Imprimir
Inicio » Especiales  »

Los golpistas no pueden quedar impunes

| 6

honduras-manifestacionHonduras: Carta de los movimientos a Insulza

Tegucigalpa, D.C., 03 de julio de 2009

Excelentísimo
Señor Secretario General de la Organización de Estados Americanos
Don José Miguel Insulza

Las organizaciones abajo firmantes representantes del movimiento popular y social del país, en relación al golpe de Estado y rompimiento del orden constitucional ejecutado por las cúpulas de los partidos Liberal, Nacional, Democracia Cristina y Innovación y Unidad Social Demócrata y las Fuerzas Armadas de Honduras, quienes son los instrumentos de la oligarquía nacional, hacemos del conocimiento de la ORGANIZACIÓN DE ESTADOS AMERICANOS por medio de Usted como Secretario General de dicho organismo internacional, nuestra posición oficial:

ANTECEDENTES

PRIMERO: En fecha veintiocho de junio de dos mil nueve se llevaría a cabo una encuesta de opinión por el Instituto Nacional de Estadísticas, convocada por el Poder Ejecutivo para conocer la opinión del pueblo en relación a instalar o no una cuarta urna en las elecciones generales del veintinueve de noviembre del año en curso, donde se preguntaría si esta de acuerdo en convocar o no a una Asamblea Nacional Constituyente cuyo anteproyecto de decreto en caso de ser afirmativa la encuesta, se enviaría al Congreso Nacional para que éste votara por la instalación o no de la misma.

Previo a la realización de la encuesta de opinión antes relacionada y a raíz de la misma se desarrolló un conflicto entre cuatro bancadas del Congreso Nacional de la República y el Poder Ejecutivo, en el cual el Congreso Nacional dejó de manifiesto su posición para que la misma no se llevara a cabo por considerarla ilegal. El Poder Ejecutivo continuó promoviéndola y anunciando la realización de la misma para el veintiocho (28) de junio, amparados en la Ley de Participación Ciudadana.

Ante la firme decisión del Poder Ejecutivo de llevar a cabo dicha encuesta, el Congreso Nacional por medio de las instituciones cuyas autoridades son elegidas por dicho poder del Estado como ser: Fiscalía General del Estado, Corte Suprema de Justicia, Procuraduría General de República, Tribunal Supremo Electoral, emprendió las siguientes acciones legales:

1. La Fiscalía General presentó una demanda ante el Juzgado de Letras de lo Contencioso Administrativo contra la consulta popular que inicialmente había promovido el poder ejecutivo, solicitando la medida cautelar de Suspensión de acto reclamado

2. La Procuraduría General de la República, no obstante ser la representante del poder ejecutivo, al momento de manifestarse sobre la medida cautelar solicitada por el demandante, se adhirió al planteamiento del Ministerio Público

3. La Corte Suprema de Justicia por medio del juzgado supra citado declaró la ilegalidad de la consulta y ordenó el decomiso de todos los materiales relacionados con la misma.

4. Las acciones legales de oposición a la consulta se plantearon sin que aún se hubiese publicado el Decreto Ejecutivo que legitimaba la consulta, sin embargo la Corte Suprema de Justicia a través de la instancia contencioso administrativo, rechazaba la consulta popular, sin que se hayan agotado las distintas instancias jurisdiccionales.

Posteriormente el Poder Ejecutivo emitió el decreto de la encuesta de opinión publica con base a la ley de participación ciudadana, teniendo como consecuencia que ese mismo día (28 junio del 2009) a eso de las cinco y diez de la mañana, aproximadamente cien (100) elementos de la Fuerzas Armadas de Honduras, violando el domicilio del Señor Presidente Constitucional de la República José Manuel Zelaya Rosales, lo privaron de su libertad, causando daños al inmueble, sacándolo por la fuerza en ropa de dormir, lo trasladaron violentamente a una base militar aún desconocida, para luego expatriarlo vía aérea a San José de Costa Rica, concretándose en este episodio la fractura de la institucionalidad democrática de nuestro país.

Coherente con el plan de irrupción del orden constitucional, el Congreso Nacional que ordinariamente se reúne de martes a jueves, esta vez sesiono el mismo día domingo en que se expatrio al Presidente de la República; y en dicha reunión se resolvió la destitución del titular del Poder Ejecutivo y se nombro a Roberto Micheletti Bain como sucesor. Es procedente advertir, que la mayoría de congresistas son del interior del país y los fines de semana como norma se desplazan a sus lugares de origen; sin embargo a esta sesión extraordinaria hubo presencia masiva de diputados y diputadas, con lo cual puede inferir que dicha actividad era parte de la maquinaria golpista que se ha impuesto.

