Imprimir
Inicio » Noticias, Cultura  »

La Failde puso a bailar el Millenium Stage del Kennedy Center (+ Video)

| 4 |

La Orquesta Miguel Failde en el Kennedy Center de Washington, el 11 de mayo de 2018. Foto: Prensa Latina.

El Escenario Millenium del estadounidense Centro John F. Kennedy para las Artes Escénicas pareció pequeño este viernes cuando acogió a los cientos de personas que disfrutaron de la música cubana con la Orquesta Miguel Faílde.

La empatía conseguida con el público y los contagiosos temas interpretados por la agrupación llevaron a muchos bailadores expertos y novatos a dejarse llevar por el ritmo de los sonidos de la isla, que estuvieron representados por el mambo, el son y el danzón.

El concierto, celebrado como parte del festival Artes de Cuba que del ocho de mayo al tres de junio reúne a unos 400 artistas del país caribeño, comenzó precisamente con el último de esos géneros, que es el baile nacional de la nación antillana.

Fue Almendra, considerado el más famoso de los danzones de la isla caribeña, el que invitó desde el principio a los presentes a moverse por la pista, que reunió a personas de todas las edades.

Una versión de la canción estadounidense As Time Goes By también estuvo incluida en el repertorio y se ganó el favor de los espectadores.

Pero los momentos cumbres de la tarde llegaron gracias a temas como Dile a Catalina y Esas no son cubanas, y a través de un homenaje a una de las figuras más encumbradas de la música popular de la mayor de las Antillas, Benny Moré.

El tema Bonito y sabroso del cantante conocido como El bárbaro del ritmo incluso levantó de sus asientos a muchas personas de las que permanecían sentadas y dejó a los presentes deseosos de más interpretaciones de la Faílde.

Un acontecimiento especial de la presentación fue cuando los músicos de la agrupación invitaron al escenario a tocar con ellos a José Andrés, un estudiante débil visual de la secundaria School Without Walls, a quien conocieron durante una visita a ese centro docente.

“Para mí es un honor que él esté con nosotros hoy”, expresó Ethiel Fernández Faílde, director de la orquesta.

La agrupación, que lleva el nombre del creador del danzón, ya había estado presente en la ceremonia inaugural de Artes de Cuba el pasado martes, cuando mostró sus credenciales a un público que este viernes no quería dejarla ir.

Así, a petición de los presentes, los músicos tocaron algunos temas adicionales que hicieron vibrar el Centro Kennedy, entre ellos La vida es un carnaval.

En video, presentación de la Faílde en el Centro Kennedy

(Con información de Prensa Latina)

Zule Guerra, otra digna representación cubana que deja huellas en festival en EEUU

Zule Guerra. Foto: Archivo

Dos conciertos de la cantante Zule Guerra y su Quinteto Blues de Habana demostraron nuevamente en la capital estadounidense la salud de la que goza hoy la música cubana realizada por jóvenes.

El Centro John F. Kennedy para las Artes Escénicas, que desde el 8 de mayo acoge el festival Artes de Cuba: de la isla al mundo, fue el espacio en el que la intérprete y compositora ofreció sus presentaciones este viernes.

“Ha sido una experiencia increíble, lo hemos pasado muy bien, los dos conciertos que ofrecimos estuvieron completamente llenos”, manifestó la artista sobre las actuaciones en la Galería de la Terraza de la institución cultural, bautizada para el evento de estos días como Club Cubano.

“El recibimiento del público fue muy bueno, estamos muy contentos de haber tenido la oportunidad de participar en este festival”, agregó en diálogo con Prensa Latina sobre la experiencia, que constituye la primera presentación con su banda en Estados Unidos.

Dueña de un repertorio en el que resaltan las influencias de la música afrodescendiente, tanto anglosajona como latina, Guerra llegó a la capital norteamericana con una propuesta amplia, que incluyó algunas obras de su primer álbum, el cual lleva precisamente el nombre del quinteto.

Además, trajimos una muestra de nuestros estándares cubanos y latinoamericanos, recogidos en un disco que se llama Huella de Vitrola, nuestra más reciente producción discográfica, apuntó la cantante del subgénero conocido como Nujazz, el cual mezcla elementos jazzísticos con otros estilos musicales.

Ha sido muy bonito ver la respuesta del público, había latinos que conocían los temas y cantaban con nosotros, y los estadounidenses también, indicó sobre las canciones de ese fonograma, pertenecientes a compositores como José Antonio Méndez, Marta Valdés, Pablo Milanés y César Portillo de la Luz.

Preguntada sobre el significado del evento que reúne a unos 400 artistas cubanos y cubanoamericanos, la intérprete manifestó que las culturas de los dos países tienen mucho que ofrecer.

Estamos tan cerca que es importante conocer la evolución que ha tenido esa mezcla, esa simbiosis, expresó Guerra, quien se refirió en particular al jazz, nacido en Estados Unidos.

Resaltó la influencia recíproca entre tal género y la música de la mayor de las Antillas, y consideró muy importante que, mediante ese tipo de arte, ambos pueblos tengan cercanía y la posibilidad de conocerse mejor.

Guerra es una de las varias figuras jóvenes cubanas que ya conquistaron aplausos del público en el Centro Kennedy, en cuyos escenarios estarán hasta el 3 de junio más artistas noveles junto a otros consagrados.

(Con información de Prensa Latina)

Se han publicado 4 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Julio dijo:

    Hermosa presentación!!!!!, Una muestra de cuánto amor existe entre los pueblos.

  • Sindulfo dijo:

    ¿Y todavía hay quienes dicen que el danzón es un género solo para “gente vieja”? Lo ocurrido en el Kennedy Center demuestra que ese ritmo, al igual que el mambo y el son no son cosas del pasado. Al contrario, tienen todavía mucha vigencia. Que tomen nota quienes piensan lo contrario. ¿Es que acaso hay que afirmar aquello de “nadie es profeta en su tierra? ¡Qué viva la música cubana y aquellos que la pasean por el mundo!

  • Nengue dijo:

    Wow las palmas, se lucieron!!!!

  • Graciela María Hernández Agüero dijo:

    Género que no será nunca olvidado, fue lo que se comprobó con esta actuación formidable y la respuesta del público presente . Las palmas para todos los que proporcionaron esta alegría.

Se han publicado 4 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también