Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

Premier japonés en China, paso clave para normalizar lazos bilaterales

| +

Shinzo Abe, primir ministro de Japón. Foto: Archivo

El primer ministro de Japón, Shinzo Abe, comienza hoy una visita oficial a China con varios puntos en su agenda, pero el más importante será progresar en la normalización de los nexos entre ambas potencias asiáticas.

Este es el primer viaje del mandatario tras asumir el poder en 2012 y sella una serie de contactos bilaterales realizados desde 2017 con la perspectiva de pasar la página a las disputas territoriales y económicas que distanciaron a los dos vecinos en los últimos años.

Abe estará en Beijing hasta el sábado y durante ese lapso participará en un foro sobre la cooperación Japón-China con terceros países, conversará con el presidente, Xi Jinping, y el primer ministro, Li Keqiang, y firmará acuerdos en distintas esferas, entre ellas uno de colaboración entre las bolsas de Tokio y Shanghái.

Además, asistirá a una ceremonia de conmemoración de los 40 años de la firma del Tratado de Paz y Amistad, que junto a otros tres documentos binacionales, llaman a la coexistencia pacífica, el respeto mutuo y el desarrollo de nexos fraternales.

Según él mismo adelantó, en los encuentros con los líderes chinos abordará la desnuclearización de la península coreana, la necesidad de salvaguardar el libre comercio basado en reglas ante el creciente proteccionismo y la coordinación de posiciones a favor de la paz y estabilidad global.

Los anfitriones, por su parte, indicaron que en los diálogos se pasará revista a asuntos importantes de la agenda internacional y sobre todo se enfocarán en cómo mejorar los lazos Beijing-Tokio.

“Esperamos que esta visita ayude a potenciar la confianza política, profundizar la cooperación pragmática, fortalecer los intercambios pueblo a pueblo y promover vías que permitan normalizar por completo nuestros nexos”, dijo recientemente Hua Chunying, portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores.

De igual manera, politólogos coinciden en que se trata de una oportunidad de oro para que las dos potencias más importantes de Asia Oriental limen de una vez sus asperezas, pues así contribuirán a la prosperidad y estabilidad de la región.

Desde finales de 2017 las partes avanzaron en su acercamiento con visitas recíprocas de sus cancilleres, la reanudación del diálogo intergubernamental sobre temas económicos y el establecimiento de un mecanismo entre sus ministerios de Defensa para coordinar decisiones sobre asuntos aéreo-marítimos.

Además, el primer ministro chino estuvo en mayo en la capital nipona para un encuentro tripartita y delegaciones de los dos estados han sostenido múltiples reuniones económico-comerciales.

Según cifras oficiales, las transacciones mercantiles sino-japonesas cerraron en 300 mil millones de dólares el año pasado, con fuerza en sectores como el turismo y el comercio electrónico transfronterizo.

(Información Prensa Latina)

Haga un comentario



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también