Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

Golpe de Estado en proceso en Bolivia, alerta Cancillería

| + |

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Bolivia advirtió a la comunidad internacional sobre violentos hechos registrados en el país que evidencian la implementación de un plan de golpe Estado.

La Cancillería precisa que el 8 de noviembre, el dirigente cívico de Santa Cruz, Fernando Camacho, ratificó su llamado a la interrupción del orden constitucional, convocando a las Fuerzas Armadas y la Policía Boliviana a desconocer al Gobierno Constitucional y exigiendo la renuncia del presidente, Evo Morales.

Asimismo, el 8 de noviembre, algunos grupos policiales del país se replegaron a sus unidades policiales, abandonando su rol constitucional de velar por la seguridad de la sociedad y las instituciones del Estado, agrega la cartera en un comunicado.

El Ejecutivo, a través de la Cancillería, ratifica su vocación pacifista y hace un llamado a los diferentes actores políticos a deponer sus actos de violencia y enfrentamientos con el propósito de romper el orden constitucional.

Esta nación vive días difíciles desde el 20 de octubre con el llamado al desconocimiento de las elecciones del candidato opositor por Comunidad Ciudadana Carlos Mesa, y se dieran paros, bloqueos, cierres de calles, más enfrentamientos entre ciudadanos a partir de discursos extremistas de Camacho.

Los países de la ALBA-TCP expresan su apoyo al Gobierno de Evo

Los países de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América – Tratado de Comercio de los Pueblos (ALBA-TCP), ante los acontecimientos ocurridos en el hermano Estado Plurinacional de Bolivia, desean expresar su apoyo al gobiernos y las instituciones bolivianas en momentos en que acciones lideradas por grupos radicales intentan afectar y desconocer su institucionalidad.

Los países del ALBA-TCP rechazan las acciones violentas de dirigentes que se dicen cívicos y que pretenden la interrupción del orden constitucional y convocan a las Fuerzas Armadas y a la Policía Nacional a desconocer el Gobierno del Presidente Evo Morales.

Resulta determinante la denuncia pública realizada por el Gobierno del Estado Plurinacional de Bolivia, acerca de que está en proceso un intento de golpe de Estado. En ese sentido, los países del ALBA TCP acompañan la denuncia y reiteran su apoyo a las instituciones, al pueblo y a la democracia boliviana liderada por Evo Morales.

Los países del ALBA-TCP, fieles a sus principios, condenan el uso de la violencia como arma política; reafirman su apoyo y solidaridad con el Gobierno Constitucional del Presidente Evo Morales Ayma y hacen votos para que retorne la paz y la tranquilidad en la hermana Bolivia”.

Caracas, 9 de noviembre de 2019.

Evo Morales: Quieren acallar la prensa para perpetrar el golpe

El presidente de Bolivia, Evo Morales, condenó este sábado los ataques perpetrados de grupos ultraderechistas contra la Confederación Sindical Única de Trabajadores Campesinos de Bolivia (Csutcb).

"En mi condición de afiliado a la CSUTCB, organización matriz del movimiento indígena originario campesino del Pacto de Unidad, denuncio el ataque cobarde y salvaje a la radio de esa confederación. Al estilo de las dictaduras militares, los golpistas atacan sedes sindicales", indicó el jefe de Estado.

Asimismo, denunció la benevolencia de exdefensores del Pueblo con grupos violentos que azuzan el racismo y el odio en la Nación, "en vez de proteger los DDHH conculcan la libertad de expresión y se unen a golpistas racistas para atentar contra medios estatales como hacían las dictaduras militares. Quieren acallar la prensa para perpetrar el golpe", agregó.

El jefe de Estado denunció que la toma de medios de comunicación por parte de sectores violentos, tiene como propósito invisibilizar el golpe de Estado que está en marcha, "dicen defender la democracia, pero actúan como en dictadura", añadió.

Aunque el presidente Morales invitó a todos los sectores políticvos a dirimir las diferencia a través del Diálogo, dirigentes opositores como Luis Camacho y Carlos Mesa, rechazaron la convocatoria e insisten en romper el hilo constitucional promoviendo un golpe de Estado.

Grupos de la oposición atacan medios de prensa estatales en Bolivia

El golpe de Estado que hoy se intenta implementar en Bolivia va también contra los medios de comunicación públicos, denunció el camarógrafo y editor del canal Bolivia TV, Heber Michel Oña.

En entrevista vía Internet con Prensa Latina, dijo que el canal fue asediado “por quienes representan a quienes dirigen la intentona golpista contra el presidente Evo Morales”.

Añadió que los trabajadores de la planta televisiva fueron obligados a abandonar el inmueble en medio de improperios y amenazas.

Subrayó que los responsables desconocen la voluntad popular expresada en los comicios del 20 de octubre, cuando el mandatario indígena resultó reelecto con medio millón de votos de diferencia sobre su más cercano rival.

