Inicio »

Un hueco se tragó parte de Ciudad Guatemala causado por el huracán Agatha

Publicado en: Curiosidades
En este artículo: Curiosidades, Geología, Guatemala, Lluvias
1 junio 2010 | 111

agatha

Un sorprendente hueco sobre la ciudad de Guatemala se tragó todo a su paso tras las lluvias provocadas por la tormenta Agatha.

Según calculan los medios de Centroamérica el agujero de este fin de semana tiene unos 20 metros de diámetro y cerca de 30 de profundidad, según la agencia AP.

El fenómeno geológico se produjo en la colonia Ciudad Nueva, en Ciudad de Guatemala, la parecer debido a la saturación del sistema de drenajes.

Este hundimiento se ha producido a escasos metros del cráter que en el barrio de San Antonio de la misma localidad en 2007 provocó dos fallecidos.

Según informaron varios especialistas en la Web la capital de Guatemala se halla en una zona propensa a este tipo de hundimientos, que son los mismos que dan lugar a los conocidos “cenotes” de otras partes de América.

Este gigantesco agujero, que se tragó una casa de tres pisos y cuyo origen las autoridades investigan, tiene atemorizados a los vecinos de un barrio del norte de esta capital.

El agujero se abrió el sábado por la noche y recuerda a uno más grande que destruyó varias casas hace tres años a unos dos kilómetros al este de ese lugar. Oficialmente ninguna persona fue reportada como víctima de este incidente.

“Estaba lloviendo fuertísimo y caían muchos truenos por eso creo que no oímos cuando se abrió la tierra y se llevó la casa y un pedazo de la calle”, dijo a la AP Marco Tulio Batén, un dependiente de una tienda ubicada apenas a unos 30 metros del lugar.

El socavón surgió en medio del azote de la tormenta tropical Agatha, que provocó torrenciales lluvias que causaron destrucción y al menos 152 muertos, sin embargo, las autoridades no quieren vincularlo de inmediato con los estragos de ese meteoro que se disipó después del fin de semana.

“No sabemos aún las causas de lo que causó este agujero. Podría ser provocado por las lluvias, que fueron tan fuertes el sábado como no se veían desde 1949 pero hasta que no concluyamos la investigación no podremos decir qué fue”, dijo a la AP el ingeniero geofísico David Monterroso, de la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres.

“De entrada le puedo decir lo que no es: no es una falla geológica y no es producto de un sismo. Hasta allí es lo que sabemos. Vamos a tener que descender” a hacer una inspección en el fondo del socavón, dijo Monterroso.

Además apunta que “de manera natural, un círculo tan perfecto en la tierra solo se hace cuando hay una oquedad debajo, como una caverna por así decirlo”.

De momento esperan información de la Municipalidad de Guatemala para determinar si, al igual que en el socavón de 2007, hay drenajes importantes debajo de donde ocurrió el desprendimiento de tierra u otras causas.

La municipalidad de Guatemala se rehusó a dar información sobre el hundimiento y su vocera María José Salas, se limitó a decir que “el tema lo maneja la CONRED”.

Policías y soldados resguardan un cordón de seguridad instalado dos cuadras al rededor del boquete para evitar que curiosos y periodistas se acerquen demasiado.

En el caso del 2007, las autoridades tardaron varios meses en tapar el hueco.

“Nosotros no vamos a esperar (a que lo tapen), ya alquilamos en otro lado y ahorita nos vamos ya”, dijo un vecino que ataba sus pertenencias a una camioneta y quien declinó a identificarse.

La mayoría de los vecinos de las calles que confluyen en el boquete dejaron sus casas. En este barrio, donde otrora vivía la clase media alta de la capital, se ven casas estilo “art deco” coexistiendo con talleres mecánicos o fábricas de ropa.

De hecho, la casa que se tragó el boquete era una fábrica de trajes. “Tuvieron suerte los muchachos (trabajadores), salieron a las seis de la tarde, una hora antes que se abriera la tierra”, dijo la vecina Honora Oliva quien tiene un expendio de gas propano en la calle.

Hasta un muchacho que dicen que cuidaba el lugar los fines de semana tuvo que irse de emergencia porque su casa se estaba inundando por las lluvias.

Oliva busca otro local para trasladar su negocio, pues cree que “de milagro estoy viva”.

(Con información de la agencia AFP y AP)

Cenote

Un cenote (del maya ts’ono’ot: caverna con agua) es una dolina inundada de origen kárstico que se encuentra en algunas cavernas profundas, como consecuencia de haberse derrumbado el techo de una o varias cuevas. Ahí se juntan las aguas subterráneas, formando un estanque más o menos profundo. Existen varios tipos de cenotes: a cielo abierto, semiabiertos y subterráneos o en gruta. Esta clasificación está directamente relacionada con la edad del cenote, siendo los cenotes maduros aquellos que se encuentran completamente abiertos y los más jóvenes los que todavía conservan su cúpula intacta. Como otras muchas estructuras geomorfológicas, los cenotes son estructuras transitorias, que finalmente pueden terminar rellenos y desecados, pasando a formar parte de lo que se conoce como un paleokarst.

Se han publicado 111 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • alvaro dijo:

    waoooooooooooooooooooo……eso si impresiona!!!!!!!!!!

  • Julio C. Hernández dijo:

    La palabra de asombro que dije no se puede publicar.

