Imprimir
Inicio » Noticias, Economía  »

Reino Unido busca regulaciones para efectuar negocios con bancos de la UE

| + |
British Defence Secretary Philip Hammond arrives at Downing Street in central London on August 27, 2013. Britain's armed forces are drawing up contingency plans for military action in Syria, Prime Minister David Cameron's spokesman said on August 27, but no decision had been made about what action may be taken. Cameron will decide later on August 27 whether to recall parliament from its summer recess to debate a possible military intervention in the wake of a chemical weapons attack that Washington, London and Paris believe was carried out by the Syrian regime, Downing Street said. AFP PHOTO / CARL COURT        (Photo credit should read CARL COURT/AFP/Getty Images)

Philip Hammond. Foto: AFP/ Getty Images.

Tras la salida del Reino Unido de la Unión Europea, desde el gabinete gubernamental de la nación británica se comienza a hablar de posibles regulaciones para efectuar negocios entre bancos de una y otra parte con el fin de evitar una división en los mercados.

Philip Hammond, ministro de Finanzas de esa nación, reconoció que la fragmentación de los servicios financieros resultará en una menor calidad y productos más caros para todos los afectados.

Necesitamos un nuevo proceso que establezca los requerimientos regulatorios de los negocios entre las fronteras de Reino Unido y la UE. Deben estar basados en las pruebas, ser simétricos y transparentes. Y deben reflejar los estándares internacionales, expresó.

A juicio de Hammond, “los mecanismos de cooperación deben ser recíprocos, fiables, y deben priorizar la estabilidad financiera. Deben, y es vital, permitir la gestión de los riesgos de forma oportuna y coordinada por parte de ambos lados”.

Estos acuerdos deben ser permanentes y fiables para los negocios que estén regulados por los mismos, añadió.

Tras casi un año de preparativos, la Unión y Reino Unido celebraron la víspera el primer día de negociaciones oficiales para el retiro británico del bloque.

Bruselas quiere garantizar los derechos de los ciudadanos comunitarios residentes en Reino Unido, así como los de los británicos que viven en la UE, mientras que Londres aboga por la salida del mercado único europeo y el control de la inmigración.

Se espera que el país deje el ente regional en marzo de 2019, dos años después de activar el Artículo 50 del Tratado de Lisboa, que establece el periodo de conversaciones sobre los términos de la salida de un país de la UE.

(Con información de Prensa Latina)

Haga un comentario



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también