Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

Aumento de la violencia en Iraq deja 55 muertos y 170 heridos

| 6

IRAQ/Diversas zonas de Iraq fueron escenario de ataques dirigidos principalmente contra las fuerzas de seguridad que dejaron al menos 55 personas muertas el jueves, en lo que las autoridades calificaron como los "frenéticos intentos" de los insurgentes de mostrar a los civiles que el país está condenado a la violencia en los años venideros.

Las explosiones y balaceras, al parecer coordinadas, tuvieron lugar durante cuatro horas en la capital, Bagdad donde ocurrieron la mayoría de las muertes, así como en otras 11 ciudades.

Los ataques afectaron oficinas del gobierno y restaurantes, en tanto que en una de las acciones sucedió cerca de una escuela primaria en el poblado de Misayyib. Cuando menos 225 personas resultaron heridas.

"Lo que ocurre hoy no son simples infracciones a la seguridad, es un fracaso enorme de seguridad y un desastre", dijo Ahmed al-Tamimi, quien trabaja en una oficina del Ministerio de Educación, situado a una calle de distancia de un restaurante que fue blanco de una bomba en el vecindario chií de Kazimiyah, en el norte de Bagdad.

Al-Tamimi hizo un relato de escenas dantescas de fragmentos de carne humana y charcos de sangre en el restaurante.

"Lo que queremos saber es ¿qué estaban haciendo hoy los miles de policías y soldados en Bagdad mientras los terroristas hacían de las suyas en la ciudad y diseminaban la violencia?", agregó.

El Ministerio del Interior culpó a la red terrorista al-Qaida por la violencia.

"Estos ataques son parte de los frenéticos intentos de grupos terroristas para mostrar que la situación de seguridad en Iraq nunca será estable", informó el ministerio en un comunicado La jornada se constituyó en la segunda con atentados de gran envergadura que los insurgentes lanzan de manera intermitente desde que las fuerzas estadounidenses se retiraron a mediados de diciembre de Irán, al término de una intervención de casi 10 años.

Poco después del retiro estadounidense, también estalló una crisis política importante de trasfondo sectario cuando las autoridades, de mayoría chií, dispusieron el arresto del vicepresidente suní Tariq al-Hashemi, al que
acusaron de dirigir escuadrones de la muerte que tenían como objetivo a funcionarios y las fuerzas de seguridad.

Ningún grupo se hizo responsable de inmediato por los ataques del jueves, pero el tener como blanco a las fuerzas de seguridad es una característica de al-Qaida.

(Con información de AP)

Se han publicado 6 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • joaquin dijo:

    No hay remedio posible,Irak solo se calmará cuando el pueblo iraqui conquiste de nuevo el poder,cuando sin Sadan Hussein pero sin los opresores yankees conquiste de nuevo su derecho al bienestar y al progreso que les arrebataron las ordaz asesinas de Washinton.

  • Luis M. Domínguez Batista dijo:

    En Irak hay un dominio de EE.UU. sin EE.UU., EE.UU. deja la sombra del terror y su miles de contratistas y sus cientos de empresarios y se siguen llevando el petróleo de Irak y siguen dominando el espectro político y siguen introduciendo sus narices en las decisiones irakíes. No hay solución para ello. Los irakíes no quieren ver un yanki en ninguna parte y así se van ganando el odio en el mundo y eso que la creencia es de que están ganando.

    Irak es importante al mundo árabe. Irak tiene importancia para el mundo, para el equilibrio financiero y político del mundo y para su pueblo. Irak es necesario a los irakíes y eso lo sabe todo el mundo. Se puede vivir en este mundo sin EE.UU., por qué entonces tiene que haber una intervención americana, quien los llama. Cada cual será responsable por lo que hace y un pueblo decide su destino.

    El que mucho abraca poco aprieta, viejo eslogan que EE.UU. no acaba de entender, quiene el mundo para sí y no tiene soluciones para sus propios problemas de casa.

    hmv.

