Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

FBI promueve sentimientos anti-musulmanes en entrenamiento antiterrorista

En este artículo: Estados Unidos, FBI, musulmanes, Terrorismo
| 5

fbiSpencer Ackerman

Wired Magazine
Traducido para Rebelión por Javier Mestre

El FBI está enseñando a sus agentes de contraterrorismo que los musulmanes estadounidenses de la corriente principal del Islam son propensos a ser simpatizantes del terrorismo; que el profeta Mohamed era un “líder de la secta”; y que la práctica islámica de la caridad no es sino un modo de conseguir fondos para el combate.

En el campo de entrenamiento del FBI de Quantico (Estado de Virginia), a los agentes se les enseña un gráfico en el que se muestra que cuanto más devoto es un musulmán, más probabilidades hay de que sea “violento”. Esas tendencias destructivas no pueden corregirse, según una presentación didáctica de la institución, que añade que “cualquier guerra contra no creyentes se justifica” bajo la ley musulmana, y que “no se puede producir ningún proceso de moderación mientras el Corán sea visto como la palabra inalterable de Alá”.

Estos son extractos de docenas de páginas de material reciente de entrenamiento del FBI que la sección “Danger Room” de Wired Magazine ha adquirido. En ellos, la fe religiosa protegida constitucionalmente de millones de norteamericanos se retrata como un indicador de actividad terrorista.

“Puede que no sean una amenaza ‘radical’ en tanto que no se trate más que de simples aserciones de la ideología ortodoxa”, apunta una de las presentaciones del FBI. “Los temas estratégicos que animan esos valores islámicos no son marginales, son de la corriente principal”.

El FBI no sólo está pisando una capa muy fina de hielo legal cuando retrata a estadounidenses ordinarios y religiosos como terroristas durmientes, afirman antiguos agentes antiterroristas del FBI; se están poniendo en manos de Al Qaeda.

Si se centran en el comportamiento religioso de ciudadanos estadounidenses en vez de en verdaderos indicios de actividad criminal como almacenamiento de armas o financiación en la sombra, será mucho más probable que al FBI se le escapen los signos reales de terrorismo. Y describir el Islam como inseparable de la violencia política es exactamente la narrativa que Al Qaeda estimula, del mismo modo que hace con la idea de que Estados Unidos y el Islam están necesariamente en conflicto. Esa es la razón por la que confidentes del FBI proveyeron a los reporteros de Danger Room de estos materiales.

A lo largo de los últimos años, los grupos estadounidenses musulmanes de defensa de los derechos civiles han dado la alarma acerca de la creciente presencia de agentes del FBI y de la policía en centros de la comunidad islámica y mezquitas, por el temor a que su comportamiento plenamente legal sea objeto de una burda categorización por parte del contraterrorismo. Estos documentos pueden ayudar a explicar una vigilancia tan enconada.

Estos papeles no constituyen la primera ocasión en la que los musulmanes son denostados en las sesiones de entrenamiento del FBI. Como Danger Room informó en julio, la División de Entrenamiento del FBI ha incluido libros antiislámicos y materiales que afirman que el Islam “transforma la cultura de un país en los modos de ser de la Arabia del siglo VII”. Cuando Danger Room contrastó ese material con el FBI, un comunicado oficial mantuvo que “la presentación en cuestión era una versión rudimentaria utilizada por tiempo limitado que ha sido reemplazada desde entonces”.

Pero esos documentos no son reliquias de una era pasada. Una de esas conferencias, titulada “Temas y motivadores estratégicos en la ley islámica”, se llevó a cabo el 21 de marzo de este año.

Las conferencias sobre el Islam son optativas, no obligatorias. “Un mensaje de renuncia de responsabilidad acompañaba la presentación y decía que los puntos de vista expresados son los del autor y no expresan necesariamente los del gobierno de los EEUU”, explica Christopher Allen, portavoz del FBI a Danger Room.