Nos coartan la libertad de expresión, subrayó Oña en su comunicación con Prensa Latina, y mostró su preocupación por lo que calificó de situación en motín declarada por unidades policiales, como parte del golpe.

Necesitamos que otros sean la voz de nuestro país, porque la libertad de expresión de los medios estatales está coartada, reiteró.

Las agresiones, asedio y otras formas de agresión e intimidación contra funcionarios, instituciones y medios públicos resultan una réplica de intentos de golpes de Estado ya probados en América Latina, en particular el que sucedió en Venezuela en abril del 2001.

Sobre lo que ocurre en la nación andina el presidente Evo Morales suscribió en su cuenta de Twitter:

“Hermanas y hermanos, nuestra democracia está en riesgo por el golpe de Estado que han puesto en marcha grupos violentos que atentan contra el orden constitucional. Denunciamos ante la comunidad internacional este atentado contra el Estado de Derecho”.

Hugo Moldiz: Evo convocó al diálogo y la respuesta de la oposición ha sido NO

Hugo Moldiz, periodista boliviano, abogado, investigador y colaborador de Cubadebate accedió a esclarecer algunos detalles sobre las irregularidades que vive hoy Bolivia, país amenazado desde hace dos semanas con un golpe de Estado.

–Desde antes de las elecciones, la derecha venía convocando a la desestabilización en el país. ¿Cómo se agravó esa situación luego de la victoria de Evo? 

–La estrategia de desestabilización del proceso de cambio y de la Presidencia de Evo Morales, tiene dos tiempos: el primero antes de las elecciones, a través de la organización de cabildos donde los mas importantes son Santa Cruz. La Paz, y Potosí, donde se aprobó una línea de desobedecer el resultado electoral y en general hacia la desobediencia civil. Esta línea se llevo ya con un criterio formado. Entonces ahora estamos en un segundo tiempo que se traduce en el desconocimiento del resultado electoral que le da la victoria a Evo Morales como una de las dos formas que establece la Constitución: una, es de más del 50 % mas uno y otra, más de una diferencia de 10 puntos habiendo rebasado una votación de más del 40 % que fue lo que sucedió.

–¿Cómo Carlos Mesa y Luis Fernando Camacho transgreden la constitucionalidad e impulsan un golpe de Estado contra Evo?

–Evidentemente Carlos Mesa y Fernando Camacho trasgreden la Constitución  de distintas formas pero con una sola dirección. En el caso de Carlos Mesa vemos que trata de mantener un discurso no confrontacional, pero él transgrede de manera implícita al no condenar los actos de violencia de racismo y de odio, la toma de  instituciones que despliega el otro actor Frenando Camacho, que si se tratara de un proceso penal, seguramente contra eso descargaría la mayor parte del Código Penal porque  llama a la renuncia,a la toma de instituciones llama a hacer una lista con el nombre de las personas que colaboran y trabajan con el gobierno muy al estilo de Pablo Escobar como el mismo lo ha reconocido. Eso los ubica en el campo del golpe de Estado

–¿En qué situación amanecieron las calles de Bolivia este sábado?

–Este sábado las calles de las principales ciudades del  país han amanecido tomadas por los que se movilizan en contra de Evo desde diferentes perspectivas, mas aun cuando se supo del amotinamiento policial fue una invitación directa para volcarse a las calles e insistir en la renuncia de Evo Morales.

–¿Qué medidas se han tomado en Bolivia para impedir la materialización del golpe y que la derecha tome la Casa Grande del Pueblo?

–El gobierno no ha querido desplegar desde hace dos semanas el uso de la fuerza pública. Los tres muertos que se han registrado han sido por las siguientes causas: uno fue por la manipulación de una bazuca casera por parte de la oposición, y los otros dos civiles eran civiles que perecieron durante un enfrentamiento entre opositores y oficialistas, en ninguno de los casos intervino la fuerza publica.

En realidad el gobierno no usó la fuerza de orden público porque la apuesta era esperar hasta que el martes se conociera el informe de auditoria de la OEA que establecerá las irregularidades, si las hubo, y si esto afecta los resultados que se conocieron a través del Tribunal  Supremo Electoral. Para algunos este actuar ha sido interpretado como un gesto de debilidad, el hecho de no haber encontrado una respuesta para mantener el orden.

El presidente Evo acaba de convocar un diálogo con las 4 principales fuerzas políticas, y la respuesta de la oposición ha sido NO, con lo cual se coloca la situación en dos escenarios: el primero que Evo Morales decida convocar a nuevas elecciones y el segundo que se radicalice la línea dura del golpe de Estado, es decir: la renuncia de Evo Morales y la creación de un gobierno de transición .

El golpe de Estado continúa en marcha y las modalidades en que va a desencadenar será lo que va a permitir un retorno a una cierta "normalidad", pero en condiciones adversas para el proceso de cambio y para el gobierno de Evo Morales.

(Con información de Prensa Latina y Telesur)

Haga un comentario



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también