Imprimir
Inicio » Opinión, Política  »

De Libia, América Latina, Argentina y Cuba

| 11

Por Ángel Guerra Cabrera

En los últimos días han ocurrido hechos muy importantes que me han decidido a dedicar esta entrega no a uno de ellos sino a algunos de los más destacados. Comenzaré por el bárbaro linchamiento y asesinato de Muamar Gadafi una vez capturado en descarada violación de la Convención de Ginebra, expuestos sus restos en un circo macabro que vulnera la ley islámica, de la que se dicen portadores los ilustres mercenarios del Consejo Nacional de Transición, y es una burla a la decencia elemental. Qué preocupados Obama, Sarkozy y Cameron por la justicia. Campeones de los derechos humanos, el premio Nobel de la paz y sus socios galo y británico no dudaron en apoderarse de las reservas internacionales y el petróleo de Libia, ahora que sus economías están en terapia intensiva, con el argumento de proteger a su población civil de los ataques aéreos de Gadafi. Todavía estamos esperando la primera evidencia gráfica de esos ataques, en estos tiempos en que las imágenes se difunden en cuestión de minutos. Los masivos bombardeos de la OTAN a la residencia del líder libio, las reiteradas afirmaciones del trío de que "el tirano debe irse" y la desagradable sonrisa de la señora Clinton al hacer su obsceno comentario de "llegamos, vimos y él murió" muestran que el final del líder libio estaba escrito en el guión desde un principio.

La intervención de la OTAN en Libia creó el modelo que puede aplicarse ahora a cualquier nación incómoda para el imperio, especialmente si como Venezuela posee las primeras reservas probadas y probables de petróleo del mundo y enormes reservas de oro, un mineral que se ha convertido en presa codiciada por los imperialistas. Puede alegarse que en ese país, Cuba, Bolivia o Ecuador el gobierno reprime a la población y hay que protegerla como en Libia. De Cuba, por ejemplo, hace meses algunos en esa mafia intentan crear una matriz de opinión sobre protestas reprimidas por el gobierno que sólo ocurren en su enferma imaginación.

Horas después del asesinato de Gadafi, en Argentina se producía un hecho totalmente distinto. Cristina Fernández de Kirchner conservó la presidencia con asistencia a las urnas y votación arrolladora, en una de las victorias más sonadas de los movimientos populares latinoamericanos en los últimos tiempos. Dato elocuentísimo, el copioso sufragio juvenil que recibió, subrayado por la festiva concentración de cientos de miles de jóvenes, mujeres, trabajadores e indígenas que aclamaron su gestión en la histórica Plaza de Mayo. Entre los méritos de Cristina y su desaparecido compañero resalta el haber devuelto a los jóvenes la confianza en la política, que los ha estimulado a su fervorosa y consciente participación en el proyecto kirchnerista. Con el relámpago del país austral se refuerza el rumbo de una mayoría de países latinoamericanos hacia la independencia, la soberanía, la unidad y la integración, que pronto se verá coronada en Caracas, con la fundación de la Comunidad de Estados de América Latina y el Caribe, virtual sepultura de la OEA. Mientras, al otro lado de los Andes, en Chile, continúa firme y combativo el ejemplar movimiento de los estudiantes y profesores chilenos por la educación pública, gratuita y de calidad, devenido ya en movimiento popular que cuestiona de frente al neoliberalismo.

Otro relámpago, este en el edificio de la ONU en Nueva York, la clamorosa y unánime condena al inamovible bloqueo contra Cuba, sólo objetada por Estados Unidos y su aliado sionista. Con 186 votos de 192 posibles, los Estados miembros, por encima de diferencias ideológicas y políticas, censuraron este acto de guerra no sólo contra Cuba sino nada menos que contra la libertad de comercio, de la que el imperio se jacta de ser su apóstol. Para escarnio del gobierno de Obama, mientras finge la prometida flexibilización del acto punitivo, como le recordaron varios embajadores latinoamericanos, resulta que se ha destacado más que el de Bush -algo que se antojaba imposible de superar- en la persecución de las operaciones financieras de Cuba en el mundo entero. El bloqueo ha costado ya a la isla más de 975 mil millones de dólares, la priva de préstamos de los organismos internacionales de crédito y cada vez son más las empresas no estadunidenses que sanciona por comerciar con Cuba y, por lo tanto, mayor el daño a la economía cubana. Como dijo Fidel, no es sólo al bloqueo al que hay que poner fin sino al sistema que lo genera.

Se han publicado 11 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Avner dijo:

    Con todo el potencial informativo que existe hoy para sobrescribir la historia es posible que nuestros nietos solo recuerden lo ocurrido en libia como la ejecución de un dictador de la guerra fría a manos de su pueblo...

    que nos esperara en las oscuridades del futuro...?