“Los materiales en cuestión se enviaron como parte de la segunda fase del entrenamiento de agentes designados para el antiterrorismo”, añade Allen. “Este entrenamiento se derivó en gran medida de una variedad de publicaciones de dominio público e incluye la opinión del analista que desarrolló el bloque de materiales didácticos”.

No todos los veteranos del antiterrorismo consideran tan benignas las charlas. “Enseñar a los agentes contraterroristas acerca de aspectos oscuros del Islam”, dice Robert McFadden, retirado recientemente como uno de los persecutores de Al Qaeda del Servicio de Investigación de la Marina, “sin contexto, sin objetividad, y sin cubrir otros indicadores no religiosos de comportamiento peligroso no es el camino para detener a los terroristas de verdad”.

Sin embargo, en Quantico, la supuesta conexión entre Islam y violencia no sólo es parte de la teoría, forma parte literal de los gráficos.

Se han publicado 5 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • 1-27 dijo:

    Aquí les dejo la lista de los que volaron las torres gemelas para que a nadie se le olvide:

    Participantes en los atentados del 11 de septiembre de 2001

    19 hombres árabes embarcaron en los cuatro aviones, cinco en cada uno, excepto el Vuelo 93 de United Airlines, que tuvo cuatro secuestradores. De los atacantes, 15 eran de Arabia Saudita, dos eran de los Emiratos Árabes Unidos, uno era de Egipto, y uno del Líbano. En general, eran gente con estudios y de familias acomodadas18 .

    La lista completa es:

    En el Vuelo 11 de American Airlines:

    Mohamed Atta (egipcio y supuesto piloto)
    Waleed al-Shehri (saudí)
    Wail al-Shehri (saudí)
    Abdulaziz al-Omari (saudí)
    Satam al-Suqami (saudí)

    En el Vuelo 175 de United Airlines:

    Marwan al-Shehhi (de los Emiratos Árabes Unidos y supuesto piloto)
    Fayez Banihammad (de los Emiratos Árabes Unidos)
    Mohand al-Shehri (saudí)
    Hamzeh al-Ghamdi (saudí)
    Ahmed al-Ghamdi (saudí)

    En el Vuelo 77 de American Airlines:

    Hani Hanjour (saudí y supuesto piloto)
    Khalid al-Mihdhar (saudí)
    Majed Moqed (saudí)
    Nawaf al-Hazmi (saudí)
    Salem al-Hazmi (saudí)

    En el Vuelo 93 de United Airlines:

    Ziad Jarrah (Libanés)
    Ahmed al-Haznawi (saudí)
    Ahmed al-Nami (saudí)
    Saeed al-Ghamdi (saudí)

    Otros secuestradores potenciales

    27 miembros de Al-Qaeda trataron de entrar en los Estados Unidos para tomar parte en el atentado. Finalmente, solo 19 participaron. Los otros ocho son llamados a menudo “el vigésimo secuestrador”:

    Ramzi Binalshibh supuestamente quería formar parte de los ataques, pero le fue denegado el visado para entrar en el país.
    Mohamed al-Kahtani, ciudadano de Arabia Saudí pudo también haber planeado unirse a los secuestradores, pero autoridades del Servicio de Inmigración de Estados Unidos en el Aeropuerto Internacional de Orlando denegaron su entrada al país. Fue capturado posteriormente en Afganistán y hecho prisionero en Guantánamo.
    Zacarias Moussaoui, según se informó, fue considerado como un posible reemplazo de Ziad Jarrah cuando éste amenazó con abandonar debido a tensiones entre los secuestradores. Supuestamente, la jerarquía de Al-Qaeda no confiaba en él y se desechó la idea. Fue arrestado el 16 de agosto de 2001 cuatro semanas antes de los ataques por asuntos de inmigración, aunque los agentes del FBI creyeron que tenía intenciones violentas. Había recibido entrenamiento de vuelo ese mismo año. En abril de 2005, Moussaoui se declaró culpable de conspirar para el secuestro de aviones y de participación en Al-Qaeda, pero negó tener conocimiento de los ataques del 11-S. Moussaoui afirmó en marzo de 2006 que bajo la dirección personal de Osama bin Laden, y en colaboración con Richard Reid, debía secuestrar un quinto avión y estrellarlo contra la Casa Blanca.19

