  • Rafael Emilio Cervantes Martinez dijo:

    Un encuentro que refleja la heroicidad de la vanguardia de nuestra juventud universitaria en éstos momentos, su Girón, su Crisis de Octubre, sus misiones internacionalistas, libradas hoy por Cuba, contra inenarrables obstáculos, agresiones imperialistas, agravamiento de la crisis integral del capitalismo y las complejidades de la actualización de nuestro modelo de desarrollo socialista. Los jóvenes universitarios han estado a la vanguardia y lo seguirán estando, por hacer avanzar su país, por encontrar soluciones a cada problema. Ahí, en ellos y ellas, está el espíritu de José Antonio, alta preparación profesional y profundo compromiso social.

  • Luis Ángel Trujillo Almeida dijo:

    Al igual que nosotros confiamos en nuestros dirigentes que van a organizar mucho mejor la reforma de precios en el pais

  • Mario Martínez López dijo:

    Excelente relatoría de Alina Perera, no se le escapó ni un detalle.
    La joven estudiante que se refiere:
    " una muchacha contó en el encuentro sobre cómo vivía el dolor de abuelas y madres que acompañaban a sus hijos o nietos durante los ingresos hospitalarios..." Es Arianne Ivis Sierra Crespo del primer año de la carrera Ingeniería Mecánica, que estuvo en el hospital pediátrico de San Miguel (La Balear) del 21 de mayo al 4 de junio. Conocida en las redes por su foto con el niño cargado: Rodolfiño -como ella le decía cariñosamente- el día que le dieron el alta.

  • Raysa Lucía Ricardo Guibert dijo:

    ¡Excelente encuentro! Ojalá se sistematicen y todas las entidades los tomen en cuenta.
    Las soluciones y la prosperidad marchan de la mano de los jóvenes, quienes tienen la frescura y la visión real del momento histórico que se vive, junto a la experiencia de quienes tienen un largo trecho recorrido. Juventud y experiencia, esa es la regla del juego; sensibilidad y amor, las cartas del triunfo.
    ¡La Patria se lleva muy dentro, y ese sentimiento se exterioriza sirviéndola desinteresadamente!
    La Patria es ara y no pedestal. José Martí

  • Alberto dijo:

    Soy graduado universitario y llevo varios años de trabajo, en mi centro actual ocupo una plaza en la cual me están pagando hace 1 año como técnico medio, pienso que con esta nueva restructuración me puedan pagar como un profesional, estoy buscando en las resoluciones para ver si encuentro algo relacionado con el tema pero hasta ahora no eh encontrado.

  • Queso fundido dijo:

    Yo confio muchisimo en ellos......soy optimista....

  • Susana dijo:

    Los Universitarios estamos agradecidos de que Cuba confie en nosotros, por eso esperamos que se comiencen a implementar medidas mas drásticas para cuidar la salud de la nueva Cantera de nuestro pais y sus familias....

  • Queso fundido dijo:

    Hay que tratar por todos los medios que no se vayan del pais.....

  • Adrianne dijo:

    Hace 11 años me gradué como ingeniera industrial porque siempre me esforce' por llegar a ser una profesional y retribuir al país por mi formacio'n. En estos momentos estoy en un centro de trabajo donde de una plantilla de 78 trabajadores, solo 4 plazas tienen el requisito de nivel superior y entonces dónde queda el esfuerzo de nuestro país para formar universitarios si después no se dispone de esas plazas? ? Considero que deberían de evaluar este aspecto, pues en esta situación se encuentran miles de cubanos.

  • Daniel López dijo:

    Sinceramente con el nuevo ordenamiento parece que no tanto, pues a muchos profesionales en especial ingenieros se les ha ubicado al entender de la inmensa mayoría de los profesionales en una escala injusta pues estos ganan menos y mucho menos que profesores de enseñanza media, qué policías e inclusive menos que los domadores de animales del circo, creo que esto debe revisarse, la foto principal del escrito es en la propia cuajae entonces son de verdad tan IMPORTANTES en el desarrollo del país?

  • Yo opino dijo:

    Cuanto se hubiese adelantado si nuestras universidades con trabajos e investigaciones en materias económicas y social se hubieran aplicado como actividades novedosas en la ciencias. Muchos gobiernos y países hoy utilizan las universidades para que investiguen y descubran soluciones novedosas, tecnicas- cientificas en aras de desarrollar y hacer mas eficientes sus economías y vida social. No perdamos mas tiempo pues este es oro para que nuestras universidades realmente participen mas en el desarrollo y vida económica - social de un país en vía de desarrolo.

  • Jazmín dijo:

    Los muchachos universitarios cubanos tienen excelentes valores y están muy preparados Felicidades .

