Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

Noam Chomsky: “Creo que Trump sería un desastre”

| 13 |
Noam Chomsky. Foto tomada de Recuerdos de Pandora.

Noam Chomsky. Foto: Recuerdos de Pandora.

Por Antonio Baquero

Referente intelectual a nivel planetario en la denuncia de los abusos de las grandes multinacionales y de los excesos de la maquinaria militar de EEUU, el lingüista y filósofo Noam Chomsky ha aterrizado este sábado en Barcelona para realizar una conferencia sobre los refugiados, invitado por el Instituto sobre Globalización, Cultura y Movilidad de la Universidad de Naciones Unidas (UNU-GCM). Ediciones B acaba de publicar también su último libro, “¿Quién domina el mundo?”. A sus 87 años, reconoce la inquietud que le produce Trump, tanto si pierde como si gana.

¿Como lingüista qué impresión le producen los discursos de Donald Trump y Hillary Clinton?

-No es una cuestión de lingüista. Personalmente no me gusta ninguno de los dos. Y creo que Trump sería un desastre. Pero el hecho es que si miran cómo se desenvuelven en televisión, verán que Trump suele hablar de asuntos que le importan a la gente a la que él se dirige. Habla su lenguaje y actúa como si fuera a obrar para defender sus intereses sobre lo que a esa gente le preocupa: el comercio, el trabajo, la inmigración.

¿Y Clinton?

-Clinton dedica buena parte de su tiempo solo a atacar a Trump personalmente. Que no está capacitado para ser presidente, denuncia su modo de actuar… El modo de desenvolverse de Clinton no es muy bueno. Lo más grave es que ninguno de los dos habla de los asuntos realmente importantes, ni plantean de qué modo van a enfrentarse a los grandes problemas. Y los medios no están denunciando eso. Solo se atacan el uno al otro pero no nos dicen cómo piensan afrontar los problemas.

¿Hasta qué punto la cobertura de los medios de todo lo que hace o dice ha propiciado el auge de Donald Trump?

-Ha sido dramático. El foco de los medios ha estado de una forma masiva sobre Trump. No solo Fox News. También aquellos medios que se le oponen. Por ejemplo, una semana, como experimento, miré el ‘New Yorker’, que es una publicación liberal. Y me fijé en las caricaturas. En todas aparecía Trump. Y eso en todos los medios. El jefe de la CBS, cuando le preguntaron por qué dedicaba tanto tiempo a Trump, contestó que Trump ‘era maravilloso para sus audiencias’, lo que suponía más anuncios. Los medios de comunicación son empresas privadas que quieren ganar dinero. Son los medios los que han hecho que la figura política de Trump se convierta en relevante.

¿Había imaginado alguna vez que alguien como Trump pudiera llegar a ser presidente de EEUU?

-Es una persona que ha llegado sin ningún tipo de pasado político ni de experiencia política. Un hombre de negocios que gana mucho dinero, que pierde mucho dinero. Es un hombre espectáculo, básicamente. Recuerda un poco a Ronald Reagan que, eso sí, era un poco más serio que Trump. Tampoco tenía mucha idea del mundo. Era un actor. La diferencia es que Reagan era un instrumento del Partido Republicano, y del ‘establishment’ y las grandes corporaciones y tradujo sus preocupaciones. En cambio Trump viene de ninguna parte, es odiado por el ‘establishment’.

¿Qué ha cambiado con Trump?

-Es muy interesante. Si mira en las últimas campañas, en las primarias republicanas, cada vez que aparecía un candidato aupado por la base, y con apoyo popular, solía ser un candidato extremo que, antes o después, era aplastado por el aparato. Hasta ahora, los republicanos habían sido capaces de liquidar a esos candidatos. Con Trump ha sido la primera vez que no lo han conseguido. Y lo que refleja es hasta qué punto la base republicana siente una desafección creciente por el ‘establishment’ del partido.

¿Por qué esa desafección?

-Lo que ha pasado es que ambos partidos, Republicanos y Demócratas, pero sobre todo los Republicanos, se han ido tan a la derecha, han defendido tanto los intereses de las grandes empresas, que ya no consiguen atraer votos de la gente. El partido ya no es capaz de movilizar a grandes sectores de la población.

¿Qué capas de la población?

-Por ejemplo, los cristianos evangélicos. EEUU es un país con una sociedad básicamente fundamentalista. Uno de los problemas para concienciar a la gente sobre el riesgo del cambio climático es que el 40% no cree que sea un problema. Y no lo cree porque está convencida de que Jesús va a volver en unos pocos años. También creen que el mundo se creó hace unos pocos miles de años. Y esto son franjas de la población que antes no eran una fuerza política y que ahora sí lo son.

¿Hay otras causas?

