Opinión, Ciencia y Tecnología  »

| 30

Para quienes se preguntan quién y cómo se paga la labor mercenaria que realiza la bloguera cubana Yoani Sánchez, la mención del María Moors Cabot que le acaba de otorgar la universidad norteamericana de Columbia puede ser la mejor respuesta. Basta reseñar el curriculum de los premiados por Columbia para que salte a la vista rápidamente cuál es —en el caso de la mercenaria—, el verdadero fin de este tipo de trofeos.