  • tony alonso dijo:

    POR DONDE PASA LA BESTIA-IMPERIAL,SOLO DEJA CAOS,DESTRUCCION,MISERIA,MIENTRAS LOS IRAQUIES SON MASACRADOS POR LAS ORDAS TERRORISTAS CREADAS POR LA MISMA BESTIA,SUS TRASNACIONALES SE LLEVAN EL PETROLEO.LOS PAISES ARABES TIENEN QUE DESPERTAR Y UNIRSE O SERAN ESCLAVOS DEL IMPERIO......

  • fantocheé dijo:

    Los que han estudiado cuidadosamente el asombroso aumento de la violencia en nuestros tiempos peligrosos enumeran muchos factores que han contribuido a ello: el énfasis que se da en los medios de información a los sucesos violentos, los delitos y la corrupción; el modo como los líderes del mundo recurren desvergonzadamente a la violencia para permanecer en el poder; la sensación de frustración absoluta por injusticias que nunca parecen resolverse, lo cual lleva a algunas personas a creer que las balas lograrán lo que no pueden lograr las papeletas de voto; el modo insensible como millones de criaturas aún no nacidas quedan violentamente privadas de la existencia mediante el aborto; la manera como líderes religiosos apoyan las guerras “justas”, pero no sostienen los principios morales frente al rebajamiento de las normas. El mundo pronto se insensibiliza, se acostumbra a la violencia. Y hay otras razones.
    La permisividad del modo de pensar supuestamente progresivo de nuestro tiempo ha alterado las costumbres y las normas morales, de modo que ya no existen las restricciones que en un tiempo ejercían cierto control sobre las actitudes y acciones que pueden llevar a la violencia. El triste efecto de esto se ve especialmente en los jóvenes. El Dr. Thomas Millar, siquiatra de niños, opina que las “actitudes permisivas son causa de una sociedad norteamericana cada vez más violenta”. Dijo: “Nunca en la historia del mundo hemos tenido tantos asesinos de grupos de personas”.
    Los informes oficiales sobre el aumento sin precedente de “orgías” de violencia entre los adolescentes del Japón de la posguerra lo han atribuido a la desintegración de la familia. Tiempo atrás el ministro de educación del Japón dijo: “Hoy día no hay ni un solo libro que enseñe a los niños a reverenciar a sus padres”. También se reconoce que “otro factor que impulsa a los jóvenes japoneses hacia la violencia es la dosis diaria de puro salvajismo que sale en las revistas de tiras cómicas, las películas y los programas de televisión”.
    Por lo tanto, no es exageración decir que lo que uno lee o ve influye en sus actitudes. Las hostilidades son alimentadas, de modo que con frecuencia “el ver la violencia lleva a la violencia”. “De hecho —como lo expresa cierto informe—, en lo que tiene que ver con la violencia explosiva, al campo deportivo solamente lo supera una zona de guerra de guerrillas”. Un estudio serio que se publicó en Psychology Today sostiene que las películas que tratan de la violencia sexual insensibilizan las percepciones de los hombres en cuanto al ultraje sexual y a las víctimas de éste. Como sostiene también el Dr. Leonard Eron, de la Universidad de Illinois: “El mirar de continuo la violencia en la televisión ejerce un efecto duradero en el comportamiento... y dicho efecto no es insignificante”. Sin embargo, ¡lo que los pequeñuelos llegan a ver en la televisión los sábados por la mañana asciende a 30 actos violentos por hora! La conclusión a que se ha llegado en un resumen de más de 2.500 estudios efectuados durante los últimos diez años es: “La violencia en la televisión sí lleva a comportamiento agresivo”.
    Los abusos y las perversiones en cuanto a lo sexual fomentan la violencia también al destruir todo sentido de decencia (Romanos 1:26, 27). Entre los peores “agentes corroyentes de la ‘decencia’” figuran el lenguaje obsceno, la pornografía y las relaciones homosexuales. Es interesante el hecho de que la Biblia indica que en los últimos días del mundo antediluviano aparecieron en la Tierra criaturas rebeldes de la esfera espiritual para participar en prácticas sexuales ilícitas que causaron un problema que se relacionó con esto. Dios mismo dijo a Noé: “La tierra está llena de violencia como resultado de ellos” (Génesis 6:1-5, 13). La influencia violenta de ellos respecto a lo sexual terminó cuando Dios puso fin mediante agua a aquel mundo desenfrenado. (Génesis 6:7; 7:11-24.)
    VER: http://www.watchtower.org/s/20040101/article_01.htm