SEGUNDO: Como consecuencia de este acto, nuestros derechos individuales sistemáticamente están siendo violados, a través de restricciones arbitrarias a la libertad personal, cierre de medios de comunicación independientes, violación a la libertad de expresión, represión a las movilizaciones de ciudadanos y ciudadanas declarados en desobediencia civil en apego al artículo 3 Constitucional; de igual manera se ha declarado oficialmente por el gobierno de facto la limitación general de garantías, a través de la declaración de estado de excepción, al margen de lo que dispone el articulo 187 de la Constitución de la República, artículo 4 del Pacto Internacional de los Derechos Civiles y Políticos y 27 de la Convención Interamericana de los Derechos Humanos. Siendo que el Golpe de Estado, como parte del plan, ha sido avalado por las cúpulas de todas las instituciones, entre ellas las del sistema de administración de justicia; ningún recurso legal resulta efectivo para neutralizar los excesos del gobierno usurpador; situación que provoca una absoluta indefensión para la ciudadanía.

TERCERO: La Constitución de la República de Honduras, establece que para sustituir definitivamente al Presidente de la República, es indispensable la falta absoluta del mismo (Artículo 242 ); quizá pueden comprenderse dentro de las faltas absolutas entre otras; su muerte o inhabilitación por razones legales determinadas judicialmente; este ultimo, que parece ser el argumento de los golpistas, es tan frágil que se desvanece en la propia lógica de la institucionalidad democrática de un Estado de Derecho como el hondureño; Vale destacar que hasta la fecha, no hay condena contra el presidente de la República, dictada por un órgano jurisdiccional que le impida el ejercicio de sus derechos políticos y ciudadanos. Sobre la base de la prohibición de prejuzgamiento que existe a favor de cualquier ciudadano, en este caso la del Presidente hondureño, sobresalen las garantías de defensa, debido proceso y en general el principio de legalidad en sus distintas manifestaciones; estos principios que son base indispensable para la legitimidad democrática de cualquier Estado, han sido deliberadamente desconocidos por quienes por la vía de la fuerza han suplantado el orden constitucional y sobre esta base se sustenta su ilegitimidad.

De manera contundente señalamos que nuestra constitución no contempla trámite alguno para que el Presidente de la República pueda ser destituido por el Congreso Nacional. El artículo 205 Constitucional establece claramente las atribuciones del Congreso Nacional, sin embargo ninguna de ellas otorga facultad alguna para Destituir al Presidente, pues el Congreso Nacional de acuerdo al artículo 4 de la Constitución, solo es un poder más, en relación al Poder Ejecutivo y Poder Judicial y esos tres poderes de acuerdo a la norma citada, son complementarios e independientes y SIN RELACIONES DE SUBORDINACION.

CUARTO: Muchas de las organizaciones que suscribimos este documento, no somos seguidoras o defensoras del Presidente José Manuel Zelaya Rosales, mucho menos afines a la institución política a la que el pertenece. Estamos movidas por el respeto de una institucionalidad, que aunque no nos favorece como pueblo mayoritario, hasta ahora es la base del consenso mínimo de la sociedad, sobre la cual se desarrolla y se resuelven los conflictos y la vida de los hondureños y hondureñas, y su modificación será posible en la medida que el pueblo en el ejercicio de su soberanía, instaure un nuevo pacto social sobre la base de la inclusión y no discriminación, lo cual es el anhelo de las suscribientes y suscribientes.

QUINTO: Tal como lo ha concebido la Organización de Naciones Unidas, la Organización de Estados Americanos y otros organismos internacionales, como sector organizado del país, ratificamos que en Honduras se ha producido una alteración al orden constitucional que precariza la situación de la frágil democracia en la que hemos vivido los últimos 28 años, tal como lo prescribe Carta Democrática Interamericana, en la sección IV del fortalecimiento y preservación de la institucionalidad democrática artículos 17 al 22.

