Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

Bolivia, la repostulación de Evo y la improvisación de la derecha

| +
Evo Morales, presidente de Bolivia

Evo Morales, presidente de Bolivia

La posibilidad de que el presidente Evo Morales se presente como candidato en las próximas elecciones mantiene en vilo hoy a la derecha boliviana, la cual, según algunos analistas, carece de preparación para un debate sobre el tema.

Para el viceministro de Coordinación de los Movimientos Sociales, Alfredo Rada, los líderes opositores carecen de la preparación necesaria para debatir sobre la repostulación de Morales y el vicepresidente Álvaro García Linera, una propuesta que se hizo oficial la semana anterior.

Después de que la Coordinadora Nacional para el Cambio (Conalcam) y la Central Obrera Boliviana (COB), aliadas de Morales y el Movimiento Al Socialismo (MAS), anunciaran a los medios que propondrían una reforma de la Constitución para permitir la reelección por otro mandato, el liderazgo opositor activó una campaña desmedida y sin argumentos, según Rada.

Para el viceministro, el expresidente Jorge Tuto Quiroga (2001-2002), por ejemplo, salió a atacar a Morales con argumentos carentes de bases y que demuestran absoluto desconocimiento sobre sistemas políticos, al comparar lo que acontece en Bolivia con una monarquía absolutista.

“Creo que Tuto Quiroga tiene que leer un manual de ciencia política o cuando menos un manual de instrucción cívica porque ahí va a encontrar la diferencia entre una monarquía y la democracia”, comentó Rada.

Al mismo tiempo, explicó que en una monarquía mandan los reyes y no se someten al voto popular, sin embargo, en la democracia se eligen a los gobernantes por voto mayoritario, como ha sucedido en Bolivia desde 2005.

Solo esas aseveraciones del también otrora candidato presidencial por el Partido Demócrata Cristiano demuestran que la derecha no está preparada para el debate sobre la repostulación de Morales para los comicios de 2019, de donde saldrá el presidente para el período 2020-2025, advirtió.

La iniciativa de Conalcam y la COB los tomó por sorpresa a todos y han aparecido en los medios con acusaciones fuera de tono y versiones muy diferentes sobre la realidad, resaltó el ministro.

Por otra parte, hizo referencia al líder de Unidad Demócrata, Samuel Doria Medina, el gran derrotado en los comicios del año anterior, quien restó importancia a la posición asumida por Conalcam y La COB.

“Doria Medina también al lanzar esa opinión está mostrando que está poco preparado para este debate. Al parecer lo agarró de sorpresa la iniciativa de la Conalcam, no la esperaba, y ahora está improvisando cosas para tratar de desmerecer la iniciativa de los movimientos sociales“, enfatizó.

Para la autoridad, el gran error de la oposición en la última década ha sido subestimar los procesos políticos y considerar que la Conalcam es lo mismo que el MAS y no se dan cuenta de que la Conalcam es mucho más grande que la estructura del MAS como partido político.

“Si bien el MAS está presente dentro de los movimientos sociales, no tiene el monopolio de la representación política de las organizaciones sindicales, agrarias, o urbano populares”, remarcó, y aclaró que las 38 organizaciones que conforman la Conalcam convierten a ese ente en un “germen de poder popular y comunitario”.

Evo Morales asumió como presidente de la República de Bolivia en enero de 2006, y en enero de 2010, luego de promulgarse la Nueva Constitución Política del Estado, juró como primer gobernante del Estado Plurinacional, con derecho a una reelección, de la cual hizo uso en octubre pasado, cuando se impuso con el 61 por ciento de los votos.

Para presentarse como candidato en los comicios de 2019 será necesario modificar la Carta Magna, una labor en la cual trabajan las organizaciones sociales, encabezadas por la Conalcam.

(Con información de Prensa Latina)

Haga un comentario



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también