Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

Google pide a sus empleados que regresen ante orden ejecutiva de Trump

| 6 |
Sundar Pichai, director ejecutivo de Google. Foto tomada de BBC.

Sundar Pichai, director ejecutivo de Google. Foto tomada de BBC.

De acuerdo con un comunicado de la multinacional Google al que tuvo acceso la agencia Bloomberg, su director ejecutivo, Sundar Pichai, ha declarado su preocupación por la reciente orden ejecutiva de inmigración firmada por Trump, debido a que la misma podría provocar graves problemas en el regreso de numerosos empleados de la compañía a su sede central.

El directivo comentaba que más de cien trabajadores que se encontraban en el extranjero se verían afectados por la ordenanza aprobada por el mandatario norteamericano.

En la nota, el ejecutivo señalaba que “era doloroso ver el costo personal de dicha orden ejecutiva en sus colegas”. No es un dato menor que Sindar Pichai haya nacido y se haya criado en la India. Si bien, buena parte de la carrera profesional del ejecutivo se hizo en el extranjero, su formación superior básica fue hecha en su propio país.

Es preciso recordar que el decreto del mandatario estadounidense vetaba el ingreso al territorio de su país a los ciudadanos provenientes de siete estados de mayoría musulmana por 90 días. La lista de países implicados estaba conformada por Siria, Irak, Irán, Yemen, Libia, Sudán y Somalia.

Google ha pedido a los empleados que se encontraban en estos territorios volver a Estados Unidos antes de que la orden entre en vigor, además de recomendarles pedir ayuda al área de la empresa destinada a la asistencia migratoria y de viajes del personal.

Si bien es sabido que las relaciones entre las empresas tecnológicas estadounidenses y su presidente ha sido compleja desde la campaña electoral –la mayor parte de empresarios de Sillicon Valley dio la espalda a Trump– tras esta hubo un acercamiento. No obstante, las actuales medidas tomadas por el jefe de gobierno pueden suponer un nuevo desencuentro.

“Estamos preocupados por el impacto de esta orden y cualquier propuesta que pueda imponer restricciones a los trabajadores de Google y sus familias, o crear barreras que impidan traer grandes talentos a los Estados Unidos”, declaró un portavoz de Google a Bloomberg.

La empresa de Mountain View no es la única que se ha pronunciado sobre las medidas adoptadas por Trump, pues Mark Zuckerberg, fundador y director ejecutivo de Facebook también había mostrado recientemente su preocupación por la orden migratoria. Zuckerberg recordó que él mismo y su esposa son descendientes de inmigrantes.

(Tomado de El Comercio)

Se han publicado 6 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • senelio ceballos dijo:

    offffff! GOOGLE..Si es un enemigo peligroso para Trump…No olvidemos lo que///LAS REDES SOCIALES..hicieron en las primaveras arabes y sobre Todo en Egipto…Es un enemigo intelectual-las 24 horas en mas de 20 idiomas por todo el mundo..sobre tpdo JOVEN…sin muchas experiencias en la vida…Gritan revolucionnnnnnn! Si calcular /saber / pronosticar lo que puede traer cualquier paso……

  • Yoli dijo:

    Candela. Se acabo el robo de cerebros ahora? ya veremos

  • pp dijo:

    ahi tienen, la orden de Trump perjudicando economias incluso norteamericanas, imponiendo sus caprichos a otros sin importar las consecuencias….donde esta la tan cacareada libertad de empresa en EUA??? lo sigo diciendo, Trump viene con una fuerte dictadura

  • Khira dijo:

    Creo que Mr Donald en su afan pro hacer america grande otra vez lo que va a lograr es lo contrario, ciertamente al inicio con estasmedidas puede que crescan lo empleos y mejore un pococ la situacion pero piensen en una cosa, si antes un producto que se hacia en mexico costaba 5dollar ahora al hacerlo en USA crece el costo de produccion, entonces esyte producto tiene que subir su precio en el mercado… o sea al final no va a haber tal beneficio, no para los simples trabajadores de a pie.

  • wicho dijo:

    No se quejaban del robo de cerebros, ya no se los van a robar mas, a ver si ahora encuentran ocupacion util en sus paises de origen. Yo no entiendo viviamos quejandonos del ALKA, NAFTA, TCP y todo intento norteamericano por su imponer su neoliberalismo y libre comercio, ahora viene un presidente que quiere acabar con todo eso y tambien es perjudicial. Ponganse de acuerdo y me avisan sobre que es bueno o malo. Parecen rebeldes sin causa.

