Imprimir
Inicio » Noticias, Ciencia y Tecnología  »

Ignacio Ramonet: una mirada fresca al periodismo del siglo XXI

En este artículo: Ignacio Ramonet, Internet, Periodismo
| 5

ignacio-ramonet-columna1Se puede coincidir o discrepar, además de las múltiples reflexiones que concita una mirada fresca del periodismo del siglo XXI bajo la pluma aguda de Ignacio Ramonet, autor ineludible en estos y otros terrenos.

Por ahora en francés y muy pronto en idioma español, a priori L´ Explosion du Jornalisme: Des médias de masse á la masse de médias, no parece camuflar el escalpelo que casi siempre maneja con habilidad el escritor, semiólogo y periodista hispano-francés.

No es la segunda parte de La tiranía de la comunicación (1999) aunque existe el hilo conductor en el análisis. Un libro que ya circula en Francia y plantea la dicotomía entre el periodismo profesional y los informadores espontáneos de la red de redes.

Ocasión excepcional para el debate en un espacio lleno de diplomáticos, intelectuales y grupos de solidaridad por iniciativa del embajador de Cuba en Francia, Orlando Requeijo, que como el resto del auditorio, consideró la obra de Ramonet muy oportuna.

A propósito de silencios mediáticos, manipulaciones y la cuestionada libertad de expresión, Ramonet nos trae un brillante soplo actualizado de las voces alternativas, los blogs y las perspectivas de este importante dominio, comentó Requeijo.

Director de Le Monde Diplomatique durante 18 años, el autor comentó que hay una metáfora que grafica bien la situación: el Planeta Media impactado por el meteorito Internet dio lugar a otro ecosistema mediático.

Las tecnologías y la información en línea plantean una crisis de identidad de periodistas porque se ha perdido la frontera que separa lo profesional de lo espontáneo, dijo al poner ejemplos de plantillas sustituidas en ocasiones por colaboradores de la red.

Si todos pretenden ser periodistas, qué es entonces el periodismo, se preguntó Ramonet para luego añadir que al mismo tiempo la crisis económica plantea la transferencia de los monopolios de la información a fuentes no tradicionales.

Doctor Honoris Causa de las Universidades de Santiago de Compostela y de Córdoba, profundizó asimismo en la crisis de credibilidad de los medios en los países más desarrollados.

Estamos ante sociedades sobresaturadas de información, con la idea de que cualquier fuente es aceptable para difundir noticias, lo que acentúa el desafío hacia el futuro del periodismo, remarcó.

(Con información de Prensa Latina)

Se han publicado 5 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Cubanum dijo:

    Aunque admiro a Ramonet, recientemente cayó en la trampa defendiendo la intervención por parte de las potencias de la OTAN, en Le Monde Diplomatique (edición en portugués).

  • Luis M. Domínguez Batista dijo:

    Aunque el cerebro humano aún tiene posibilidades de ser utilizado con una mayor calidad, pues se afirma que se utiliza menos de un 30 % de sus posibilidades, está siendo presa de la manipulación y eso no ayuda. Hace falta un lenguaje facilitador y mecanismos facilitadores para nuestro órgano de pensamiento.

    La forma de pensar, la capacidad para hacerlo, el método que se utiliza y la velocidad con que se hace, ya no juegan un rol de equivalencias, deben ser auxiliados con premura.

    Se hace necesrio cada día más manejar un número mayor de información en un número mayor de idiomas, lenguas y dialectos e incluso en idiomas tan técnicos y sofisticados que es un idioma inaccesible a los que no alcanzamos a los grados científicos que nos permita el uso sin límites de los adelantos que se generan cada minuto en materia de informática, procesamiento y uso del pensamiento para la creación mundial.

    Estamos a la altura del no alcance de la verdad y no se entenderá ni habrá fronteras para alcanzar la verdad. Todo pudiera ser cierto y todo pudiera ser ficción. El hombre pudiera alcanzar el estatu de la virtualidad y para comprobr que somos reales habrá que comprobarnos con una matriz de creación y tendriamos que tener una clave e incluso que está clave estuviera también protegida de virus.

    La velocidad que toma el análisis y la síntesis estará en el orden de milésimas de segundo, porque se impone que la creación deberá adelantar los nacimientos de todas las cosas y la aparición de la idea.

    La concepcion del proyecto y la materialización de cada cosa nueva aparecida en el mundo deberá aventajar al nacimiento de cada célula humana en millones de años, si se quiere que el hombre alcance a verse multiplicado y viviendo del especio tal como vive de la naturaleza y moviéndose en el como amo y señor creando como mago natural todas las cosas, sin depender de circunstancias.

    El cálculo multilateral y diferenciado de tiempo y distancia deberá revolucionarse hasta encontrar la visión de lo que seremos a 100 añoz luz, antes de que una nueva super nova explote y nos conduzca a un agujero negro y no habrá ya historia posible.

    Una máquina que pueda traducir a un indioma común miles de informaciones por segundo generaría, de contra parte, miles de síntesis del pensamiento también en segundo. Pero aún así, los que tienen que tomar las decisiones muchas veces no tienen a tiempo los resúmenes en tiempo real y cometen la torpeza de decidir mal o poner presas las ideas, que es lo que más ocurre, porque no hay cosas a las que se les tenga más temor que a las ideas, porque estan marchan en órden geométrico mientras que el neófito marcha en orden aritmético, pero tiene supuestamente alcance a la fuerza porque la hechura lo puso en el camino, tal que el neófito es más necesario que el inteligente, por cuanto a este se le teme menos y el conservdurismo nunca ha sido revolucionario.

    La poesía es el lenguaje real y certero de los humanos, el que está situado en tiempo real y a distancias asequibles, pues el único lenguaje en que nos explicamos y nos encontramos mejores, porque es el lenguaje de cuando amamos. La única inteligencia verdadera es el amor.

    Mi periodismo se hace muchas veces incomprensible porque unas veces comprto sueños y otras veces me diluyo en lo que pienso: me vuelvo optimista inoperante o pesimista tétrico, y el pensar hace que el hombre se vaya en el tiempo y muchas veces no lo encuentren: una porque se ha quedado muy atrás y otras porque está muy por delante de su tiempo. Hay que utilizar tiempo para registrar lo que pasó y con ello corregir lo que pasa y resistir el tiempo.

    Bajemos de las nubes y alcancemo la justicia que tanto falta nos hace. Eso es mejor y es el mejor periodismo y el mejor sueño.

    Los periodistas son hombres en tiempo real y son tan reales que cuando lo son de veras los tratan de matar.

    Gloria a Couso y a otros que son mártires del periodismo mundial.

  • Manuel dijo:

    Yo también tengo gran admiración por Ignace Ramonet y espero rectifique ese desliz que afectó a una parte apreciable de la izquierda en Francia. Pensar que la OTAN, Obama, Cameron y Sarkozy obran con sentimientos humanitarios y sostienen movimientos revolucionarios es pecar gravemente de ingenuidad. No obstante I. Ramonet es y sera un referente en el periodismo y en la Izquierda,

  • OLIMPIO RODRIGUEZ SANTOS dijo:

    ¿DONDE SE PUEDE ENCONTRAR EL DOCUMENTO EN FRANCES?

  • Juan Gatica Amengual dijo:

    À propos de Ramonet, ” un tropezón cualquiera da en la vida”… Aunque éste ( el de su defensa de la intervención occidental militar…) es mayúsculo.

    Desde el paraíso del neoliberalismo salvaje a ultranza,

    Juan Gatica Amengual

    Santiago de Chile

Se han publicado 5 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también