  • Lucrecia dijo:

    Esta mal la informacion
    El primer hueco, fue en el barrio San Antonio zona 6, el segundo hueco EL DE AHORA.. es en CUIDAD NUEVA ZONA 2…los sectores son cercanos pero no los mismos.. REVISAR LAS FOTOS…

  • Luis dijo:

    2 veces,Circular y profundo. Por supuesto que no es un fenómeno natural.

  • el_lucas dijo:

    Vaya no sabia que antes tambien habia pasado los mismo en esa zona de Guatemala, pero como es posible, que fenomeno fue, pero tan profundo?, como?, etc. tengo tantas inquietudes, saludos.

  • MACHADOM dijo:

    no hubieron victimas q lamentar?

  • Roberto dijo:

    Si todo esta bien hasta ay, muy buena la explicacion y la imagen; pero no se reportan daños ni victimas?, esta curioso eso.

  • isabella dijo:

    dios mio que es eso no me lo creo

  • daniel dijo:

    que huecote tan impresionante que miedo.

  • bella dijo:

    bueno al menos no hubo ningun herido

  • Mily dijo:

    Esta muy impresionante este artículo, pero estoy de acuerdo con Roberto ya que no se reportan ningún tipo de daños que sería una gran noticia que así fuese…..

  • Julio C. Hernández dijo:

    Realmente es impresionante la imagen y me reservé la oportunidad para hacer este comentario, al que le he dedicado un tiempo mayor.

    Ahora, más que de hablar de las dimensiones de este «cenote» hablaré de una coincidencia. Hace menos de un mes, un amigo médico, que es residente de neurología del hospital Finlay –Dr. Angel Santos– me prestó un libro que desde hace mucho buscaba asiduamente. El libro se titula «Enfermedades de José Martí», escrito por el Dr. Ricardo Hodelín Tablada y editado en el año 2007 por la Editorial Oriente.

    Hago este preámbulo porque desde que empecé a leerlo, le comenté a una persona cercana que… «los ojos no se me despegaban de las páginas». Tal fue la fascinación de la lectura, que a pesar de que repasaba muchas veces algunas partes del libro para no dejar «cabos sueltos», terminé de leer sus más de 200 páginas en solo tres días. Me enseñó a admirar mucho más a Martí. Fue una persona extraordinaria que supo excederse a las limitaciones impuestas por una delicada salud. Su tesón fue infinito, su «voluntad de acero» –como lo describía Máximo Gómez– y siempre se sobreponía a los obstáculos de un cuerpo que no lo acompañaba a la fortaleza de sus ideas y pensamiento.

    En una parte del libro –página 132 y 133– se describe esto, que con gusto les transcribo por su belleza, significado y coincidencia. Tiene que ver con los famosos «cenotes»:

    «Una noche, mientras dormía cerca de Mayía Rodríguez, éste lo despierta muy asustado y le comenta: “Martí no me gusta oírle suspirar así”. La respuesta fue: “No ha estado Vd. en Yucatán, pues allí hay unos ríos subterráneos y salobres; de trecho en trecho la tierra de abre, dejando oír por las grietas el rumor del río, que va con sus aguas amargas a perderse en el mar. Los llaman cerotes […] por esos cerotes son mis suspiros”»

    (Martí llamaba a los cenotes como «cerotes» según se hace una nota del autor)

    En otra parte del libro se escribe una anécdota de Antonio Iraizoz, que le relató el general Loynaz del Castillo. Según él, Martí comentó:

    «Mi suspiro no es una queja, ni una debilidad. Mi suspiro es una esperanza. En la península yucateca, en la tierra dura y brava, hay unos huecos profundísimos, como abismos, llamados cenotes, donde se sacrificaban seres humanos durante siglos para aplacar la furia de los dioses y donde se arrojaban innumerables ofrendas de oro y pedrería. Los indios de aquellos lugares sostienen que de lo más hondo, bajo las raíces de los árboles, de la entraña misma de la tierra, suele escapar un suspiro, un tétrico suspiro. Mi suspiro es el suspiro del cenote»

    Nunca me pude imaginar el tamaño descomunal de un cenote, hasta que no lo vi en esta imagen. Pero ahora con mayor razón, nunca podré imaginar un suspiro de nuestro José Martí, y con ello su esperanza y amor.

    Gracias por la oportunidad que me brindan en hacer este comentario.

  • Roberto Suárez dijo:

    Que no pase eso en mi casa.

  • jorge dijo:

    wow…. lo curioso de todo es que es un hueco perfecto, lo bueno es que no hubieron personas muertas ni nda, pero de seguro si se vera a algun chinito subiendo por ese hueco dentro de poco

  • Xiomara Guerrero dijo:

    Entonces la ciudad de Guatemala esta en riesgo constante?, no
    es la primera vez que vemos imagenes de sucesos similares en
    esta Ciudad.

  • melissa dijo:

    es imprecionante, como es que sucede esto?

  • carolyn dijo:

    Eso fue demasiadO…

  • Osiris dijo:

    Eso esta muy fuerte messssssssssssss

  • rubenny romero dijo:

    naw dios esto es imprecionante la exactitud del diametro de este hueco y esta perfectamente hecho y la tierra no donde corta no esta deforme es que hasta la tuberia quedo como si lo fueran cortado de verdad parece que lo fueran hecho con un compas perfectamente realizado

  • jorge Luis Cardenas dijo:

    Me parece sorprendente pronto veremos cosas mas increibles.

  • Mostrando 20 de 111 comentarios [Cargar más comentarios]

Se han publicado 111 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también