  • fantocheé dijo:

    “Los últimos días”
    Jesús predijo el fin del presente sistema violento al decir: “Así como ocurrió en los días de Noé, así será también en los días del Hijo del hombre” (Lucas 17:26). ¿Incluiría esto nuevamente la violencia en gran escala debido a la influencia de ángeles inicuos? Sí, pues Jesús no solo predijo extenso desafuero para aquel tiempo futuro, sino que en Revelación indicó específicamente la fuente de dicho desafuero. Habló acerca de la expulsión del primer rebelde, Satanás mismo, del cielo y dijo que “sus ángeles fueron arrojados con él”. ¿Adónde? La visión inspirada contesta: “Ay de la tierra [...] porque el Diablo [la primera criatura violenta] ha descendido a ustedes, teniendo gran cólera”. Así que una vez más, en el tiempo del fin de un orden moribundo, ¡la violencia —fomentada nuevamente por fuerzas inicuas de la esfera espiritual— se apodera de la humanidad! (Revelación 12:7-12; 6:4; Mateo 24:12.)
    Entonces, no se debe pasar por alto que esta intensificada influencia demoníaca es una de las causas del aumento de la violencia en nuestros tiempos críticos. Una de las maneras como se manifiesta es por el creciente interés en lo oculto y varias prácticas espiritistas, y la creciente participación en tales cosas. Cuando usted lee acerca de personas que matan insensatamente a parientes queridos o a amistades porque oyeron “voces” que les mandaban hacerlo, o cuando líderes de ciertos cultos ordenan el horrible asesinato de víctimas inocentes, no debería ser sorprendente leer también que los agresores eran satanistas practicantes, o que de algún modo específico estaban explorando lo oculto. (Deuteronomio 18:10-13; Gálatas 5:19-21.)
    De modo que hay algunas razones muy significativas por las cuales están ocurriendo estas cosas malas en nuestros tiempos críticos. Cada una de las causas mencionadas anteriormente constituye de alguna manera una violación de las justas leyes de Dios. La primera rebelión ha alcanzado madurez. Los tristes resultados son una siega de lo que se ha sembrado. De Dios uno no se puede mofar (Gálatas 6:7). En realidad, esta generación de violencia sin par es exactamente lo que predijo el apóstol Pablo en 2 Timoteo 3:1-5. Él también indica las causas, al decir: “En los últimos días se presentarán tiempos críticos, difíciles de manejar. [¿Por qué?] Porque los hombres serán amadores de sí mismos, amadores del dinero, [...] sin gobierno de sí mismos [o “violentos”, Today’s English Version], feroces, [...] temerarios”. ¿No es eso exactamente lo que vemos a nuestro alrededor? Sí, ¡estamos viviendo en “los últimos días”!
    En poco tiempo, toda una generación se ha vuelto ‘completamente egocéntrica’ (Phillips), a menudo, ‘loca por el dinero’ (The Bible in Living English), “amadores de placeres sensuales y diversiones vanas más que, y más bien que, amadores de Dios” (The Amplified Bible). Dicha idolatría del yo no es nada más que una forma moderna de rechazar la soberanía de Jehová. No obstante, a la misma vez, la reputación violenta de esta generación señala que ésta tiene que ser eliminada y reemplazada. (1 Juan 2:15-17.)
    Ver: http://www.watchtower.org/images/200704/08.jpg

  • Alcides dijo:

    Que pena me da con el pueblo norteamericano, tan noble y bondadoso, como es posible que sus presidentes sean unas bestias, el mundo tenía sus esperanzas puestas en Obama, yo personalmente no veo la diferencia con Busch

Se han publicado 6 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también