-Sí. Hay una parte de la población blanca que está aterrorizada con la pérdida de la supremacía blanca en la sociedad estadounidense. En 10 o 15 años, la mayoría de la población ya no será blanca. Y EEUU es un país levantado sobre una idea extrema de supremacía blanca. Y perder esta posición dominante desde un punto de vista social y también económico es una conmoción. Además, los éxitos en la lucha por los derechos de las mujeres, o del colectivo homosexual, es visto por una parte de la sociedad como un ataque a su sistema de privilegios, a su sistema de valores, a los valores del sistema patriarcal…

Y Trump los ha activado.

-Trump ha movilizado esa base social. Trump va a bajar los impuestos a los más ricos y a las grandes corporaciones, va a aumentar el presupuesto militar y va a hundir el sistema público, que no tendrá recursos. Incluso si Trump no llega a ser presidente puede ser muy peligroso. Sus seguidores están acumulando armas, se han convencido de que Clinton va a instaurar la ley marcial, que va atacarles y que tendrán que defenderse. El propio Trump ha hecho circular la idea de que no va a aceptar el resultado. Muchos de sus seguidores piensan que el día 9, el posterior a las elecciones, será un día de mucha rabia. Las fuerzas básicas que han apoyado a Trump no van a desaparecer. Son como la ultraderecha europea. No van a irse de pronto solo porque hayan perdido. Están profundamente arraigadas.

“¿Quién domina el mundo?”

En ‘¿Quién domina el mundo?’ (Ediciones B), el último libro de Noam Chomsky publicado en España, el autor argumenta que el empecinamiento de Estados Unidos -más bien de una élite al margen de cualquier control democrático- en mantener una posición de dominio mundial es un peligro para el planeta. Estos son algunos extractos de su introducción.

“Entre los Estados, desde el final de la Segunda Guerra Mundial, Estados Unidos ha sido de lejos el primero entre desiguales y sigue siéndolo. Continúa dictando en gran medida los términos del discurso global en un abanico de asuntos que van desde Israel-Palestina, Irán, Latinoamérica, la «guerra contra el terrorismo», la organización económica, el derecho y la justicia internacionales, y otros semejantes, hasta problemas fundamentales para la supervivencia de la civilización, como la guerra nuclear y la destrucción del medio ambiente. Su poder, no obstante, ha disminuido desde que alcanzó una cota sin precedentes históricos en 1945. Con el inevitable declive, el poder de Washington queda hasta cierto punto compartido dentro del «Gobierno mundial de facto» de los «amos del universo», por usar los términos que utilizan los medios de comunicación para referirse a los poderes capitalistas dominantes (los países del G7) y las instituciones que estos controlan en la «nueva era imperial» tales como el Fondo Monetario Internacional y las organizaciones internacionales que reglan el comercio”.

“La gran mayoría de la población, en el extremo bajo de la escala de ingresos/riqueza, se halla, de hecho, excluida del sistema político, y sus opiniones y posturas son pasadas por alto por sus representantes formales, mientras que un pequeño sector en la cima posee una influencia arrolladora”.

“En Europa, el declive de la democracia no es menos llamativo, mientras la toma de decisiones en cuestiones cruciales se desplaza a la burocracia de Bruselas y las potencias financieras que esta representa en gran medida. Su desprecio por la democracia se reveló en julio de 2015 en la salvaje reacción a la mera idea de que el pueblo de Grecia pudiera tener voz para determinar el destino de su sociedad, destrozada por las brutales políticas de austeridad de la troika: la Comisión Europea, el Banco Central Europeo y el Fondo Monetario Internacional (FMI), en concreto los actores políticos del último, no sus economistas, que han sido críticos con las políticas destructivas”.

(Tomado de El Periódico)

Se han publicado 13 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Angel Pupo dijo:

    Hace aproximadamente un siglo, con la expanción de los EE UU. comenzó una era que se puede llamar: La era americana y todos los días que pasan el mundo es cada ves más americano, en realidad es una Globalisación. Por lo que ocurre, lo que leo, y puedo himaginar, pasarán, no sé cúantas generaciones y el mundo es cada vez dominado por este Imperio. Si no tomamos conciencia de esto, la tierra dejará de alvergar en su seno al ser humano, como ser altamente social. Estas elecciones, son ejemplos de lo digo. No creo que ningúno de los dos estén interezado en cómo mejorar en termino general esta sociedad. que hoy se encuentra en un peligro.No obstante, Siempre hay valores que nos hacen felices. La revolución Cubana.

    • Chinesse dijo:

      Pupo, por tu vida, esto es un sitio web!!!, bastante visitado, por que no escribes con mejor ortografia?? mira estas palabras: expansión, vez, globalización, imaginar, albergar, interesado, todas estan mal escritas en tu comentario…

      • Andrés dijo:

        Es correcto llamar la atención sobre las faltas de ortografía Chinesse. Pero también existe la obligación de respetar el contexto y, sobre todo, de referirse al tema. La forma, particularmente en la expresión del lenguaje, es importante, pero el contenido también lo es; y en la mayoría de las circunstancias incluso más que la forma. De nada te vale hablar y escribir bien y ser, al mismo tiempo, un idiota.