SEXTO: Ratificamos que los vanos esfuerzos que efectúa el gobierno usurpador, por presentar su criminal proceder como una normal sustitución del poder; se inscribe en un escenario en que cuatro de las cinco bancadas del Congreso Nacional de la República, las Fuerzas Armadas, la Procuraduría General de la República, la Corte Suprema de Justicia, el Ministerio Público, Comisionado Nacional de Derechos Humanos a través de su máxima jerarquía resultan autores al mismo nivel de este zarpazo al orden constitucional democrático de Honduras, hecho para el cual también han efectuado alianzas con personajes estratégicos del sector religioso del país. Por esta razón es que resulta atípico el hecho de que no sean militares los que estén conduciendo formalmente el gobierno golpista, tampoco resulta necesaria la disolución del poder judicial y del Congreso Nacional; seguramente los usurpadores del orden constitucional hondureño han patentado la mas moderna concepción de golpes de Estado; la cual merece y debe merecer el mismo repudio como comunidad nacional y de ustedes como comunidad internacional

Señor Secretario General, después de esta relación histórica y la argumentación en torno a la situación de nuestra patria, concretamente le expresamos.

1.- Saludamos y reconocemos las medidas que con inmediatez a resuelto esa Organización de Estados Americanos, en aras del respeto a la institucionalidad en Honduras.

2.- Valoramos la determinación de ese máximo organismo continental, por hacer prevalecer la Carta Democrática Interamericana, situación que da validez y vigencia a la existencia de la OEA.

3.- Ratificamos que como sociedad organizada, en función de lo establecido en el artículo 3 de nuestra Constitución de la República, nos hemos declarado en desobediencia civil y resistencia pacifica permanente, hasta que se restablezca el orden constitucional.

4.- Aseguramos que su visita a nuestro país, al margen de la manipulación del poder constituido arbitrariamente, le permitirá verificar in situ la precariedad de la institucionalidad democrática y la indefensión en que nos encontramos la ciudadanía hondureña y en particular quienes dignamente enfrentamos al gobierno golpista.

5.-Ratificamos que cualquier salida a la crisis que vivimos los hondureños y hondureñas, pasa por un inexcusable sometimiento a la justicia penal a quienes en esta ocasión han mancillado el honor y la dignidad de nuestra patria

6.- Solicitamos respetuosamente que por su medio, la Organización de los Estados Americanos, ratifique las medidas necesarias en contra del gobierno golpista hasta obligarlo a restituir el orden constitucional, que pasa por la restitución al cargo del Presidente arbitrariamente destituido, tal como lo estableció la Organización de Naciones Unidas.

Tegucigalpa, MDC 03 de Julio de 2009.

Carlos H. Reyes
Coordinadora Nacional de Resistencia Popular.

Daniel Duron
Central General de Trabajadores

Víctor Antonio Fernández Guzmán
Movimiento Amplio por la Dignidad y la Justicia

Israel Salinas
Confederación Unitaria de Trabajadores

José Hilario Espinoza Herrera
Confederación de Trabajadores de Honduras

Dagoberto Suazo Zelaya
Central de Cooperativas del Café.

Suyapa Martínez
Centro de Estudios de la Mujer-Honduras

Rafael Alegría
Vía Campesina

Bertha Cáceres
Consejo Cívico de Organizaciones Populares

Juan Barahona
Bloque Popular

Cornelio Chirinos

Consejo Coordinador de Organizaciones Campesinas de Honduras

José Maldonado
Confederación Nacional Campesina

Bertha Oliva
Comité de Familiares Detenidos Desaparecidos de Honduras

Andrés Pavón
Comité para la Defensa de los Derechos Humanos en Honduras

Federación de Organizaciones Magisteriales de Honduras

Ramón Melgar
Organización Nacional Indígena de Honduras.

Gilda Rivera
Centro de Derechos de Mujer

Alba Maldonado
Asociación Hondureña de Mujeres

Foro Social Valle de Sula.
Organizaciones de Jóvenes y Estudiantes de Honduras.

Organizaciones Afrodescendientes

Se han publicado 6 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Gomez Jorge Luis dijo:

    Pense que los golpes de estados en nuestra america eran cosas del pasado, aunque reconozco que mientras en algunos paises,existan oficiales de los ejercitos formados en la escuela,”LAS AMERICAS”,los golpes de estados estan en esas agendas.
    Tambien me preocupa,que en este caso que nos ocupa,esten metidos la “Organizacion de los derechos humanos” de Hondura apoyando al gobierno de facto y, me pregunto, para quien son los derechos humanos.
    Hito.

