Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

EEUU usó base británica para vuelos secretos, confirma Wikileaks

| 1

CIA, Agencia Central de Inteligencia. EEUUReino Unido temió ser cómplice de Estados Unidos en los vuelos secretos que realizaron aviones espías estadounidenses al Líbano desde una base militar británica en Chipre, según cables diplomáticos revelados por el portal independiente Wikileaks.

El contenido de notas cablegráficas fechadas en 2008 salió a la luz este jueves en la serie que a diario dedica el periódico The Guardian a las revelaciones de más de 250 mil despachos diplomáticos emitidos entre el Departamento norteamericano de Estado y las embajadas en distintas partes del mundo.

Los cables filtrados dejan notar que los funcionarios estadounidenses desestimaron las objeciones británicas por los vuelos espías y las preocupaciones de que prisioneros de la organización libanesa Hizbalá pudieran ser torturados, reseña el rotativo.

Algunos ministros laboristas, incluido el entonces canciller David Miliband, manifestaron temor de que Reino Unido fuera un cómplice involuntario de las torturas a sospechosos de terrorismo y de las incursiones ilegales a sus espaldas, refieren las notas filtradas por Wikileaks.

Las misiones secretas de los aviones estadounidenses U2 desde la base británica de Akrotiri, en Chipre, ocultadas hasta ahora, fueron al parecer centro de ásperos intercambios entre funcionarios de Downing Street 10 sede del Ejecutivo- y la Embajada de Estados Unidos en Londres, a juzgar por los reportes publicados.

Se dice que Miliband exigió un seguimiento de las operaciones encubiertas de los militares, en medio de la creciente preocupación de la opinión pública nacional sobre la complicidad del país europeo en las entregas ilegales de prisioneros a la CIA y en la participación de británicos en las torturas a reos detenidos extrajudicialmente.

Los mensajes revelan  que las misiones al Líbano tenían por objeto también acopiar información de inteligencia sobre Turquía y el norte de Iraq.

El 24 de abril la embajada norteamericana envió un cable a Washington titulado:  “Houston, tenemos un problema. Los ministros de la HMG (del gobierno de Su Majestad) son firmes”.

Otro cifrado dirigido al Departamento de Estado alude las suspicacias de Reino Unido por el tráfico de personas a través de su enclave en la isla de Diego García, en el océano Indico, conocimiento que tuvo Londres en febrero de 2008, conforme a la misma fuente.

Estados Unidos también empleaba como escala desde 2006 el aeropuerto de Prestwick para enviar a Israel bombas guiadas por láser, usadas por el ejército sionista para atacar a Hizbalá.

Fiel aliado de la Casa Blanca, el gobierno del ex primer ministro Gordon Brown consintió, sin embargo, a espaldas del Parlamento que el Pentágono continuara con los arsenales de bombas racimo en territorio británico, corroboran otros cables filtrados por Wikileaks.

(Con información de Prensa Latina)

Se han publicado 1 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Angela Ramos dijo:

    No comprendo como los ministros laboristas manifiestan, ahora, su temor porque el Reino Unido haya estado involucrado en las torturas a sospechoso de terrorismo y de incursiones ilegales, yo en particular no tengo ninguna duda de que pueden estar involucrado en cualquier cosa, Tony Blair, no era parte junto con Buhs y Aznar en el trío de la genocida guerra contra Irak y ha sido público, con imagenes y todo las torturas y crimenes realizados en ese país.

Se han publicado 1 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también