  • carlos e. bischoff dijo:

    Estimado compañero: como decía Jack el Destripador, vamos por partes.
    Libia: Voy a comenzar diciendo, que no me gustaba nada Kadaffi. No conozco Libia, por cierto, pero me da la impresión que la estructura social fue muy que apenas tocada, y como soy un convencido de que la suerte de los pueblos debe estar en sus manos, los que imponen desde arriba, se llamen a si mismos como se llamen, me gustan poco. Menos cuando se los ve ora en un lugar, ora en otro, y en estos "otros" coqueteando impúdicamente con el imperialismo y sus secuaces.
    Esto no mueve un pelo mi convicción de que, en todo caso, hubiera sido el pueblo Libio el que sacudiera esa sociedad si le hacía falta. Ninguna falta hacía, por cierto, ni los batallones de "libios" (y no tanto) entrenados por la CIA ni los bombardeos de la Otan, que tan "inteligentemente" se cargaron a decenas de miles de libios.
    Me sumaré sin duda al repudio al crimen obsceno de Kadaffi y a los obscenos tratamientos que merece desde los comentarios de la Clinton hacia abajo y todos los costados. Eso no me hace ponerme al lado de Kadaffi, porque había olvidado, centralmente, lo central: combatir al imperialismo donde quiera que esté.
    Segundo: Argentina y Cristina. Sobre todo, más allá del aluvión de votos, más allá de las paupérrimas cifras de los que fueron terceros o cuartos, están las imágenes de los perdedores, no solo su tristeza sino su preocupación: allí está, vivo, el animal. Ese movimiento al que tantos quieren llamar "peronista" pero que lo excede, en mucho, ese animal que se llama movimiento popular y les ha hecho naufragar cada plan, cada proyecto, cada instancia a lo largo de la historia. Ni aún basandose sobre miles de muertos y desaparecidos, encarcelados, torturados, exiliados, han podido instrumentar las políticas diseñadas por la garra del imperio. Y eso, les pesa, es lo que les preocupa, no una elección. Les preocupa que aquel animal, vivo, irá con toda su fuerza a apoyar lo que lo haga avanzar, lo que le permita vivir mejor, lo que interprete sus sueños de dignidad y justicia. ¿Cristina lo hará realidad? No lo sé. Pero que está en el camino, seguro. Por eso, tal vez, en lo que a mi respecta no creo que vaya a danzar en la misma baldosa que ella. Pero tengo muy claro de que vereda está, y ya con eso me alcanza para saber que está en la de enfrente de los que están hoy, y seguirán estando, con cara de preocupados.
    Cuba: No hay sorpresa sobre la ONU, esa organización que sirve cuando "sirve". Al imperialismo le da igual, él se caga en la ONU y en quien se mueva un milímetro de lo que decide por su cuenta. El Imperialismo no tiene una "guerra" con el gobierno de Cuba: el Imperialismo tiene una guerra con el pueblo cubano. No acepta, porque no puede aceptar, porque no entra en sus esquemas ni siquiera de pensamiento, que un pueblo se aguante lo que se aguanta fruto de su bloqueo y sus sabotajes y sus políticas. No entiende esa dignidad, no la soporta, no la admite. No admite que su ejemplo, guie a muchos en aquel asunto del principio: combatir al imperialismo donde quiera que esté.
    Chau

  • pedro dijo:

    carlos e. bischoff sobre Gadhafi y Libia se conoce poco en Latinoamerica; era un pais rico, donde en realidad se invertia el dinero en el bien de la poblacion y alcanzaron niveles de vida altisimos en comparacion con el resto del mundo.
    En Libia habia 2.000.000 millones de trabajadores extranjeros, con una poblacion de 6,5 millones de habitantes y esto debido a la cantidad de obras, construcciones e industrias que se realizaban al momento del inicio de las hostilidades.
    A la persona que quisiera dedicarse a la agricultura se le daban 10 ha, un tractor, bomba hidraulica, fertilizantes y semillas de GRATIS con tal de que produjera alimentos y no tener que importarlos.
    El 95 % del territorio de LIBIA es desertico, sin embargo logro construir un rio subterraneo de miles de kilometros, conocida como una de las obras del siglo y de la cual en su momento los teoricos de Europa se burlaron, ya que decian era algo imposible. Son tuberias de 4 y 6 metros de diametro a muchisimos metros bajo la superficie, para evitar el sobrecalentamiento del desierto, fueron resueltos inmensidad de formulas teoricas para el cumplimiento de este proyecto a un costo de 28 mil millones de dollares una cifra inmensa y sin tomar ni un centavo del FMI y el Banco mundial. Esta obra de ingieneria fue construida totalmente desde los mas complejos elementos hasta el ultimo tornillo en territorio de Libia, logrando llevar el costo del metro cubico de agua potable que le vendian los europeos a 4.0 dollares hasta la cifra de 0.35 dollares ahorrandole al pais miles de millones, elevando el nivel de vida y llevando el desarrollo y la agricultura a altos niveles.
    Libia logro resolver el problema habitacional y el padre de Gadafi murio sin llegar a tener un apartamento o casa, ya que eran beduinos y Gadafi decia que hasta que todos los libios no tuvieran resueltos saus problemas el no beneficiaria a su padre, el el problema habitacional se resolvio, pero ya su padre habia muerto.
    Segun testigos presenciales que vivian y estudiaban las costumbres de tribales de Libia, el exceso de democracia fue uno de los problemas que conllevaron a cierto descontento en algunas regiones, pero que en ningun momento serian suficientes para un levantamiento popular, cosa que fue alentada del exterior y en la que participaron muchos egipcios y tunices que trabajaban en Libia y por dinero participaron en las manifestaciones y desmanes.
    Segun la democracia al estilo libio, los fondos del presupuesto se distribuian por regiones, ciudades y poblados segun la cantidad de habitantes, y eran estos el ciudadano comun, los que decidian que hacer con dicho dinero, en que invertirlo, que construir, que materiales o equipos adquirir, pero todo se decidia por mayoria de votos. Los arabistas antes mencionados afirmaban, que en una ocasion estando en un cafe bebiendo te, se asombraron de la cantidad de gente que estaban enfrascadas en una verdadera batalla campal, en el centro de la plaza, batallando dos bandos todos armados de palos y embistiendose mutuamente, con sus correspondientes rios de sangre y muy atemorizados preguntaron que era lo que ocurria: la respuesta era que estaban de elecciones y se estaba decidiendo quien obtendria la mayoria de votos y cada bando pertenecian a tribus diferentes.
    No se puede olvidar que Libia es un pais formado por infinidad de tribus con costumbres, modo de vida, tradiciones diferentes y razas diferentes y el que lograba mayoria de votos, tendria mas oportunidades para distribuir el dinero e invertirlo, esto trajo cierta corrupcion en todos los niveles y era la principal causa de descontento. Los libios estan acostumbrados a decidir su desarrollo y vida en sus lugares de residencia y no por una vertical desde arriba, esta es la causa por la que el descontento broto en unas regiones y en otras no.
    Ghadafi estaba logrando un proceso para una depuracion de corruptos y es cuando brota este fenomeno de manifestaciones, donde sus principales contrincantes eran altos funcionarios de su gobierno que habian desviado miles de dollares en negociaciones con Occidente y estaban al ser descubiertos; hoy esto ya se conoce; desde ahi viene parte de la financiacion a los inconformes mas el apoyo financiero de los paises europeos.
    Gadhafi logro algo casi imposible y fue lograr un balance de armonia y paz entre tantas tribus y grupos de personas con costumbres y leyes diferentes, que vivian al mismo tiempo en diferentes paises que colindaban con Libia, fue respetado por los berberes y los tuareg (llamados los soldados del desierto) y siempre les dio abrigo y apoyo.
    Antes de analizar un pais o situacion hay que situarse en el lugar de los hechos, tener en cuenta las costumbres y la historia. No se puede sacar todos los sucesos y hechos por el mismo embudo, no piensan igual un chino y un latino, ni inclusive un cubano y un boliviano hay cosas comunes, pero existen costumbres y modo de vida que pesan mas que cualquier logica segun de donde sea vista.
    Comparando a Gadafi, por testigos que lo conocian personalmente, vivia demasiado modesto en comparacion con cualquier jeque de un pais arabe, cometio el GRAN ERROR DE PENSAR, QUE INVIRTIENDO EN LOS PAISES CAPITALISTAS FONDOS, NO IBAN A AGREDIR A LIBIA, EL PROBLEMA FUE QUE CUANDO YA POR EL DINERO INVERTIDO, TENIAN QUE EMPEZAR A PAGAR Y DAR UTILIDADES A LIBIA LOS EUROPEOS Y NORTEAMERICANOS DECIDIERON BOMBARDEARLO, UNA NO PAGARLE Y QUEDARSE POR EL MOMENTO CON 200.000.000.000 MILES DE MILLONES DE DOLARES FINANCIANDO SU ECONOMIA.
    La gran mentira en todos los medios de prensa de repetirlo hasta el cansancio, que este dinero de Gadhafi, cuando en realidad le pertenece al pueblo de Libia. Una suma colosal para un pais de 6.5 millones de habitantes y un territorio de 3 veces el de Espana y recursos naturales de altisimo valor.
    El primer mundo es un delincuente mayor, no se puede creer ni en apice de lo que escriben son unos mentirosos y tergiversadores, Y POR DESGRACIA A LA GRAN MAYORIA DE LOS ASIDUOS DE CUBADEBATE SE LOS COMIERON CON LA DESINFORMACION SOBRE EL GADHAFI.

