Imprimir
Inicio » Noticias, Militar e Inteligencia  »

Insólita la explicación de la Armada colombiana sobre lanchas usadas para agredir a Venezuela

| 13 |

Las tres lanchas de combate poseen emblemas de la Armada de Colombia. Foto: Patricia Villegas/Twitter.

La Armada de Colombia informó este sábado que las tres lanchas encontradas en territorio venezolano y posteriormente incautadas, fueron arrastradas por la corriente.

En hechos que son materia de investigación, tres botes de la Institución que se encontraban en un Puesto de Control Fluvial amarrados a la orilla del río Meta, en Vichada, fueron arrastrados por la corriente hacia territorio venezolano, señala la Armada colombiana en un comunicado.

De acuerdo a la Armada colombiana, el hecho se presentó en el momento en que el centinela encargado de la seguridad de las lanchas, se dio cuenta que por efecto de la corriente, las embarcaciones fueron arrastradas sin poder recuperarlas.

Ante esta situación, se ordenó el desplazamiento de Unidades de la Fuerza Naval del Oriente para la recuperación de los botes, pero dada la cercanía con Venezuela, estos fueron llevados por el río, adentrándose a territorio de este país, lo que le impidió a las unidades colombianas la búsqueda y rescate de los mismos, indica el pronunciamiento.

El inaudito pronunciamiento llega después de que la Guardia Nacional Bolivariana incautara en la madrugada del sábado, tres lanchas de combate con emblemas de la Armada colombiana en estado de abandono en el sector Chorro El Mono, Río Orinoco, municipio Cedeño del Estado Bolívar.

A través de un comunicado de la Jefatura de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (Fanb), las naves se corresponden con el tipo “lanchas de combate, modelo Boston Wheeler, cada una con dos motores 175 HP marca Evinrude, sin tripulantes (…) artilladas con ametralladoras calibre 50mm y M60, y su respectivo amunicionamiento”.

El comunicado amplía que “todo este material se encuentra en resguardo de la Fanb. El Ministerio Público y las demás instituciones del Estado venezolano llevan a cabo las investigaciones correspondientes”.

Los militares venezolanos se encontraban ejecutando las acciones previstas en la Operación “Escudo Bolivariano”, en servicio de la Estación de Vigilancia Fluvial El Burro.

“Se continúan las labores de patrullaje y escudriñamiento en todo el territorio nacional, como parte de la operación Escudo Bolivariano, a fin de garantizar la libertad, soberanía e independencia de la Nación”, concluye el documento, que lleva la firma del ministro de Defensa de Venezuela, general en jefe Vladímir Padrino López.

El domingo 3 de mayo, Venezuela fue objeto de una agresión armada mediante un intento de desembarco proveniente de Colombia.

Desde ese día, decenas de mercenarios participantes en la incursión han sido detenidos. Las autoridades refuerzan las medidas para neutralizar los posibles remanentes de personal y medios en la profundidad del territorio venezolano.

Mercenarios

El contingente era de un número reducido, no más de 60 integrantes, pero contaban con armamento sofisticado y esperaban contar con apoyo local. El gobierno bolivariano ha resaltado que la incursión fracasó porque contaban con informes de inteligencia y no fueron sorprendidos.

Sin embargo, resulta muy ilustrativo lo ocurrido en Chuao, donde las fuerzas policiales dispuestas eran muy escasas, apenas 6 efectivos, y pudieron detener a los invasores por la fuerte presencia de las milicias populares. La imagen de los mercenarios desarmados, tirados en el suelo y atados con hilos de pescar, tiene un alto valor simbólico.

Una de las fotos fue tomada y enviada vía satelital antes del fallido intento de desembarco y la otra muestra a uno de los dos "perros de la guerra" ya capturado. Foto: Martin Hacthoun/ Facebook.

La utilización de fuerzas mercenarias en agresiones ejecutadas por Estados Unidos y la presencia de estos contratistas militares, que son la expresión de la guerra privatizada, no son ninguna novedad.

Sus antecedentes fueron los llamados contras que fueron reclutados para enfrentar al gobierno de Nicaragua a finales de los 80, con dinero proveniente del tráfico de cocaína, y del tráfico de armas a Irán, en una operación que involucra a las mafias colombianas, la DEA y las altas autoridades del Consejo de Seguridad Nacional como el recientemente despedido John Bolton y el todavía vigente Subsecretario de Estado para asuntos Interamericanos Elliot Abrahms.

Pero lo que por aquellos años llamaba la atención, hoy es parte del paisaje del poder militar estadounidense, que se han convertido en una maquinaria de guerra que combina estructuras rígidas correspondientes al aparato militar tradicional con estructuras flexibles que agrupan a las contratistas militares, grupos de acción psicológica y mediática y núcleos operativos oficiales.