  • Elioniscm dijo:

    Es evidente que el futuro está en los jóvenes. Pero adquieren en la actualidad el papel deseado por ellos??? Hace mucho tiempo se viene manifestando el fenómeno de la migración y el 60% de ella sin jóvenes y en su mayoría son universitarios. Porque los jóvenes se van?? Muchos de los universitarios pasan años intentando tener ese protagonismo en sus puestos de trabajo y terminan vencidos x el biurocratismo, por jefes que solo toman las decisiones por ellos sin importarle el aporte de esos jóvenes egresados, llenos de ideas y creatividad, otros simplemente porque no ven en su horizonte ese futuro deseado al que puede aspirar cualquier universitario en el resto del mundo. Acaso por haber cursado la carrera gratis no pueden soñar y desear una vida correcta??? Un ejemplo real y palpable actual, la tarea de ordenamiento monetario en Cuba, yo me pregunto si se ha tenido en cuenta a la academia, a los cetros de estudios de la economía, sociales, lleno de jóvenes con un poder de análisis increíble, que permitiría dar las mejores soluciones a los problemas actuales, se ha hecho, pues creo que no. Que le puede decir un padre de 68 años que ha dedicado su vida a la revolución y hoy no tiene una jubilación digna y dependerá de la ayuda de su hijo que con un salario no le alcanzará. Es real, el futuro está en la manos de los jóvenes, pero si el gobierno no actúa de manera rápida y coherente, esos jóvenes seguirán iendose, seguirán intentando mejorar y con los años terminarán iendose, es eso lo que desea la dirección del país??? Creo que no, entonces es hora de actuar, de no dilatar más las acciones y hacer participe en realidad a los jóvenes del proceso de cambio. La revolución se hizo con jóvenes, la juventud se impone, pero hay que abrirle el camino de verdad, la actualidad y la práctica no lo demuestran.

  • Samuel dijo:

    Confiar en la gran masa de universitarios que solo esperan graduarse para marcharse en estampida del país creo que no es lo más lógico .Deberíamos centrarnos en pagarles como se debe y realizar un ajuste en los precios actuales .

  • JUlio dijo:

    Comparto la estrategia del Presidente relacionada con el papel que le corresponde a la Universidad Cubana en la continuidad de la Revolución. El enfrentamiento a la COVID-19 deja un precedente que debe convertirse en fortaleza para ampliar el liderazgo juvenil que el actual contexto demanda a las organizaciones sociales de la sociedad. El legado histórico de la juventud cubana lo valida, recordemos a Mella y Fidel desde la Universidad.

  • Ger dijo:

    ¿Por qué los estudiantes de la facultad de Ciencias Médicas de Cienfuegos recibieron este mes de enero el pago del estupendo por los viejos salarios (5to año de enfermería 150 pesos) cuando ellos tienen que invertir como cualquier ciudadano en alimentación y transporte?

  • Eugenio dijo:

    A partir de mi graduación como Ingeniero Mecánico en la Cujae en 1992, la vida absorbió todo mi tiempo y esfuerzo y perdí todo contacto con mis compañeros de estudio, con mis profesores y con la Cujae en general.
    Bueno, quizás deba reconocer un poco de vagancia al no hacer una visita al instituto o a casa de alguno de los compañeros de estudio, de las que nunca se llega a conocer todas.
    Muchas veces he tenido el deseo de tener esos contactos para debatir sobre los problemas a resolver en los diferentes trabajos en los que nos encontramos, o para aportar ideas o nuestro granito de arena en los proyectos originados en nuestra querida Cujae y que frecuentemente son noticias en la TV o los periódicos.
    Considero útil que los ingenieros cubanos tengan su “esquina caliente”, o un punto de encuentro o reencuentro entre ellos y con sus antiguos profesores, aunque fuese mediante mensajería, correos y bases de datos, etc, debido a que en este centro se graduaban o se gradúan Ingenieros de todas las provincias.
    El deseo de ser útil se trae en la sangre, pero muchos maestros, maestras y profesores logran inculcárselo a muchos de sus alumnos en cualquier nivel de enseñanza, desde una pequeña escuelita primaria hasta una universidad.
    Felicito a todos los maestros de nuestra noble islita, y saludo a todos los técnicos que a lo largo de ella se esfuerzan por encontrar soluciones a muchos de nuestros problemas

Se han publicado 18 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Alina Perera Robbio

Alina Perera Robbio

Es periodista cubana, columnista de Juventud Rebelde y colaboradora de Cubadebate. Ha ganado múltiples premios de periodismo en los certámenes anuales del país. Es autora del libro "Buscándote, Julio", y coautora de "Voces del milagro", "Niños del milagro", "La maldición del avetruz" y "La cuadratura del círculo".

Vea también