Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

ELN y FARC acuerdan creación de mecanismo conjunto para lograr paz en Colombia (+ Video)

| 1 |
Foto: @ELN_Paz.

Foto: @ELN_Paz.

Ayer, luego de varias delibreaciones, el Ejército de Liberación Nacional (ELN) de Colombia y la Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común, la ex guerrilla de las FARC, lelgaron a un acuerdo en Ecuador sobre la creación de un mecanismo conjunto para lograr la paz completa en su país.

El anuncio lo hicieron delegaciones de ambas partes en un comunicado desde la ciudad ecuatoriana de Montecristi, en la provincia occidental de Manabí.

La reunión tuvo como objetivo “evaluar el desarrollo de los procesos de paz que vienen adelantando con el gobierno de Colombia”, dijeron las delegaciones en el comunicado difundido en la cuenta de la red social Twitter del ELN.

El pasado 20 de octubre, el presidente colombiano, Juan Manuel Santos, anunció que había autorizado a miembros de la ex guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) a viajar a Ecuador para reunirse con líderes del ELN con el fin de intercambiar “dudas y experiencias”.

Las FARC firmaron en 2016 un acuerdo definitivo de paz con el gobierno, tras dos años de negociaciones en La Habana, Cuba.

En el comunicado, las delegaciones dieron a conocer su decisión de crear un mecanismo conjunto entre las dos fuerzas “cuyos resultados estaremos informando al gobierno, al país y a la comunidad internacional”.

Además, expresaron su firme decisión de llegar a la paz completa y a los cambios y transformaciones que anhela la mayoría de colombianos, así como de realizar la defensa conjunta del proceso de paz.

También manifestaron su decisión de “explorar mecanismos comunes para que se cumpla el acuerdo suscrito entre el gobierno y las FARC, avance la agenda de conversaciones pactadas entre el gobierno y el ELN, así como, armonizar los dos procesos”.

“Al reconocer avances en los últimos años en la solución de política, también manifestamos nuestro rechazo a la persecución manifestada en el creciente número de asesinatos y encarcelamiento de líderes sociales, defensores de los derechos humanos y el asesinato de 30 ex combatientes de las FARC”, señalaron en el comunicado.

Las delegaciones “llamamos al cumplimiento de los Acuerdos de La Habana y al desarrollo de la participación acordada en la Mesa de (Diálogos) en Quito” con el ELN, agregó la nota.

Las delegaciones subrayaron que por el bien de Colombia, “ninguna dificultad, por grande que sea, nos hará desfallecer en la conquista de la paz”.

La reunión de ambas delegaciones coincidió con el inicio este lunes del cuarto ciclo de diálogos de paz entre el gobierno de Colombia y el ELN, en Quito, sede de las conversaciones desde febrero pasado.

Texto completo de la declaración:

En la fecha, nos hemos reunido en Montecristi, Ecuador,  cuna del prócer  Eloy Alfaro, las delegaciones del Ejército de Liberación Nacional – ELN, y del partido político Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común – FARC, con el propósito de evaluar el desarrollo de los procesos de paz que se vienen adelantando con el Gobierno Nacional.

Después de deliberar durante dos días, nos permitimos manifestar lo siguiente:

1- Expresamos nuestra firme decisión de llegar a la paz completa y a los cambios y transformaciones que anhela la mayoría de los colombianos y colombianas,  de realizar la defensa conjunta del Proceso de Paz y de explorar mecanismos comunes para que se cumpla el Acuerdo suscrito entre el Gobierno y las FARC-EP, avance la Agenda  de conversaciones pactada entre el Gobierno y el ELN, así como armonizar los dos procesos. Para esta finalidad, hemos decidido   la creación de un mecanismo conjunto entre las dos fuerzas, cuyos resultados estaremos informando al gobierno, al país y a la comunidad internacional.

2- Al reconocer  avances en los últimos años en la solución política, también manifestamos nuestro rechazo a la persecución, manifestada en el creciente número de asesinatos y encarcelamientos de líderes sociales, defensores de derechos humanos y el asesinato de treinta excombatientes  de las FARC.   Hechos que en su mayoría permanecen en la impunidad a tiempo que la Fiscalía General de la Nación insiste de manera equivocada en  no hallar conexidad en los mismos.

Hacemos un llamado a las organizaciones de víctimas, defensoras de derechos humanos, y a los sectores democráticos y alternativos a la organización, a la denuncia, la resistencia, la movilización, defensa de la vida, del territorio, las garantías  y los Derechos Humanos de los colombianos.

3-Reiteramos que el  paramilitarismo es la mayor amenaza para la paz de Colombia, la sociedad y la democracia, por esta razón  es necesario  tomar medidas efectivas e inmediatas para el desmantelamiento definitivo de las operaciones  y organizaciones paramilitares y sus redes de apoyo.

4-La verdad que habrá de conocerse para alcanzar la Paz, pondrá de presente las debilidades de un sistema que requiere prontas transformaciones  y un compromiso de Nunca Más.

5- La solución al complejo problema de los cultivos de uso ilícito, no puede seguir siendo  un tratamiento exclusivamente represivo, de resultados nefastos como los que se vienen presentando en Tumaco y que amenaza con extenderse a otras regiones; para dar cumplimiento a compromisos adquiridos con los Estados Unidos. Es necesario actuar con sensatez, con soberanía y que el Estado cumpla los compromisos adquiridos con las comunidades,  implementar Planes de sustitución, programas de inversión social,  transparencia en el manejo de los recursos, así como la formalización de la propiedad  de la tierra y el fortalecimiento de la convivencia.

6-Ponemos de presente nuestra preocupación por la corrupción desbordada que ha invadido  la estructura social del país y en general las instituciones públicas y privadas de la Nación: las cortes, el Congreso, la rama ejecutiva,  la Fiscalía, los organismos del Estado a nivel regional, así como las empresas públicas y privadas.

El escandaloso comportamiento delictual de personalidades incrustadas al más alto nivel de la función pública y del sector privado, pone en peligro la posibilidad de la paz y el devenir de una democracia real a la que aspiramos.

Consideramos necesario el diseño de políticas y acciones concertadas que pongan fin a esta alarmante situación de corrupción generalizada.

7-Este momento histórico,  excepcional exige la más plural alianza de los sectores que defendemos la paz y las transformaciones  en el plano político y social.

Llamamos al cumplimiento de los Acuerdo de La Habana y al desarrollo de la participación acordada en la Mesa de Quito.

Por el bien de Colombia, afirmamos desde la Ciudad Alfaro Montecristi, Ecuador, que ninguna dificultad – por grande que sea-, nos hará desfallecer en la conquista de la paz, construida sobre los cimientos de la equidad social, la soberanía, la verdad y la democracia, tal como lo recordó en su reciente visita el Papa cuando dijo al país: “La inequidad es la raíz de los males sociales”

Delegaciones  ELN y FARC

Montecristi, octubre 23 de 2017

En video, la declaración de Montecristi:

(Con información de Xinhua)

Se han publicado 1 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Radical dijo:

    Y yo, con el mayor respeto q se merecen todos los q opinan diferente, para mí, siempre lo he dicho desde un inicio, esto no es más q una estrategia del Gobierno de Colombia para desactivar las fuerzas opositoras y habilitar el paramilitarismo a conveniencia de los gobiernos de turno. Hoy está Santos pero mañana vendrá otro. “vivir para ver”. Seguirán cayendo líderes, uno a uno…..no dejarán q nadie vuelva a ser líder opositor en ese gran país. Timochenko q se cuide!!!!……”Paz para Colombia”

Se han publicado 1 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también