  • Juan Gatica Amengual dijo:

    En relación a Muamar el Gaddafi y a Libia, reitero, con la mayor de mi hidalguía, que reconozco que, en una de ésas, podría (yo) haber sido también uno de los tantos embaucados y manipulados por los mass media ( en manos del Imperio y de las oligarquías occidentales...) e inducido a pensar que, a lo mejor, el líder libio era un déspota asesino que merecía ese fin, independientemente de haber situado a Libia entre lo países africanos con más altos estándares de vida, basados en una más justa y equitativa distribución del ingreso....

    Reitero asimismo mi rechazo absoluto a la brutalidad y acomodaticia actitud de quienes lo asesinaron ( ahora que, tal vez, ya no servía a sus intereses...).

    Desde el paraíso del neoliberalismo salvaje a ultranza, administrado por don Vito Piñera, Gerente General,

    Juan Gatica Amengual

    Santiago de Chile
    Suramérica

  • otrodiferente dijo:

    El "imperialismo"existe,la OTAN,y CUBA tambien,posiciones de cada quien? es la pregunta...

  • JOSE LUIS dijo:

    Bien por este articulo, me permiti reproducirlo, para que no se olvide que en mi país España, dominan los medios de comunicacion mas derechosos y de estas informaciones no se sabe nada, la democracia la impone el dinero y la información al pueblo esta condicionada por estos medios tan "democráticos" Salud y buen día

  • Ligia Archila Serrano dijo:

    ES CIERTO EL ASESINATO Y EJECUCION DE GADAFFI, PERO QUE DECIMOS DE LA POBLACION CIVIL, QUE ES LA QUE MÀS ME IMPORTA.
    CUANDO UN PUEBLO SE REVELA............ES POR ALGO.........LA DESOBEDIENCIA CIVIL ES TAMBIÈN UN DERECHO.

  • Zugor Seg. dijo:

    otrodiferente: solo con animo de definir posiciones, ¿eres cubano y no ves, lees u oyes la prensa de ningún tipo? ¿Eres de otro país, de los engañados y desinformados por los “medios” (que realmente son “completos” mentirosos y parciales a favor de ese “!imperialismo” que encierras entre comillas?
    La posición de CUBA es y ha sido una de las mas diáfanas posiciones políticas y sociales den el mundo, al punto que no lo pueden ocultar, ni siquiera esos “medios”, por poderosos que sean.
    Las posiciones del “imperialismo y la OTAN están mas que definidas por las guerras que han desatado por todos estos años, con causas netamente imperiales (y las que faltan) y “pretendiendo” motivos “humanitarios”.
    Por cierto el entrecomillado de imperialismo” ¿es por qué? ¿dudas que sea imperialismo? ¿tampoco tienes al alcance ni lees el diccionario?
    Por favor lean lo escrito por Pedro, tanto los quereconocen no saber de Libia (entonces por que opinar del problema) y tambien los ingenuos (ingenuas)que solo se atienen a que si el rio suena piedras trae, sin pensar siquiera que las piedras las puede traer el agua por crecidas naturales, O PORQUE FUERON ARROJADAS POR MAL INTENCIONADOS, corriente abajo para tumbar a queines tienen el valor de bañarse en esas aguas.

  • Gargola dijo:

    Para Ligia Archila Serrano Mi amor eres ciega ote dejas llevar por lo que informa el agresosr, donde tu vives parece que en la luna, tu vives en Cuba mija, es que tu quieres hacer algo parecido, parece que si por tu lenguaje, si hubo milies de muertos de la poblacion civil, quien los masacro?, la OTAN esa que dijo ir a protejer a los civiles despierta vieja ñoooooooooo

  • psp dijo:

    algunos vinieron aplauden el poder.son la jeringa de veneno.cuidado no se les gaste la lengua de tanto lamer.

  • Ligia Archila Serrano dijo:

    Que estoy ciega, que barbaridad. Ciegos son aquellos que no ven la realidad mundial y la responsabilidad que tienen los conflictos político y bélicos: muertes, tragedias familiares. El mismo Comandante en Jefe Fidel Castro aboga por la paz. Entonces, la democracia debe darse y ésto solo los pueblos responden a ella.

Se han publicado 11 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Angel Guerra Cabrera

Angel Guerra Cabrera

Periodista cubano residente en México y columnista del diario La Jornada.

Vea también