Imprimir
Inicio » Noticias, Cultura  »

Entregado Escudo Pinareño a Alicia Alonso

| +

Foto: Dorelys Canivell.

Foto: Dorelys Canivell.

Por Mayra García Cardentey

La Prima Ballerina Assoluta, Alicia Alonso, recibió anoche en el teatro Milanés el Escudo Pinareño, máxima distinción otorgada por la más occidental de las provincias cubanas.

“No puedo hablar, estoy muy emocionada, es demasiado sentimiento”, expresó la directora del Ballet Nacional de Cuba al serle entregado el reconocimiento de manos de Gladys Martínez Verdecia, Primera Secretaria del Partido en el territorio y Ernesto Barreto, presidente de la Asamblea Provincial del Poder Popular.

Alonso añadió que la acogida del galardón es una manera de evocar a su familia, su niñez, su relación con su padre y el profundo nexo que le une a Vueltabajo.

“Siento el cariño de todos ustedes, la admiración que me profesan, esto amplía mi afecto hacia Pinar”, explicó.

El Escudo Pinareño, estímulo instaurado en 1989 para reconocer a personalidades relevantes que se hayan destacado en las diferentes esferas de la sociedad, llega a manos de Alicia, según el acta de otorgamiento, por “ser un ícono distinguido de la historia danzaria cubana, cuya labor trasciende como figura de la escena para ser una promotora cultural coreográfica y pedagógica”.

En gala especial celebrada en el céntrico teatro José Jacinto Milanés, le fue obsequiado también, un humidor, especialmente confeccionado por el proyecto De Cuba y ocupado con 92 tabacos, en honor a la edad de la fundadora de la Escuela de Ballet Cubana.

Un paisaje original de Raúl García, la escultura Mujer sentada, perteneciente al grupo de creación Fidias y diplomas de instituciones culturales pinareñas, formaron parte, igualmente de los presentes a quien es considerada una de las mejores bailarinas del mundo.

El Coliseo vueltabajero acogió en su honor una función única del Ballet Nacional de Cuba con un programa integrado por el primer acto de Giselle; las coreografías Truenos y relámpagos y Diálogo a Cuatro; además del pas de trois del primer acto de El lago de los cisnes; el pas de deux del tercer acto de Don Quijote y Fiesta cubana.

Alonso culminó de esta manera, una visita de dos días por predios vueltabajeros que le permitieron disfrutar de un concierto especial de la Banda Provincial de Concierto en el parque Roberto Amarán; y la inauguración de la exposición Mitos en las islas de la autoría de su esposo Pedro Simón, con un compendio de fotografías de la carrera artística de la protagonista de Carmen.

Alicia Alonso, quien confesara en varias ocasiones su profundo cariño por Pinar del Río, recibió en la década del 50 la Llave de la provincia por haber fundado aquí una Academia de Ballet; estrenar Narciso y Eco en el teatro Riego, hoy Pedro Saidén; y realizar un encomiable trabajo de impulso de las artes danzarias en el territorio.

Al mismo tiempo ostenta el título de Miembro de Honor del Consejo Veterinario de Pinar del Río, gracias al estrecho vínculo con esta ciencia de Alonso y su padre.

(Con información de El Guerrillero)

Haga un comentario



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también