  • Alexander dijo:

    Un periodista explica en qué cosas se equivocan los que critican la medida anti-migratoria de Trump

    Un columnista de National Review comenta los puntos más controvertidos de la orden ejecutiva sobre refugiados que Trump firmó el pasado viernes.
    Un periodista explica en qué cosas se equivocan los que critican la medida anti-migratoria de Trump

    “La retórica histérica ante la orden ejecutiva del presidente Trump sobre los refugiados está fuera de control. Vamos a calmarnos y a mirar los hechos”, escribe David French en la revista ‘National Review’. A continuación, comienza a desglosar los puntos más polémicos del decreto anti-migratorio de Donald Trump.
    1. Suspensión temportal de refugiados

    El decreto establece que se suspende temporalmente la admisión de refugiados por 120 días para mejorar el proceso de investigación de seguridad y que no deben de superarse las 50.000 admisiones al año.

    “Escandaloso, ¿verdad? No tan rapido”, dice el columnista. Antes de 2016, cuando Obama aumentó dramáticamente las admisiones de refugiados, los 50.000 de Trump no se alejan tanto del número de permisos de entrada expedidos por la Administración de George W. Bush y la de Obama. Así, por ejemplo, en 2002 EE.UU. permitió el ingreso a 27.131 refugiados y en 2011 y 2012, ya bajo presidencia de Obama, apenas se superaron los 50.000.

    “Es la expansión de Obama la que fue una desviación de la norma reciente, no la reducción de Trump”, opina.
    2. Prohibición de 90 días

    La orden de Trump incluye una prohibición temporal de 90 días a las personas que ingresan a EE.UU. desde Irak, Siria, Irán, Libia, Somalia, Sudán y Yemen, países, según el autor, “desgarrados por la violencia yihadista o bajo el control de gobiernos hostiles y yihadistas”. La prohibición se aplica hasta que el Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por sus siglas en inglés) esté convencido de que la persona en cuestión no supone una amenaza para el país.

    French destaca que esta medida cuenta con una excepción importante: los secretarios de Estado y los representantes del DHS tienen derecho a otorgar visados en casos individuales, como por ejemplo a los intérpretes o a cualquier ciudadano especial de los países de esta lista.

    El columnista añade que este tiempo de comprobación es un acto “sabio” y “razonable”, teniendo en cuenta en hecho de que muchos terroristas han intentado camuflarse entre los refugiados para pasar desapercibidos.
    3. Negar la entrada a los sirios

    Los refugiados sirios ocupan un lugar aparte en el decreto, ya que de momento se les niega la entrada. Sin embargo, el autor cree que no cambia mucho la situación que se dio en los primeros años de Obama: en el período comprendido entre 2011 y 2014 apenas entraron unas pocas decenas de sirios en EE.UU.

    “Solo en los últimos días de su Administración Obama cambió de rumbo; aunque, por cierto, en unas cifras insuficientes para hacer mella en la crisis general. ¿Y ahora los demócratas tienen la desfachatez de tuitear fotos de niños sirios sangrando?”, lamenta.

    El columnista sostiene que es “particularmente grosero” ver esto cuando ha sido en gran medida la Administración de Obama quien ha provocado las crisis en Irak y Siria.

    “Cuando sabemos que nuestro enemigo trata de atacar EE.UU. y a sus aliados a través de los refugiados, cuando sabemos que han tenido éxito en Europa y entonces la Administración tiene dudas respecto nuestra habilidad de investigar adecuadamente a los refugiados que aceptamos en el país, hacer una pausa no es solo una solución sensata, sino necesaria”, considera French.
    4. Prioridad a las minorías religiosas

    El decreto incluye que las solicitudes de asilo recibidas por personas pertenecientes a minorías religiosas oprimidas serán una prioridad. Esto ha causado una indignación desconcertante, apunta el columnista, citando un tuit del periodista de la CNN Jim Sciutto en el que dice que hasta la fecha, la política respecto a los refugiados no ha ido conectada de ninguna manera con la religión.

    El periodista, sin embargo, recuerda que el término “refugiado” incluye a aquellas personas que dejan su tierra natal debido a la persecución religiosa. French asegura que durante la Administración de Obama “los cristianos y otras minorías terminaron al final de la cola”.
    5. Prohibir la entrada a los musulmanes

    El último punto al que hace referencia French es aquello que muchos describen como una prohibición a la entrada de musulmanes. “Puede leerse toda la orden ejecutiva desde el principio hasta el final, releerla, y no encontrará una prohibición a los musulmanes. No está en ninguna parte. Lo más draconiano es que interrumpe temporalmente la entrada desde regiones yihadistas”, explica.

    El columnista hace hincapié en que este decreto se aleja de la retórica más agresiva de su campaña electoral. “La orden de Trump no es una traición a los valores estadounidenses. Aplicada correctamente y con competencia, puede representar un comienzo prometedor y un preludio a la nueva política que protegerá a nuestra nación, conservando al mismo tiempo la compasión y amistades estadounidenses”, concluye.

Se han publicado 6 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también