Es decir, los gastos militares que representan el 9% de PBI estadounidense y el 60% de los gastos militares en el mundo, ya no se aplican a conflictos puntuales y van a una sola canasta, sino que se distribuyen en función de una guerra global caracterizada como descentralizada y donde crece la utilización de fuerzas militares “no estatales”, que incluye a los mercenarios armados reclutados por las contratistas militares y a los mercenarios no armados que desarrollan su labor en el sistema mediático a través de su presencia en medios formales, como son la cadenas monopólicas de multimedios alineados con el imperio, como el ejercito de operadores en las redes sociales.

Son ellos los encargados de demonizar a pueblos y países seleccionados como víctimas de futuras agresiones militares, debilitar la confianza en líderes, en luchas y en causas políticas, e ir creando agendas globales y locales favorables para el imperio.

Las transformaciones del poder militar de Estados Unidos no son inocuas para el propio sistema, porque si bien es cierto que las contratistas requieren autorización del gobierno para actuar, al separar el ejercicio de la guerra de su propia población, se van perdiendo controles sociales de sus actos.

Los mecanismos de vinculación con el Estado, que combinan el secretismo y la irrupción de intereses privados, promueven que la acciones de guerra caigan en manos de mercenarios y vulgares delincuentes.

La privatización de la guerra ahorra al poder militar estadounidense denuncias públicas como las que protagonizaron muchos veteranos de Vietnam, pero promueve que sus acciones quedan envueltas en marañas mafiosas que finalmente conspiran contra su propio éxito.

Es bastante ilustrativo que, con el aval de Trump, los contratistas militares de Silvercorp hayan realizado acuerdos con personajes como Juan José Rendón y Juan Guaidó. Las disputas hoy públicas entre estos personajes y el titular de Silvercorp, Jordan Goudrow por el no cumplimiento de los contratos, son lo que parecen: peleas de mafiosos.

En el terreno de los medios, también asistimos a este proceso de degradación y lumpenización. Basta comparar en Argentina lo que ofrecían en la década del 60 periodistas de formación de derecha como lo era Mariano Grondona; con lo que propone en la actualidad, operadores mediáticos como Luis Majul.

Mas allá de esas advertencias, me parece necesario no subestimar el nuevo escenario que crean las acciones del poder imperial en la percepción de la realidad. Resultan muy ilustrativos los dichos de Karl Rove, un asesor de Bush que comentaba en el año 2002 : “La gente cree que las soluciones provienen de su capacidad de estudiar sensatamente la realidad discernible. En realidad, el mundo ya no funciona así. Ahora somos un imperio y, cuando actuamos, creamos nuestra propia realidad. Y mientras tú estás estudiando esa realidad, actuaremos de nuevo, creando otras realidades que también puedes estudiar. Somos los actores de la historia, y a vosotros, todos vosotros, sólo os queda estudiar lo que hacemos”.

Es decir, el imperio somos nosotros, nosotros definimos quiénes son los buenos y los malos, nosotros definimos cuál es la realidad y qué van a discutir.

Cuando en Argentina, el Presidente Alberto Fernández incluyó en su análisis sobre la no implementación de la Ley de Medios algunas críticas a su formulación, gesto que fue reforzado por alguna reunión con los altos directivos del grupo Clarin, dejó la impresión de que era muy ingenuo, o que era portador de una astucia cuyos objetivos se nos escapaban.

Si pretendió ganar tiempo es evidente que los plazos se agotaron. Escuchar a los epidemiológos para manejar la cuarentena y la pretensión de hacer pagar algún impuesto a las grandes fortunas, ya fue suficiente para que los grandes medios fogoneen un ataquen con artillería pesada.

Las brillantes jugadas tácticas, no invalidan preguntas que son incómodas. ¿Se puede gobernar con las intención de defender algún interés popular, con esta concentración de medios de prensa? ¿Se pueden desplegar propuestas de soberanía, sin enfrentar al Imperio? ¿Se puede enfrentar al Imperio con dirigentes como los de la CGT que, por iniciativa propia, proponen pactar una rebaja de sueldos de los trabajadores?

En Venezuela, no alcanzó la inteligencia militar y la astucia de los gobernantes para detener a los mercenarios. Fue necesaria la voluntad popular de resistencia, que encarnaron los humildes pescadores y trabajadores del cacao de Chuao, los milicianos y milicianas populares, para garantizar el objetivo.

Cuando el imperio ataca con sus ejércitos de mercenarios, la experiencia bolivariana nos da pistas para salir adelante.

(Tomado de Resumen Latinoamericano)

Se han publicado 13 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Ernesto Cabrera dijo:

    Muy raro que se cometa esta agresión con emblemas de la Armada colombiana.
    Deben investigar más a fondo.
    Se pretendía agudizar más el conflicto venezolano- colombiano? Es una posibilidad.