        Ciertamente el comentario de Angel posee errores (que debería corregir con urgencia), pero él por lo menos se ha quedado en el tema. Él está emitiendo un criterio, en mi opinión bastante atinado, sobre una problemática que va más allá de la ortografía, y sobre la cual debemos debatir. Chinesse, deberías referirte también a eso. Después de todo, esa es la función primordial de este sitio web.

        De lo contrario da la impresión que no tienes ningún criterio. O peor, no estás de acuerdo con el criterio de Angel y, en lugar de emitir el tuyo, prefieres atacar sus defectos para desacreditarlo, aunque estos últimos nada tienen que ver con la sustancia de su argumento. A esto se le llama, Chinesse, ad hominem y no es solamente una falacia de muy mal gusto, sino que además tampoco aporta nada interesante a la discusión.

        No deberías colocarte en un podio de superioridad, Chinesse. Si bien es correcto, aunque fuera de contexto, llamar la atención sobre la ortografía de Angel, también hay que preguntarse por tu argumento. Chomsky ha dicho cosas importantes ¿Cual es tu criterio al respecto?

  • el jose dijo:

    buenísimo el trabajo…buenísimo el ejemplo de las audiencias de la CBS…..tienen que ver caballeros y damas el filme..Our Brand is crisis…del 2015!!!!

  • gonzalo ecano dijo:

    es de los mejores críticos del mundo hoy

  • Roberto dijo:

    Y que dice Tom Wolfe de esto,por quien vota Tom.

  • Manuel dijo:

    Noam Chomsky estoy de acuerdo con Ud, mas que un desastre no tiene etica ni fundamento, el chaleco le queda muy grande aunque tuviera mucho dinero, para ser Presidente de un Pais, primro que todo tener Prestigio y que el pueblo sepa que esta bién representado, deseo de luchar junto al pueblo para que las cosas marchen bien, ese es verdadero lider, lo contrario de este señor es un verdadro signo de resta

  • Ruperto dijo:

    Óigame Pupo, qué desagradable es leerle a usted con tantas faltas de ortografía. ¡Por favor, tome un cursito de idioma Español, porque si habla como escribe…!

  • pjmelián dijo:

    Genial. Mi más profundo respeto y admiración para el Sr. Chomsky. Concuerdo 100%con todas sus ideas. Un gran estadounidense que honra a su nación.

  • ernesto felix salgado trespalacios dijo:

    ese señor tan desagradable es la reencarnacion de el anticristo el es el nuevo adolfo hitler y yo no se en que estavan penando los republicanos en postularlos para presidente cualquiera en estos unidos es presidente por dios que horor con esa cabesa grande parece un cerdo candiense

  • Jose Rafael Carrillo Morales dijo:

    Saludos CD:
    Desde el Rincón Anti capitalista de Los Guayos, Carabobo, Venezuela. Agradeciendo infinitamente al pueblo cubano por haber atendido a nuestro Comandante Eterno, Hugo Chavez. Las declaraciones y respuestas del señor Chomsky son siempre coincidentes con mi ideología, es por ello que gozamos de afinidad. Desde hace un siglo los gringos salieron fuera de sus fronteras para colonizar al mundo entero y todavía se mantienen aunque no con el mismo ímpetu. Al águila se le están acabando las oportunidades Oración y trabajo.

  • Dandee dijo:

    Si Vladimir Putin se presentara a esas eleciones ya fuera otra cosa.

  • Emilia Hernández dijo:

    Un buen comentario y con argumentos que nos ayudan a pensar sobre las consecuencias de esta elección, en caso de ganar Trump, realmente considero que sería una gran barbaridad y ello tendrá connotación directa en el proceso de restablecimiento gradual de las relaciones de Estados Unidos con Cuba, aunque conociendo algo de la trayectoria política de la Clinton también hay que preocuparse, puesto que no se debe olvidar su papel en el gobierno como Secretaria de Estado. En sus discursos el tema Cuba sale abordado en correspondencia con el tipo de público al que se dirige. Me sirve de mucha utilidad para mi preparación. El discurso de Trump es racista y discriminatorio y ha levantado a los ultraderechistas norteamericanos, su discurso en medio de la mafia anticubana, da una clara lectura de su posición frente a Cuba. Tengo claro que es un títere del sistema, pero ojo, es irreverente y voluble, sus inconstancias en sus declaraciones evidencian que no sería buen político, en estos momentos de crisis económica y de gran endeudamiento de ese país, no creo sea factible tener un gobernante que sea solo un millonario que gana mucho dinero y pierde bastante. Sigo con atención este proceso electoral plagado de ofensas y resalte de valores negativos de ambos bandos o contrincantes, al final, aunque siempre se dice que no hay nada más parecido a un Demócrata que un Republicano, si debo señalar una preferencia, es mejor un mal conocido que uno bueno por conocer. Al final el que gane debe negociar con el otro y buscar un acomodo para gobernar, es lo que pienso. Como siempre Chomsky tiene razón, su experiencia política al analizar estos asuntos contribuye a aclarar mucho y ayuda a entender como funciona el sistema político en EE UU.

Se han publicado 13 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también