  • raymond dijo:

    senores esta carta es a las 1.34 am hora de california, estoy aqui, pensando,. es el 4 de julio, celebrando nuestra independecia., y toda via creo, que que en usa, tenemos un presidente nuevo,. alguien.,que no tiene miedo a volver a beber, alguien que., no habla con dios., alguien que no es fanatico., alguien que de verdad fue elegido por unanimidad,(no por el fraude de la maffia bananera) en los estados unidos., alguien que de verdad quiere un un cambio, alguien, que sabe que nos han robado, nuestra vida., alguien que tambien tiene familia que en este pais considera ilegales,. senor obama no quiero pensar pero creo que todo el mundo sabe que a usted lo ocuparon para calmar el enojo de la sociedad americana, pues el inepto que lo dejo es detestasble en todo el mundo., no quiero pensar. que no lo tomaron en cuenta)., quiero pensar., que no coordinaran., senor obama., si no es es asi., preparese. porque usted es el proximo.

  • david dijo:

    La crisis generada por el golpe militar contra el Gobierno Constitucional del Presidente Zelaya, y la posterior usurpación del poder en Honduras por un grupo de fascinerosos, ha posibilitado la desnudez política de algunos medios de prensa internacionales.

    El odio contra las masas populares se ha puesto de manifiesto por diversos medios de prensa, tanto del continente americano como de Europa.

    El miedo al cambio de época ha atemorizado a las llamadas ¨¨clases vivas¨¨ que se espantan ante el primer clamor de los pueblos por librarse de las ataduras a las que han estado sujetos por tanto tiempo.

    Es tal el miedo a ese cambio de época, que ya algunos, defensores a ultranza de la democracia, y los cánones que esta exhibe, están preguntándose cómo podrían despojarse de la irrupción de líderes populares que utilizando las vías que el capitalismo ha impuesto, llegan a alcanzar la presidencia de sus naciones.

    La ceguera de estos sectores les impide reconocer que esos cambios se originan en el fracaso de las políticas neoliberales que han carcomido a la sociedad latinoamericana, con el triste saldo de una pobreza que se incrementa y las consecuencias del desempleo, la marginación y la falta de programas de salud y educación para las grandes masas.

    Qué quería el Presidente Zelaya?

    Sencillamente hacerle una pregunta a la ciudadanía para saber si estaba de acuerdo con la colocación de una cuarta urna en las elecciones del 29 de noviembre próximo con el objetivo de conocer el criterio del pueblo hondureño acerca de la posible instalación de una Asamblea Constituyente.

    Fue suficiente. La oligarquía, que por esencia es cobarde, no podía aceptar ese reto, ante el temor de que los hondureños dijeran sí a una Asamblea Constituyente.

    Y cuál es la razón de ese miedo?

    Podríamos preguntarle eso al Colocado como presidente. Pero no respondería con valentía y objetividad teniendo en cuenta sus conceptos ¨¨democráticos¨¨.

    Entonces ahorrémosle a este señor tal embarazo, aquí va la respuesta a la interrogante:

    Terror a que los pobres, cansados de ser engañados una y mil veces mas por los cantos de sirena pre-electorales, dijeran SÍ en la citada cuarta urna.

    Zelaya siempre dijo que no pretendía reelegirse para un nuevo mandato, porque las leyes no lo permiten, además de aprobarse el Sí de la famosa cuarta urna, él no podría implementar los cambios a la Constitución Hondureña. Eso le correspondería al nuevo Gobierno que debe asumir el 27 de enero de 2010.

    El golpe militar no se realizó solo contra el Soberano Presidente de la República de Honduras, también se realizó para amedrentar a las grandes masas populares que apoyan su gestión de cambios para disminuir las desigualdades en esa nación centroamericana.

    En ese camino, los militares fueron acompañados por la oligarquía, los dueños de los medios de comunicación locales y de televisoras como CNN y el diario El País de España, que se han encargado de tergiversar lo evidente.

    Zelaya regresará a Honduras.

    Si como consecuencia de su regreso las ilegítimas autoridades desconocen el clamor popular y las exigencias de la comunidad internacional para restituir al Presidente Zelaya y deciden arremeter contra los ciudadanos con la fuerza, será responsabilidad también de CNN y el diario El País de España y otros medios al servicio de la mentira y la deshonestidad.