    Sus abogados defensores dijeron que se trataba de una fantasía de Moussaoui, que nunca fue operativo de Al-Qaeda. En un vídeo de mayo de 2006, Osama bin Laden afirmó que Moussaoui no tenía conexión alguna con los sucesos del 11 de septiembre, y que él lo sabía porqué “fui responsable de la confianza de los 19 hermanos que llevaron a cabo el ataque”.20

    El 3 de mayo de 2006, un jurado federal rechazó la pena de muerte para los acusados y los condenó a 6 cadenas perpetuas en prisión sin condicional.21

    En su juicio, el agente del FBI Greg Jones testificó que con anterioridad a los ataques ya había avisado a su supervisor Michael Maltbie, de que “evitara que Zacarias Moussaoui estrellara un avión contra el World Trade Center.” Maltbie se había negado a actuar en 70 peticiones de otro agente, Harry Samit, para poder buscar en el ordenador de Moussaoui.

    Otros miembros de Al-Qaeda que intentaron participar pero no lo lograron fueron Saeed al-Ghamdi (no confundir con el secuestrador del mismo nombre que sí intervino), Mushabib al-Hamlan, Zakariyah Essabar, Ali Abdul Aziz Ali, y Tawfiq bin Attash. Según el Informe de la Comisión del 11S, Khalid Sheikh Mohammed, autor intelectual del ataque, quería echar al menos a un miembro del equipo (Khalid al-Mihdhar) pero Osama bin Laden se opuso.

  • cris dijo:

    Los dejo con algo que dijo Bin Laden en 2001 quien era musulmán como tantos otros millones en el mundo:

    El 27 de diciembre de 2001, se difundió otro video de Bin Laden en el que afirma:

    Occidente en general, y EEUU en particular, tienen un odio indecible por el islam… El terrorismo contra EEUU es benéfico y está justificado.

    Fuente: “EL ENEMIGO DEL AÑO: Osama Bin Laden: Cronología”, ElMundo.es, 28 de diciembre de 2001. http://www.elmundo.es/especiales/2001/12/balance/enemigo/cronologia.html

  • Clemente Martinez dijo:

    Los USA siempre han estados contra todo que muela a Musulmán. Ya que de aquí ellos preparan otro golpe a la humanidad; así de sencillo: los entrenan, después planean una auto destrucción y responsabilizan a los Islamismo, Al Qaed o Musulmanes y culpan al medio oriente de los auto terrorista que ellos mismo se fabrican para continuar invadiendo; saben que esta forma les da resultado. Quien entreno a Osama Bin lade?? Quien planeo la caida de las torres gemelas?? Quien invadió Medio Oriente?? Todo esto los USA ya lo están planeando; a que lugar van a invadir? A donde van a llevar el terror de la muerte a que país de medio oriente?? Ellos los USA se alimenta de la muerte y destrucción de la humanidad.

  • Jorge LGuerrero dijo:

    Por favor seudonimo de numeros,el TERORISTA MAYOR,EL GENERAL DEL TERROR,EL CAMPEON MUNDIAL DEL TERRORISMO Y EL PADRINO INTERNACIONAL DE TERROR,SE LLama GEORGE W.BUSH !!! que mala memoria la tuya, se te olvido incluirlo en ese listado!!!! voy mas informa al mundo que que Osam Bin Ladem es un producto made in U.S.A y encima amigote de los BUSH y con grandes inverciones en los EE.UU.JAJAJAAJAJAAJAAJAAJA

  • Nico Robin dijo:

    JAJAJAJAJAJAJA, risas en un tema así y con los los comentarios que hiciste Jorge, deberías tener más cuidado en las expresiones que usas ya que si es cierto lo que expones del ex presidente estadounidense y lo de Bin Laden, sinseramente no veo que pueda ser moetivo de risas.

Se han publicado 5 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también