    • Avileño dijo:

      En playa Girón todos los equipamientos y armamento tenían insignias de EE.UU y dijeron que era una invasión popular de iniciativa propia y con sus propios esfuerzos y eso que kenedy tenia mucha más vergüenza que Trump y el cara de papa de Duque.

  • La Verdad dijo:

    Ironías, es una manera de reirse en la cara de las FANB y del gobierno venezolano. La justificación fue hecha a propósito dadas las circunstancias por las que transitan las relaciones entre ambos países, incluyendo a las E.U, con el objetivo de generar incomodidad y cólera, otra artimaña más para desviar la gravedad del problema.

  • mabuya dijo:

    La OTAN,Brasil,Colombia y el imperio planean ir en contra de Venezuela.

  • Spoc dijo:

    Verdad, que el señorito Ivan Duque, (que de duque nunca ha tenido nada) y toda su camarilla son unos CARAS DE PAPA, apretaron con el cuentesito ese, solo da risa y mas risa, asi que la corriente del rio arrastró las lanchas. con el polvorin de municiones a bordo, ya no tienen como justificar nada, Yo siendo Maduro NO LES DEVUELVO NADA, NO SE PUEDE SER TAN BUENO CON EL QUE TE ATACA, es necesario que el gobierno bolivariano no pase tanto la mano, NO DEVUELVAN NADAAAAAAAAA....Gracias.

  • L.R.A dijo:

    Dios los cria y el diablo los ajunta.
    Tromp mandando a tomar desinfestante y el de Colombia que las lanchas se las llevò la corriente.
    Esta ha sido la era de los gobernantes descarados y mas sinverguenzas jamàs conocidos.

    • Julio C Martinez dijo:

      La Corriente es el seudónimo de un narco-mercenario que le prestaron las lanchas.

  • Hugo Andrés Govin Díaz dijo:

    Tienen razón: La misma corriente de los asesinatos selectivos a ex combatientes y lideres sociales, a la de los paramilitares y el narcotráfico y otro montón de etcéteras hasta la del servilismo a Washington.
    ¡Hay que leer cada cosas en este Mundo!!!!

  • Arl dijo:

    Ay pobrecitas las lanchitas, ¿Serían de papel? Pongan de castigo a “la corriente” por habérselas llevado sin el consentimiento de sus papás… Esa "explicación" además de insólita me resulta superdescarada.

  • Noelvis dijo:

    Saludos.
    de manera sencillisima le desmonto la mentira a colombia.

    Busco huellas dactilares o de olor en las 3 lanchas y las relaciono con los mercenarios capturados, con que una sola huella me coincida con algun mercenario puedo firmemente decir que fueron usadas para la agresión, por lo que se convierten en botín de guerra y mas nunca se las devuelvo y las uso para proteger las fronteras que los colombianos no protegieron.

  • Francisco montano dijo:

    Bueno patriotas todos,desde esta tierra de gracias llamada R.B.D.V hoy mas que nunca que en cualquier época del devenir historico que estamos tratando de construir en nuestra patria amada
    La Unidad, Si,debe ser nuestra garantía de triunfó
    Ante la situación que nos asiste como es que 3 si 3 y no una embarcación se desataron de donde estaban acantonada y salieron raudas al espacio geográfico nuestro,todo esto nos pone en alerta máxima, no crean que aquí de este lado no le vamos a dar la lectura correcta,que seria las conclusiones a los que llegarían los cuerpos de inteligencia nuestros
    LEALES SIEMPRE TRAIDORES como nos dijo nuestro comandante supremo y eterno Hugo Chavez UNIDAD LUCHA BATALLA Y VICTORIA
    VIVA NUESTRO PADRE LIBERTADOR SIMON BOLIVAR. Padre hoy mas que nunca la lucha esta tomando otros derroteros y estamos seguro que lo haremos PSDRE AMADO HASTA LA VICTORIA FINAL VIVIREMOS Y VENCEREMOS PATRIA O MUERTE

  • Julio C Martinez dijo:

    Es la pura verdad, la visión hacia el futuro del Comandante Chávez y la certeza de los hechos históricos que nos legó el Libertador Simón Bolívar, que entendidos a cabalidad por el Comandante Chávez, produjo la preparación y equipamiento militar necesario para nuestra defensa. Hoy, el pueblo venezolano consta de cuatro millones de milicianos armados y entrenados para la defensa de la soberanía de Venezuela. Este es un ejército propio y Patriota, además de las Fuerzas Armadas. No mercenarios,hombres inspirados en la codicia, les invito a leer, "El Príncipe de Maquiavelo" ahi encontraran que les pasa a los que atienen su poder a mercenarios.

  • Emigdio dijo:

    Eso una y otra vez desenmascararlos ante los pueblos, la conciencia del proletariado unida se convertirá en el arma más potente para alcanzar la VICTORIA ante el imperialismo.

Se han publicado 13 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también