  • Luis Ruiz Sánchez dijo:

    DE TAL PALO TAL ASTILLA

    Hoy bien temprano me ligué a Internet preocupado por la situación en Honduras.
    En la búsqueda de noticias, encontré un artículo muy interesante de Álvaro Vargas Llosa, hijo del escritor Mario Vargas Llosa en el siguiente sitio:
    http://www.abc.es/20090704/opinion-firmas/honduras-golpe-zelaya-20090704.html
    La opinión del mismo era de esperarse, mas no por eso dejé de leer lo que escribió, pero lo que más me sorprendió, fue, cuando para justificar sus puntos de vista, escribe lo siguiente, y cito textualmente:
    “El año pasado, siguiendo el guión escrito por Chávez en Venezuela y adoptado por Evo Morales en Bolivia y Rafael Correa en Ecuador, Zelaya anunció que celebraría un referendo para convocar a una asamblea constituyente a fin de modificar la Constitución que prohíbe su reelección. En los meses siguientes, todos los organismos jurisdiccionales -el Tribunal Supremo Electoral, la Corte Suprema, la Fiscalía, el «ombudsman» de los derechos humanos- declararon que el referendo era inconstitucional. Según los artículos 5, 373 y 374 de la Constitución, los límites al mandato presidencial no pueden ser modificados bajo ninguna circunstancia, solamente el Congreso puede hacer enmiendas a la Constitución y las instituciones políticas no están sujetas a consulta popular.”
    Reproduje el párrafo completo para que el autor no me acuse de manipular frases fuera de contexto.
    Según el articulista al referirse a la constitución hondureña, “solamente el Congreso puede hacer enmiendas a la constitución y las instituciones políticas no están sujetas a consulta popular”.
    Entonces, si democracia es el poder en manos del pueblo, y según la constitución hondureña, la consulta popular no puede modificar la forma en que desea ser gobernado, ¿de qué democracia se habla en Honduras?
    ¿Quién violó la democracia entonces, Zelaya, o las instituciones que promovieron y ejecutaron el golpe de estado?
    ¿Por qué las instituciones que promovieron y ejecutaron el golpe de estado querrían evitar y evitaron una consulta popular?
    ¿Existirán acaso motivos para que solo el Congreso tenga la prerrogativa de modificar la Constitución y no la consulta popular?
    Según Wikipedia, La Enciclopedia Libre, en su sitio: (http://es.wikipedia.org/wiki/Congreso_Nacional_de_Honduras) el congreso hondureño está compuesto por 128 Diputados (0,0017 % de la población hondureña) y es elegido de forma universal y directa por un periodo de 4 años. Honduras, según Wikipedia (http://es.wikipedia.org/wiki/Honduras), tiene una población de 7 326 496 habitantes. La relación diputado-pueblo es de un diputado por cada 57 238,25 habitantes que según la constitución hondureña, nunca tendrán la posibilidad de modificar la forma en que desean ser gobernados.
    Una asamblea constituyente aprobada por plebiscito es la única forma de modificar legalmente una constitución, pero si esta prerrogativa le es sustraída al pueblo y dejada en las manos e intereses de 128 personas, que han demostrado estar opuestas a la consulta popular, ¿de qué democracia se habla en honduras?
    Los golpistas están sin salida en todos los sentidos y por lo mismo se la jugarán hasta la última carta.
    El presidente Obama no tiene como dilatar por mucho tiempo más la adopción de una posición contundente y con hechos ante el golpe, de lo contrario, será el Pilatos de esta asonada. Hoy, 4 de julio, a 233 años de la Declaración de Independencia de los Estados Unidos, el actual presidente, tiene la palabra.

    Luis Ruiz Sánchez Icapuí, Ceará, Brasil, 4 de Julio de 2009

  • gabriela castellucci dijo:

    Como piensan seguir los golpistas fuera del mundo.ZELAYA REGRESARA Y ACOMPAÑADO POR LOS PAISES DE SUDAMERICA LES GUSTE O NO,NO PASARAN COMO DIJO LA HEBE.

  • Charlangas dijo:

    Ahora se justifica plenamente la cuarta urna apoyada por Mel. Es más, se justifica la convocatoria a una Asamblea Constituyente. La constitución actual no funciona; los hechos lo demuestran. Como los grupos dominantes controlan todo el aparato legal y represivo, es muy poco probable que permitan hacer una convocatoria. Creo que el pueblo tiene siempre la opción de votar contra los cuatro partidos que controlan el Congreso espurio, votando en masa en las proximas elecciones generales de Honduras de Noviembre de 2009. No hay excusa que valga para no votar. Es importante también, que el pueblo-pueblo no se deje manipular por los medios de comunicacion; quienes van a manipular los sentimientos partidarios tradicionales de la población. Es muy probable que los cuatro partidos favorables al golpe militar inviertan grandes cantidades de dinero en las contiendas electorales. El pueblo no debe permitir que le arrebaten el momento, que es un momento de toda la America Latina.

Se han publicado 6 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también